LABYRINTH II

Capítulo 1. El regreso del amante blanco.

Todo empieza en el mismo sitio que en la primera parte: el parque con un puente antiguo, un lago y muchos árboles. Una lechuza escondida en un árbol, de la que sólo se ven los ojos, contempla el puente. De repente, Sarah aparece por el puente vestida con unos vaqueros y una camiseta blanca.

SARAH: ¡Vamos, Toby! ¡No te quedes atrás! TOBY: ¡Espera! ¡Yo no soy tan rápido como tú!

Toby tiene cuatro años, y lleva un chándal gris y azul marino. Llegan al otro lado del puente y se detienen frente a un banco.

TOBY: ¿Fue aquí? ¿Aquí empezó todo? SARAH: Sí, Toby. Hace ahora tres años, cuando tú tenías uno y yo catorce, aquí comenzó esa gran historia de la que te he hablado.

Toby salta contento alrededor de Sarah.

TOBY: ¡Entonces cumplirás tu promesa! SARAH(finge sorpresa): ¿Qué promesa? TOBY (enfadado): ¡Prometiste contarme la historia del laberinto cuando creciera! ¡Lo prometiste! SARAH (riendo): Sí, sí, ya lo sé. Eres un chico listo para tu edad, hermanito. TOBY:`_´ SARAH: De acuerdo, de acuerdo. Hoy te la contaré. Esta noche. TOBY: ¡Yuuupiiiiiiiiiii!

Merlín, el perro, llega corriendo. Suena el reloj: nang, nang, nang,...

SARAH: ¡Vaya, el principio se repite! TOBY: ¿Qué quieres decir? SARAH (empezando a correr): Que si no nos damos prisa, llegaremos tarde a casa, como yo aquel día. TOBY: ¡¿QUÉEEE?! ¡Espera, Sarah!

Toby se va corriendo tras su hermana y Merlín. Entretanto, la lechuza sale de su escondite y vuela hasta la columna junto al puente. Su expresión parece satisfecha. Al cabo de un momento, echa a volar. La escena cambia hacia los dos hermanos, que corren por el pueblo cogidos de la mano (más bien Sarah tirando de la mano de Toby) hasta llegar a su casa, donde su madre los espera en la entrada.

MADRE: ¿Dónde estábais? Llegáis media hora tarde. SARAH/ TOBY: ¡Perdón! ¡Lo sentimos! MADRE: En fin, aún tenemos algo de tiempo vuestro padre y yo antes de irnos. Toby, ve a la ducha. Esta noche te quedas con tu hermana, pórtate bien. TOBY: ¡Siiiiiiiiiiiiiii! (se va corriendo por las escaleras) ¡Seré un buen chico! MADRE: Sarah, gracias por quedarte con él. Está obsesionado con algo que le prometiste, y además te adora. SARAH: No es nada, yo también lo adoro. Es muy inteligente para su edad. MADRE: Sarah... tengo un regalo para ti. SARAH: ¿Un regalo? MADRE: De tu padre y mío. Ten.

Su madrastra le entrega un paquete no muy grande envuelto en papel dorado.

MADRE: No lo abras hasta que nos vayamos. Y procura que Toby no se quede despierto hasta muy tarde. SARAH: ¡Gracias! Aunque no sepa qué es, os lo agradezco. PADRE (aparece por la puerta del rellano de las escaleras): ¡Bueno, es hora de irnos! Ah, Sarah, espero que te guste nuestro obsequio. (Baja las escaleras y le da un beso a su hija) Hasta luego, cariño. Hoy volveremos tarde, así que no nos esperes despierta.

Los padres se van y Sarah sube hasta su habitación, donde deja el paquete sobre su tocador. Se ve entonces a Toby en el pasillo, frente a la puerta de su hermana. Aunque no lo parezca, a pasado un rato y ya es de noche.

TOBY: Vamos, Sarah, ya me he duchado y cenado ¿se puede saber qué estás haciendo? SARAH: ¡Un momento! (Sale al pasillo vestida exactamente como en la primera película, peinado incluido) Ya estoy. TOBY: ¿Por qué vas así vestida? SARAH: Esto es lo que llevé hace tres años para rescatarte. Ahora ven, te contaré todo lo que pasó entonces.

Van a la habitación de los padres de Sarah y se acuestan en la cama (que nadie piense mal, Sarah se sentó en el lugar de la almohada y Toby puso la cabeza en su regazo).

Sarah: Pues bien, todo comenzó cuando una noche, tras enfadarme y discutir con papá y mamá, tuve que quedarme contigo en casa y cumplir tus caprichos ............

La escena cambia al exterior de la casa. Se sigue oyendo la voz de Sarah, pero baja e inteligible. La cámara enfocaría a la lechuza, que aparece volando y termina posándose en el árbol fente a la ventana de la habitación, desde la cual se puede ver a Sarah y Toby. Vuelta a la habitación.

SARAH: ...y con el hechizo del libro logré vencerle y traerte de vuelta a casa. TOBY: Guau. Es genial, me gustaría poder acordarme. SARAH: Eras muy pequeño, y para ti fue como si lo hubieras soñado. Hablando de sueños, es hora de que te acuestes y duermas.

Toby protesta, pero Sarah lo arropa y apaga la lámpara de la cama. Está a punto de irse cuando Toby la llama.

TOBY: Sarah.... SARAH: Dime. TOBY: ¿Qué sentía el rey de los goblins por ti? SARAH: .... no lo sé... ni me interesa.... TOBY: Yo creo que le.... SARAH: Toby, a dormir. TOBY: Vale. Buenas noches. SARAH: Buenas noches.

Apaga la luz y se va a su cuarto, en el cual coge el paquete y se tumba en su cama con él en las manos.

SARAH: Me pregunto que pensará... yo no sé que hacer... Dejémonos de tonterías y abramos esto. (se oye un trueno) Una tormenta, como aquella noche. Menuda coincidencia... (termina de desenvolver el paquete y da un grito de sorpresa y alegría al ver su regalo) ¡No es posible! ( se trata de un libro encuadernado en rojo con el título en letras doradas: Labyrinth II) La continuación... no tenía ni idea de que existiera. Papá y mamá sabían que era mi libo favorito, pero ¿cómo supieron de una segunda parte? ¿Y dónde la encontraron?

Pasa las primeras páginas hasta el comienzo y lee.

SARAH: "El Laberinto II. Regreso al reino de lo imposible y a la magia de Jareth, rey de los goblins." Jareth ....

GOBLINS: Está recordando... pronto se cumplirá lo previsto...

Cierra los ojos y abraza el libro. De repente, se oye un ruido en la habitación de sus padres y va a ella corriendo. No pasa nada y Toby ya está dormido.

SARAH: Caray, casi pensé que estaba otra vez en el pasado y que la historia se repetía... Je, je, lo recuerdo como si fuera ayer... ¿qué fue lo primero que dije para invocar a los goblins? Ah, sí, era: "Rey de los goblins, rey de los goblins, si estás por aquí, preséntate ante mí"... no, no era eso......

GOBLINS: Ya no falta mucho......

SARAH: Cómo es posible que no me acuerde. Bueno, aunque me acordara, él no puede volver...lo expulsé con aquel conjuro... podría decir lo que quisiera. Por ejemplo....

GOBLINS. De un momento a otro...

SARAH: (lee el título del primer capítulo) " Rey de los goblins, amante de la oscuridad, ven hacia mí y llévame lejos de aquí". Un poco largo para ser un título...

GOBLINS: Sólo un poco más...

SARAH: (sigue leyendo) "Estas eran las nuevas palabras, pero ella no lo sabía. Ni sabía que diciendo "¡por el nombre de Jareth!", él acudiría de nuevo". Qué bobada. Seguro que si lo repito todo junto no pasa nada. (se pone en pie y, mirando en el libro, repite) ¡Rey de los goblins, amante de la oscuridad, ven hacia mí y llévame lejos de aquí! (aparta el libro y mira al frente, riendo) ¡por el nombre de Jareth!

GOBLINS: ¡Ya!

En ese momento un relámpago y un trueno sonaron y ella vio a la lechuza, que se abalanzó sobre la ventana. Sarah abrió la boca, horrorizada, y al darse la vuelta vio que la puerta se cerraba sola. Se ve a los golins correr por la habitación mientras ella se vuelve de nuevo hacia la ventana. La lechuza entra y vuela sobre Sarah, que retrocede y se coloca frente la cama, protegiendo sus ojos con los brazos. La cámara enfoca a la lechuza, envuelta en sombras, que se convierte en Jareth, vestido de negro con una capa también negra.

SARAH (mirándole): ¡Tú! ¡Aléjate de Toby! ¡Márchate! JARETH: Tranquila, Sarah. No he venido a por tu hermano. No me has llamado para eso. SARAH: ¿Para qué has venido entonces? ¡Y yo no te he llamado! JARETH: Sí lo has hecho. SARAH (mirando el libro, que Jareth sostiene): No........Oh, no......... JARETH: Oh, sí. Sabía que era la única forma de que me llamases de nuevo. Por eso se lo entregué a tus padres. SARAH: ¿Qué tú qué...? No es posible. JARETH: Te equivocas. Yo creé este libro, yo lo envié a tu mundo, yo hice que tus padres lo encontraran.... no podrías resistirte a decirlo, creyendo que el hechizo te hace invulnerable a mí. SARAH: ¿Y acaso no es verdad? JARETH: Lo era. Pero ya no. SARAH (retrocede un paso): ¿Cómo? JARETH: Porque quedaste unida a mi reino, Sarah, cuando cogiste aquel último cristal.

Se ve un flashback de la primera peli, cuando Sarah dice "no tienes poder sobre mí" y Jareth tira al aire la bola de cristal, que se rompe en la mano de Sarah. Vuelta al presente; se ve a Sarah con su mano apretada en puño y la otra cubriéndola.

SARAH: Pero se rompió... desapareció... JARETH: No. Entró en ti, la absorbiste. Después, sólo tuve que buscar un modo de deshacer el conjuro. Fue difícil, pero finalmente encontré la forma. Si me convocabas de nuevo, el anterior hechizo quedaría anulado. Lo último que faltaba era que conocieras la forma de llamarme... cosa que has hecho por fin. SARAH: Por qué. Por qué tantas molestias. Si no buscas a Toby ¿qué quieres? JARETH: A ti.