Harry abrió los ojos y una borrosa habitación apareció ante el, se puso los lentes y la imagen de una chica pelirroja completamente dormida se hizo visible. Tocaron la puerta de la habitación pero Ginny ni se movió, Harry se puso unos jeans y tapo con una sabana a Ginny, abrió la puerta y vio que Hermione estaba parada ante el

– Hola Harry, buenos días

– Hola Hermione

– Ginny esta todavía dormida?

– Mírala... – Harry dejo pasar a Hermione y apunto a la cama. Después desvió su mirada a la mano de Hermione que llevaba una venda – pero que te paso Hermione?

– Un accidente, me despidieron y fue una reacción

– Te despidieron? – grito, pero Ginny no se movió – pero como?

– Una larga historia... – hizo un gesto como quitándole importancia – te la cuento luego, por cierto... no podré pagar algunas cosas de la casa hasta que consiga otro trabajo

– No importa – puso una mano en su hombro – sabes que por eso no hay problema

– Como quiera no será mucho tiempo el que este de gorrona en tu casa...

– No seas ridícula...

Hermione movió a Ginny y ella hizo un sonido extraño pero no despertó, Hermione la tuvo que mover mucho más fuerte para que Ginny se levantara diciendo

– Déjame dormir Harry! Todavía es muy temprano para... – Pero Harry le tapo la boca antes de que Ginny dijera alguna intimidad

Ginny abrió los ojos y vio los ojos de Harry advirtiéndole que se callara, después volteo y vio a Hermione que trataba de mirar hacia otro lado

– Buenos días Hermione – dijo tímidamente

– Hola Ginny

– Hermione vino a buscarte amor – dijo Harry dirigiéndose a Ginny y pasándole una bata

Ginny batalló un poco para ponerse la bata debajo de la sabana, Hermione solo miraba para otro lado

– Ya estoy lista, que pasa Hermione?

– Tendrás algo para curarme esta herida? – Hermione le mostró a Ginny la herida de la mano y como esta había sido suturada, Ginny no se inmuto pero Harry dio una arcada

– No, lo siento, tendremos que ir a San Mungo cuando lleguemos a Londres, como te hiciste esto?

Hermione les contó la historia del ministro y Ginny y Harry la escucharon completamente indignados

– Ese idiota ministro! A mi papá – dijo Ginny – también lo trae entre ceja y ceja, un día que fue a desayunar, de colado por supuesto, vio que mi papá tenía una radio y le hizo un teatro... es un estúpido

En cuanto Ron se despertó y tomaron un desayuno en el puerto, decidieron irse, cuando llegaron a Londres al departamento de Harry, dejaron a Ron y Harry ahí para que Ginny curara a Hermione de la herida. En el consultorio de Ginny, esta le puso a Hermione una poción espesa y apestosa en la mano, la herida pronto desapareció pero Ginny le dijo

– Lo siento, como primero trataste con remedios muggles te quedara una pequeña cicatriz. Si desde un principio lo hubiéramos hecho con remedios mágicos ese no sería un problema

– No se nota mucho verdad?

– No – dijo ella examinando la cicatriz – pero te recordará el día que preferiste a Ron en vez del trabajo

Se quedaron en silencio unos minutos, tratando de asimilar estas palabras

– Te das cuenta Hermione? – Ginny la miro con los ojos muy abiertos – preferiste a Ron en vez de tu trabajo...

– Si – Hermione asintió como si estuviera ausente. Lo había preferido en sus cinco sentidos, pero en esos últimos meses había cambiado mucho, nunca permitió salir temprano solo porque Krum estaba en la ciudad

– Vaya Hermione... creo que estas perdidamente enamorada

– Eso si lo se, solo que no lo había pensado tan detenidamente... hay algo que no te he dicho

Ginny la miro con ansias y espero

– Ayer Ron me pidió que me mudara con el... – Ginny abrió mucho los ojos – y le dije que si

Ginny abrió la boca pero no salio ningún sonido, dio unos pasos hacia atrás y se hubiera caído de no se que su escritorio la detuvo, Hermione la miraba ansiosa

– Pero Hermione, es muy pronto...

– Lo se, lo se, pero no se porque no pude negarme, de hecho... quiero hacerlo Ginny, si quiero mudarme con el

Ginny estaba muy sorprendida, tenía una mano en el pecho como si eso la ayudara a calmarse. Tardo un poco en decir

– Bueno si ustedes deciden que eso es lo mejor... yo los apoyo... siempre los apoyare

– Gracias Ginny – Hermione se acerco a ella y la abrazo, después empezó a sollozar

Que tienes Hermione?

– Es que... voy a volver a vivir con un chico! Será un desastre... Ron es tan irresponsable... y no somos muy hacendosos que digamos

Ginny rió, le dio unas palmadas tranquilizadoras en la espalda

– Hermione, yo vivo con el, y mírame, estoy bien... no es tan desastroso y a veces es muy divertido... veras como pasas con el los mejores años de tu vida

Hermione rió, creyó en lo que Ginny dijo.

Cuando se aparecieron en el departamento de Harry, el miro a Ginny con una cara que denotaba pánico y sorpresa, Ginny le dijo

– Si, yo también ya lo se, y los apoyo

– Es muy pronto...!

– Deja ya de decir eso Harry! – dijo Ron ceñudo – Y que si es muy pronto? Además si contamos que yo estoy enamorado de ella desde muchos años no es tan pronto! No vamos a perder nada, al contrario, yo creo que vamos a ganar mucho

– Si Harry – dijo Hermione pensando que era ridículo que estuvieran consolando a Harry – estaremos bien

– Pero y el departamento? Me estas robando a mi compañera de departamento Ron! Nunca tuve una, y ahora que tengo a Hermione, te la llevas al cabo de un par de semanas

– Me tienes a mi Harry – dijo Ginny

– Lo se, pero no es lo mismo... – dijo Harry un poco recuperado de su abatimiento

– No quiero sonar egoísta pero – dijo Ginny – no planearan vivir en mi departamento, porque si no a donde me iré?

– No Ginny, buscaremos un lugar – dijo Hermione en un tono tranquilizador y poniendo los ojos en blanco

– Hermione – dijo Ron – puedes aprovechar que no tienes trabajo para buscar un lugar en donde vivir, claro, claro, después de buscar trabajo...

– Te dije Harry, que no estaría de gorrona mucho tiempo en tu casa...

Harry la miro triste, sonrió, el adoraba a Hermione como amiga, pero le gustaba llegar al departamento y al menos no sentirse tan solo y aunque no habían vivido mucho tiempo juntos a el le encantaba vivir con ella.

Al día siguiente, cuando Ron y Harry ya se habían ido, Hermione fue con Ginny a San Mungo para ver si no tenían alguna vacante temporal o algo así, tuvieron mucha suerte, Ginny la llevo con la bruja en el área de investigación, necesitaban a una persona para ayudar en una investigación acerca de varios remedios para los nuevos venenos que se habían descubierto últimamente, pero las pruebas para obtener el puesto eran muchas y muy pesadas, tenían que tener mucho conocimiento, incluso de medicina muggle de preferencia, había que hacer un montón de exámenes para ver si la persona estaba calificada para el puesto. Hermione hizo una parte el lunes en la mañana y sintió que le fue muy bien, porque aunque no había estudiado para medimaga las pociones y la herbología se le daba muy bien.

Durante toda la semana estuvo yendo en las mañanas al hospital para varias entrevistas y exámenes, también iba a otros trabajos, como en el Profeta, pero le llamo mas la atención la investigación sobre los venenos, si eso no funcionaba, entonces iría al Profeta, necesitaban a alguien para una columna sobre injusticias en el mundo mágico, y aunque le había llamado mucho la atención, consideraba que el trabajo de investigación era mas intelectual. En las tardes se dedicaba a ver departamentos de renta, y con los que le gustaban hacia cita para el sábado para que Ron pudiera verlos también y juntos tomaran una decisión.

El viernes a mediodía Hermione disponía de tiempo para ir a recoger a Ron a la estación, en cuanto lo vio bajar con el cabello despeinado, debido a que Ron se fue roncando todo el camino, sonrió, Ron la vio y una expresión de sorpresa alegre y alivio por verla aparecieron en su cara. Se encamino hacia ella y le dio un efusivo beso, un carraspeo ajeno a ellos los separo, era Harry

– Hola Hermione – dijo tímidamente – como estas?

– Hola Harry – Hermione se soltó de Ron y dio un cariñoso abrazo y beso a Harry – estoy bien, tu te ves bien también

– Si... algo, no vino Ginny contigo? – pregunto esperanzado

– No Harry, Ginny tuvo que trabajar, yo estoy aquí solo porque no he encontrado trabajo

– Ah vaya... – Harry pensó que después de todo no estaba tan mal que Ginny no fuera a recogerlo – Bueno chicos los dejo...

Harry se alejo un poco triste, pero Hermione miro a Ron y este entendió (por primera vez)

– Oye Harry! – grito Ron – Hermione y yo vamos a comer algo, no vienes?

– No, no quiero hacer mal tercio

– No seas idiota Harry! Vamos! Mandare a Pig con Ginny para que le avise donde estamos y ella llegue a comer ahí

Harry acepto y escribió una nota rápida una vez que decidieron el lugar. En el camino, Pig encontró a Harry y le entrego la respuesta de Ginny que decía "Nos vemos ahí, xxx Ginny". Esperaron a Ginny en una cómoda mesa de madera, Hermione mato la espera contándoles del trabajo del hospital y lo del Profeta

– Cualquiera de los dos trabajos es bueno Hermione – dijo Harry – pero el del Profeta te permitirá denunciar los casos de los elfos

– Si Hermione – dijo Ron – me extraña que pienses en desperdiciar una oportunidad como esa...

– Es que... los dos son geniales, pero por otra parte el otro es mas intelectual... no se que hacer...

– Y porque no tomas el del Profeta como tiempo libre? – dijo Harry

– Oye, oye – protesto Ron – dos trabajos? Y cuando pretendes que tenga tiempo para mi? Además si con uno es suficiente para estresarla, imagínate con dos!

– Pero Harry tiene razón Ron, es una columna solamente... claro que el puesto tiene posibilidades de crecer pero...

– Cuantas horas te quitaría Hermione, aunque sea solo esa columna?

– Pues... no se... quizás seis diarias porque hay que hacer investigación... y eso

– Olvídalo Hermione, decídete solo por uno!

– Ron, no te pongas como idiota!

– No me pongo como idiota! Tu no seas terca!

– No soy terca, solo quiero hacer algo con mi vida, con la investigación siento que ayudo a un futuro de pacientes y con lo otro siento que ayudo a los seres mágicos!

– Quien es mejor que tu para el puesto del Profeta? Nadie!

La discusión fue rota por la llegada de Ginny que se lanzo sobre Harry, literalmente, y les pregunto divertida

– Ya están peleando? Podría poner cámaras muggles en su departamento para tener toda una telenovela

Harry rió, pero Hermione y Ron la miraron enfadados, ordenaron y durante toda la comida, Hermione y Ron no se dirigieron la palabra, los únicos que estaban platicando eran Ginny y Harry que trataron de ignorar el ambiente en la mesa y se concentraron el uno en el otro.

– Ah Hermione por cierto... – dijo Ginny – la directora de investigación me pidió que fueras cuando tuvieras tiempo…

– Bien, tengo tiempo en la tarde

– En la tarde – dijo Ron – se suponía que iríamos a ver algunos departamentos

– Si, pero no tardare, solo llegare ahí un momento, si quieres puedes ir conmigo, si no te veo en algún lado

Ron bufo molesto, que mas le quedaba. Cuando terminaron la comida, fueron los cuatro al hospital, Harry solo dejo a Ginny y se fue al departamento a dormir un rato. Ron espero en una pequeña salita a Hermione por diez minutos, cuando ella salio vio que sonreía pero tenía la mirada triste, le dijo a Ron

– Vamonos

Ron se apresuro detrás de ella y le pregunto

– Que paso?

– Lo que querías – caminaba rápido y delante de el

– De que hablas?

Ella se detuvo y el casi tropieza con ella, vio que tenía los ojos llorosos

– No me dieron el trabajo, encontraron a alguien como yo pero que tenía estudios de medicina muggle

– Oh Hermione – se acerco a ella para abrazarla – lo siento

– Si, como no – ella lo empujo para separarse de el – lo que querías era que yo no tuviera dos trabajos, y bueno no me dieron uno, ahora tomare el del Profeta, debes estar feliz

– Como voy a estar feliz si tu no lo estas? – dijo con fastidio

– Así tendré mucho tiempo libre, para ti como querías – lo dijo con un toque de resentimiento

– Tu no querías eso? – pregunto Ron muy serio

Ella lo miro, y se hizo un silencio de algunos segundos, la expresión de ella se fue suavizando

– Si claro que si tonto, pero si quería ayudar con esa investigación

– Hermione – la abrazo, y esta vez ella no se quito – se que querías hacerlo, pero alguien con ese tipo de estudios quizás pueda hacer mas

Ella asintió aceptando la derrota

– Además, tu podrás ayudar con lo del Profeta, a veces no se puede hacer todo al mismo tiempo

– Ya se, solo estoy un poco desilusionada – dijo tristemente

– Porque no vamos al Profeta? A lo mejor eso te sube el animo

– Esta bien, vamos

Se encaminaron a las oficinas del Profeta, antes de entrar Ron le pidió una disculpa por haber sido un posesivo dominante y Hermione acepto, no sin antes darle un sermón sobre la mujer actual, que muy merecido se lo tenía por cierto. Otra vez Ron la espero en una salita, hojeando una revista, alguien lo saludo

– Hola Ron – dijo una soñadora voz

– Ah Hola Luna, como estas?

Luna se sentó junto a el

– Vienes a verme acaso?

– Ah... no, estoy esperando a Hermione

– Ah vaya... siguen saliendo?

– Si Luna... de hecho, vamos a mudarnos juntos, luego te invitaremos a la inauguración del nuestro departamento

– Pues felicidades! – parecía sincera – me alegro por ustedes

– Gracias

Hermione salio de la oficina extendiéndole la mano a un señor que parecía muy estricto pero que tenía una sincera sonrisa en el rostro

– Entonces la esperamos el Lunes aquí Srta Granger

– Aquí estaré, no se preocupe por eso!

Salio dando un suspiro de alivio y satisfacción, sonrió a Ron y miro a Luna

– Hola Luna

– Hola Hermione, déjame felicitarte por lo de la mudanza, Ron me lo dijo

– Gracias, no sabia que trabajaras aquí? No trabajas para tu padre?

– Mi padre no paga Hermione, acuérdate, trabajo en los dos, para mi padre escribo por gusto, si algún día tienes una historia que no te dejen publicar no dudes en buscarme

– Lo haré Luna, no te preocupes – Ron puso los ojos en blanco

– Bueno – dijo Ron – nos vamos... adiós Luna

– Adiós chicos!

Cuando Ron y Hermione salieron de ahí, Ron le dijo

– Pues al parecer te fue bien...

– Si Ron – dijo entusiasmada – una vez que acepte el puesto, mi jefe me dijo las expectativas que tenia para la columna, y eran maravillosas, habrá muchas acciones altruistas y podremos ayudar no solo a las criaturas mágicas, sino también a los magos y brujas

– Excelente Hermione! Que te dije? Que este era el puesto para ti!

– Si Ron! Ahora me alegro de haberlo aceptado, bien – hizo una pausa para tomar aire – ahora si vamos a ver los departamentos

Se encaminaron a una lista de departamentos que Hermione había seleccionado, les gusto uno en una zona nueva, un poco alejada de la ciudad, pero no importaba mucho porque para los magos la transportación era un asunto que no representaba mucho problema, cuando preguntaron el precio, el vendedor les mostró una tarjeta con un número y Hermione se quedo sin aire por 3 segundos

– Si podemos pagarlo Hermione

– Estas loco? – dijo con los dientes apretados – Ya se que podemos pagarlo, bueno, tu puedes pagarlo porque yo no, pero hay departamentos mas económicos en la ciudad

– Si pero allá hay mas ruido, aquí esta tranquilo no te parece?

– Ron, el lugar me encanta, pero creo que es demasiado costoso

– Mira Hermione, te recordare lo que tiene este departamento para ver si dejas de preocuparte por el dinero. Mira la sala

Ron le mostró la amplia sala con una chimenea de piedra, el piso era de madera, había un lugar para poder poner un comedor, tenia un ventanal por la que entraba una buena cantidad de luz y por la que se podía salir a un pequeño balcón, desde ahí se podía ver Londres, Hermione sonrió

– Ahora mira la cocina

La cocina era moderna, una combinación de madera y metal, y aunque no era muy grande, bien podrían estar ahí cocinando al menos tres personas sin estar chocando la una con la otra

– Mira esta habitación, no te imaginas tu pequeña oficina aquí?

Ron le mostró una habitación mediana y acogedora, era perfecta para un despacho

– Ahora ve la recamara en la que estaríamos nosotros

La habitación era grande, hermosa, tenía una gran ventana por la que se veía un poco hacia la naturaleza y muy poca civilización.

– Acaso no te imaginas aquí? – pregunto Ron – A mi me gusta este lugar, si nos vamos a un lugar mas económico entonces me la pasare pensando en este, y tu también

Hermione lo miro, el lugar le encantaba, era cierto, Ron podía pagarlo sin dificultad pero a ella le parecía demasiado, bueno total, que podía perder?

– Esta bien – dijo tratando de hacer una mueca de conformismo

Ron soltó un grito y llamo al vendedor para cerrar el trato.

Un mes después el lugar estaba amueblado y lleno de gente, los padres de Ron y Hermione conversaban en el balcón, ex compañeros de Howgarts, Neville parecía muy nervioso con la animada platica de Luna. Dean, Seamus y Harry reían a sonoras carcajadas por un tonto chiste de los gemelos, Ginny platicaba con Bill sobre su relación con Harry, su hermano quería asegurarse de que todo estaba en orden y no había nada fuera de lo normal, ya después hablaría con Harry. Todos sostenían su copa y esta se llenaba mágicamente cuando la bebida se terminaba, Hermione y Ron se detuvieron un minuto para admirar la escena

– Tu que opinas de esto? – pregunto Ron

– Es genial, me encanta

– Nadie puede creer que tu hiciste los bocadillos…

– Y están en lo cierto…

– Que? – pregunto Ron asombrado, el creía que ella los había hecho

– Bueno… ya sabes que estoy en contra de la esclavitud de los elfos, pero algunos se mostraron muy solícitos a ayudarme y los deje… claro que les pague, no lo hicieron gratis

– En serio? … Vaya… y cuanto cobraron?

– Pues, son nuevos en eso de cobrar así que llegamos a un acuerdo: un galeón y un par de calcetines

Se oyó el golpe de una varita en una copa, todos callaron y buscaron a quien hizo el sonido, era Fred

– Quiero proponer un brindis… por Ron y Hermione, después de tantos años nuestro querido hermano menor tuvo el valor de ir tras Hermione, y no descansó hasta que lo consiguió, y mírenlo… esta feliz

– Hubiera sido un crimen que no quedaran juntos – dijo George obviando el dato – después de tantas peleas por celos, si no dejaban de hablarse era porque no podían vivir sin el otro

Vaya… nunca se habían puesto a pensar en eso. Siempre peleaban y volvían a ser amigos como siempre, quien quiere tener de amigo a alguien con quien siempre esta peleando? Nadie. Pero ellos siempre terminaban bien después de todo. Había amor desde hacía mucho tiempo

– Por Ron y Hermione – dijo Ginny que ya estaba junto a Harry – para que juntos vivan los mejores años de su vida

Todos levantaron su copa y brindaron. Hermione y Ron cerraron su brindis con un beso. Ginny y Harry los miraron sonrientes

– Ay Harry no te dan envidia? – dijo de manera soñadora

– Bastante… - dijo Harry

Se miraron por un momento y entonces tomaron el resto de su copa de un solo trago

– Es muy pronto… - dijo apresuradamente Ginny

– Si, si – carraspeo Harry – ya veremos después

Hermione y Ron miraron a Ginny y Harry, Ron dijo

– Quizá pronto tendremos de vecinos a esos dos

– Estas loco? Pasara un buen tiempo para eso…

– … - Ron encogió los hombros – ya veremos

– Te quiero Ron

– Yo también Hermione – la abrazo

– Consíganse un cuarto – dijo Fred fingiendo asco

– Cállate Fred!

– Esta bien… - chasqueo la lengua – los dejare ser felices esta noche… a final de cuentas, en la vida, eso es lo que es importante

Fred se alejo y Ron y Hermione se miraron extrañados, Pero de donde había sacado Fred esa frase tan cursi? Aunque bastante cierta.

FIN


Bien, eso fue todo. Siento tristeza y un poco de alivio (para ser sincera) por terminar este fic. Espero que lo hayan disfrutado tanto como yo, fue el primero y se que aunque tiene muchos puntos malos, tuvo sus cosillas buenas (al menos para mi).

Voy a extrañar sus reviews chicas! Me encantaba leerlos y espero que me dejen el último para esta historia. Incluso la chica zombie ;-)

Aclarando un review del capítulo anterior, hubo una chica que me comento que veia un poco fuera del lugar el despido de Hermione, que a lo mejor yo buscaba algo con eso, y si, El primer capítulo empieza con una pelea entre Krum y Hermione, en la pelea Krum esta inconforme porque Hermione le da mas importancia al trabajo que a la relación que tienen, con el despido Hermione ha cambiado tanto en la historia que prefiere la relación que su trabajo.

Bueno chicas, gracias por todo... quiza luego publique uno, pero esta vez sera Harry/Ginny para que esten pendientes :)