Konishiwa! soy §Girl Magic del Anime§ pues estees la nueva versión si me encanta Ren x Tamao! yujuuuu


Maldita Timidez

I Capitulo

Torbellinos de sentimientos


Aquí me tienes, De frente a ti, No rompo un plato, Parezco feliz

En la pensión Asakura seguía todo normal, a pesar de todo, los ocupantes seguían con sus vidas, ya eran unos jóvenes, aunque algunos no lo demostraran. (n/a: me refiero a madurez XD)

Tamao estaba en la cocina perdida en sus pensamientos, la joven pelirosada seguía visitando por largas temporada la pensión, su comida era apreciada por todos los participantes del torneo, pero de un tiempo a otro se sentía extraña, no sabía si eran sus sentimientos, ya no quería "al joven Yoh" como antes y eso porque lo había olvidado de a poco... siempre supo que él y la señorita Ana eran el uno para el otro, en simples palabras (aunque a veces no lo demostraran)

Tamao: es una hermosa tarde...

Sus manos se mojaron bajo la llave con el agua corriendo, con ellas mojó su rostro para refrescarse, tratando de sacar todos esos extraños pensamientos.


Ren había estado entrenando toda la tarde, el shaman de China nunca parecía estar contento con el entrenamiento, se quería hacer mas fuerte, por motivos secretos y por que nunca le gusto ser debilucho.. no así el menor de los Asakura que era entrenado por su prometida con mucho "esmero", tanto que el lloraba al finalizar el día y que decir cuando hacia los mandatos.

Ren: Ese Yoh...

Cambio de rumbo a la cocina, necesitaba un buen trago de leche (n/a: que lindo siempre con su leche¡viva el calcio!). Esquivo el camino en que escuchó unos gritos y golpes, de seguro el ainú y Ryu estaban peleando... Llegó la cocina y se detubo en la puerta al ver al interior a la joven pelirosada lavándose la cara. Estaba mirándola fijamente, parecía no darse cuenta...hasta que

‚¡Señorito Ren!

Ren: o.o

Una gran gota de sudor corrió por su nuca, mientras le crecía una venita en la sien.

Bason¿qué hacía?

Ren: nada (cruzándose de brazos rápidamente)

Bason: que raro pensé que...

Ren¿Para que me buscabas Basón?

Bason: Solo quería saber donde estaba...

Ren: mmmm ¿solo eso? • (diciendo con mucha calma)

Bason: si...y-y-yo... m-me retiro señorito (nervioso)

Tamao abrió los ojos, al escuchar la conversación, al voltear se encontró con un par de ojos dorados que desde hace poco la intrigaban, sonrió un poco al ver el espíritu desparecer con miedo.

Tamao¿termino su entrenamiento joven Ren?

Ren: (asintiendo) aja...

Tamao: ya veo...tome

No era que la pusiera nerviosa, esta bien si se ponía nerviosa, había algo en su mirada...pero al verlo ahí supo lo que necesitaba por alguna extraña razón. Se dirigió al refrigerador y tomó un jarrito de leche, dejándolo encima de mesa mientras se sentaba y ordenaba sus libros, donde estaba la tablilla de adivinación.

Ren: gracias...

¿Acaso la joven le había adivinado el pensamiento, la miro tranquilamente. Ella no se incomodaba con su presencia pero era muy tímida y el se había dado cuenta que siempre era así, pero de cierta forma le agradaba¿agradar, miro con mucho interés la ventana mientras trataba de sacarse ese pensamiento


º Yoh

La sacerdotisa miraba a su prometido haciendo rápidamente su mandato, con varias gotitas de sudor en su cara y una sonrisita nerviosa... no tenía remedio, pero este día andaba de buen humor.

Yoh: si Anita... me quedan 100...

Manta: no ha hecho trampa Ana...

Ana: descansa...

Yoh: QUEEEEEEEEEEEEEEEEEE! o.o

Manta: o.o!1

A Yoh casi le da un paro cardiaco, en primer lugar jamás en sus sueños más placenteros con kilos, toneladas y toneladas de naranjas pensó escuchar aquellas "dulces" palabras.

Ana: veo que has entrenado muy duro y quiero darte un descanso, pero si no lo quieres...

Yoh: Si Anita, si lo quiero!

No lo iba a pensar dos veces, estas oportunidades se daban en un millon de años y mas si era con Ana.

Ana: (mirando el reloj de Manta) mmm creo que deberé encargar algunas cosas

dio media vuelta y camino en dirección a la cocina, dejando en el ambiente tensión y desconcierto.

Manta: No lo puedo creer ..UUU

Yoh. Yo tampoco... jejejejejej

Manta¿le hiciste algo?

Yoh. ¿Yo?

Manta: (mirándolo maliciosamente)

Yoh: no jejejeje

Manta: si claro, lo que digasYoh, estaba pensando¿Pilika llegara mañana?

Yoh¿o era hoy?

Manta¿no lo recuerdas?

Yoh: no ñ-ñU

Manta: no hay remedio contigo, eres muy despistado amigo


Tamao seguía tratando de ordenar, porque la mirada tranquila del shaman chino la había puesto un "poquitin" más nerviosa. Cuando él volteo a ver la ventana, lo observó, se fijo que todavía tenia el cabello mojado, de seguro salía del baño, dejó la botella que se había llevado a los labios encima de la mesa, vacía. Volteándose un poco, se encontraron ambas miradas.

Se quedaron en silencio, no sabiendo porque...no era incomodo estar así

Ella llevo la mano para retirar la botella, sin darse cuenta ésta rozó con la del joven. Al contacto mantuvieron la mirada aunque un poco nerviosos.

º necesito que me vayas a comprar algunas cosas Tamao...

La rubia itako entro en la cocina encontrándose un cuadro singular. Ambos sentados en la mesa frente a frente y la botella de leche vacía, moviéndose extrañamente de un lado para otro. Trató de esconder una sonrisa maliciosa...encontraba rara la cara de los dos, estaban muy nerviosos, se notaba en el ambiente, fácilmente.

Tamao: disculpe señorita Ana¿qué decía?

Ana: que si me puedes ir a comprar algunas cosas...

Tamao: claro

Ren se puso de pie mientras caminaba hacia la puerta

Ren: yo también iré

Tamao. ¿de verdad?

Ren: (mirando a otro lado) no es bueno que vayas sola, ya va a anochecer

Tamao: muchas gracias joven Ren

Ana: así aprovechas Tamao de traer un poco mas de condimentos, ya que el te ayudara a cargar

Ren: Aquí esta la lista (pasándole un papel)

Tamao: si (con una gran gota)

Tao miro a la itako con un poco de resentimiento, el no era ningun burro de carga. Pero había un brillo de malicia en los negros ojos de la rubia¿malicia?. Quizás eran ideas suyas. Camino a la puerta de salida con la joven siguiendo sus pasos llena de gotas al leer la lista.


Horo-Horo¡que me des el control remoto!

Ryu¡NOOO! Yo quiero ver el concurso de belleza (poniendo los ojos en corazón)

Horo-Horo¡NOOO quiero ver el reportaje del bosque más grande del mundo!

Ryu¡chicas bonitas!

Horo-Horo¡naturaleza!

Ryu¡curvas!

Horo-Horo¡PLANTAS!

Ryu¡BIKINIS!

Horo-Horo: Eres un pervertido ®µ

No se espero hasta que una nube de humo en que salían y entraban puñetazos y patadas se formo en el living, yéndose el control remoto a un lado de la nube lo tomó tranquilamente Yoh, prendiendo la televisión en el programa donde exprimían jugo de naranja a nivel industrial

Yoh: .

Cuando ambos iban a reclamar Ana paso por el living

Ana: mas vale que se comporten y no hagan desorden en la casa ¦lt;/p>

Ryu: si señora Ana, lo que usted diga

Manta: vaya no eh visto a Ren

Ana: salio, fue junto a Tamao a comprar

Ryu: junto a la linda de Tamao?...Eso no me gusta, mi pobre y linda Tamao a solas con ese...ese...

Horo-Horo¿el cabeza de alfiler ayudando?


¿Ashhhusss (n/a:estornudo, aunque no se como suenaXD)

Tamao¿se encuentra bien?

Ren: si...

Tamao: por fin terminamos, creí que nunca lo haríamos

Ren: espera, creo que falta algo...un condimento, jengibre

Tamao: oh... la señorita Ana se enojara con nosotros (mirando con miedo el horizonte)

Ren: espera, yo iré por ellos

Tamao: si...

Ren corrió al almacén, la tarde avanzo rápidamente y el sol se estaba ocultando lentamente, Tamao caminaba lentamente por la calle, la compañía del joven no era desagradable...pero no se percato del grupo de hombres que estaban en la esquina próxima


Ren: si necesito jengibre...

La señora lo atendía muy amablemente pero su hija que era mayor a el, lo miraba mucho, y eso lo incomodaba..

Señora: toma...

hija: es muy lindo ññ

Ren: ehh...gracias señora...

Casi siempre pasaba lo mismo, aun en aquella vez cuando fueron a América y tubo que averiguar sobre la aldea y se metió en un local terminando lleno de besos...-U(XD)

Al salir del local no le gusto lo que sintió, un presentimiento sobre la joven que acompañaba, fue corriendo en dirección a la calle...


Tamao seguía caminando lentamente miro hacia atrás y vio que todavía no llegaba Ren... se acercaba más a esa esquina en el que habían esos hombres de mala imagen.

Joven 1: vaya que hermosa joven pasa por estos lados

Tamao: mm?

El grupo había avanzado, unos tres se adelantaban.

Joven 2: que lindos ojos, que andas haciendo por estos lados¿tan solita preciosa.?

Tamao: yo...

No le agradaban mucho estos hombres tenían apariencia de malos y le estaba dando miedo...¿miedo, estaba aterrorizada y si no temblaba era porque, quería demostrar al menos un poco de orgullo. Sabiendo que si demostraba su terror seria peor.

Joven 3: es muy hermosa, podrías dar un paseo con nosotros...

Tamao¡no quiero!

Joven 2¿Te vas a reusar¡Ven acá

Tamao¡aléjense de mi!

No aguantó y empezó a correr pero uno de ellos fue más rápido y le lanzo algo a las piernas, haciendo que cayera estrepitosamente al suelo, sintiendo un agudo dolor en un tobillo..


A Ren no le gustaba nada de nada , seguía corriendo daba vuelta la esquina y faltaba poco...por una extraña razón la preocupación por ella aumentaba más de lo que creía¿por qué?
El joven se acercó presurosamente donde se hallaba sentada la pelirosada que intentaba retroceder, parecía que se le iba a tirar encima

Joven 3: no creo que te reuses ¿verdad nena?

Tamao no podía pararse, otros se ponían a distancia atrás de ella impidiendo con el hecho de que intentara escapar de nuevo

Joven 2: vamos Jack

Tamao: joven Ren...


El joven Chino llegó y no le gusto la escena, ella estaba en el suelo con el puro terror reflejado en sus pupilas y uno de esos insectos la iba a tocar, o tirarsele encima, fijándose bien le habían hecho daño, por que aunque intentaba ponerse de pie, no podía...estúpidos insectos iban a saber lo que era el dolor, el más esencial dolor...

Continuara...


§The Girl Magic and Mystic of the anime§