Género: Fantasía oscura, drama

Rating: T

Sinopsis: Hans quedo hecho prisionero por la poderosa Reina de las Nieves y no tiene posibilidad de escapar de ella.

Ley de Murphy: La sabiduría consiste en saber cuándo evitar la perfección.

. . .

Helado Corazón.

. . .

Podía ver el vapor saliendo de su boca que ahora tenía un sospechoso tono azul decorando sus delgados labios, su cuerpo temblaba sin control, podía sentir el doloroso palpitar de su corazón bombear con fuerza, luchando para dar otro latido, sus músculos entumidos clamaban por piedad.

Bajo la mirada cansada y vio con horror la punta de sus dedos, lo cuales comenzaban a oscurecerse y supo en ese instante que iba a morir encerrado en esta prisión de hielo con carámbanos de barrotes.

Cada día que pasaba la temperatura descendía más. Al principio era soportable y la increíble calidad de su uniforme militar le daba un muy buen abrigo, sin embargo no era repelente a la humedad y el frío calaba con mayor intensidad al correr del tiempo.

Era como si Elsa estuviera retando su resistencia física y mental.

La no tal sutil forma de la Reina para castigar su atrevimiento al invadir su reino, y la muy maldita lo estaba logrando, lo estaba quebrando.

Se estaba quedando sin aliento, fuerza y lo más importante; sin energía para luchar contra ella.

Pero que tonto había sido al creer que podía pelear contra la terrible Reina de las Nieves y su ejército interminable de hombres de nieve que se paraban una y, otra, y otra, y otra vez.

Nada los detenía, sus hombres fueron cayeron uno por uno en la batalla, cuando ordeno la retirada era demasiado tarde.

Fue una masacre, la blanca nieve mutó en poco tiempo a carmín ese fatídico día.

No tuvieron oportunidad alguna. Su arrogancia sello su destino y al final solo quedo él, el último hombre en pie.

De eso hacía un mes y quería que le matara de una buena vez, como al resto de sus hombres. No soportaba ni un minuto más que simplemente, lo mantuviera preso y que le mandara alguno de sus hombres de nieve a darle alimento una vez al día.

Se recargo contra la fría y dura pared de escarcha, como todo a su alrededor y cerró los parados con la certeza de que esa iba a ser la última vez los abriera.

Se rendía ante ella, había ganado.

. . .

—Resistió más de lo que pensé —dijo la fría voz de la imponente Reina Elsa sentada sobre su enorme trono congelando en el gran hall de su castillo, al recibir la noticia de la muerte del joven Almirante Westergard—. Marshmallow quiero que me traigas su cuerpo —ordeno distante al tiempo que conjuraba con su magia un corazón fino, puro y congelado para su nuevo compañero.

Estaba cansada de estar sola y había encontrado al hombre perfecto para entregarle su helado corazón.

. . .

N/A: Hola gente guapa del otro lado de la sensual pantalla UuU.

Mi inspiración para esto fue la canción de Helado Corazón y una de las escenas eliminadas de la película. Esa donde Elsa es mala, los hombres de Hans van en busca de Anna, pero se encuentran a Elsa, esta los elimina y les dice con su voz bien sensual: Nunca subestimes el poder de la nieve y el hielo.

Frozen Fan quería a una Elsa bitch y aquí esta querida, espero que te guste.

. . .

Romi: Hola guapa, me alegra verte por acá. Échale ganas a la escuela, te falta poco para las vacaciones y que luego la vas a extrañar con todo y las horribles tareas y exámenes, que parecen interminables. No te preocupes que el Helsa, va a seguir por acá tan candente y sensual como siempre. Hans es una belleza de personaje y su complejidad es lo que me atrajo de él, porque si lo hubieran dejado como el príncipe encantador y perfecto todo habría sido muy aburrido y sin gracia.

F: Uy ahora si te voy a fallar querida, pero no. No creo que haga una historia más larga por qué no me da tiempo, y tengo que terminar las que ya tengo.

. . .

Gracias por leer y pásate a comentar, a jugar con tu princeso Hans, comparte tus teorías de conspiración Helsa y demás, porque si ya llegaste hasta acá nada te cuesta sensual lector.