N/T: Hola a todos. Me demoré años con este capítulo, pero he estado demasiado ocupada con la universidad y la traducción de T&S, además en mi defensa debo decir que este capítulo es el doble de largo que todos los otros. Espero que les guste, muchas gracias por la paciencia. ¡Un beso!


29 de Abril, 2013

De acuerdo, sí, quizás Dean estaba arrepintiéndose seriamente de todo el voto de 'por no poner en peligro esta amistad' que había hecho consigo mismo, porque maldición, si esa pequeña prostituta barata no se alejaba de su Cas, iba a lastimar a alguien. Preferentemente al idiota que estaba ahora tratando de agarrar el trasero de Cas por quinta vez en cinco minutos.

El agarre de Dean sobre su cerveza se apretó cuando el gilipollas fue a tientas sobre Cas otra vez. Jesús, ¿cuál era el jodido problema de este sujeto?

"¿Esa botella va a convertirse en un arma asesina dentro de poco?" bromeó Jo, alzando las cejas, volteando su cabeza hacia él.

Dean volteó su cabeza rápidamente hacia ella, mirando más allá de Charlie, quien estaba sentada a su lado. "¿Qué?"

"Parece como si fueras a matar a alguien," dijo Charlie, golpeando su hombro, sonriendo de medio lado, "como a ese chico junto a Cas. Ya sabes, ¿el sujeto que está agarrándolo como si no hubiera un mañana?"

Dean gruñó. "No voy a asesinar a nadie, gracias," dijo, frunciéndole el ceño a ambos.

"Bueno, tu expresiones faciales y el agarre férreo en esa cerveza dicen otra cosa," murmuró Chuck. Cuando Dean se movió para fulminarlo con la mirada, sostuvo sus manos arriba, las palmas mirando hacia fuera. "Solo digo, hombre."

Charlie murmuró, sonriendo. "Creo que alguien está celoso."

"Cierra la boca," espetó Dean, y luego se volteó para poner una mala cara que nunca admitiría tener, "Solo estoy cuidando de Cas, eso es todo."

Jo bufó. "Correcto. Y Chuck aquí presente no tiene memorizada Single Ladies."

"¡Oye!" protestó Chuck. "Eso fue para una historia, ¿de acuerdo? Soy un escritor."

Dean se preguntó por qué demonios los había invitado a todos al bar con él y Cas. Definitivamente no era una de sus mejores ideas. "Repito, cierra la boca," dijo, ignorando a Chuck.

"Cas puede hacerse cargo por sí mismo, Dean," dijo Jo, rodando sus ojos, "así que deja de actuar como un novio posesivo."

"No estoy actuando como un novio posesivo." Solo quería golpear al arrogante hijo de perra en la cara y decirle que desapareciera. ¿Qué había de posesivo en eso?

Charlie tomó un sorbo de su cerveza. "En realidad, Dean, como que lo eres."

Dean resistió la urgencia de hacerle una mueca. Él no estaba actuando como un novio posesivo. Solo era un amigo preocupado. Y, si, le encantaría levantarse e ir ahí y envolver un brazo alrededor de Cas y quizás besarlo para clarificar el mensaje de aléjate, aunque eso no quería decir que estuviera celoso. O posesivo.

Preocupado era la palabra.

"Si, bueno, tu rostro lo es," balbuceó Dean.

Charlie bufó. "Tus respuestas ocurrentes nunca dejan maravillarme."

Esta vez, Dean le puso mala cara.

Cas se apartó del Gilipollas e hizo su camino a través del oscuro bar – Dean se permitió chequear a Cas mientras caminaba de vuelta, asegurándose de que nadie más pudiera ver, y, maldición, Cas se veía bien – y se sentó en frente de Dean con un trago en su mano.

Dean resistió la urgencia de interrogar a Cas sobre El Gilipollas, porque, ahora que pensaba en eso, sus amigos estaban en lo correcto – estaba actuando un poco posesivo, y no tenía derecho.

"Así que, ¿quién era el sexy rubio?" Aparentemente, Jo no tenía tales limitaciones. Dean le miró asesinamente, pero ella mantuvo su mirada fija en Cas, sus labios crispándose en una sonrisa ladina.

"¿El sexy rubio?" Evadió Cas, cogiendo su botella.

"Si. Ya sabes, ¿el que seguía tratando de desvestirte en su mente?" dijo Charlie, y cuando Dean cambió su mirada fulminante sobre ella, ella se encogió de hombros y gesticuló con la boca '¿Qué?'

"Vas a, ya sabes, ¿irte con él a casa o algo?" preguntó Chuck.

Si, era oficial – iba a matar a esos tres. Suponía que la botella de cerveza en sus manos sí iba a convertirse en un arma asesina, después de todo.

Además, no había ninguna jodida manera que Cas se fuera a casa–

Es su vida, Dean. Puede hacer lo que sea que quiera, se recordó a sí mismo, tomando un trago de cerveza.

"¿Qué? No," dijo Cas, las cejas alzándose. "Por supuesto que no."

Si, Chuck, deja de hacer preguntas estúpidas. Cas no irá a casa con nadie, pensó, burlándose de Chuck en su mente.

Ese era el modus operandi de Dean.

"¿Por supuesto que no?" repitió Jo, inclinándose más cerca. "¿Por qué? ¿Es un ex o algo?"

Cas frotó la parte de atrás de su cuello. "Bueno… si."

Jo se inclinó hacia atrás, las cejas alzándose. Chuck estaba mirando fijamente a Cas como si nunca lo hubiera visto antes, y Charlie ladeó la cabeza hacia El Gilipollas, observándolo.

Las cejas de Dean se estrecharon, la boca entreabierta en sorpresa. "¿Saliste con ese imbécil?"

"Balthazar," subrayó Cas, fulminando con la mirada a Dean, "No es un imbécil. De hecho, es más un hombre fascinante, si es que a veces abrumador. Solo sucede que es un poco… ansioso cuando está borracho. Lo finalizamos en buenos términos y aún somos amigos. Buenos amigos.

Dean le frunció el ceño a la mesa. Balthazar. Que nombre estúpido.

"Amigos. Como, qué, ¿'amigos-con-beneficios' amigos?" preguntó Charlie, apartando sus ojos de Balthazar.

Cas se quedó quieto, sus ojos abriéndose una fracción de segundo.

"Maldición." Jo miró de reojo a Cas, luego a Balthazar. "El sexo debe ser bueno," murmuró.

"Espera, espera, espera. ¿Tú tienes amigos con beneficio? ¿Desde cuándo?" demandó Dean, ignorando el comentario de Jo porque no, el sexo no era bueno. ¿Y desde cuándo Cas – Cas, el más nerd de todos los nerd – tenía amigos con beneficios?

"Yo- solo ocasionalmente," se defendió Cas, sus mejillas sonrosadas. "No es como si nos viéramos a menudo. Él es un hombre ocupado."

"Hombre, aún así. Estoy celosa," murmuró Jo, ojeando al Idiota nuevamente.

Dean le lanzó una mirada envenenada a su perfil. Se veía como un jodido afeminado, con estúpido cabello rubio y una ceñida camiseta blanca y ceñidos jeans oscuros y, de acuerdo, lucía un poco Europeo, y, bien, era vagamente atractivo, pero aún así. Se veía estúpido, y– mierda, estaba acercándose, su andar depredador y más que agraciado para un chico aparentemente 'borracho'. Probablemente estaba fingiendo. Solo quería una excusa para agarrar a tientas el trasero de Cas. Lo cual, de acuerdo, Dean podía entender, porque quién no lo haría, pero actuar como borracho para agarrar el trasero de Cas le dejaba una sensación sencillamente incorrecta.

Dean ignoró todas las veces en las cuales él había hecho exactamente lo mismo, porque eso era diferente.

"Castiel," ronroneó, y, por supuesto, era jodidamente Británico, "no me dijiste que estabas aquí con amigos." Les echó un vistazo a todos, sonriendo de lado, y simplemente apestaba a un embaucador de mala clase.

"Balthazar," advirtió Cas.

"¿Qué?" preguntó, sus ojos abriéndose en fingida inocencia. "Todos parecen tan interesados en mí – solo pensé que era correcto presentarme. El Cielo sabe que nunca lo harías." Se pausó y le dio a todos una encantadora sonrisa. "Soy Balthazar Milton."

"Yo soy Jo," dijo Jo con una sonrisa, extendiendo su mano por un apretón.

Balthazar la agarró, la volteó, se inclinó hacia delante, y besó el jodido dorso. ¿Este chico era real?

"Estoy encantado de conocerte," murmuró, mirándola fijamente a los ojos.

Si Dean no supiera que Jo lo mataría por hacer eso, habría apuñalado la mano del sujeto para apartarla de la de Jo, porque Romeo aquí estaba un poco fuera de control.

Jo parpadeó, sonrojándose, pero luego sonrió de lado y arrastró las palabras, "El placer es todo mío."

Balthazar sonrió de lado. "Lo será, si lo permites," dijo, y la sonrisa de Jo se agrandó.

"Balthazar," dijo Cas, exasperado, "no."

Jo le frunció el ceño a Cas. "Oye, no puedes quedártelo todo para ti solo."

"Oh, me gusta ella," dijo Balthazar, dejando caer su mano, y Jo le dio otra sonrisa coqueta.

"¡Ey! Yo soy Charlie," dijo Charlie brevemente, sonriendo ampliamente y extendiendo su mano.

Balthazar la sacudió, aún sonriendo. "Un placer."

"Lo siento, ustedes dos pueden volver a su, uh, coqueteo – solo pensé que debía presentarme," dijo Charlie, encogiéndose de hombros.

"Así que, ¿conoces a Cas?" cortó Jo.

"Si, si, Cassie–" ¿Cassie? ¿Qué mierda? ¿Qué apodo lameculos era ese? Jesús. " – y yo somos… amigos cercanos. Nos hemos conocido por un largo tiempo," dijo, dándole a Cas una sonrisa secreta.

"Huh. ¿De verdad? Nunca te mencionó." Las palabras estuvieron fuera de la boca de Dean antes de que pudiera detenerlas, la sonrisa tirante en su rostro.

Balthazar alzó una ceja. "Y tú eres…"

"Oh, no le prestes atención," dijo Jo, sonriéndole a Balthazar. "Creo que tenemos una insinuación a la cual volver, como Charlie tan maravillosamente dijo."

Balthazar le sonrió a ella.

Si, no había ninguna manera en el infierno en la cual Dean dejara ir a Jo con esa cucaracha. "Lo siento, eso fue grosero de mi parte." Si eso salió un poco más sarcástico de lo que pretendía, ¿quién podía culparlo? "Déjame presentarme. Hola," dijo Dean con falso entusiasmo, "Soy Dean. Amigo de Cas." Le hubiera encantado decir, 'aléjate de Jo, jodido bastardo', pero tenía la sensación de que ni Cas ni Jo lo tomarían demasiado bien.

Jo lo fulminó con la mirada, sabiendo exactamente lo que estaba haciendo. Antes de que pudiera decir algo, de todas formas, Balthazar comenzó a hablar.

"¿Dean?" Miró a Cas, las cejas alzadas. "¿Ese Dean?"

"Si, Balthazar," fulminó Cas, con la mirada envenenada, "ese Dean."

Balthazar le dio a Dean un vistazo – Dean trató de no fulminarlo con la mirada, en serio, lo hizo – y sonrió de medio lado. "Bueno, puedo entender mayoritariamente tu dilema."

Dean le lanzó a Cas una mirada interrogante, pero Cas no lo miró. De acuerdo, Así que Cas lo había mencionado ante Balthazar. Gran cosa. Le preguntaría a Cas más tarde al respecto. Justo ahora, necesitaba lidiar con James Bond.

"¿Dilema?" preguntó, mirando a Balthazar a los ojos y alzando una ceja. Estúpido idiota Europeo con su estúpido acento Británico y su estúpido atractivo. ¿Qué demonios vio Cas en este sujeto? Habían tantos chicos mejores allá afuera.

"Oh, si, bueno, Cas aquí presente – bonito apodo, por cierto, ¿te molesta si lo utilizo? – de cualquier forma, Cas aquí presente ama- ¡oye!" protestó cuando Cas se levantó y lo arrastró lejos. "¡Cas! ¡No es justo! Simplemente estaba hablando con tu atractivo amo-" Antes de que pudiera terminar lo que estaba diciendo, Cas puso una mano sobre su boca.

"Si me disculpan," bulló, fulminando a Balthazar con la mirada, y Dean estaba agradecido de que él no estuviera al final de esa mirada, "Debo hablar con mi amigo aquí presente." Les dio a todos una tirante sonrisa y lo arrastró lejos.

Balthazar le lanzó un guiño a Dean antes de que Cas lo volteara, pero Dean no le estaba poniendo ninguna atención.

Amor. Balthazar había estado a punto de decir amor. Pero eso no podía ser.

¿Podía…?

"Si, hola, mi nombre es Chuck," balbuceó Chuck para sí mismo, enfurruñado. "Encantado de conocerte también."

"Dean," dijo Charlie, picando su hombro.

"Quiero decir, ¿cómo es que Cas – Castiel – puede obtener un atractivo, gay, Europeo y caliente amigo con beneficios, y yo ni siquiera puedo tener una novia? Como, ¿en qué universo eso es justo? Soy una buena persona, maldición, no he hecho nada malo," se quejaba Chuck con nadie.

"Oye, Dean. Dean," repitió Charlie, mirándole con a penas contenida emoción, picando su hombro con más fuerza.

Jo chasqueó sus dedos en frente de su rostro "Oye, Ken, Charlie te está hablando."

Dean se apartó de sus pensamientos, dándole a Jo una mirada descontenta ante la grosera interrupción. No, estaba siendo estúpido. Debió haber oído mal. Balthazar estaba diciendo, como, calor o algo. "¿Qué?" Preguntó.

"Dean," dijo Charlie, su sonrisa un poco maniática. "Él estaba a punto de decir amor. Amor, Dean. A Cas le gustas."

Las mejillas de Dean se sonrojaron. "No, no creo que-"

"Oh, Dios," gimió Jo, "por favor dime que no vas a negar eso, Dean. Jesús, ¿podría ser más evidente? ¡Ustedes dos son los burros más obstinados que he conocido jamás!"

"Oye," espetó Dean, "esto no es de tu incumbencia, de todas formas, así que no te entrometas."

"Uh, qué tal si no," dijo Jo inexpresiva.

"Si, hombre, lo siento. Ella tiene razón. Ustedes dos son realmente obstinados. Y frustrantemente despistados. Quiero decir, me encantaría no entrometerme, pero hay demasiada TSSR entre tú y Cas, es molesto," dijo Chuck, encogiéndose de hombros.

"TSSR significa 'tensión sexual sin resolver', si te lo estás preguntando," agregó Charlie, asintiendo.

"No hay– no hay ninguna 'tensión sexual sin resolver' entre yo y Cas," farfulló, mirándolos fijamente con los ojos bien abiertos. Joder, ¿era así de obvio?

Los tres solo le miraron.

"Cierren la boca," gruñó Dean, sonrojándose mientras tomaba otro trago. Jesús, necesitaba algunos Jack Daniels.

"Quiero decir, ahora que Cas no hizo sino confesarse, ¿no deberían ustedes dos finalmente enfrentar sus sentimientos? No puedes dejar pasar este momento. ¡Solo mira a Ron y a Hermione! Ellos eran ambos idiotas en negación y mejores amigos, también, y les tomó siete libros – siete años – estar juntos. ¿Quieres esperar siete años, Dean? ¿Hmm? No, no quieres. No puedes dejar que la negación te frene, hombre," dijo Charlie rápidamente, inclinándose hacia delante para poder estar más cerca de Dean, los ojos encendidos. "No cuando el destino te ha envuelto para regalo una oportunidad."

"¡Soy heterosexual!" espetó Dean. "Soy jodidamente heterosexual, hombre, no gay. Soy tan derecho como una jodida varilla."

Jo bufó. "Como una muy doblada, retorcida varilla, quizás. No estás engañando a nadie. Eres obviamente bisexual. O, al menos, siempre estás chequeando a Cas cuando crees que nadie te está mirando."

"Y te pones todo celoso y posesivo cuando Balthazar está coqueteando con Cas y esas cosas," enfatizó Chuck. "Siempre le sonríes con esa estereotípica, cursi, amorosa sonrisa, como en las películas, ¿sabes?"

"Si, como, medio espero que alguien grite '¡Corte!' cada vez que le das esa mirada," acordó Charlie, asintiendo.

"Y siempre te las arreglas para meter a Cas en cualquier conversación de una forma u otra. 'Oh, si, recuerdo cuando Cas…' o 'Si, hombre, a veces Cas puede…' y así. Y ustedes chicos tienen, como, un montón de química. Es jodidamente tangible. Ahora, no soy experto en la materia del amor o lo que sea, pero sé cómo reconocer a dos personas enamoradas cuando las veo. Escritor, ¿recuerdas? Tengo que saber esas cosas."

Jo asintió. "Buen punto, Chuck."

Chuck esnifo. "Gracias."

Dean frunció el ceño, sintiendo sus mejillas calentarse. Él no actuaba de esa manera. Ni siquiera un poco. "No hago nada de eso."

"Uh, si, lo haces," dijo Jo, sus cejas alzadas hacia él. "Vamos, hombre, ¿cuánto tiempo más vas a vivir en la negación? Tienes sentimientos por Cas. Fuertes sentimientos."

"¡Sé que tengo sentimientos por Cas, de acuerdo!" explotó Dean. "Aunque no importa, ¡porque él es mi mejor amigo y no hay ninguna jodida manera de que ponga en peligro nuestra relación!"

"Espera, ¿sabes que tienes sentimientos por Cas? ¿Desde cuándo?" preguntó Charlie. "Y, además, aww. Son como el cliché de los amigos que se vuelven amantes."

Dean pasó una mano sobre su rostro, ignorando el último diálogo de Charlie. "Unos pocos meses," suspiró.

"Unos pocos- Dean Winchester, ¡imbécil!" gritó Jo. "¿Lo has sabido por meses y no has hecho nada al respecto?"

"Jo, simplemente está preocupado," reprendió Charlie, dándole una sonrisa a Dean. "Lo cual es realmente dulce. Equivocado y un poco denso, pero dulce."

"Amigo, ¿en serio? Has tenido amplias oportunidades de tener un novio, ¿y no lo has hecho?" Chuck puso mala cara. "Hombre, eso no es justo. Yo he estado esperando por siempre."

"Él es mi mejor amigo, ¿de acuerdo? Y él no- a él no le gusto gusto," balbuceó Dean, las manos jugueteando con la botella, deseando que la tierra simplemente se abriera y lo tragara. Sería mejor que tener que lidiar con esto. ¿Por qué eran sus amigos tan ruidosos, de todas formas? ¿No podían ocuparse de sus propios asuntos? Él no necesitaba más lástima, maldición – lo estaba haciendo genial por su cuenta. Nadie lanzaba lejos la lástima como Dean Winchester.

"Oh, Dean," suspiró Jo. "Mírame."

Dean la fulminó con la mirada. "No necesito tu maldita lástima, ¿de acuerdo?"

Jo rodó sus ojos. "La única lástima que vas a conseguir de mí es por el hecho de que eres un idiota incluso más grande del que aparentas ser." Ella cruzó sus brazos. "Escúchame. Le gustas a Cas. Un montón. Como que él está enamorado de ti, y la única razón por la cual no te lo ha dicho es porque él piensa que eres heterosexual, lo que no eres."

Dean mordió su labio. Si, quería creer eso también, pero el mundo no era exactamente una fábrica de conceder deseos, ¿o si? Augustus y Hazel conocían ese hecho, y Dean también lo hacía. "No le gusto, ¿de acuerdo? Tú solo estás… inventándolo."

"Oh, por amor de Dios - ¡no lo estoy inventando!"

"Si, lo haces." Dean sacó la barbilla. "¿Cómo lo sabes, de todas formas? No es como si Cas fuera muy apegado a desnudar su más profundos secretos con cualquiera."

"Charlie me lo dijo," dijo Jo, fulminándolo.

Dean le dio una mirada interrogante. "¿Y cómo lo sabes tú, o sabedora Reina de Mondoor?" preguntó sarcásticamente. "¿Leíste su mente?"

"No," dijo ella, esnifando, "y te agradecería no burlarte de mi muy serio título. Yo no me burlo de ti por mirar esa basura de Dr. Sexy, ¿o si?"

"Él ve- ¿ves Dr. Sexy?" preguntó Chuck con los ojos muy abiertos. "Pura mierda."

"Primero que todo, Dr. Sexy no es basura – es un drama complejo con altibajos emocionales, personajes memorables, y una gran trama," dijo Dean, fulminándolo. Luego, mirando hacia Chuck, escupió, "Y si, lo veo, ¿tienes un problema con eso?"

"No, no, solo estoy sorprendido, es todo," reformuló Chuck rápidamente.

"…¿Un drama complejo, Dean? ¿En serio?" preguntó Jo, inexpresiva.

"Oye, lo que sea," dijo, encogiéndose de hombros, aunque sabía que iba a ir al infierno por esto luego. Que se jodiera Charlie. "De todas formas, de vuelta a mi pregunta original - ¿cómo sabías que Cas… ya sabes?"

Charlie se encogió de hombros. "Lo atrapé borracho y lo soltó todo. Es también como confirmé que era gay. Quiero decir, tenía mis sospechas – todos las teníamos. Bueno, de acuerdo, Chuck y yo las teníamos, porque, en serio, los estuvimos shippeando(1) probablemente mucho antes de que ustedes se dieran cuenta de qué sentimientos eran-"

"Yo no estaba shippeando a Cas y a Dean, Charlie, tú lo hacías. Simplemente me hablabas al respecto," interrumpió Chuck.

Charlie lo ignoró y prosiguió, "-y yo estaba como, realmente sorprendida, pero sí. Vino directamente de la boca del caballo." Se pausó, luciendo pensativa, y dijo más para sí misma, "fue realmente difícil emborracharlo. Tiene una extremadamente buena tolerancia para un sujeto que aparentemente nunca sale."

Dean ni siquiera quería saber qué era toda esa mierda de 'shippear'. "Entonces, ¿él te lo dijo?" preguntó, solo para clarificar, porque si eso era cierto – joder, si eso era cierto, Dean nunca iba a fastidiar a Charlie, jamás. Ella era la jodida Reina.

"Si, él le dijo a Charlie, y Charlie me dijo a mí," cortó Jo. "Ahora, mueve tu trasero, Winchester, y ve a confesarte o juro que te lastimaré."

Dean pasó una mano a través de su cabello, suspirando. "Están seguros."

"Cincuenta y un porciento seguros, si," dijo Chuck. Dean lo fulminó con la mirada, y él alzó sus manos, las palmas hacia arriba. "Estoy bromeando, Estoy ciento diez por ciento seguro. Ve a por ello. Sigue tus sueños. Vive en el presente. Toma un salto de fe y espera volar. Confiésate, porque solo vives una vez. No tengas miedo- ¡ow! Jo, ¿por qué me pateaste?" gimoteó.

"No estás ayudando," gruñó, y luego se fijó en Dean con una brillante sonrisa. "Ve por él, tigre."

"Puedes hacerlo. Solo no uses demasiados dientes cuando beses y estarás bien," dijo Charlie, palmeando su hombro.

Dean tomó un profundo respiro. Tragó un largo sorbo para darse valor (joder, podría usar seriamente ese Jack Daniels justo ahora). Se levantó, murmurando, "Puedo hacer esto," bajo su aliento. Enderezó los hombros y elevó su barbilla. Dio un paso hacia delante.

Y prontamente se volteó. "Joder, no puedo hacer esto," les dijo, con los ojos muy abiertos.

"Jesús jodido Cristo - ¡Dean!" espetó Jo, y Charlie suspiró audiblemente, rodando sus ojos.

"Has retrocedido hasta los doce años, a punto de enfrentar a su primer enamoramiento," balbuceó Chuck.

Ignorando a ambos, Jo y Chuck, se frotó la parte posterior de su cuello. "Yo solo- no hay suficiente evidencia. Quiero decir, ¿qué si Cas me ha superado ahora? ¿Qué si todo cambia? E incluso si nos metiéramos en una relación, ¿quién dice que funcionará incluso?" Sus propios padres eran un ejemplo de primera – se casaron jóvenes, locamente enamorados, y se volvieron una pareja adulta que siempre discutía y dejaban al otro en lágrimas. Recordaba muy bien las noches que pasaba sosteniendo a Sammy en sus brazos mientras su madre y padre discutían ruidosamente, tratando de calmar el llanto del chico mientras se las arreglaba para dejar de lado sus propias emociones. Las relaciones no funcionaban. Esa era la vida. Dean no creía en esa mierda de las almas gemelas, e incluso si eso fuera verdad, había una posibilidad en siete billones de que encontraras 'al elegido', ¿y por qué mierda el universo – el karma, Dios, o lo que fuera – trataría de ayudar a Dean? Nunca lo había hecho, y nunca lo haría.

Los ojos de Jo se suavizaron. Ella sabía acerca de los padres de Dean. Habían sido amigos desde la niñez. "Dean. No dejes que eso te detenga. A veces, las cosas buenas pueden suceder – incluso a ti. Solo ve, ¿de acuerdo? Lidiaremos con eso cuando lleguemos ahí."

Dean mordió su labio. Jo estaba siendo ridículamente ingenua e idealista. Dean no podía darse el lujo de serlo.

Charlie miraba entre ambos. "De acuerdo, entonces, obviamente estoy perdiéndome algo, ya que Jo no se pone toda suave y sentimental por nadie, pero debo decir, ustedes dos lo valen, ¿no es cierto? Y, realmente, lo único que cambiará es que serán capaces de tener caliente sexo gay. Lo cual, creo que hablo por todos nosotros, es algo muy bueno."

"Oh, ew, no necesitaba esa imagen mental," dijo Chuck, haciendo una mueca. Suspiró. "Y supongo que esta es la parte donde me vuelvo todo un apoyo." Miró a Dean a los ojos, lo más seriamente que Dean le había visto. "De acuerdo, así que, a veces eres un gilipollas – en realidad, eres mayoritariamente un gilipollas, y, en serio, Dios sabe por qué me junto contigo – pero necesitas ir e invitar a salir a Cas porque tú y Cas tienen algo especial aquí. Algo por lo que otros matarían. No puedes dejar que eso se pierda, y, sinceramente hablando, incluso la oportunidad de tener algo como lo que ustedes dos tienen vale el corazón roto que probablemente vendrá."

Dean se aclaró la garganta, incómodo ante las tres idénticas e intensas miradas que estaban siendo enviadas en su dirección. "Gracias. En serio, gracias." Le asintió a Chuck. "Pero, uh, no creo que-"

"Por el amor de Dios, Dean," dijo Jo con fervor, "hazte hombre. Si no vas allá-" apuntó en la vaga dirección que Cas había tomado, "-y te confiesas, te arrastraré hasta allá yo misma. ¿De acuerdo?"

"Y yo la ayudaré," proclamó Chuck, y, de acuerdo, ¿desde cuándo Chuck tenía pelotas?

"Dean. Amigo. No dejes que esto se escape," dijo Charlie, sacudiendo su cabeza.

Dean tragó y tomó un hondo respiro. Sabía que Jo hablaba en serio con lo que había dicho, y sabía que esos tres no lo dejarían tranquilo si no hacía nada al respecto. Asintiendo, se preparó, "Si. De acuerdo. De acuerdo." Se volteó. "Puedo hacer esto," dijo para sí mismo. "Soy el jodido Dean Winchester. Puedo hacer esto." Entonces, alzando su barbilla, con la mandíbula apretada, se encaminó para encontrar a Cas.

Su corazón estaba latiendo en sus oídos. Cerró y abrió sus puños mientras buscaba a Cas, convenciéndose lentamente de que todo este asunto no lo valía – jamás podría gustarle a Cas de esa manera. ¿Por qué lo haría? Dean no era nada especial – solo un chico jodido, quien solo había ido al bachillerato porque su hermano pequeño así lo quería, con un montón de problemas de confianza y de compromiso. Llegó con una tonelada de mierda de equipaje y ese chirriante violín de porquería. ¿Por qué alguien lo querría?

No habían demasiadas personas alrededor, y antes de que Dean pudiera esconder la cola y correr, ubicó a Cas en una esquina unos pocos metros más lejos, los dedos aplastados en el pecho de Balthazar, mirándolo directamente al rostro.

Dean tragó. Cas estaba todo enojado y a la defensiva. Esa no era una buena señal. Él nunca estaba así de agresivo. Probablemente estaba machacando a Balthazar por decir algo tan estúpido como amor, porque estaba probablemente disgustado y avergonzado de que Dean pudiera pensar que le gustaba. ¿Por qué si no tendría semejante reacción volátil?

Se volteó porque, joder, ya podía ver la incredulidad y el disgusto de Cas mientras Dean se le confesaba. Cas probablemente no volvería a hablarle, o, al menos, las cosas serían demasiado incómodas entre ellos si Dean se confesaba.

A él le gustaba ser amigo de Cas, incluso si dolía como el demonio tenerlo tan cerca y tener que cubrir sus sentimientos con una sonrisa y una broma poco convincente, y, maldición, no podía ser egoísta y simplemente arruinar eso.

Miró a sus amigos, Jo lo estaba fulminando con la mirada, y cuando captó sus ojos, hizo un violento gesto para apuntar hacia Cas, gesticulando con la boca, "Ve." Charlie le dio dos pulgares levantados, sonriendo y Chuck alzó una ceja.

Dean se lamió los labios. No había ninguna jodida manera de que sus amigos fueran a dejar pasar esto. Probablemente le dirían a Cas ellos mismos si Dean no lo hacía, y si Cas iba a ser sujeto de sus vergonzosos sentimientos, se merecía que Dean se lo dijera por sí mismo.

Se volteó y se acercó lo suficiente para oír su conversación. Ellos aún no lo habían notado.

"…¿Sabes lo que has hecho, tú, insensible, egoísta, molesto, bastardo? Eres el más-"

"¡Cas! Escucha. Te estoy diciendo que tu guapo amigo está dolido. Estaba actuando todo celoso y posesivo-"

"¡No, Balthazar! Dean no- Yo soy el único que tiene alguna semblanza de una atracción más que platónica, y he hecho un excelente trabajo escondiéndolo, y tú simplemente te acercas y lo arruinas todo porque estás borracho. Dean no es estúpido – probablemente sabe lo que ibas a decir. ¿Tienes idea de cuánto tendré que mentir para cubrirlo? ¿Tienes idea de cuanto dolerá tener que decirle a Dean que no, que no estoy, de hecho, enamorado de él, que solo era mi amigo siento un estúpido? ¿Tienes idea de cuánto le he mentido en el pasado? Tienes idea de cuánto-" Cas tomó un hondo respiro y, aunque a regañadientes, dejó salir, "Entiendo que estás tratando de ayudar, y aprecio el hecho, pero por favor, no… no."

Cas, yo-" comenzó Balthazar, retrocediendo, las cejas fruncidas en preocupación.

"Suficiente, Balthazar," dijo Cas, su voz brusca. "Tengo un control de daños que hacer." Cas se volteó para alejarse y vio a Dean. Se quedó quieto, los ojos abriéndose en demasía, y sus puños flojos. "Dean," exhaló.

La boca de Dean se sintió como el maldito Desierto del Sahara. Sus ojos escanearon el rostro de Cas, tratando de calibrar si lo que había dicho Cas había sido verdad, y nunca había visto a Cas así – vulnerable y perdido. Miedo y duda centellearon a través de su rostro antes de dominarse, deslizándose dentro de esa máscara sin emoción que mostraba al mundo, por la cual Dean había pasado tres años abriéndose paso.

"Cas," dijo, asintiendo, la voz rasposa. "Necesito hablar contigo." Miró a Balthazar. "A solas."

"¡Ah, si! Esa es mi señal," dijo Balthazar audiblemente. Apretó el hombro de Cas, murmurando, "Irá bien," y luego se contoneó lejos, lanzándole una sonrisa conocedora a Dean.

Dean le observó irse, frunciéndole el ceño a su espalda. "Capullo." Se volteó hacia Cas, lamiendo sus labios, evitando sus ojos. Limpió las palmas de sus manos en sus jeans, aclarándose la garganta. El bar estaba de repente demasiado caliente – necesitaba algo de aire.

"¿Podemos, uh, ir afuera?" preguntó Dean. La conversación reproduciéndose en un circuito dentro de su cabeza. ¿Podía eso realmente significar lo que Dean pensaba que significaba, o solo era un gran malentendido?

Cas le observó, el rostro impasible. "Por supuesto."

Dean se volteó y avanzó unos cuantos pasos, abriendo la puerta trasera. Cas pasó por su lado, sin hacer contacto visual, y Dean tomó un profundo respiro, tratando de calmar su pulso, antes de seguirlo a través del oscurecido callejón. Estaba vacío, estrecho, y solo un poco maloliente. Una solitaria luz zumbaba sobre su cabeza, y un gigantesco cubo de basura estaba ubicado a la derecha de Dean.

Genial. Iba a confesar su eterno amor junto a un jodido contenedor de basura. Que jodidamente romántico.

Dean se movió para quedar de pie en frente de Cas, cuya espalda daba al húmedo muro de ladrillos. Escudriñó el muro por un momento – Dean estaba bastante seguro de que alguna de esas cosas estaba viva – antes de decirse a sí mismo que debía comenzar la maldita conversación.

Es justo como arrancar una curita, se dijo a sí mismo. O arrancar tu corazón y desnudarlo para que alguien lo pisotee completo, pero, oye, al menos será rápido.

Tomó un profundo respiro, una mano saltando a desordenar su cabello. "Así que, oí de lo que ustedes estaban hablando ahí adentro." Miró a Cas. "No puedo decir que lo lamente."

"Lo- lo siento, Dean," espetó Cas, los ojos muy abiertos cuando finalmente hizo contacto visual. "No se suponía que supieras- podemos olvidar que alguna vez pasó, si quieres, y yo-"

Dean sostuvo una mano en alto en un gesto de 'Detente'.

La voz de Cas murió mientras bajaba la mirada, cruzando un brazo alrededor de su pecho para sostener el otro.

De acuerdo. Entonces. Dean tenía a Cas aquí, y estaba empezando lentamente a pensar que quizás, solo quizás, Cas pudiera sentir algo por él. Lo cual era asombroso y todo, pero ¿qué se suponía que hiciera ahora? ¿Romper en un verso de As Long as You Love me, y esperar que Cas entendiera? ¿Citar a Romeo y Julieta? Joder, Dean no sabía cómo confesar sus sentimientos – él no hacía confesiones.

Hijodeputa. Esto apestaba.

Se aclaró la garganta. Podía hacer esto – solo unas pocas palabras. Solo 'me gustas'. Si. Fácil como el pie.

"Así que, uh, recientemente ha sido traído a mi atención que, uh, yo- que tú," comenzó, trabándose con las palabras, porque esto no era tan fácil como el pie," que, um. Espera. Déjame- déjame comenzar de nuevo." Cas estaba mirándolo con confusión, las cejas fruncidas. "Yo, uh- oh, que se joda esto." Dean se lanzó hacia delante, poniendo sus manos en los hombros de Cas, y besándolo.

La acción hablaba más fuerte que las palabras, y todo eso.

Cas se congeló bajo él. Y aunque Dean quería continuar con el beso – probablemente no iba a tener otro, y quería hacer que durara tanto como fuera posible – se apartó. Limpiando su boca, dijo, "así que, sí."

Cas le estaba mirando con ojos grandes, y, como si estuviera en trance, llevó su mano hacia arriba y tocó sus labios. "Tú… me besaste," dijo, asombro en su voz.

Dean estrechó los ojos. De acuerdo, esa no era la reacción que había estado esperando. Está bien, lo que había estado esperando era imposible, pero aún así. "Uh, sí. Verás, es porque Charlie y Jo y Chuck-"

"Fue un reto." Se estaba cerrando de nuevo y, no, no, no, Dean no quería eso.

"¡No! No, no era un reto, lo juro. Ellos solo me convencieron de venir aquí porque están convencidos de que yo te gusto, gusto y no solo te gusto y yo solo no podía regresar sin decirte y, hombre, entiendo totalmente si no te gusto, de hecho, lo espero, y sé que probablemente no lo haces, y, de acuerdo, esta fue una realmente estúpida, jodida, idea, y sé que no importa que yo, ya sabes, me sienta de esa manera," dijo Dean, y sabía que estaba balbuceando y no haciendo ningún sentido pero no podía detenerse sin importar cuánto quería hacerlo, "porque, no pienses que no lo hago, porque lo hago, y, y, y quiero decir, no tienes que corresponder ni nada pero no podía volver y-"

Fue cortado por Cas. O, más específicamente, por la boca de Cas sobre la suya.

Dean se descongeló y besó a Cas de vuelta, ladeando su cabeza para obtener un mejor ángulo, enredando su mano en el cabello de Cas como había querido hacer desde siempre, moviendo sus labios junto con los de Cas. Envolvió su otro brazo alrededor de él y lo acercó más, porque por cualquier razón, Cas lo estaba besando, y él quería más, Dios, quería atraer más y más a Cas y memorizar el sabor de su boca – Cas sabía como a cerveza – y la sensación de sus labios contra los propios, permitiéndose a sí mismo un momento cursi, Dean registró cuan correcto se sentía. No habían fuegos artificiales, ni colores explotando tras sus párpados, no había fanfarria - el beso era desesperado y esperanzado y dubitativo y solo un poco torpe, y Cas estaba aferrándose a él como un hombre ahogándose lo haría a un pedazo de madera y Dean estaba absorbiendo a Cas dentro de sí mismo, y era jodidamente perfecto.

La molesta necesidad de oxígeno se elevó y Dean rompió el beso, los ojos muy abiertos, la respiración dejando sus labios en bruscas y rápidas exhaladas. Cas le sonrió con demasiado dientes y ojos arrugados, descansando su palma en la mejilla de Dean.

"Mierda. Siéntete libre de callarme usando ese método en cualquier momento," respiró, y de acuerdo. Wow. Eso no se suponía que fuera así. Este era el momento en el cual se suponía que Dean haría su gran declaración de amor y fidelidad y toda esa mierda, y luego abalanzarse sobre Cas y hacer el amor dulce, dulcemente, ¿correcto? Jesús, ni siquiera habían comenzado una relación y Dean ya lo estaba jodiendo.

Pero Cas se rió, abierta y libremente, y le besó de nuevo, casta y suavemente. "De acuerdo. Creo que tú y yo disfrutaremos bastante de este método."

Dean tragó, sintiéndose casi mareado por la felicidad, porque recién se había dado cuenta de que esto estaba pasando. Le gustaba a Cas. Le gustaba gustaba. Le gustaba a Cas y estaba dispuesto a intentarlo.

O, al menos, Dean pensaba que estaba dispuesto a intentarlo. Solo para estar seguro, preguntó, "Espera. Esto quiere decir que tú… ya sabes." Te gusto, quería preguntar, pero no podía sacar las palabras.

"Si, Dean." Se pausó, apartándose solo un poco, y le frunció el ceño a Dean. "Y solo para asegurarme de que no estoy saltando a las conclusiones, ¿tú correspondes mis afectos?"

Dean se frenó de bufar en voz alta. Correspondes mis afectos. Solo Cas. "Joder, si, lo hago," respondió sin tener que pensarlo.

"Bien," dijo Cas, asintiendo. Miró a Dean por un momento antes de decir, "me gustaría mucho besarte en este momento."

Dean sonrió, amplia y tontamente. "Ve a por ello, hombre."

Cas le besó de nuevo, separando sus labios, y no había ninguna jodida manera de que Dean fuera a rehusarse a esa invitación. Sus lenguas se deslizaron contra la otra, y, joder, ¿quién sabía que Cas era tan bueno besando?

Se apartaron y Dean estudió a Cas, sus ojos encendidos, y Dean decidió que no importaba cuán cursi y ridículo sonara, Cas era jodidamente hermoso, con las mejillas sonrojadas y los labios hinchados y su desordenado cabello de sexo.

No que fuera a decir alguna vez cualquiera de esas cosas estúpidas en voz alta o algo.

Se lamió los labios, sonriendo, y atrajo a Cas de vuelta por un beso porque por qué demonios no.

"Debo preguntar - ¿desde cuándo?" murmuró Cas contra sus labios.

"¿Realmente quieres hablar justo ahora, Cas?" bufó Dean, inclinándose hacia atrás, poniendo mala cara.

Los ojos de Cas parpadearon hacia sus labios y luego de vuelta hacia arriba. "No realmente. Pero debo saberlo."

Dean, dándose cuenta de que no iba a conseguir nada a menos que hablaran, admitió, "Un par de meses, hasta ahora." Ante lo cual Cas alzó una ceja, y él no pudo evitar preguntar, "¿tú?"

Los labios de Cas se crisparon en una pequeña sonrisa. "Un par de años."

Dean parpadeó. "Espera. ¿Todo este tiempo…?"

"Si."

"¿...En serio?"

Cas dejó salir una risa por su nariz. "Si."

"Bueno, joder." Dean se pausó, sacudiendo su cabeza. "Ambos somos idiotas."

Cas ladeó su cabeza, sonriendo. "Creo que eso se aplica más a ti que a mí."

"¿Qué? Demonios, no."

"Dean, yo pensaba que eras heterosexual."

"Únete al club, hombre," murmuró Dean.

"Si, pero tú sabías que yo era gay," puntualizó Cas.

"Si, pero, ¿cómo demonios se suponía que iba a saber que yo te gustaba? Eres como… un jodido acertijo envuelto en un enigma y embutido dentro de un taco. Si. ¿Cómo demonios esperabas que lo adivinara?" bufó Dean.

Cas alzó una ceja, los labios crispándose. "Poniendo dos y dos juntos, ¿quizás?"

"…Cierra la boca."

Cas sonrió de medio lado. "Solo digo."

"Sí, bueno, no." Y porque Cas estaba luciendo demasiado presumido para su gusto, Dean se inclinó hacia delante y le besó nuevamente porque ahora podía totalmente hacerlo.

"Creo seriamente que deberíamos mover esto hasta nuestro dormitorio," dijo Dean cuando se apartaron, solo un poco jadeantes.

Cas pasó sus ojos velados sobre Dean. "Concuerdo enormemente," murmuró, la voz baja, y la velocidad del corazón de Dean aumentó.

Agarró la muñeca de Cas y lo arrastró fuera del callejón, nunca más apurado por llegar de vuelta a su – el de ambos – dormitorio.

Y si, mientras se apresuraban hacia su Bebé como si el infierno estuviera sobre sus talones, no podía apartar esa estúpida sonrisa de su rostro, o no podía evitar entrelazar sus dedos con los de Cas mientras lo arrastraba junto a él, o no podía dejar de pensar, Le gusto. Joder, realmente le gusto, se dijo que era porque era el chico más afortunado sobre el jodido planeta, y porque Dean Winchester decidió que volverse un completo cursi y todo afeminado y una jodida chica sobre todo esto, lo valía.

Especialmente por Castiel Novak.


N/F: (1)Shipping. Ship. Cuando piensas que dos personas/personajes están destinados a estar juntos, y en tu interior deseas con toda tu alma, tu corazón y tu páncreas que tengan alguna relación romántica.