Capítulo 1: Llegan los androides.

Día 12 de Mayo. Hoy era el día en que llegarían los androides, el día para el cual los guerreros Z se habían estado preparando durante 3 años. Bulma se encontraba en la cocina dando el biberón a Trunks cuando llegó Vegeta dispuesto a desayunar.

-Te has levantado muy temprano.- Dijo el guerrero.

-Voy a ir contigo a ver a los androides.-Respondió la científica.

Las pupilas de Vegeta se contrajeron y miró a su mujer con cara de sorpresa.-¡Estas loca!¡Eso no es el circo! Te quedarás aquí con Trunks.

-Vi a Freezer y no me paso nada. Iremos Trunks y yo, veremos a los androides y nos marcharemos.-

El príncipe se estaba desquiciando, no necesitaba tener a su mujer y a su hijo allí, eso iba a desconcentrarle, no podía luchar como debía si estaban ellos allí. Lo que le pasase a Goku o a cualquiera de sus amigos le daba exactamente igual, pero lo que le pasase a Bulma y Trunks no.

-Te he dicho que no irás. Lo único que conseguirás es que nos maten a todos.-

-Vegeta voy a ir, como he hecho siempre. Además llevo sin ver a Goku y los demás mucho tiempo. Quiero verlos y que vean a Trunks antes de la batalla.- Bulma quería que pasase lo que pasase sus amigos conociesen a su hijo.

-Bulma, eso no es una reunión de sociedad. Va a morir gente. Si tus amiguitos quieren conocer a Trunks enviales una foto.- El príncipe estaba claramente de malhumor. Su hijo no era un fenómeno de feria para ir a enseñarlo. Y sabía que esas sabandijas lo juzgarían a él, a Bulma y a su hijo. Además era un momento peligroso, Vegeta no quería perder lo único bueno que había tenido en su vida.

-Voy a ir, y no voy a discutir más.-

La ira cegó a Vegeta.-Está bien, quieres ir y poneros en peligro, adelante. Ahora bien, no esperes que yo te rescate. Si estás en peligro por tu propia voluntad no pienso mover ni un dedo. Ni siquiera tendré presente que estáis allí,sólo me concentraré en luchar.-

Y dicho esto el guerrero del espacio salió volando por la ventana y se marchó.

Bulma suspiró y acabó de dar el biberón a Trunks. Tendría que marcharse ella sola, no creía que Vegeta fuese a volver para ir con ella. Por una parte le agradó que Vegeta no quisiese que ella y Trunks fueran, ella sabía que se preocupaba por ellos. Pero ellos dos iban a estar a salvo. No sólo estaba Vegeta, sino todos los guerreros Z. Ella había estado presente otras veces y no le había pasado nada, no quería quedarse en casa sin saber que sucedía. Ella no era así.

Bulma miró el reloj. Se acercaba la hora, era momento de partir. Cuando llegó a la isla se encontró con Ten Shin Shan y con Yamcha. No había visto a Yamcha desde el nacimiento de Trunks. Había estado muy ocupada con un bebé en casa, y bueno, el lobo del desierto se había excusado en que tenía que entrenar y no le había devuelto las llamadas.-¡Yamcha!¡Ten!.-

Cuando Ten vio lo que llevaba Bulma entre sus brazos se sorprendió, y miró a su amigo, que suspiró, aquel día no sólo iba a tener que luchar contra los androides, sino con todas las miradas de sorpresa y preguntas que ese niño suscitaba. Aquel niño que no era suyo, sino de Vegeta.

-¿Bulma que haces aqui?¿Y con un bebé?.- Dijo Ten.

-He venido a ver a los androides porsupuesto,no podía quedarme en casa mientras mis amigos y el padre de mi hijo luchan.-

Ten no se atrevía a preguntar quien era el padre del niño, pero Yamcha se adelantó.-Veo que le habéis cortado la cola de mono.-

-Si,aunque no haya luna, puede darle problemas en un futuro, y Vegeta dijo que conseguiría aumentar sus poderes y convertirse en un superguerrero en un futuro si no tenía la cola, no la necesitaba.-

-¡Vegeta es el padre de ese niño!.- Dijo Ten cayendose al suelo.

-Asi es.- Dijo el lobo del desierto con una expresión de dolor en su rostro. Miró de reojo al bebé. Había crecido bastante desde que lo vio en el hospital, y sus grandes ojos, a pesar de tener la forma y característica mirada de Vegeta, tenían el azul de Bulma.-Chupate esa maldito mono.- Pensó Yamcha.-Ese niño exteriormente parece un humano normal y corriente.-

Tras 15 minutos de hablar de banalidades, aparecieron Krilin, Songoanda,Picolo y Goku.

-¿Bulma?.- Dijo Goku al ver a su amiga allí. Todos se sorprendieron mucho, y no sólo por ver a su amiga sino por lo que tenía entre sus brazos.

-¿Asi que por fin te has casado con Yamcha?.- Dijo inocentemente Songoanda.

-No, ese niño no es mi hijo.- Respondió el guerrero.-Bulma y yo rompimos nuestra relación hace tiempo. ¿Quereis saber quien es el padre?.-

-¡El padre de este niño es Vegeta!¿No es cierto Trunks?- Dijo Goku para sorpresa de todos, pero sobre todo para sorpresa de Bulma.

-¿Cómo has sabido quién es su padre?Yo no había dicho nada a nadie. Lo he traido porque quería daros una sorpresa.-

Goku se dio cuenta de que había metido la pata.-No se como explicarlo, tuve la sensación de que era él ,además se parece un poco a Vegeta.- Dijo el sayan nervioso.

-Pero además le llamaste por su nombre.-Replicó la peliazul sorprendida.

-Lo hice... no me habia dado cuenta, ¡Puede que tenga poderes sobrenaturales!.- Dijo Goku dándose cuenta de que estaba quedándo como un imbécil para salir del paso.

-¿Donde esta Vegeta?No lo veo por ningun lado, ¿esque no va a venir?.- Preguntó Picolo para cambiar de tema, ante la metedura de pata monumental de Goku.

-A mi no me preguntes, no lo sé, no quiso venir conmigo. De todas formas creo que vendrá pronto porque ha estado entrenando duramente para cuando llegase este momento tan importante.-Dijo la científica. Sabía que ella había cabreado a Vegeta, pero dudaba mucho que no fuese a acudir. No querría perderse esa batalla por nada del mundo, y además seguro que estaba deseando enseñar a todos, y a Goku principalmente, su nuevo estado de superguerrero. Era demasiado orgulloso como para no acudir.

-Claro que sí, estoy seguro de que vendrá.- Dijo Goku.

Tras unos minutos de conversación, apareció Yajirobe con unas habichuelas mágicas, y cuando se marchó en su nave, se oyó una fuerte explosión, los androides habían llegado.

Aqui os dejo el primer capítulo de mi nuevo fic, donde pretendo ahondar en la relación de Bulma y Vegeta en esta etapa. Obviamente tendré que utilizar muchos capítulos de la serie, pero no pretendo que esto sea una narración de lo que todos vimos en la serie, por lo que algunas partes las pasaré muy rápido para llegar donde me interesa, y otras ahondaré más en el sentir de los personajes.

Si recordais el último capítulo de mi anterior fic, Bulma y Vegeta acuerdan que se unirán cuando haya pasado todo el caos de los androides. Me encanta la idea del mordisco en el cuello para unirse, y me encanta que Vegeta que es muy cabezón y muy racional, se sienta traicionado por si mismo cuando esta cerca de la peliazul.

Bueno espero que este nuevo fic os guste tanto o más que el anterior. Actualizaré pronto!