Naruto pertenece a Masashi Kishimoto.

Fairy Tail pertenece a Hiro Mashima.

Shingeki no Kyojin pertenece a Hajime Isayama.

::::

00

::::

Hagoromo y Hamura, habían crecido en So no Kuni. Habían visto como su madre se convertía en la líder del país y como gobernaba con sabiduría.

Sin embargo, cuando tenían 27 años y solo a dicha edad, su Chakra se liberó y pudieron ver tras el Genjutsu que su madre había influenciado a So no Kuni: Ella tenía a todos en un sueño eterno.

Pero no por mucho: Tomaron las armas de su padre Tenji y comenzaron a entrenar en secreto, con tal de desentrañar los secretos del Chakra. Aprendieron a escalar árboles, aprendieron por su cuenta a caminar sobre el agua y aprendieron a emplear las armas de su padre, con el objetivo de romper el Genjutsu de su madre.

Nadie supo cómo ocurrió, ni siquiera los hermanos Ōtsutsuki, pero pronto se encontraron en otro lugar y ahora su madre tenía un ojo en su frente parecido a los ojos de Hagoromo, pero este era rojo y tenía 9 magatamas.

— ¿Ustedes se han atrevido a atacarme? —pregunto Kaguya.

—Asi es —dijo Hamura— ¡Suiton: Taihōdan no Jutsu! (E. Agua: Jutsu Cañón de Agua) —El joven usuario del Byakugan, libero un torrente de agua, contra Kaguya.

¡Katon: Karyūdan no Jutsu! (E. Fuego: Jutsu Dragón de Fuego) —exclamo Hagoromo, lanzando un dragón de fuego.

¡Yomotsu Hirasaka! —exclamo Kaguya, abriendo un portal negro, por el cual entro el Jutsu de Hagoromo y este mismo portal se abrió ante los ojos de Hamura, golpeándolo.

¡Shiki Fūin!—exclamo Hagoromo, cuando vio a su madre cansada. Shinigami apareció y tras un pacto con Hagoromo, Shinigami acepto encerrar; no a Kaguya, sino a Jubi dentro de él. Del cuerpo de Kaguya surgió una loba y esta loba era Jubi, la cual entro en Hagoromo; mientras que Kaguya se transformó en pocos segundos en una horrorosa estatua de 9 ojos.

—Acabemos con esto, Niisan —dijo Hamura, Hagoromo sonrió.

¡Chibaku Tensei! (Cuerpo Celestial Estallando Sobre la Tierra) —exclamaron ambos hermanos, golpeando a Kaguya. Una esfera de gravedad hizo acto de aparición, acabando por el encierro de Kaguya y de la estatua.

Tras el encierro de Kaguya, en ese mismo lugar donde ella había estado de pie, quedo una especie de sombra de la sombra, surgió una loba negra la cual rugió, antes de deshacerse en la explosión de un millar de plumas negras y en ese lugar, apareció una mujer de cabello negro, sus ojos eran el Sharin'negan, su piel era blanca y vestía con un Kimono negro.

Esta mujer se llamaba Mayu y seria la esposa de Hagoromo, además de ser la madre de Indra y Ashura.

Pero, no todo era felicidad: el día en el que Hagoromo se encontraba en su lecho de muerte, su Chakra se descontrolo y el Chakra de Jubi dentro de él, comenzó a aumentar a un ritmo que a más de uno le hizo temer por el cómo lidiarían nuevamente con esa criatura.

Pero Hagoromo, empleo su Chakra y el Chakra de Jubi, para crear 9 mujeres, las cuales podían tomar formas animales: Ichibi, Nibi, Sanbi, Yonbi, Gobi, Rokubi, Nanabi, Hachibi, Kyūbi

Sin embargo: mientras que los días eran felices para la pareja, algo horroroso ocurrió. Tuvo lugar EN EL MISMO LUGAR DE LA ULTIMA BATALLA ENTRE HAGOROMO, HAMURA Y KAGUYA. En ese lugar, un Fūin brillo solo un segundo y al segundo siguiente, se pudieron vislumbrar un grupo de seres gigantescos y otros más del tamaño de un humano promedio: los titanes.

::::

01

::::

Hace ya 7 años, Konoha fue atacada por Kyūbi no Yōko. Lo que pocos sabían, era que ese ataque, tenía como objetivo fracasar.

Asi es: fracasar. Aquel que estaba tras el control y la (aparente) aniquilación de Konoha, siempre estuvo de parte de Konoha y de la paz mundial y con tal de conseguir que dicha paz se alcanzara; tenía que lograr que Konoha viera cuan débil era.

Tenía que demostrarles a los consejeros del Hokage, que ellos no eran el centro del mundo y demostró su punto de vista, tan rápido que todos acabaron por perder la cabeza: Empleó un Jutsu desconocido contra Hi no Kuni, que acabo por borrarlo del mapa.

A 7 años de dichos acontecimientos, Konoha era la única aldea sin un país y aun asi, había avanzado volviéndose independiente: campos de cultivo; ganado; TLC (Tratados de Libre Comercio) con distintas aldeas, con las cuales en el pasado Konoha ni abría soñado con hacer algún pacto.

Pero claro, no todo puede ser color de rosa: la noche en la que aquel hombre fracaso en su deseo de destruir Konoha, utilizo a Kyūbi no Yoko como un arma y destruyo un 90% de Konoha. Finalmente y tras una intensa batalla, ese hombre fue derrotado y Kyūbi fue sellada por Shinigami, dentro de un niño: Uzumaki (Ōtsutsuki) Namikaze Naruto. El primogénito de Minato y Kushina.

Naruto había adsorbido los genes Uchiha-Uzumaki de Kushina y los genes Senju de Minato. Privando a sus hermanos de dichas habilidades; sin embargo, todo esto lo desconocían sus padres.

Kushina no sabía quién era su padre y Minato desconocía completamente sus orígenes.

Además: a pesar de que sus hermanos (Kaito y Saori), se habían visto privados de las habilidades de estos clanes, ellos habían crecido rodeados de todas las atenciones posibles y existentes, a causa de una profecía que llego a sus padres por parte del Gama Sen'nin: Jiraiya.

Pero: al saberse de esta profecía, Minato y Kushina se centraron en Kaito y Saori, olvidándose de su primogénito: Naruto.

El día en que nacieron Naruto y sus hermanos, Shinigami intervino; ella pudo ver perfectamente el futuro de soledad que le esperaba a Naruto, y con un simple chasquido de dedos (y algo de Inton), realizo un Genjutsu que le hizo creer a Minato que la parte Yin de Kyūbi fue para Kaito y la Yang para Saori. Shinigami encerró a Kyūbi dentro de Naruto, luego tomo entre sus brazos al bebe y se rodeó de un aura gris liberando los genes Uchiha, Senju y Uzumaki de Naruto dándole al recién nacido un Dojutsu, además: dándole algo de su propia invención: el Seiton (E. Vida).

Presente

En estos momentos, podemos ver a un niño de 7 años en la sala de su casa, con un libro en una mesa, el cual es tocado levemente con las yemas de los dedos. Este niño es Ōtsutsuki Naruto: De cabello rubio platino, ojos de iris azul y pupila blanca, llevaba una camiseta negra y un pantalón blanco.

El verdadero chico de la profecía, el usuario de un Dojutsu divino y, solo al usar dicho Dojutsu, Naruto veía, pues era ciego de nacimiento.

Para cualquier otro niño en su posición saber que PODIA ver, sería la más grandiosa fantasía de su vida y sin dudarlo, usaría ese Dojutsu; pero Naruto era un excelente rastreador, además del uso de su eco localización, asi que él solo lo usaba cuando en verdad lo necesitaba.

Mientras tanto, en el primer piso de la casa

— ¡Este fue un gran entrenamiento, niños! —dijo Minato feliz.

— ¡Aja, si! —Dijo Saori algo molesta —Si nos disculpan… —Pero Kaito la detuvo y le dijo algo que solo ella entendería mediante señas, Saori suspiro y le obedeció, dando media vuelta y subiendo por las escaleras de la casa.

Kaito asintió —gracias por el entrenamiento —dijo de forma ruda, mientras que llenaba 3 platos de ramen y seguía a su hermana.

—Minato-Kun —dijo Kushina con la voz ahogada y lágrimas amenazando con salir de sus ojos; El Yondaime, se giró y abrazo a su esposa— ¿Desde hace cuánto, los niños nos odian?

—No lo sé —contesto el Hokage, abrazando a su esposa quien lloraba —tengo que hablar seriamente con Kaito y Saori —se dijo molesto —Ellos son los niños de la profecía, no tendrían por qué comportarse de forma tan grosera con nosotros.

Mientras tanto, en el segundo piso: En la habitación de Naruto

—Gracias por el Ramen, chicos —dijo Naruto, mientras que comía calmadamente.

— ¿Podrías decirnos que lees, Aniki? —pidió Saori con una sonrisa. Naruto asintió.

—Kaito-Otōto —dijo Naruto —Por favor: ve a mi librero y busca en la estantería amarilla, un libro cuya portada dice "Historia de La Ciudad sin Sonido" —Kaito asintió y se levantó.

—Esto… Naruto-Aniki, en ningún lugar veo el color amarillo… —dijo Kaito confundido.

—Deberías de aprender Braille —dijo Naruto sonriente.

—Sería buena idea —dijo Saori, quien abrazo a Naruto, provocando que él se sobresaltara —No te asustes, Aniki.

—No te escuche, ni sentí tu Chakra y me asuste —dijo Naruto.

Bueno, tus hermanos te aman Naruto-Kun —dijo la Kitsune en su interior.

—Perdona —dijo Saori, riéndose.

—Aquí está el libro —dijo Kaito, quien parpadeo un par de veces— ¿Por qué este libro tiene letras, en lugar de estar en el lenguaje Braille? —pregunto el rubio.

—El lenguaje Braille se compone de pequeños agujeros o "hendiduras" en el papel —explico Naruto —los agujeros, están hechos sobre un papel que no es tan delgado como el papel usual, sino que es más grueso por algunos centímetros. Tiene letras para que sea leído a un ciego —Sus hermanos murmuraron un « ¡oh!».

—Hola niños…—dijo Kushina —No sabíamos que estaban con Naruto.

—Como de costumbre —dijo Kaito enfadado, quien se puso de pie y le susurro algo a su madre, ambos salieron de la habitación y bajaron las escaleras, hasta el primer piso, donde se encontraron con Minato.

— ¿Dónde está Saori-Chan? —pregunto Minato, pero la mirada de su segundo hijo, lo silencio.

—No es importante, para esta conversación —dijo Kaito, mientras que sus padres se sentían un poco intimidados y asustados por el enfadado del joven —Lo que es importante en esta conversación y lo que tendría que ser importante para ESTA "Familia," es Naruto. Él tendría que ser el más importante. Él tendría que ser el primer pensamiento que ustedes tienen en el día y el último al acostarse a dormir —Minato y Kushina, en ese momento recordaron que tenían un primogénito, recordaron que era ciego y aun asi. Aun asi, Naruto siempre había parecido ser tan independiente, que no les pareció que ellos le hicieran falta.

— (…) otro escalón… aún faltan otros… —era la voz de Saori

—Otros 7 escalones —dijo Naruto —Contar los escalones o los pasos en la casa, asi como palpar las paredes y sentir el frio de las baldosas, se volvió importante para mi supervivencia.

—Además de tu habilidad sensorial y la eco-localización —dijo Saori, quien volvió su mirada a su hermano y a sus padres —Solo venimos por una manzana. Aniki me está leyendo sobre una ciudad que fue maldecida en el reino de Fiore, es muy interesante.

—Ya voy —dijo Kaito —Bien, con su permiso, pero tenemos que atender a NUESTRO Aniki.

Kushina y Minato se quedaron pálidos, ante semejante realidad. Habían dejado que una estúpida profecía dada por una rana que tendría que estar muerta, les alejara de lo verdaderamente importante: Sus hijos.

¿Hijos?

¿Alguna vez habían visto a Naruto, como algo más que no fuera una molestia?

¿Alguna vez habían visto a Kaito y Saori, como algo más que no fuera "los niños de la profecía"?

Se dijeron que cambiarían.

Se dijeron que cambiarían por el bien de su familia; por el bien de Naruto, quien los necesitaba; por el bien del Shinobi… no. No más.

Solo vivirían por y para sus hijos.