Muggle Summer

[Por dzz008 y Farina Celogore]

Disclaimer: Harry Potter y todos los personajes le pertenecen a J.K Rowling.

---------------------------------------------------------------------------------------

Tercer Capitulo:El enjambre y la tele

Despertaron con los gritos de tía Petunia, los brincos de Dudley que movían el piso y los gruñidos que Tío Vernon hacia mientras se acomodaba la corbata. Después de ser llamados para desayunar, pelearon por el baño por más de 5 minutos hasta que Dudley llego y Harry entro corriendo al baño, dejando a un Malfoy asustado y acorralado en el pasillo.

"No... Por favor... no... no te me acerques..." susurró Draco con mirada suplicante a Dudley e inmediatamente salio despavorido al cuarto de Harry en donde se encerró hasta que oyó que este tocaba la puerta sin dejar de reír.

Bajaron tranquilamente y mientras desayunaban, tío Vernon saco una gran carta de su bolsillo.

Estimados Sr. y Sra. Dursley:
-decía la carta en manos de Harry-
Esperó que todo este saliendo de la mejor manera posible y su huésped Draco Malfoy se este comportando apropiadamente.
Por último desearía que pudieran hacerme un favor, los jóvenes necesitan conocer la ciudad como parte de su castigo y por ello espero que los dejen salir, no se necesitara que los transporten ya que parte del trabajo es aprender el uso de los medios de transporte.
Por el dinero no se preocupen ambos tienen suficiente.
Gracias por su comprensión,

Albus Dumbledore
Director del Colegio Hogwarts de Magia y Hechicería

Bien- pensó Harry- por lo menos algo comenzaba a salir bien. Al menos no estaría todo el día en la casa, viendo a tía Petunia vigilar a los vecinos, a Dudley comer y ver televisión... televisión... un momento... esto era algo que tenia que ver. Cuando vio la televisión encendida, no se le hizo raro, pero ¿como reaccionaria Draco Malfoy?

Ese día cuando los Dursleys salieron solos, porque no llevarían a dos fenómenos consigo, a ver a la tía Marge, Harry decidió que era el momento oportuno de enseñarle a Draco Malfoy que era la televisión.

Se sentaron en la pequeña sala y cuando Harry encendió la televisión, Draco pego un grito que fácilmente los Dursley podrían haber oído desde donde fuera que estuvieran.

"¡¡Ese animal... Potter sácalo de aquí!!- gritó ahora con algo de coherencia después de haberse escondido detrás del sillón.

Harry estallo a carcajadas, cayo sobre la mesita de centro, tomando su estomago, rogando detener el ligero dolor que tanto reír le producía.

"¡¡¡POTTER!!!! ¿Qué estas haciendo? ¡¡Ayúdame!!!- gritó histéricamente al ver que Harry solo se reía. No, el no dejaría que esa bestia se lo comiera.

Harry contuvo por un momento sus risas, ya estaba al borde de las lágrimas y dejo salir un apenas audible -"Que risa me das"- para luego seguir riendo como loco.

Eso era indignante, nunca pensó que la estupidez de Potter llegará a tal extremo. ¿Qué acaso no veía a la bestia salvaje que quería atacarlos?

"Bien..."-dijo Harry tranquilizándose después de un rato-"Vamos, Malfoy, sal de ahí".

"Pe...Pero y ¿el animal naranja qué?"- preguntó Draco un poco temeroso. El miedo lo había estado haciendo comportarse total y completamente anti-Malfoy. Si las cosas seguían así pronto tendría un ataque al corazón.

Harry rió una vez mas y se tranquilizo nuevamente... todo esto comenzaba a ser desesperante -"Este aparato..."-comenzó a explicar-" Se llama televisión y transmite mensajes por imágenes y sonidos que ayudan al televidente a desarrollar la *imaginación*... bueno, eso dicen pero no lo creo así. Las imágenes son trasmitidas por satélites que se encuentran en el espacio y que ayudan a los muggles a comunicarse mas fácilmente...es... algo así como la red de polvos Flu... solo que aquí se emplea la *tecnología* y la *maquinaria*"- Termino Harry, recargado en el sillón, asomándose hacia donde Malfoy se encontraba

"¿Ti...ti...visión?- dijo inseguramente Draco, era la única palabra que había logrado captar del discurso que Harry acaba de decir.

Harry rió nuevamente... -"Tu capacidad de comprensión es la misma que la de Dudley"- dejo decir mientras miraba a Draco, quien aun estaba asustado y escondido tras el sillón

"Claro que no, soy mucho mas inteligente que esa bola de grasa y aún más que tú... Dime... ¿Quién no sabía que era el Quidditch?"- le respondió Draco. Podría no tener idea de lo que era una tivisión o como sea que se llamara el aparatejo pero nadie le llamaría tonto.

"Bueno... estarías igual que yo si hubieses vivido 11 años de tu vida en el mundo muggle con los muggle mas horrorosos que hay"- Harry le vio a los ojos por un rato y luego sonrió -"Vamos Malfoy, salgamos... hay mucho que tenemos que ver antes de volver a Hogwarts"- dijo mientras un comercial de moda salía en la santísima televisión... una chica modelando, caminando coquetamente.

Draco vio como Harry tomaba las llaves de la casa y se dirigía hacia la puerta. -"Ah, Malfoy! apaga la televisión ¿quieres?"

"Se que soy muy guapo... pero no eres mi tipo." dijo Draco seductoramente a la chica devolviéndole el guiño y apagando el extraño aparato.

Harry giró los ojos con desesperación al ver la escena... enseñar a Draco Malfoy el mundo muggle sería mucho más difícil de lo que creía y claro mucho más divertido.

Cuando ambos estaban fuera de la casa Harry se dio cuenta de que no sabía a dónde llevar a Malfoy ni de que es lo que podrían hacer ese día. Se le ocurrían muchas cosas... los Dursleys nunca lo habían dejado salir antes... pero ¿Que sería bueno?

-"Ah...."- tartamudeo Harry, mirando a ambos lados de la calle-" Bueno... Malfoy! Si, Malfoy ¿a donde quieres ir?"- dijo algo confundido.

"¿Acaso no eres tú el que sabe mucho de muggles? Esperaré que tú, el Gran Potter lo elija, ya que yo no tengo capacidad de comprensión...-le contestó Draco, la verdad el no tenía ni la más remota idea del mundo muggle.

"Pues... bien... vamos... por aquí"- dijo Harry yendo hacia el lado izquierdo de la calle y abandonado Privet Drive.

Después de caminar unas cuantas cuadras (Draco viendo a toda la gente como si tuvieran dos cabezas) Harry decidió que lo mejor sería tomar un taxi y así... conocerían un medio de transporte y podrían ir a algún centro comercial.

Harry llamó al taxi y le explicó a Draco que se subirían a un auto: "Nos subiremos a una cosa llamada automóvil, tiene 4 ruedas y sirve para transportarse." Al decir esto le dirigió una mirada de "dudo que lo comprendas pero tengo que intentarlo".

Draco contestó indignado. "Idiota, claro que se que es eso... y créeme soy mucho más inteligente que tú, solo que no suelo desperdiciar mi inteligencia en cosas tan tontas como los muggles."

"Bueno, di lo que quieras mientras no comienzas a gritar que un tigre te come o coquetees con los aparadores… te dejare hacer lo que quieras." dijo Harry en un murmullo, el taxi se aproximaba y no necesitaba que Malfoy comenzará a pelearse enfrente del taxista.

Por su parte, Draco había escuchado todo lo que había dicho Potter pero cuando estaba apunto de responderle fue interrumpido por un taxi que se paró junto a ellos. Subieron lentamente, nada que desesperara al taxista y Harry dio la indicación de que los llevara al centro comercial mas cercano. Fue así como avanzaron. Pasaban casa tras casa, avenidas enteras, escuelas y todo arrancaba la atención de Draco.

Fue cómico, demasiado cómico. Harry estaba seguro de que esa escena seria una perfecta para ser tomada, Lucius se desmayaría de solo verla: Draco Malfoy sacando la cabeza por la ventana... cualquier alumno de Hogwarts que viera eso, estaría seguro que el joven había perdido su dignidad.

El taxista miraba a ambos chicos por el retrovisor, le parecieron muy peculiares ya que uno de ellos (el que tenía el color de cabello más extraño que había visto, tanto que se preguntó si era natural) sacaba la cabeza de la ventana cuál perro emocionado por su primer viaje en coche, mientras tanto el otro lo veía con asombrado interés y no podía contener la risa.

Se imagino que el primer chico era extranjero ya que veía todo con extrema curiosidad y después de observar el comportamiento por varios minutos y cuando estaba a punto de comentar algo... un trailer paso realmente cerca del taxi.

Si el muchacho hubiera sacando la cabeza aun más... seguramente se la hubieran volado.

Cuando Harry vio esto, primero se dio un susto de los mil demonios pero al ver la cara que tenía Draco realmente estalló en carcajadas histéricas.

Pasaron pocos segundos para que llegaran a su destino. El taxista seguía viendo a ambos chicos con curiosidad cuando tomo el dinero que Harry le dio y los dejo en las afueras del centro comercial.

"¿A donde me trajiste Potter?- dijo fríamente Draco Malfoy (el incidente con el trailer le hizo darse cuenta de que Potter no había parado de reírse de él y claro.... un Malfoy no es bufón de nadie.)mientras observaba el gran edificio que consistía el centro comercial.

"pues...-dijo Harry algo dudoso- no tengo ni la mas mínima idea. Vamos"- y entraron. Gran fue su sorpresa al ver la gran cantidad de muggles que iban de un lado para el otro; cada uno en su asunto con su respectiva historia; haciendo ruido; siendo lo que son los muggles...

A Draco le entró una especie de claustrofobia (o sería su natural fobia a los muggles?) cuando vio a su alrededor cientos de muggles.... a su frente muggles... ala derecha... a la izquierda.... arriba... abajo... solo muggles.

Caminaron por todas partes, sin rumbo. Pasando por muggles, tiendas y todo tipo de cosas. Por un momento Harry perdió de vista a Draco, pero volvió a encontrarlo viendo las carteleras del cine con cara de susto. Un grupo de chicas paso frente a ellos. Cuando los vieron, se escucharon unas risitas nerviosas y varias miradas fueron lanzadas a ambos chicos.

"!!! Pero que lindos, mira a esos dos!!!" dijo una chica de cabello rubio y ropa demasiado ajustada mientras los señalaba y continuaba riéndose con sus amigas.

Harry alcanzo a oír el comentario, al igual que Malfoy, y se sonrojo de golpe... claro, Malfoy no hizo lo mismo, el sonrió en forma triunfante mientras las chicas se acercaban coquetamente. Pero Malfoy no sabía en lo que se había metido realmente, mientras seguía sonriendo seductoramente sintió como Potter se movía detrás de él. "! Ja ¡ Potter no sabe nada de chicas... claro carece de mi encanto." pensó mientras veía a las 5 chicas que se acercaban.

Podrían haber sido unos dos años mayores que ellos y no les importo. Se acercaron seductoramente, con la rubia encabezando al grupo mirando seductoramente a los ojos de Malfoy. Sus manos iban a la cadera y movió su cabellera en forma que Ron llamaría "sexy"...

Al verla a las tipas acercándose a Malfoy... esas chicas... ¿Cómo las llamaría la Sra. Weasley? Scarlet women... ¡sí! ¡sí!! Eso era lo que ellas eran." pensaba Harry. La verdad no era que Harry fuera muy inocente, el niño también tenía sus mañas pero nunca había tratado con niñas de ese tipo, Hermione definitivamente no era así.

Y mientras las veía hablar con Malfoy se dio cuenta que prefería a las niñas como Hermione, estas parecían estar comiéndoselos con los ojos y déjenme decirles que a Harry no le agradaba para nada esto. (Le recordaba demasiado a la mirada que Dudley les dio el día anterior.)

Draco era un experto en esto del coqueteo, su mirada había cambiado bastante a la forma que miraba a Harry. Sus ojos brillaban en cierta diversión y una ligera sonrisa se esbozo de sus delgados labios cuando la chica llego muy cerca de ellos.

Los ojos de Harry se empezaron a hacer cada vez más redondo, sus manos se retorcían nerviosamente en su camisa y un ligero rubor iba cubriendo sus mejillas. Desde el desastroso incidente con Cho en 5to año, Harry no tenía mucha confianza en si mismo y las chicas de todas edades lo asustaban bastante.

"Hola" -fueron las palabras de la chica. Tenía una voz ligeramente chillona y trataba de parecer sexy. Draco sonrió ante esto, mas como una burla a una insinuación de gusto. Te podemos ayudar en algo? -dijo, en un tono... ¿seductor?

Harry miraba a las chicas y luego a Draco, repitiendo la acción unas cuantas veces. Se había dado cuenta que el otro joven (porque definitivamente él no) se comenzaba a sentir mejor; al fin conquistar era lo mismo tanto en el mundo muggle como en el mágico.

"Si" -había dicho la chica, en el mismo tono- pueden ayudarme. -miro a Harry y le guiño un ojo, para después volver a Draco- podrían ir conmigo y mis amigas al cine? -dijo... señalando a ese ruidoso grupo de jovencitas. Draco volvió la vista a Harry, pidiendo explicaciones ¿que demonios era esa cosa llamada "cine"?

Harry se encontraba completamente rojo por el guiño de la chica, no le parecía atractiva... pero le daba miedo. Cuando vio que Draco no sabía que era el cine, pensó en todas las formas de explicárselo y finalmente optó por la más sencilla. Le murmuró por lo bajo: "Una televisión gigante."

"Si" -había dicho la chica, en el mismo tono- "pueden ayudarme." -miro a Harry y le guiño un ojo, para después volver a Draco- podrían ir con mis amigas y conmigo al cine? -dijo... señalando a ese ruidoso grupo de jovencitas. Draco volvió la vista a Harry, pidiendo explicaciones ¿que demonios era esa cosa llamada "cine"?

Harry se encontraba completamente rojo por el guiño de la chica, no le parecía atractiva... pero le daba miedo. Cuando vio que Draco no sabía que era el cine, pensó en todas las formas de explicárselo y finalmente optó por la más sencilla. Le murmuró por lo bajo: "Una televisión gigante."

"¡¡¡Ah!!! ¡¿ahh?!" - ahora si esta confundido. Telequision? Ah! si... esa cosa de donde salio el gato grandote.... si... y mas grande? No pudo evitar asustarse de nuevo cuando recordó todo lo que vio en la teliquision... miro a la chica, que esperaba la respuesta ansiosa

Pasó un silencioso minuto, la mirada de la chica se hacia cada vez más insistente... (y para Harry más aterradora) y ninguno de los dos chicos daba una respuesta.

Harry por su parte, no sabía que había pasado con Malfoy... hace tan solo unos minutos era seguro y arrogante y ahora no se veía capaz de articular palabra alguna.

"Bu...bueno..."-dijo Draco después de unos minutos, mirando a Harry... rogándole auxilio. Mala jugada, la chica había sonreído y daba brincos de gusto "Dijo que si!!"-grito, casi dejándolos sordos. Los tomo por las manos y los llevo prácticamente arrastrando hasta la entrada del cine.

Harry y Draco se miraron, ambos tenían los ojos como platos (cada uno por distintas razones), la chica los jaló hacia las taquillas y pronto se vieron rodeados por un enjambre de jovencitas de voz chillona y ropas apretadas.

Hay! que emoción! -grito una, abrazando descaradamente a Draco - Que lindo!!

Vamos, chicos -dijo la abeja mayor... y los jalo hacia la dulcería. Casi compraron medio lugar (cosa que Harry y Draco tuvieron que pagar) y entraron a la sala obscura. La película ya estaba empezando. Las chicas se pelearon por ver quien se sentaba a lado de ellos, hasta que la gente comenzó a callarlos. Finalmente Harry quedó aprisionado entre la que el suponía era la líder del grupo y una joven de cabellos negros.

Draco si que estaba aterrado. Esa chica de cabellos cafés y anteojos lo miraba como si quisiera morderlo. Al otro lado, la abeja mayor. Vaya... preferiría mil veces estar con Harry... esperen ¿el había dicho eso? ¡¡DIABLOS!!. La película comenzó y había mucho silencio. Draco tenía palomitas, dulces y refresco en las piernas y las chicas tomaban (muy descaradamente) cuanto querían. Esa cosa había…empezado muy ruidosa... luego escenas de parejas... una ciudad... el campo... la imagen de un tren se acercaba. Draco se atraganto con las palomitas ¿Por que nadie se movía? UN TREN VENIA HACIA ELLOS!!! el no se quedaría ahí... grito un "Salven sus vidas!!!!!" - tirando todo cuanto tenia en piernas y salio corriendo deliberadamente de la sala, seguido por un divertido Harry.

Este último no paraba de reírse mientras seguía a Malfoy por la sala, esto había sido lo más cómico que éste había hecho en el verano. No sólo Harry se reía, si no también varias personas que se encontraban en el cine y claro... hubo quien se molesto y comenzó a callarlos.

"Que?! Que?! Vas a decirme que querías que me quedara ahí?! ¡¡NO ME MORIRE TAN JOVEN Y GUAPO, Potter!!" -dijo, escupiendo palabras... seguía enfadado por las miradas que lo seguían y la gran abeja estaba ahí, viéndolo incrédula. ¿qué había hecho ahora?

"Malfoy, no me vas a decir que te espantó el tren?"- al ver la cara de incomprensión de Draco, Harry comenzó a reír de nuevo."¿Que acaso no aprendiste nada con la televisión?"

"Pues, claro que me espanto el tren2- dijo como si fuera lo mas normal del mundo- "Y no... no aprendí nada con la telequision esa... Solo recuerdo un gatote y a una chica guiñándome un ojo" -dijo Malfoy, saliendo del cine

Malfoy? Draco Malfoy? El chico que se jactaba de nunca hacer un ridículo, había hecho uno de los más grandes que Harry pudo ver alguna vez.

"¡¿Qué?! ¡¿Qué miras, Potter?!" -dijo mirando al chico que caminaba a su lado- una sola noche durmiendo conmigo y ya te gusto? -esto ultimo, realmente lo dijo alzando la voz.

Ese comentario, hizo que la risa de Harry se esfumara dejando en su lugar un chico de dieciséis años con un terrible humor.

"Bien, Potter, ¿pretendes explicarme el "FASCINANTE" mundo Muggle o no?" -pregunto desafiante... mirando los ojos esmeralda de Potter.

-----------------------------

(N/A): Farina Celogore:
XD Dios!! ddz008, cuantas estupideces pones en tus fanfics, ¿eh? *risas* si, si, sé que también es mío. ¿Qué les pareció? Yo me divertí mucho haciéndolo, no podía parar de reír. Espero continúen visitando nuestro fanfic. Por cierto, respecto a las peticiones de "los dos dormidos en la cama" estamos pensándolo mucho O.o manden mas sugerencias y las que nos parezcan las pondremos. Bien, nos vemos pronto.

Atte.
Farina Celogore

(N/A): ddz008:
Mmmm... si esperamos que les agrada este capítulo y disculpen la tardanza. Ahora mismo lo pondremos en ffnet y yo me ire a dormir... son las 3:06 am y madre me matará si se enterá. Espero les haya gustado. DEJEN REVIEWS!!!