Título Original : Performance In a Leading Role

Autora : Mad_Lori

Disclaimer: Nada es de mi autoría. Debo destacar que esta es una traducción no autorizada, los personajes originales pertenecen al universo de Sir Arthur Conan Doyle y a la adaptación de Sherlock de la BBC . La historia original la encontré en AO3 y el link está en mi perfil.

Advertencias: Sherlock Holmes/John Watson, referencia a personas reales, SIN BETEAR.

.

.


Performance In a Leading Role


Chapter 15 : Interludio


[Aviso publicado en www . holmesfans .net y www . watsonweb .org]

Estimados miembros de HFN y WWO:

Sabemos que muchos se han estado preguntando sobre el Gran Anuncio que hemos estado insinuando. Para aquellos que nos han estado ayudando a implementar el gran cambio, ¡Gracias por mantener el secreto! No queríamos dejar que el gato saliera de la bolsa hasta que estuvieramos listos.

Estamos muy emocionados de anunciar que a partir del lunes, ¡HFN y WWO se fusionarán! Ha sido algo que hemos considerado por un tiempo, ya que nuestros dos sitios comenzaron a compartir mucho contenido y trabajar juntos durante el verano, y ahora que nuestros chicos han confirmado lo que muchos de nosotros ya sospechamos, ¡Simplemente parecía el momento adecuado!

Estas URL seguirán funcionando, pero ahora todos los visitantes serán redirigidos a nuestro nuevo sitio en conjunto:

www . holmesandwatson .net

Tengan la seguridad de que John y Sherlock seguirán teniendo sus propios foros en el sitio, pero ahora también habrá un foro en conjunto. Estaremos compartiendo el espacio del servidor y el espacio web y combinando nuestros archivos de imagen y vídeo para facilitar la navegación. Todos sus nombres de usuario y contraseñas seguirán funcionando en el nuevo sitio. Si están registrados en ambos sitios con dos nombres de usuario o contraseñas diferentes, se les pedirá que seleccionen uno para el nuevo sitio en conjunto.

Sabemos que nuestros dos sitios serán tan felices juntos como John y Sherlock. Vamos a seguir apoyándolos en sus carreras individuales y en su vida juntos, ¡Y esperemos que también en muchos otros proyectos futuros juntos!

¡Nos vemos en el nuevo sitio!

Amor y besos,

Megan, Administradora de HFN

Shirley, Administradora de la WWO

.


[Publicado en Just Jared]


El martes por la mañana en LAX, Sherlock Holmes fue encontrado ocultándose detrás de gafas oscuras y siendo arrastrado por un mar de fotógrafos. No se puede culpar al chico, el escrutinio de los medios sobre él ha sido implacable. No hubo signos de ningún novio John Watson cerca, parece que Holmes estaba andando solo. Está programado para aparecer en el programa de David Letterman el martes por la noche, así que probablemente esté en camino al set de grabación. Holmes y Watson no han sido vistos en público desde que se presentarán como pareja el pasado viernes. Deben estar probando las aguas.

.


[De la columna de opinión de Peter Bart en Variety .com ]


El hecho es que nadie puede predecir cómo esto va a sacudir a cualquiera de estos dos hombres. Es un secreto en Hollywood que muchos artistas de primer nivel son homosexuales, pero nadie ha querido salir primero. Es irónico que estos dos actores, que están en su primera relación con el mismo sexo, deban ser los que rompan el techo del arco iris y ver cómo está la vista. ¿Será ésta una maravilla de nueve días que sólo sirve para mostrar aún más la hipocresía del negocio? Todo el mundo se apresura a darles palmaditas en la cabeza y agitar sus manos, para resaltar su valor, mientras que por detrás de sus espaldas los directores retiran ofertas de casting, los productores tachan sus nombres de las listas de prospectos y los papeles escasean. Hablé con un productor que no citaré por su nombre, pero que afirmó en términos inequívocos que su estudio dudaría mucho en contratar a cualquiera de ellos de nuevo, independientemente del papel.

Todo el mundo ama tu cara en Hollywood. Pero al final, sólo les encanta el dinero que puedas traer.

.


[De los comentarios en el artículo de , "Una salida inesperada"] (1)


Sabine432: ¡Estos hombres son modelos a seguir para los niños! Estoy verdaderamente disgustada de que expongan su desviación tan públicamente. Especialmente John Watson que ha estado en muchas películas familiares, pero ¿Cómo puede una familia cristiana verlos ahora? ¿Sabiendo que son homosexuales? La Biblia habla en contra de estos desvíos y necesitamos cortar el veneno de esta sociedad inmoral, comenzando con estos tipos de Hollywood que duermen hombres con hombres y piensan que eso los hace heroicos.

AstroBoy2397: Sabine, supongo que se saltó aquellas partes de la Biblia donde dice que Dios nos ama a todos nosotros, y nos hizo a todos a su imagen, incluyendo a las personas homosexuales. Dios no comete errores. John y Sherlock están siendo honestos y veraces. Supongo que no te importan esos valores familiares. Sólo los que harían a todos como tú.

GeorgeRTL: No me importa menos si son gay, pero ¿tienen que hacerlo frente a todos? ¿No pueden ser gay el uno con el otro en privado y dejar sus asuntos dentro de casa?

JillianMo: Supongo que para algunas personas, "hacerlo frente a todos" significa decir que existe. John y Sherlock no han hecho nada diferente a cualquier otra persona en una relación. Han sido fotografiados una vez, tomados de la mano y felices. ¿Por qué tendrían que actuar de manera diferente a una pareja heterosexual, o esconderse dentro de casa?

.


["Lenguaje corporal" por el US Weekly]


Hemos pedido a nuestra experta en lenguaje corporal, Marilyn Roos, que analice la foto más comentada de la semana, con la pareja recién salida del closet, John Watson y Sherlock Holmes saliendo de un restaurante en Los Ángeles poco después de su inesperada revelación en una proyección de Variety .

"Están muy juntos", dice Roos. "Más cerca de lo que necesitan, y sus cuerpos están inclinados el uno hacia el otro, lo que indica que les gusta estar en la compañía del otro. Sus dedos se entrelazan, lo que es una forma más íntima de tomarse de las manos. Observa la forma en que los hombros de John están cuadrados y su espalda recta, es auto-consciente de su altura en comparación con Sherlock. Están manteniendo el contacto visual y sus sonrisas son genuinas. Su lenguaje corporal es el de dos personas que están muy enamoradas".

.


[Del foro de "John and Sherlock" en afterelton .com] (2)


PhillyGuy: ¿Soy el único un poco resentido de que estos dos chicos sean de repente la Cara de la Liberación Gay? ¿Quién coño son ellos, de todos modos? ¿Cómo pueden salir del armario?, ¡Nunca estuvieron en el armario! Es una bofetada en la cara a aquellos de nosotros que pasamos nuestras vidas enteras tratando con la intolerancia y la discriminación, siendo atormentados e intimidados y siendo llamados maricas y chupapollas por todo el mundo. Ellos pasaron toda su vida disfrutando de sus privilegios de hetero, de repente descubrieron las maravillas de las pollas ¿y en dos minutos ya se están proclamando como los nuevos héroes de la comunidad gay? No son mis héroes, gracias.

ArminHammer: PhillyGuy, qué diablos? Ahora tienes que ganar crédito gay o algo así, como si fueran malditas insignias de mérito? ¿Tienes una por ser llamado marica y otra por tener revistas gay en tu buzón? Mierda. Ser intimidado y ser llamado chupa pollas no te hace más GAY que alguien que nunca tuvo que pasar por eso. No hay requisito mínimo de tiempo en el armario. No me importa una mierda cuánto tiemp son gay, o si son del todo gay, o si no son gay AHORA [Nota del moderador: pasar a "J & S - ¿Gay o Bi?" Foro de debate, se ha descartado como fuera del tema aquí]. Ellos salieron como una pareja, lo que significa que les va a caer un montón de mierda encima. Lo aceptaron, y aceptaron que esto podría terminar con sus carreras, y dijeron: "Al demonio, estamos enamorados y no nos vamos a esconder". Eso es lo que los convierte en héroes para mí, no si tuvieron que ocultar sus Playgirls cuando tenían dieciséis años.

.

o-o-o-o-o-o-o-o-o

.

John estaba un poco sorprendido por lo mucho que extrañaba a Sherlock; no había pensado que una separación de apenas tres días sería tan difícil, aunque no había estado de vago. Había grabado su aparición en el programa de Ellen, que saldría al aire el lunes. Ellen había sido graciosa y de apoyo, y la audiencia había estado receptiva. Había salido del estudio sintiéndose más optimista sobre su propio futuro de lo que había estado en mucho tiempo, una sensación que había durado un total de veinticinco minutos hasta que llegó a casa y encendió las noticias, encontrando un debate en la CNN que discutía si su relación con Sherlock era una prueba devastadora contra la posición tradicional de la comunidad gay de que la gente nacía gay. ¿Cómo se podría hacer tal afirmación ahora, cuando dos hombres anteriormente heterosexuales se volvieron 'gay' tan rápidamente? El activista que apoyaba los derechos de los homosexuales contrarrestó el argumento, diciendo que la capacidad de amar a ambos sexos no era menos que un rasgo innato de un heterosexual o gay, pero el hecho de que la relación de John y Sherlock estuviera siendo usada como un arma contra los derechos de los homosexuales era profundamente desalentador. Ya había una pequeña pero no insignificante facción dentro de la comunidad gay que estaba molestaba con Sherlock y él por elevarse como iconos gay, sintiendo que no habían pasado su cuota, ni se habían ganado el derecho a ser símbolos tan visibles del orgullo gay.

Volvió a mirar su reloj, suspirando con impaciencia. Estaba pensando en poner una película de Hitchcock para distraerse cuando su móvil sonó. Sonrió ante el mensaje de texto; era la alerta automática enviada por las puertas de entrada avisando que alguien había utilizado el código de acceso para entrar. Sherlock estaría allí dentro de cinco minutos. Se levantó y fue a la cocina a poner la tetera para el té.

La puerta del garaje se abrió y John oyó al coche de Sherlock entrar en el garaje. La puerta trasera se movió, oyó el ruido de la maleta de Sherlock mientras era arrastrada por encima del umbral, y entonces allí estaba. El estómago de John dio un pequeño brinco; tres días eran, aparentemente, bastante tiempo para que él volviera a ser afectado como al principio por la belleza única de Sherlock.

Sherlock sonrió amplia y genuinamente cuando lo vio. "John" dijo, dejando caer su maleta.

John lo encontró a medio camino y se abrazaron. "Bienvenido a casa" dijo.

"Es bueno estar en casa. Sherlock se echó atrás y lo besó, primero rápido, luego más despacio, su lengua deslizándose entre los labios de John mientras apretaban sus cuerpos. John pasó su mano por los rizos suaves de Sherlock y se puso de puntillas para besarlo más fuerte. Besó la mejilla de Sherlock y su mandíbula, luego lo abrazó de nuevo, presionando su cara en el cuello de Sherlock.

"Te extrañé", dijo.

Sherlock lo abrazó con fuerza. "Yo también te extrañé , mi amor," murmuró. John sonrió ante el apodo cariñoso. Había salido fácilmente de los labios de Sherlock, como si lo dijera siempre, cuando de hecho, era la primera vez.

Se apartó y apretó los brazos de Sherlock. "¿Quieres un poco de té?"

"Sí, gracias". Sherlock se quitó la chaqueta y la arrojó sobre el respaldo de una silla.

"Deberías comer algo."

"Estoy bien."

"Sherlock, si has comido algo desde el desayuno, me comeré mi sombrero." Sherlock se quedó allí, parecía culpable. "Ya me lo imaginaba. Hice de esa sopa que te gusta.

Sherlock se animó un poco. "¿Con las pequeñas albóndigas? "

"Sí. Siéntate."

"¿Me estás mimando, John?"

"No. Estoy cuidando de ti, porque eso es lo hacen las parejas. " Dirigió a Sherlock a la mesa de la cocina y lo sentó.

Sherlock lo miró. "Oh, ¿Eso es lo que se hace? ¿Entonces por qué sólo tú cuidas de mí? "

"Porque alguien tiene que hacerlo, ya que eres un hombre tonto"

Sherlock miró hacia la taza que John puso delante de él. "¿No debería llevarte el té también?" Preguntó, sonando preocupado. "¿Esto es algo que se acumulara dentro de ti hasta que explotes con resentimiento?"

John se sentó con un suspiro. "¿Has estado leyendo Cosmo en el avión otra vez, no?"

"Alguien dejó una en el bolsillo del asiento."

"Bueno, no importa lo que Cosmo tenga que decir al respecto, no necesito que sirvas mi té. Me gusta cuidarte, y tú aguantas que te cuide, así que todo está bien".

Sherlock sonrió, luego bebió su té mientras John calentaba un plato de sopa y se lo tendía. Podía saber que Sherlock no estaba de humor para conversar, así que trajo su laptop desde su estudio y se instaló en la mesa con su propio té para leer algunos correos.

Durante varios minutos se quedaron sentados en silencio, Sherlock comiendo su sopa en pequeñas cucharadas. John se distrajo con un largo correo de su abogado, pero cuando estaba por responder, se dio cuenta de que Sherlock había dejado de dar bocado desde hace un tiempo. Miró hacia arriba para encontrar a Sherlock observándolo, con una ceja arqueada, como si estuviera tratando de descifrarlo. "¿Qué?"

"Tú... no estás hablando."

"¿Quieres hablar?"

"No particularmente."

"¿Entonces, cuál es el problema?"

Sherlock se movió en su silla y pensó por un momento antes de responder. "He notado que las personas que se imaginan en una relación conmigo siempre desean hablar. La mayoría de la gente encuentra el silencio enervante. Y tú mismo eres un aficionado de las conversaciones.

John cruzó las piernas y pensó por un momento antes de contestar. "Luces de cierta manera cuando no tienes ganas de hablar, es algo en tus ojos que no puedo describir, pero lo sé cuándo lo veo. Suele sucederte después de haber tenido mucha actividad y gente nueva a tu alrededor, parece como si tu cerebro necesitará procesarlo "Sherlock sonrió ante la palabra. "Tienes esa mirada ahora. No tengo nada urgente que decirte. Así que no tenemos que hablar.

"John, tú eres... " comenzó Sherlock, mirándolo como si fuera lo más increíble en el mundo. "No puedo dejar de pensar que soy el que más está ganando en esta relación".

John resopló. "¿En serio?"

"¿Cómo no pensarlo? Tengo un novio guapo y talentoso que me hace sopa deliciosa y me trae té mientras es encantador, considerado y fantástico follando".

"Bueno, cuando lo pones así" dijo John "Suena como si hubiera caído en una trampa".

"Mientras tanto, estás atrapado con un estúpido, malhumorado, arrogante sujeto que ni siquiera puede mantener un secreto durante cuatro malditos meses."

John se inclinó más cerca. "Eres todo eso, sí. Pero también eres un genio fascinante y apasionado que no sólo me ayudó a redescubrir mi amor por la actuación, sino que dijo sin temor en televisión nacional y a todo el mundo que está enamorado de mí ".

Sherlock lo miró a los ojos. "Estoy enamorado de ti."

John también le guiñó un ojo. "Y tú también eres fantástico en la cama."

Sherlock no sonrió ante eso. "Esto es nuevo para mí. Yo... "Se aclaró la garganta y se removió en su silla. "Deseo ser una buena pareja para ti."

"Si no lo fueras, lo sabrías. No soy tímido. Se inclinó hacia delante y lo besó. "Vamos arriba y me ocuparé de ti un poco más," susurró contra los labios de Sherlock.

"Dios mío, sí" murmuró Sherlock, apretando la cara de John entre sus manos y zambulléndose en su boca. John se dejó besar por unos momentos, sintiendo cuánto había extrañado la codiciosa boca de Sherlock. Se levantó, tomó a Sherlock de la mano y lo llevó por la escalera hasta su dormitorio.

John no había hablado mucho con Ellen, pero las respuestas que dio acerca de su sexualidad eran un poco más complicadas de las que había admitido. Todavía no estaba seguro de que alguna etiqueta lo definiera bien, pero algo tenía que significar que fueran tan electrizantes sus deseos de compartir su cama y cuerpo con otro hombre, un hombre con impulsos y apetitos similares a los suyos. Tales pensamientos eran suyos, no podía ir a la televisión nacional y decirle al mundo que había descubierto lo mucho que le gustaba la polla.

Esta noche, quería estar a cargo. Quería tocar el cuerpo de Sherlock y hacerlo retorcer de placer en la cama. El humor de Sherlock, algo tímido y pasivo, era perfecto para los planes de John. Lo desnudó y fue a trabajar en él, usando su boca y sus manos hasta que Sherlock se estaba derritiendo prácticamente en la cama. Para cuando se sentó a horcajadas sobre las caderas de Sherlock y se hundió en su dura polla, ambos estaban húmedos del sudor y con la respiración entrecortada por la excitación. Sherlock apretó la cabeza en la cama, arqueando el cuello mientras sus manos se acercaban para agarrar las caderas de John. "Dios, John" gruñó. "Te sientes estupendo."

John le sonrió, moviendo sus caderas sobre el miembro de Sherlock, jadeando mientras su pene rozaba ese lugar dentro suyo. "Tres días se sintieron como una eternidad" murmuró John, aferrándose a su amante.

Sherlock deslizó sus manos por el pecho de John y lo atrajo hacia sí para besarlo, sus caderas comenzaron a moverse debajo de las de John. "No podía dejar de pensar en ti mientras estaba fuera", dijo en la boca de John entre besos. Su voz era una gran distracción. Sus manos se deslizaron por la espalda de John hasta agarrar su trasero mientras el ritmo de sus embestidas aumentaba. Sherlock empezaba a tomar el control de la situación, lo que le convenía a John. Ya había trazado su camino en el cuerpo del moreno; ahora era el turno de Sherlock. Apretó los labios contra la garganta de Sherlock, se detuvo y dejó que Sherlock lo follara. Sabía que estaría de espaldas en cualquier momento, y lo cierto es que apenas lo estaba pensado antes de que Sherlock lo sujeta y cambiara posiciones.

John soltó una risita mientras Sherlock se acomodaba entre sus piernas, se inclinaba y aplastaba su boca contra la de John. John siguió adelante mientras Sherlock se tomaba su tiempo con él. Arrojó sus piernas alrededor de las caderas de Sherlock e inclinó la suyas para encontrarlas, mordiendo la boca de Sherlock mientras se movían juntos en la cama. No sabía lo que significaba, o si significaba algo, pero por más que disfrutara ser quien tomara al moreno, también disfrutaba siendo tomado, aceptando a Sherlock en su cuerpo. Había algo con eso, algo sexy y poderoso sobre ser deseado así y verlo en la cara de Sherlock.

Sherlock apretó los labios contra el cuello de John, su aliento cálido y húmedo. John lo sujetó con fuerza, apretándolo a su cuerpo mientras sus caderas continuaban moviéndose. Podía sentir que Sherlock estaba cerca por cómo se movía. "Sí, sí" jadeo en el oído de Sherlock. "Más fuerte". Sherlock gimió y se movió más rápido, entonces su cuerpo se apretó y se quedó sin aliento y John lo sintió corriéndose, la intimidad de todo el encuentro ilumino su cerebro con la brillante electricidad de su conexión.

"Oh, John," Sherlock jadeo, hundiéndose entre sus brazos. Besó la garganta y el pecho de John mientras se deslizaba fuera de él y continuaba su camino de besos hasta que pudo tomar la polla de John en su boca. La vista de los malditos labios pornográficos de Sherlock envueltos alrededor suyo era casi tan excitante como la sensación que le provocaban. Sherlock lo miró desde debajo de sus pestañas oscuras, y eso fue todo lo que necesitó. John se derramó en su boca con un grito, una mano apretada en los rizos de Sherlock.

Se quedaron medio entrelazados luego de terminar, recuperando la respiración y vacilando dentro y fuera de la conciencia. John dejó que su brazo rodeara la espalda de Sherlock, con las yemas de sus dedos trazando líneas sobre su hombro. Sherlock soltó un profundo suspiro, que se convirtió en una risita. "¿Qué? " dijo John.

"Oh nada. Sólo... nada como una taza de té y un buen revolcón para decir "bienvenido a casa", somos tan británicos.

John se rió entre dientes. "Lo único que nos faltaba era tener que hacer cola".

"Si tuviera que hacer cola para follarte, entonces algo estaría terriblemente mal."

John rió, relajándose en la felicidad de tener a Sherlock en casa. Se quedaron callados. "Estuviste brillante en Letterman" dijo finalmente John.

Sherlock emitió un ruido inconforme. "Nunca sé que decir. Siempre pienso que sueno como un idiota. "

"No parecías un idiota. Estuviste adorable."

"Hmph. Adorable. Lo que todo hombre sueña ser. "

"Detente ahí. Me han llamado así toda mi vida, ya puede ser tu turno. "Tomó a Sherlock entre sus brazos. "Dijiste cosas hermosas."

"Todas ciertas."

Estoy segura de que ya hablaste con Irene. Estaba encantada.

"Ella me dijo que lo hice bien, sí."

"Dijo que luciste como un honesto, valiente y encantador enamorado."

"Ugh. Qué... normal. "

"También lucias muy bien. "

Sherlock se rió entre dientes. "Llevaba esa camisa sólo por ti. Sé que te gusta ese color. "

"Me gustas de cualquier color."

Pasaron unos momentos en silencio. "Todavía no puedo creer que dejaste que Ellen me llame. "

John se rió. "Dime que guardaste el mensaje."

"Naturalmente. Pero John, Dios mío. Mi mensaje de voz es tan... tan... ".

¿Sherlockiano?

"Posiblemente."

John apretó los labios contra el cabello de Sherlock. "Una semana más de publicidad, estrenos y habremos terminado".

"No me engañes. ¿Estás seguro de que realmente terminaremos? ¿No hay alguna obligación secreta y rara que nos falte hacer? "

"No. Cien por ciento terminado. "

Sherlock se calló. Después de reflexionar un momento, se apoyó en un codo y miró a John. "Entonces tengo una proposición. "

"¿Qué?"

"Una vez que hayamos terminado, vamos a escaparnos. Salgamos de la ciudad, y no sólo por el fin de semana. Ninguno tiene algo que no pueda ser reprogramado o manejado por correo electrónico. Vayámonos a casa un rato.

"¿A casa? ¿Te refieres a Londres?

"Bueno, yo estaba pensando en Sussex, pero sí. Podríamos pasar la Navidad allí.

John sonrió, tocando con la punta de su dedo índice la nariz de Sherlock. "Me encantaría eso." Atrajo a Sherlock de nuevo contra él. "Oh, Irene tenía otra noticia también. Dijo que la pre-venta de boletos para el estreno es la más alta en la historia para una película que no fuera una secuela o una franquicia. Podríamos romper el récord de Brokeback con el promedio más alto por pantalla. "

"No me importa en lo más mínimo. "

"¡Debería importarte! Si a esta película le va bien, muchos estarán más tranquilos."

"Nunca me preocupé por la taquilla de la película. Cualquier persona que odie nuestra relación no iba a ir a verla de todos modos, por lo que solo ayudaría para los negocios. Son las películas que aún no hemos hecho, las que todavía no se nos han ofrecido las que me preocupan. "Se apartó de John y se sentó en la cama, apoyándose contra la cabecera. "Necesitas sacar provecho de esta actuación, John. Pero me temo que no te dejarán.

John apoyó la cabeza en el pecho de Sherlock. "¿Me seguirás amando aún si tengo que conseguir un trabajo cavando zanjas?

Sherlock se echó a reír, haciendo retumbar su pecho. John sintió que besaba la parte superior de su cabeza. "Por supuesto. Pero no llegarás a eso. "

"¿No lo hare?"

"No, estoy seguro de que alguien te contrataría como mesero primero. "

.

o-o-o-o-o-o-o-o-o

.

"Recuerden el plan" dijo Irene mientras se subían a la limusina en dirección al teatro chino de Grauman.

"No es como si fuera nuestra primera vez en una alfombra roja" dijo John. "Firmaremos algunos autógrafos, posaremos para algunas fotos, responderemos algunas preguntas rápidas de la prensa."

"No me tortures, Watson. Tenemos que tener cuidado en cómo se presentan ustedes mismos." Irene suspiró. "Nada de besos, ¿De acuerdo? Un paso a la vez."

"¿Honestamente crees que vamos a empezar a besuquearnos frente a un millón de cámaras?" Sherlock se burló.

"Mi trabajo es anticipar loa problemas, ¿Okay?" dijo mientras negaba con la cabeza. "Espero que no sea una circo de locos."

La reunión para decidir cómo manejarían el estreno en Los Ángeles había sido complicada. La primera idea del estudio, era que John y Sherlock llegaran por separado y mantuvieran sus distancias, esta idea había sido rápidamente derribada por Irene. Su relación era de conocimiento público -de hecho, se estaba convirtiendo en una obsesión pública- y separarlos y pretender que no existía sólo atraería más atención sobre ella, por no mencionar que parecería cobarde y falso.

Incluso su ropa había sido un tema de discusión con memorandos y conferencias telefónicas incluidas. Un estreno no era un evento formal, por lo que los esmoquin no eran una opción; ¿Pero cómo deberían vestirse? No deberían chocar, ya que sin duda estarían en muchas fotos juntos, pero tampoco debían lucir vestidos a juego. Sherlock había elegido un traje de tres piezas de color azul marino con rayas muy finas estilo windowpane de un blanco que contrastaba con su camisa gris perla y su corbata blanca, mientras que John llevaba un traje gris con una camisa blanca y una corbata color coral. De hecho, era el mismo traje que había usado cuando apareció en el vestuario de Sherlock en su noche de cierre en el teatro. Lo había sacado del armario y lo había tendido sobre la cama, luego alzó la vista para ver a Sherlock observándolo con una sonrisa inusualmente dulce en su rostro. "Mi traje favorito", había dicho.

"Va a haber un montón de gente importante en este estreno", dijo Irene. "Estoy hablando del tipo de personas que normalmente no irían a estrenos de películas en las que no participen. Estará el triple de la prensa y todo el mundo querrá tener la oportunidad de decir como apoyan su coraje y aceptan su relación Y bla, bla, bla, "dijo ella, imitando una boca parloteando con una mano. "Pero incluso los reconocimientos simbólicos de la élite podrían ser importantes para su posición en el negocio".

"Mira, saldrá bien" dijo John. "Apenas has dormido en dos semanas, Irene. No tienes que venir con nosotros. Sally y Harry se nos unirán allá. ¿Por qué no vas a casa? Parecerá extraño si vas con nosotros. No necesitamos una niñera. "

Irene suspiró. "No puedo, John. Yo sólo llegaría a mi casa y me estresaría de todos modos, viendo la transmisión en vivo. Me quedaré atrás; nadie se dará cuenta de que estoy allí."

Estaban acercándose al teatro. Las multitudes empezaban a verse en las calles. Gente animando, interminables banderas de arco iris, pancartas con sus nombres en ellas... y manifestantes. Un montón de manifestantes. "Mierda" murmuró John.

VUELVAN AL CLOSET. MARICONES FUERA DEL CINE. EL SIDA ES LA MALDICIÓN DE DIOS PARA LOS GAYS. LOS SODOMITAS SE QUEMARAN EN EL INFIERNO.

Sherlock extendió su mano y apretó la de John. "Estaremos bien," murmuró.

John asintió con la cabeza. "Lo sé" dijo el rubio y volvió la cabeza encontrándose con los ojos de Sherlock.

"Ven aquí" dijo Sherlock. "Déjame sacarlo de mi sistema ahora."

John sonrió y dejó que Sherlock lo acercara. Se besaron durante unos momentos, luego se separaron. Sherlock extendió su mano y enderezó la corbata de John.

"Te ves muy guapo", dijo.

John sonrió. Tú te ves arrebatador.

"¿Pueden calmarse?" les preguntó Irene. "Somos los siguientes. Por favor, díganme que no saldrán del auto con una erección. "

Sherlock se rió. "Tenemos un poco de autocontrol, Irene. "

"Habla por ti mismo," murmuró John. Había tenido que invocar en su mente algunas de sus más potentes memorias anti-erecciones, pero todo estaba bajo control ahora.

Su auto se detuvo hasta el final de la alfombra roja. John tragó saliva, haciendo a un lado su nerviosismo. Esta sería su primera aparición juntos en público desde la proyección. Su primera vez saliendo como pareja. Alguien abrió la puerta del coche; Sherlock le dirigió a John una última mirada y luego salió. John oyó el sonido de los aplausos y el griterío de la gente. Miró a Sherlock saludando, abrochándose la chaqueta y haciéndose a un costado. Entonces John salió, y lo asaltaron los flashes y las caras. Habían más cámaras de las que había visto en una alfombra roja en toda su larga carrera caminando por ellas. Sus fans se aglomeraban detrás de los cercos, todos sosteniendo sus cámaras y teléfonos móviles, muchos con pancartas y letreros de: JOHN + SHERLOCK POR SIEMPRE. TE AMAMOS JOHN + SHERLOCK. IGUALDAD EN LA GRAN PANTALLA. Las banderas de arco iris estaban por todas partes. John saludó, y los aplausos de la multitud estallaron.

Harry apareció al lado de John, sosteniendo un portapapeles. "Autógrafos primero, luego prensa," murmuró en su oído. John se acercó a los cercos, sonriendo, para firmar algunos autógrafos. Las caras emocionadas de los aficionados, el balbuceo de sus voces apresuradas, los chasquidos de sus cámaras y teléfonos, era casi abrumador. Firmó con su nombre, preguntando por el nombre del fan cuando era posible, posando para algunas fotos rápidas con el teléfono móvil, charlando tanto como se podía en tales caóticas circunstancias. Miró a su izquierda y vio que Sherlock hacía lo mismo, a unos diez metros más adelante. Un joven le pidió a John que firmara sus bien definidos bíceps; John se echó a reír y lo hizo mientras los espectadores cercanos aplaudían y silbaban.

"Entertainment Tonight, John," escuchó la voz de Harry en su oído. "Se despidió de los fans y se dejó guiar hasta donde estaba el periodista. Sí, estaba entusiasmado con la película. Sí, Sherlock y él estaban bien. Sí, fue un gran acierto, no era un revolucionario, tuvieron un director fantástico, el guión era increíble, gran oportunidad; John apenas tuvo tiempo de pensar en lo que decía, era el mismo discurso que había utilizado en interminables alfombras rojas y entrevistas, con el añadido de que su relación era objeto de atención.

Harry lo guió hasta otro reportero; ni siquiera podía decir con quién estaban. Vio a Sherlock por el rabillo del ojo, al lado del reportero de E! News. John hizo una rápida entrevista y se alejó para firmar más autógrafos. Puso su habitual sonrisa ensayada y garabateó su nombre una y otra vez. Las caras se mezclaban todas juntas. Su excitación y adulación eran vigorizantes y agotadoras, una mezcla compleja que sólo podía ser comprendida por los que eran observados por el ojo público.

John alzó la vista hacia la enorme marquesina sobre sus cabezas. El título de la película, su rostro, el rostro de Sherlock. Primero, fue un guión. Luego fue una oportunidad. Entonces se convirtió en un sueño hecho realidad. Luego fue una profunda experiencia profesional. Y ahora era una película, a punto de ser vista por el público, pero incluso si pasaba sin dejar rastro, le había dado algo más que un sueldo.

Sólo una película. Dos horas de imágenes digitales y sonido. Un baile en el aire de luz y colores que se disiparían hasta detenerse y dejar sólo una pantalla en blanco. La culminación de meses de trabajo de cientos de personas. Sólo una película. Una conceptualización efímera que no podía conocer lo profundo de la gratitud de John, ni podía entender la transformación que había dado en su vida. John Watson era ahora un Antes y Después, y la línea que las separaba era demarcada por una serie de capturas de dos horas. John sólo había tenido dos grandes amores en su vida, esta película era una de ellas mientras había despertado el amor por el otro.

John se alejó del cerco, sus ojos buscando la figura alta de su compañero. Sherlock. ¿Dónde está Sherlock? No puedo caminar por esta alfombra sin él. No lo haré. Él estaba cruzando la alfombra, terminando una entrevista. John se despidió de los aficionados y se dirigió hacia él, justo en el momento en que Sherlock se alejaba del reportero y lo veía. Se encontraron en el medio. Sherlock le lanzó una mirada interrogante. ¿Qué pasa?

John solo sonrió. Nada. Te amo.

Sherlock le devolvió la sonrisa. Miró a los periodistas, a los fotógrafos, a los aficionados, a los manifestantes, a sus compañeros actores y toda la élite de Hollywood que los rodeaba. Miró a John, una ceja arqueada. ¿Bien? ¿Deberíamos?

John asintió con la cabeza. Demonios, sí.

Se acercaron y se tomaron de las manos, entrelazando sus dedos, y continuaron su camino por la alfombra roja. Los flashes cayeron como supernovas, y los aplausos de la multitud se redoblaron. Hicieron saludos a los aficionados, hablaron con la prensa, saludaron a sus compañeros y no se soltaron.

.

o-o-o-o-o-o-o-o-o

.

Sherlock entró en la limusina después de John, los dos a duras penas reprimiendo sus risitas. John lo agarró y tiró de él, arrojándolo sobre el asiento y besándolo mientras la puerta de la limusina estaba cerrada. Las manos de Sherlock se clavaron en el culo de John cuando John lo besó, casi con frenética necesidad. Ambos estaban con las emociones descontroladas luego de su viaje improvisado con las manos unidas por la alfombra roja, la cual había sido acogida de forma entusiasta por sus compañeros de Para un Extraño. Habían sido felicitados, abrazados y sus manos se habían sacudido más veces de las que podían contar, y ahora todo había pasado. Al menos habría un bar abierto en la fiesta.

"Te apoderaste de esa alfombra roja" gruñó Sherlock, besando el cuello de John.

"No dejes marca," dijo John, retrocediendo. "Todavía tenemos que estar presentables." Besó a Sherlock nuevamente, y por unos minutos fueron sólo labios, lenguas y manos por todas partes. "Tu boca" murmuró John, contra la boca en cuestión, sus palabras dichas entre besos, "Deberían escribirse poemas épicos sobre ella."

"¿Te estás ofreciendo voluntario?" preguntó Sherlock, besando a John y riendo entre sus labios.

"Dios, no. Apesto en poesía. Tendrás que contentarte con mis habilidades besando."

"Acepto" dijo Sherlock, agarrando la nuca de John y acercándolo otra vez. Después de un rato más, inclinó la cabeza para mirar por la ventana. "Ya vamos a llegar. "

"Sí que estoy a punto" dijo John con un jadeo.

"No, chico listo, estamos cerca al hotel. "

"Oh." John se apartó, a regañadientes. Se sentó y se arregló la corbata. Sherlock hizo lo mismo, comprobando que su cabello no estuviera demasiado alborotado. "Creo que acabo de descubrir otra ventaja de salir con un hombre", dijo John.

"¿Cuál? Y si vuelves a decir otra vez lo genial que es que podamos compartir calcetines, te pateare.

"No" dijo John, riendo. "Puedo besarte en el asiento trasero de la limusina sin tener que preocuparme de arruinar tu maquillaje, o quitarlo de mi traje."

Sherlock sonrió. "Sí, creo que es una gran ventaja gay. Ahora podremos olvidarnos de las embarazosas marcas de maquillaje luego de besuquearnos. "

La limusina llegó hasta el hotel. Fotógrafos y aficionados estaban alineados a ambos lados de la entrada, pero comparados con la multitud en la alfombra roja, parecían tranquilos y restringidos. Se chequearon el uno al otro rápidamente para asegurarse de que no se veían como si acabaran de tener la lengua del otro en la garganta, y luego salieron. Esta vez, no vacilaron. John tomó la mano de Sherlock justo cuando salía y entraron juntos al hotel, saludando y sonriendo.

La fiesta estaba muy avanzada cuando entraron. Fueron recibidos con una ronda de aplausos al entrar, saludaron a todos con sus manos levantadas, y luego todos regresaron a la fiesta. "¿Bebidas?" preguntó Sherlock.

"Dios, sí. "

"Ya vuelvo" apretó la mano de John y desapareció entre la gente.

"¡John!" dijo una voz familiar, su dueño emergiendo de un grupo cerca del bar.

John sonrió. "¡Paul, Jenny! No sabía que estarían aquí" dijo él, abrazándolos a cada uno.

"No me lo hubiera perdido. La película salió muy bien, ¿no?

"Gracias, muchas gracias. "

"Estuviste increíble", dijo Jenny. Ella parecía decirlo realmente en serio.

John se ruborizo. Todavía se sentía como un colegial cohibido a su alrededor. "Fue un papel muy duro, pero del tipo bueno, ¿sabes?"

"Y tú ganaste algo más que una referencia en tu currículum" dijo Paul, guiñando un ojo."

John se rió. "Mucho. Parece que también conseguí a un gran actor, alto y malhumorado por el camino. No sé qué hacer con él, simplemente me siguió a casa. "

"Hablando del diablo" dijo Paul, cuando Sherlock reapareció junto con una copa de vino tinto y un ginebra con gin tonic.

"Sherlock, no creo que conozcas a Paul y Jenny," dijo John, tomando su ginebra con gin tonic.

"De hecho no", dijo Sherlock, estrechando la mano de Paul y luego la de Jenny.

"Gusto en conocerte" dijo Paul. "Asombrosa actuación en la película."

"Gracias. Mi co-estrella fue deslumbrante, pero logre resaltar un poco." Se rieron, y John comenzó a relajarse. Se alegró de tener la oportunidad de charlar con Paul y Jenny, especialmente para que conocieran a Sherlock. Eran amigos en los que confiaba y su presencia era muy bienvenida en ese lugar, donde incluso las felicitaciones de la gente tenía que ser examinadas para buscar motivos ocultos. Después de un rato, Sherlock se excusó para hablar con un amigo de RADA. Jenny lo observó irse y luego se volvió hacia John. "Parece encantador, John."

"Oh, no se dejen engañar. Está comportándose lo mejor que puede esta noche. "

"Uno oye tantas cosas sobre él. No parece un hombre que tan... difícil."

"Puede llegar a serlo. Especialmente con el trabajo. Pero puedo manejarlo."

"Te ves muy feliz", dijo Jenny.

John suspiró. "Lo soy. Dios, suena cursi, como algo de mis películas, pero nunca supe que podría llegar a ser tan feliz."

"Bueno, amigo, tenemos que marcharnos" dijo Paul. "Dile adiós de mi parte a tu mejor mitad."

"Lo haré," dijo John, besando a Jenny y abrazando a Paul. "Pero… ¿Paul? "

"¿Si?"

John sonrió. "Yo soy la mejor mitad."

Ambos se rieron y se fueron. John miró alrededor, pero no encontró a Sherlock. Se dirigió al buffet con la intención de atacar la mesa de los aperitivos, pero Jim Schamus lo detuvo a medio camino. "John, me alegra poder atraparte. "

"Jim, hola. Pensé que todo iba bien esta noche."

"Va bien. Las preventas de los boletos lucen muy prometedoras ", dijo Jim. "Las críticas son estelares."

"¿Estoy perdonado por haberme enamorado de mi co-estrella y protagonizar los noticieros?"

Jim le dedicó una sonrisa irónica. "Háblame después de que salgan las nominaciones".

"¿A quién vas a apoyar?"

"¿Qué quieres decir?"

"Nominación versus apoyo. Eso podría darle una vuelta a todo esto. "

Jim hizo girar el hielo en su copa. "Bueno, esa es una pregunta interesante, John. Pero pensamos diferente. "

"¿Qué quieres decir?"

"Estaremos apoyando la nominación de ambos."

John parpadeó. "No hablas en serio."

"Estoy hablando muy en serio. "

"Pero eso dividirá la votación y ninguno de nosotros lograra ser nominado".

"De acuerdo a nuestra investigación, ambos tienen una excelente oportunidad de ser nominados".

"Entonces dividiremos la votación y ninguno de nosotros ganará".

"Pero si ambos están en la lista...".

Por fin la luz vino a él. "Ya veo. Eso les convendría más, ¿es eso? ¿John contra Sherlock? ¿La casa dividida? Oh, todo el melodrama y las portadas en revistas. "

"Sería una gran prensa."

"Muy inteligente, Jim. "

Él suspiró. "No todo es una estrategia. Realmente creo que los dos merecen la nominación. Ambos hicieron los papeles principales, y ambos los realizaron de forma brillante. Confió en que uno de los dos ganará."

"Es demasiado pronto para hacer predicciones".

"Sin embargo, no es demasiado pronto para hacer planes." Jim sonrió. "John, espero que tú y Sherlock sepan que, pase lo que pase, personalmente, estoy muy feliz por ustedes."

"Gracias. Todo el mundo está diciendo eso. Si esa felicidad se transformara en contratos estaríamos tranquilos. "

"Te contrataría de nuevo. En un instante."

"Para interpretar un personaje que no sea un hombre gay, quiero decir."

Jim rió entre dientes. "¿Qué tal un asesino en serie? "

"Oh sí. El siguiente paso lógico ", dijo John, riendo.

Sherlock se acercó a su lado, deslizando un brazo alrededor de los hombros de John. "Buenas noches, Jim" dijo.

"Sherlock. Ha sido una buena noche hasta ahora."

"Hola, cariño" dijo John, sintiéndose flotar. Besando la mejilla de Sherlock.

Sherlock arqueó una ceja. "¿Cuántos ginebras con gin tonic has tomado?

"Este sigue siendo el primero. Suficiente para estar al borde. "

"Bueno, esto podría ayudarte. Acabo de tener una charla encantadora con Spielberg. Mostro... su apoyo.

Jim suspiró. "Sí, lo hará, en público. Mucha gente lo hará. Tanto como desearía que el foco de la atención este en la película por sí misma, pero nuestra taquilla se beneficiará con toda esta atención. Pero me preocupa su futuro en el negocio."

John suspiró. "Es una fiesta. Vamos a dejar de lado las maniobras políticas y a tratar de divertirnos.

Sherlock hizo una mueca. "Supongo que somos la atracción principal, y por lo tanto esperan que... nos mezclemos con la gente. " Se estremeció un poco.

John le dio una mirada. "Y lo has hecho muy bien. "

"La banalidad de estas pequeñas charla con Hollywood está acabando rápidamente con mi idea de defender la promesa que te hice sobre comportarme."

"Sobrevivirás. " Tomó la mano de Sherlock y se despidió de Jim, luego se alejaron del bar y se dirigieron hacia el mar de personas.

Durante la siguiente hora, se mezclaron, charlaron y fueron felicitados por mucha gente a la que John apenas conocía. Estaba empezando a anhelar la compañía de alguien a quien realmente apreciara cuando vio una cara familiar acercándose a través de la multitud. "¡John!"

Se encontró con Rachel a medio camino, abrazándola con fuerza. "Ahí está usted, pilluela" dijo, sonriendo. "Me preguntaba dónde estabas metido, no te vi salir de la premiere."

"Oh, tuvimos que pasar por la oficina de mi agente" dijo ella, agitando una mano impaciente. "Siento mucho llegar tarde. Oh, John, yo..." se interrumpió, sacudiendo la cabeza un poco.

John asintió con la cabeza. "Lo sé, cariño. Lo sé. "Ella lo abrazó de nuevo. "Mi vida a estado un poco agitada desde que te vi por última vez."

Ella rió. "¡Yo diría que eso es un eufemismo! John, ¿Conoces a Daniel? ", dijo, señalando a su nuevo marido, quien esperaba pacientemente a su lado.

"No, no nos hemos conocido", dijo John, estrechando su mano, tratando de mantener una mirada digna en su rostro mientras en su mente lo único que podía pensar era oh dios oh dios es el maldito James Bond y querido dios, es jodidamente hermoso.

"Es un placer conocerte, John", dijo Daniel. "He escuchado mucho sobre ti."

"Bueno, yo no escuche mucho de ti" contestó John, lanzándole una mirada a Rachel. "¡Hubiera sido agradable al menos recibir un correo avisando que te ibas a casar!"

"Lo sé, lo sé", dijo, dando palmaditas con su mano a John. "Queríamos ser rápidos y discretos al respecto."

"Seguro que si. Espera, debes conocer a... oh, ¿dónde diablos está? " dijo John mirando a su alrededor, luego dio unos pasos y finalmente vio a Sherlock hablando con un hombre cuyo nombre John no podía recordar, un espécimen de veinticinco años que John había visto en uno de esos 'Top 30 de menos de 30' uno de esos artículos sobre actores emergentes. Sherlock estaba hablando sobre algo, pero el otro hombre... Dios, no podría haber sido más obvio si se hubiera agachado y ofrecido el culo. John se acercó y tiró de la manga de Sherlock. "Sherlock, ven a conocer a Rachel y Daniel."

"Oh, sí, por supuesto." Se apartó de su compañero de conversación sin decir una palabra. El joven estaba mirando a Sherlock alejarse sin despagar la vista de su culo; John le lanzó una mirada severa mientras conducía a Sherlock.

John llevo a Sherlock de vuelta a donde Rachel e hizo las presentaciones. Sherlock sonrió y estrechó las manos de ambos, luego hablaron más sobre la película. "Escucha, realmente admiro lo que hicieron", dijo Daniel. "Ya era hora. "

"No nos propusimos ser los pioneros", dijo John.

"Y ahora miramos alrededor y nos preguntamos si todavía tenemos carreras", agregó Sherlock.

Rachel sacudió la cabeza. "Estoy preocupada por eso. Las carreras de muchos se han hundido por menos que eso. "

"Y, sin embargo, Tom Cruise puede hacer las tonterías más grandes que puedas imaginar y aun tener su carrera", dijo Sherlock.

Daniel hizo un ruido irritado. "Bueno, es Cruise, ¿no? Y yo no apostaría por su longevidad en el negocio. Escucho a muchos decir que apesta. "

"Espero que no oigas lo mismo de nosotros", dijo John.

"Acabamos de llegar de Londres", dijo Rachel. "Muchas personas esperan que regresen a casa".

"Podría hacerlo" respondió Sherlock. "De cualquier forma pensábamos pasar algún tiempo en Sussex luego de los estrenos. Supongo que lo que hagamos después dependerá de lo que surja. "Quizá este en el teatro el próximo verano. "

"Y si se te complica, solo tendríamos que volver a hacer equipo en otra comedia romántica, John" Rachel dijo, sonriendo. "Nos lo han preguntado cientos de veces. "

"Fantástico. Seremos los nuevos Meg y Tom."

Se rieron y la conversación fluyó con facilidad. Daniel parecía un hombre agradable. Él y Rachel estaban muy juntos, y John se preguntó si él y Sherlock tendrían el mismo resplandor. Mientras estaban charlando, el brazo de Sherlock se colocó alrededor de la cintura de John, y su pulgar hizo pequeños círculos en su espalda, y John se inclinó hacia él un poco. En un momento, mientras Sherlock y Daniel hablaban con entusiasmo sobre Frankenheimer, John captó los ojos de Rachel observándolo. Ella lo miró de vuelta, y después a Sherlock, luego le dedicó una sonrisa comprensiva y conocedora. John le devolvió la sonrisa.

Eventualmente, Rachel y Daniel se despidieron entre apretones de manos y besos y promesas sobre reunirse pronto. "Es encantadora" comentó Sherlock.

"Lo es. Hubo un tiempo en el que fuimos muy cercanos. Supongo que todavía queda algo. "

"Hmm. Lo tendré en mente."

John tomó la mano de Sherlock. "Ven."

"¿Adónde? "

"Ven conmigo." John lo condujo por un pasillo desierto en el vestíbulo, buscando un lugar privado. Encontró una habitación para los abrigos sin usar y se metió dentro, tirando de Sherlock y cerrando la puerta. "Muy bien, su majestad. ¿Quién era el chico bonito? "

Sherlock frunció el ceño. "¿De quién hablas?"

"Ese muchacho idiota con el que estabas hablando antes de que te trajera para conocer a Rachel. "

"Uno de esos veinte chavales que se imaginan como el siguiente Brad Pitt. No tengo idea de quién era."

"Entonces, ¿por qué estaban hablando?

"Dijo que me había visto en Closer y quería preguntarme sobre mi actuación."

"Ese tarado probablemente nunca ha pisado Londres en toda su vida. Sherlock, estaba tratando de atraerte."

Sherlock parpadeó. "Sí, por supuesto que lo estaba. ¿Tengo que realizar algún tipo de acción preventiva? " Sherlock arqueó una ceja. "John. Por favor, dime que no son celos."

John alzó la barbilla. "¿Por qué demonios lo estaría?"

"Lo estás", dijo Sherlock, con una sonrisa extendiéndose lentamente sobre su rostro. "Estás celoso."

"¿No lo estarías también? ¿Si me encontraras hablando con un joven cabrón?

"Lo dice el hombre que hasta hace cinco minutos, estaba desnudando con la mente a Daniel Craig ante mis propios ojos."

"¡Eso es diferente! ¡Y no lo estaba haciendo!

"Oh, pero lo estabas. Por lo menos yo no mostraba ningún interés por ese joven cabrón, como tú lo llamaste. Cualquier interés sexual que tenga en mí no es asunto mío. Y no te pongas así, yo no te culpo por derretirte por el señor Craig. Después de todo, es sólo un crush de quinceañera. Pero honestamente, John. No puedes pensar en serio que tendría algún interés en un mocoso así."

John se cruzó de brazos. "No. Supongo que no."

Sherlock se acercó. "Supones que no, ¿eh?" bajó la cabeza y miró a John intensamente. "Sabes que eres el único hombre para mí, ¿no?"

John se estremeció un poco por el tono grave de su voz. Las cosas que podía hacer con ese instrumento a veces bordeaban lo indecente. "Sí, lo sé."

"Bueno. En ese caso, creo que iré por allí y encontraré a ese joven y le pediré que se siga insinuando un poco más."

Los ojos de John se abrieron de par en par. "¿Qué? ¿Por qué?"

"Porque acabo de recordar que la última vez que estuviste celoso, conseguí sexo salvaje. Así que me conviene causarte un poco de celos de vez en cuando." Deslizó un dedo bajo la solapa de John, su voz grave como la de un león al acecho. "Podría beneficiarme de las consecuencias."

John lo miró con la mandíbula apretada. "Sigue así, Holmes, y recibirás las consecuencias en este armario".

Sherlock sonrió. "Confío en que mi punto fue aclarado. Se inclinó y besó a John, fuerte y rápido. "Será mejor que volvamos."

"Espera un momento. Sherlock... bueno, estaba un poco celoso, pero esto es serio. Tienes que ser más cuidadoso. Ninguno de nosotros puede ser visto coqueteando con otras personas, o aceptando un coqueteo. Acabamos de salir del armario, no podemos dejar que se empiecen rumores sobre 'problemas en el paraíso'. Ya sabes como esos entrometidos están al acecho de cada uno de nuestros movimientos, buscando signos de discordia para escribir en sus reportajes que estamos en una crisis de pareja."

"Eso es absurdo. No estamos en ninguna crisis de pareja."

"Por supuesto que no. Pero para ellos es motivo suficiente con fotografiar a un chico que te mira con adoración."

Sherlock asintió. "De acuerdo, veo tu punto. Dios, pero es fastidioso."

"Lo sé. Su acoso bajara con el tiempo. O eso espero" añadió lo último casi en un murmullo. Sherlock abrió la puerta del cuarto y fueron por el vestíbulo hasta regresar a la fiesta."

"Estoy listo para otra bebida", dijo Sherlock. "¿Tú?"

"No por ahora, pero gracias." Sherlock desapareció entre la multitud. John se quedó un momento más bajo la sombra del pasillo, sin llamar la atención desde donde estaba.

"Todo es falso, ¿sabes? "

John se volvió, sorprendido. El joven que había estado charlando con Sherlock estaba justo a su lado. "¿Disculpa?"

"Todo esto. Las felicitaciones, el apoyo. Desaparecerá en cuanto quieras conseguir un trabajo. Todos son tan servicias, porque nadie quiere quedar como un intolerante anticuado. Pero no oyes lo que dicen a puerta cerrada."

"Oh, y supongo que estás al tanto de todas esas conversaciones secretas" dijo John.

"Mi novio es asistente de dirección; oye cosas. El hombre tomó el resto de su bebida. "Seis meses. Eso es lo que va a demorar. Es el tiempo que la gente se siente obligada a mostrar su apoyo para no parecer homofóbica. Seis meses hasta que el tiempo pase y puedan empezar a evitarte como la plaga. Podría durar un año si la película gana un Oscar, o si alguno de ustedes lo hace. Si, la gente que se dedica al arte en serio podría quedarse a tu lado, pero no puedes vivir en ese tren para siempre. No hay forma de que algún norteamericano con esteroides vea una película protagonizada por un tipo que sabe que es marica. Así que sólo habrá películas Shakesperianas que nadie ve. Un bajón en los números de los cheques a los que estás acostumbrado. Espero que su culo valga la pena."

John apretó los dientes. Irene lo mataría si golpeaba a alguien en la fiesta del estreno. "Ciertamente parecías estar apreciándolo antes."

El hombre suspiró, y siguió como si John no hubiera hablado. "Tú eres el que tiene que ser realista aquí. Él ha pasado su vida sobre una torre de marfil, la feliz tierra de las películas indie y el cine de culto donde se puede ser alternativo y nadie se preocupa. Pero tú y yo trabajamos en el mundo real. Conocemos los números.

John se volvió y lo miró. "Quédate lejos de Sherlock, ¿Lo captas? No sé quién te crees que eres, pero no le vuelvas a hablar.

El hombre sonrió, una sonrisa triste y resignada. "No te preocupes, no lo intentaría. Es lindo, no pude resistir la oportunidad de hablar con él. Los dos parecen estar bien juntos, y yo respeto eso. Es sólo que... me gustaría que la gente no tuviera que fingir tanto en este negocio." El hombre empezó a alejarse, pero se volvió. "Oh, por cierto, gracias por nada. Ahora que ustedes destaparon el pastel, mi novio quiere que salgamos también." Él negó con la cabeza, luego se volvió y se fue.

John permaneció allí un momento, aturdido. Se encogió de hombros y volvió al salón. Vio a Sherlock sentado en un sillón, hablando en una esquina con... Dios mío, ¿era Ron Howard? John se acercó y ambos lo miraron. "Oh, John, bueno" dijo Sherlock, tomando su mano y tirando de él para sentarlo a su lado. "Conoces a…"

"Sí, Ron y yo tuvimos un par de reuniones cuando lanzó Ángeles y Demonios" dijo John, estrechando la mano del director. "Qué bueno verte."

Del mismo modo, John. Estoy rompiendo un poco las reglas, queriendo hablar contigo de esto antes de tener la autorización oficial", dijo Ron, acercándose un poco más. "Pero estaba a punto de decirle a Sherlock que Brian y yo estamos trabajando en un proyecto en el que espero estés interesado."

"¿Qué clase de proyecto?" preguntó Sherlock.

"Una miniserie de HBO. De seis horas en total, tres episodios de dos horas. Estamos listos para comenzar la pre-producción y el casting; sólo estamos esperando la luz verde del área de finanzas de HBO". Vaciló. "Es algo un poco diferente a lo que solemos hacer, pero estamos muy emocionados por ello. Tu nombre está muy alto en una lista muy corta para el papel principal."

"No nos mantengas en suspenso, Ron" dijo Sherlock.

"Se trata de la vida de Nikola Tesla. Es muy interesante, la historia prácticamente se escribe sola."

John casi podía sentir a Sherlock vibrar. Tenía un gran interés por la ciencia, e interpretar una famosa figura científica era uno de sus sueños. Ser Tesla sería sólo la guinda del pastel. "¿Hay un guión?" preguntó Sherlock, con su voz admirablemente uniforme, sin dejar ver por ningún lado lo que John sabía quería hacer, que era salir gritando "¿Dónde puedo firmar?"

"El guión todavía está en proceso. Bill Broyles lo está escribiendo junto con Simon Singh, que es un periodista científico realmente fantástico."

Sherlock miró a John. "¿Cuándo quieres grabar?", preguntó.

"Nos encantaría comenzar el próximo otoño y sacarlo al aire en el verano del 2013".

"Tienes, bueno... Sherlock vaciló. "¿HBO sabe que me quieres para este papel?"

Ron sonrió. "Si estás preocupado por tu comerciabilidad, no te preocupes por eso. Ayuda que Tesla fuera célibe toda su vida, así que... bueno... "

"No hay un interés amoroso", dijo Sherlock.

"Debes correr riesgos en estos días", dijo Ron. "Quiero decir, no soy tu agente o algo así, pero creo que esta sería una buena manera de te quedes en el mercado. Esto podría ser material para el Emmy, y te daría una buena imagen."

John apretó la mano de Sherlock. Sherlock asintió, retrocediendo en su entusiasmo. "Bueno, Ron, es difícil hablar en serio sin un guión, pero estoy muy interesado."

Ron sonrió. "Bueno. Le enviaré algunas páginas a tu agente, ¿de acuerdo? Él se levantó. Sherlock y John hicieron lo mismo. "Solo quería que lo tuvieras en mente."

"Sólo por curiosidad" dijo Sherlock, "¿A quién tienes en mente para interpretar a Edison? En cualquier biografía sobre Tesla, él sería casi un villano."

"Lo sé," dijo Ron, sonriendo con alegría. "Estamos contando con eso. Seguro que daría de qué hablar a la gente. Nada es oficial, pero esperamos contar con Liev Schreiber. "

Sherlock se rió. "No me hagas querer demasiado este trabajo, Ron."

Ron sacudió la cabeza. "No creo que puedas quererlo más de lo que te queremos a ti. Piénsalo, lee el guión. Estaré en contacto con tu agente. " Luego se despidió. "Tengo que irme. Chicos, miren... esta película me sacó los calcetines. Realmente es un gran trabajo."

"Gracias" dijo John. "Sigue por ahí repartiendo proyectos de ensueño, avísame si también tienes alguno para mí".

Ron se rió. "Lo haré. Es bueno verte." Todos se dieron la mano y Ron se fue.

Sherlock se volvió lentamente hacia John, la cabeza hacia abajo, sus manos se acercaron hasta sujetar los antebrazos de John. "John" susurró.

"Lo sé."

"John."

"Lo sé."

"¿Esto acaba de suceder?"

"Paso. Estuve aquí."

Sherlock levantó el mentón y se encontró con los ojos de John. "Nikola Tesla, John. Tesla."

John se rió de su mirada fanática "No te emociones demasiado, aún no es oficial."

"Están pensando en el casting y escribiendo el guión, no irían tan lejos si no fueran serios. John, Dios mío..." Sacudió la cabeza.

Sherlock luchaba constantemente contra el aburrimiento y siempre estaba en búsqueda de un trabajo que lo emocionara; cuando ese trabajo aparecía, podía lucir un entusiasmo casi infantil. Para John, que sólo quería verlo feliz, era… Dios, John sólo quería besarlo. No veía fotógrafos cerca, pero eran los que no veía de los que tenía que preocuparse.

Se le ahorró la decisión de besarlo cuando Sally apareció de la nada. "Los dos necesitan hacer algunas cosas antes de poder irse", dijo, sin preámbulos. "Necesitan pasar un poco de tiempo con Ang, Molly y los otros miembros del elenco, los fotógrafos necesitan algunas tomas, y tengo una lista completa de personas aquí que quieren felicitarte."

John asintió "¿A qué hora saldrá nuestro vuelo mañana?"

Sally hizo una mueca. "A las ocho de la mañana. Traté de conseguir uno más tarde, pero quieren que estén en Nueva York a tiempo para una conferencia de prensa."

El buen humor de Sherlock desapareció. "Entrevistas, John. Las entrevistas acabaran conmigo, lo juro."

"Es sólo una semana," dijo John, agarrando su mano. "Una semana más y luego seremos tú y yo, Sussex y Navidad. Sin agentes, ni papeles, ni prensa, ni relaciones públicas."

"Sigue hablando. Tal vez necesite componer algún tipo de mantra para recitar para cuando estemos en nuestro centésimo aeropuerto en cuatro días."

Sally sonrió. "Voy a hacer que los Findley preparen la casa para los dos. Oh, y Sherlock, no olvides llamar a Mycroft."

"¿Cómo podría? El bastardo me escribe una vez al día."

"¿Finalmente podre conocer a tu hermano?" preguntó John. "¿Y tu mamá? "

"Posiblemente, si sufrir en agonía es tu idea de diversión vacacional."

"No pueden ser tan malos."

"Pueden, y lo son, y también están bastante bien con eso".

"Voy a imaginarte a ti y a mí delante de esa gran chimenea toda la semana que viene" dijo John.

Sherlock lo miró, una verdadera sonrisa formándose en su rostro. "Hmm. Sí, yo también podría hacer eso. Dime, ¿qué llevamos puesto mientras estamos frente al fuego?"

Sally puso los ojos en blanco. John la ignoró y apretó los dedos de Sherlock. "Creo que puede deducir eso tú solo si pones a trabajar esos poderes deductivos tuyos."

Sherlock negó con la cabeza, suspirando. "Sally, empezamos con tu lista, ¿Está bien? Mi deseo de besar a este hombre está ganando fuerza rápidamente ante mi deseo de preservar el decoro y la discreción pública, y si seguimos aquí todo eso se ira al demonio, y entonces todos mis problemas terminaran, porque Irene me matará."

.

.

.

.

To be Continued…

.

.

.

O-O-O-O-O-O-O-O

Notas Clave:

1. Just Jared es un sitio web de chismes; es un sitio web de cultura pop centrado en la temática gay.

2. Paul y Jenny son Paul Bettany y Jennifer Connelly, haciendo su reaparición desde los primeros capítulos.

3. Rachel es Rachel Weisz, co-estrella de John en Rewind, que fue la exitosa y con muy buenas críticas, comedia romántica con la que John consiguió empezar en el género. Weisz protagonizo algunos titulares a principios del verano con la noticia de que se había casado con Daniel Craig, casi en secreto.

4. El chico guapo que conversa con Sherlock no es nadie en particular.

5. Ron Howard hizo referencia a "Brian", quien es Brian Grazer, su socio productor. Howard y Grazer son cofundadores de Imagine Entertainment.

6. Sherlock y Daniel se unen por su amor por el director John Frankenheimer, quien dirigió The Manchurian Candidate y Seven Days en mayo y que es conocido por sus thrillers psicológicos y políticos.

7. Bill Broyles es un guionista conocido por sus guiones históricos/militares; escribió Apollo 13, Cast Away, y Salvar al soldado Ryan. Simon Singh es un escritor científico cuyos libros, entre ellos el Enigma de Fermat y The Big Bang, recomiendo a los lectores con interés en la ciencia.

8. La conversación de John con Jim sobre las nominaciones al Oscar refleja la verdadera sabiduría convencional; en realidad es poco probable que tanto John como Sherlock sean considerados para mejor actor principal. Son los cineastas quienes deciden quién va a ser presentado y en qué categoría, no los actores, por lo que esta decisión no depende de John y Sherlock. Esto ocurrió en Brokeback Mountain, lo que llevó a la extraña situación de Jake Gyllenhaal siendo nominado como actor de reparto ¡A pesar de tener más líneas de diálogo en toda la película! Pero bueno, este es un fanfic, así que dejen a un lado su incredulidad.

.

o-o-o-o-o-o-o-o

.

Notas de la traductora:

(1) y (2) Son comentarios de foros, así que no están perfectamente redactados a propósito.

Lo curioso es que he terminado de traducir esto porque me he cortado el dedo y al parecer manchar tus papeles con sangre me inhabilita para trabajar, malditas heridas escandalosas. Pero parece que para el vicio no hay problema, mañana esto dolerá más y me arrepentiré pero en fin. ¿Alguien quiere llegar a la parte en que vuelven a Sussex?

Debo admitir que estoy un poco volada con esta traducción, y es que estoy escribiendo un fic propio que no me puedo sacar de la cabeza, y es más fácil escribir una historia nueva que traducir desde el celular, quién sabe si lo llegare a publicar, pero a veces uno tiene la necesidad de escribir lo que se te pase por la mente.

Por otro lado, estaré por España el mes que viene, ¿Recomendaciones de sitios dónde almorzar :D? Información turística hay mucha, pero siempre desconfió de las recomendaciones de restaurantes, sólo se muestran los más caros y la vida me ha enseñado que muchos no tienen nada de especial. Apreciaría mucho su ayuda, ¡Sé que están ahí lectores! Los veo en las estadísticas o.ó

También estoy buscando recomendaciones de fics de Yuri on Ice (Victuuri u Otayuri) y Shingeky no Kyojin (Riren sobre todo) ¡Necesito leer más!

Un saludo a todos los que siguen esta traducción a pesar de las demoras, no se olviden, ¡Denle click al botoncito y dejen sus comentarios! ¡Besos!