1-. La Invitación

El baile de Halloween ya había empezado a planearse.

Harry, Ron y Hermione cursaban 6º año en Hogwarts y Harry era novio de Camille una chica de 6º de Gryffindor, Harry sabia que Ron y Hermione se gustaban, pero sabia que las cosas se daban mejor por sí solas. En realidad a Ron no solo le gustaba, sino que la amaba y según lo que le decía Ginny ella también. Hermione sentía lo mismo por él y cada día se sentía más nerviosa por el baile de Halloween, ella solo quería que él la invitase y el solo quería invitarla. Una semana antes del baile, los tres se encontraban en la sala común, en la tarde, ya pasadas las clases. -Hermione ¿podemos hablar?-Ron le pregunto tímidamente a Hermione. -Claro- le respondió Hermione y se dejo guiar por el fuera de la sala común hacia un aula vacía. Al llegar allí Ron se puso frente a Hermione mirándose los ojos, ella creía que se iba a derretir ahí mismo. -Yo.....emh.....te quería preguntar algo- comenzó Ron. -Si.....- Hermione ponía todas sus esperanzas de invitación en ese momento. -Yo te quería preguntar si, si querías ir al baile de Halloween conmigo- Ron no tenia idea de donde había sacado valor para decir aquellas palabras. Hermione casi salta de la emoción, pero se contuvo -Claro, me encantaría ir contigo Ron- Hermione no paraba de sonreír y Ron se sintió muy aliviado y feliz, y le respondió la sonrisa con la suya.- Mejor vamonos, nos deben estar buscando y no me gustaría encontrarme con Filch. En la sala común no quedaba nadie así que se dieron las buenas noches y subieron a sus cuartos, Harry esperaba a Ron con una cara de "cuéntamelo todo". -Bueno se lo pedí- lo dijo como si fuera lo mas normal. -¿Y que te dijo? -¡Me dijo que si!- En ese momento Ron mostro la felicidad que lo embargaba y casi despierta a sus compañeros de cuarto. Ron se tiro sobre su cama, boca arriba, sintiendo la emocion que lo embargaba mientras Harry se acostaba en la cama de al lado. Hermione estaba tan emocionada que esa noche se quedo contemplando las mismas estrellas que Ron se habia parado a ver.

Los escasos días que quedaban para el baile parecian volar, Harry cada dia pasaba mas tiempo con Camille y cada dia Ron y Hermione se ponian mas nerviosos. Y el dia esperado llego.