Disclaimer: Fairy Tail, todos sus personajes y lo referente al mundo mágico es propiedad intelectual de Hiro "Troll-sama" Mashima. Con inspiraciones de Test Drive Unlimited 2 y la saga Need for Speed, todos los créditos a sus respectivos dueños. Los Vehículos y Motocicletas aquí nombrados pertenecen a sus respectivas marcas. Sólo la historia es de inspiración propia.

Advertencias: Universo Alterno. Algo de OOC en los personajes –nadie es perfecto en este tema y menos nosotros jejee-. Serie de Drabbles-viñetas-Oneshots, algunos con relación, otros sin ella. Cuando haya relación entre un Drabble y una Viñeta, viceversa, una Viñeta y otra Viñeta, Drabble y Drabble, serán advertidos de la misma.

Atención: Forma parte de la actividad "Cien formas de decir "Te Amo", del Foro Cannon Island. ¡Por un mundo con más Wentsu!

Frase de hoy: Detente. Déjame conducir un rato…


Para Toda la Vida

Yo conduciré


Había asistido a su primer juego de temporada esa tarde. Estaba emocionada porque desde que me contó sobre su juego, quería verlo en la cancha, apoyarlo, hacerle saber que contaba con todo mi apoyo para que su esfuerzo no sea en vano.

Llegué temprano a la cancha del Instituto, tal como me lo pidió el día anterior. Vestía con mi ropa de invierno; pantalón azul, botas grises, una blusa blanca y una chaqueta de invierno beige. Remataba el atuendo una bufanda blanca de escamas, parecida a la que él usa siempre. Mi cabello en dos colas pequeñas y el resto en caída libre. Afuera el frío era insoportable, estaba muy fuerte y te helaba los huesos.

Adentro el ambiente era distinto. Al ser un estadio techado –por estar dentro del Gimnasio de la preparatoria- había climatizadores y el ambiente interno estaba más cálido que afuera. Busqué con la mirada a las chicas y allí estaban; Mira-san, Juvia-san, Erza-san, Lucy-san y Levy-san ya habían apartado los puestos en frente a la banca del equipo del colegio para estar siempre cerca de la acción. Los chicos estaban en reunión con Escorpio-sensei, el profe de Deportes y entrenador del equipo de baloncesto.

Saludé a las chicas y me senté con ellas. Estaban emocionadas. Todo el grupo, incluida yo, esperábamos el inicio de los juegos inter-escuelas. Sobre todo yo, que quería volver a verlo jugar. Desde que se lesionó y se perdió la temporada pasada, estaba deprimido y distante. Así que supuse que sólo volviendo a hacer lo que le gusta, volvería a ver su sonrisa. Aquella de la que estaba perdidamente enamorada.


El juego comenzó, los chicos se veían muy emocionados y con mucha energía. Gray-san jugaba espectacular. Loke-san lograba hacer muchos buenos pases, y Gajeel-san lograba hacer buenos tiros. Pero Natsu-kun… Él estaba fallando.

Empecé a preocuparme cuando se veía más lento que los otros. Le costaba seguirles el ritmo, y en veces cojeaba de la pierna. Me llevé las manos al rostro, temía que su esguince de tobillo, estuviera volviendo. Y todo empeoró cuando Escorpio-sensei se dio cuenta y, a pesar de los intentos de súplica de Natsu-kun, lo envió a la banca y reemplazó por Elfman-san.

Me sentí triste por él, él quería jugar, estuvo esperando todo este tiempo para hacerlo, y verlo así de decepcionado, me rompía el corazón. Debía pensar en algo para contentarlo.


El juego terminó tal como empezó. Gracias a Gray-san y Gajeel-san, Fairy Tail ganó su primer juego de la temporada contra los Blue Pegasus de la Preparatoria de Rosewood en un perfecto 85 – 63 puntos. Todos empezaron a retirarse del estadio y me quedé esperando a que Natsu-kun saliera de los vestidores. Casi cuando todo el mundo se fue, él apareció, triste. Venía con su ropa de invierno, pantalones largos de color negro, tenis blancos, camisa roja y chaqueta de cuero negra. Su bufanda blanca cubriendo su cuello como siempre. Venía con las manos en los bolsillos y su mochila en el hombro. Coloqué mi mejor sonrisa y esperé a que se acercase, cosa que no tardó en hacer.

—Estuviste muy bien en el juego, Natsu-kun… —le dije, tratando de animarlo.

—Sólo fue el primer cuarto, Wendy… No jugué más… Sabía que no debía haber venido… —contestó él, con voz queda.

—Ya ya, sé que podrás hacerlo mejor en el siguiente juego… ¿Nos vamos? —indagué sonriente, tratando de hacerle sentir mejor.

Él asintió no muy convencido y me tomó de la mano, mientras dentro de mí, revoloteaban mariposas ante su contacto. Caminamos hasta el ya vacío estacionamiento del Gimnasio, donde su Porsche 911 GT3 RS 4.0 –nombre muy largo de recordar, aunque no niego que su gusto por los autos me ha encantado también- de color negro, nos esperaba. Subimos al mismo y él encendió el auto, marchándonos de allí.


En el camino, empezó a hablar de lo que le dijo Escorpio-sensei. Le comentó que debería cuidar más su pierna, desde el esguince de tobillo que sufrió el año anterior en el juego contra Crime Sorciere, ahora debía jugar con más cuidado. Y que tal vez debía dejar de jugar este año y recuperarse. Lejos de comentar, empezaba a sentirme nerviosa, porque de un momento a otro la velocidad del Porsche subía vertiginosamente, y Natsu-kun no parecía consciente de ello. Se notaba furioso, parecía que estallaría de ira en cualquier momento y cuando estallo…

—¡Natsu, cuidado!

Me sostuve como pude de la puerta y el tablero. El Porsche por centímetros, casi se lleva por delante a un señor en el paso peatonal. Natsu-kun se había saltado el semáforo. Por suerte, no hubo nada que lamentar.

—Wendy, lo siento yo… Me deje llevar por la ira… —mencionó, arrepentido de lo que hizo. Yo estaba bastante asustada, las manos me temblaban.

—Detente… —dije serena tanto como podía. Él siguió disculpándose pensando que quería bajar del auto y no ir con él al Starbucks— Detente… Déjame conducir un rato… —le dije mirándole a los ojos.

Él suspiró como si se aliviara de un susto y detuvo el Porsche en la siguiente cuadra. Intercambiamos puestos y luego yo tomé el mando del hermoso 911.

—Lo siento, Wendy… No quise asustarte, es sólo que me da rabia que no quieran que juegue… —me dijo con voz tierna, parecía un niño regañado.

—Sólo te cuidan, cielo… No quieren que vuelvas a pasar por lo mismo que pasaste el año anterior… Yo tampoco quiero que nada malo te pase… —confesé levemente sonrojada.

—Awww, por eso te amo Wendy… Eres tan dulce… —exclamó y sin que me diera cuenta, se acercó y me besó en la mejilla, cosa que me hizo balbucear fuertemente roja de vergüenza— Cuidado, cuidado… —dijo al ver que medio perdí la concentración— ¿Quieres que conduzca?

—N-no es necesario… Y-yo puedo ha-hacerlo… —dije roja como tomate mientras mis orejas echaban humo. Él estalló en risas— N-no te b-burles…

Pero él seguía riendo, y al final, yo me uní a sus contagiosas risas. Adoraba verlo reír, esa era una de las cosas por las que estaba perdidamente enamorada de él.

Fin


Espero hayan disfrutado de la lectura que con mucho gusto y dedicación he traído para ustedes para la actividad "Cien Formas de decir "Te Amo" del Foro hermano de Fairy Tail, "Cannon Island" al cual les invito se puedan pasar. Así como también os invito a pasarse por el foro "Grandes Juegos Mágicos", del cual soy Moderador, y os invito a que se pasen por el mismo si son megafanáticos de Fairy Tail. Si quieren compartir con gente amena y divertida sobre nuestra serie favorita, jugar divertidos juegos, participar en nuestro juego de Rol y en los retos como este, sólo deben pasarse por allí y encantados los recibiremos…

Este escrito es el primero de 100 frases que se suministraron para la actividad, a la cual yo me anoté con las 100. Es que soy arrécimo de la pareja y pues, poco a poco haré las 100 para ellos dos. ¡Por un Mundo con más Wentsu!

Por favor, sean pacientes con este proyecto y con el Proyecto "Blacklisted". Es lo único que estoy haciendo horita y lo que le estoy dedicando mi poco tiempo como tal. La situación en mi país cada vez es más dolorosa y puede que empeore de un momento a otro, por lo tanto les pido comprensión si tardo demasiado en traerles las frases. Por favor pido paciencia.

Si el Fic te gustó, dale pulgar arriba -fav- y compártelo con tus amigos, deja un preciado review que eso me ayuda a crecer como escritor y saber cual fue tu reacción al leer esta historia. Suscríbete a mi perfil para recibir más fics así, pásate por el Foro "Grandes Juegos Mágicos" y comparte conmigo y con nuestros compañeros foreros. Te ha hablado Nikko y te deseo, Buenas Noches… XD

Nos vemos pronto en el siguiente capítulo…

De Pie, Reverencia, ¡Aye Sir!