Harry Potter y el anillo de slytherin.

Cáp. 3 La fiesta

Los dos chicos se miraban fijamente mientras todos a su alrededor los observaban muy extrañados por su comportamiento.

-Ok Harry, ven te tengo que presentar a unos amigos- dijo Dudley tomándolo por los hombros y sacándolo de aquel mundo en el que habia entrado con Nayely.

-Nayely, que pasa contigo, porque esa cara- dijo la novia de Dudley.

-¿Qué¿De que hablas?- preguntaba Nayely con la mirada en el lugar donde habia estado Harry.

-Creo que te gusto el primo de Dudley- dijo Marissa.

-No para nada-contesto Nayely.

-mmm, ok, vamos por unos tragos- dijo Karla.

-Si- contestaron las demás.

-Vaya Harry, que onda con la amiga de mi novia- dijo Dudley.

-¿De que hablas?- pregunto Harry.

-Hay no te hagas- dijo Carl- todos vimos como se miraban, como perritos a medio morir.

-Jajaja- dio una risotada Dudley, Harry se habia puesto completamente rojo por el comentario de Carl.

-Bueno… yo…- trato de decir Harry

-Ya déjalo, venimos a divertimos y eso vamos a hacer, ten Harry- dijo Dudley tendiéndole un vaso algo rojo, pero que el chico de ojos verdes no tenia la menor idea de que era, Dudley al ver la expresión de su primo le dijo:

-Es clamato, es una combinación de jugo de tomate con cerveza, esta muy bueno.

-Ah!!- exclamo Harry- perdón no sabía.

-No te preocupes- dijo Dudley, Harry bebió un poco de su bebida y se dio cuenta de que no mentía su primo, en verdad estaba muy buena.

-Veo que te gusto el clamato- dijo Ryan, dándole una palmada en la espalda a Harry.

-Si, esta muy bueno- se limito a contestar Harry- si me disculpan.

Harry se dirigía hacia donde se encontraba Nayely, esa chica que le habia impresionado tanto hace un rato.

-Hola de nuevo- dijo Harry.

-Hola, que tal la fiesta¿te esta gustando?- pregunto Nayely.

-Si esta muy padre- dijo Harry- me estaba preguntando si te gustaría bailar conmigo.

-Si claro- contesto la chica con una sonrisa, que para Harry fue la más hermosa.

Comenzaron a bailar, para Harry fue algo difícil, pues no conocía mucho de los ritmos muggles, pero empezó a seguir los movimientos de Nayely y poco a poco bailaba al ritmo de la música.

-Eres un excelente bailarín- decía Nayely mientras comenzaba otra canción.

-Gracias, tu también eres muy buena- contesto Harry con una sonrisa, inicio la nueva canción pero esta canción era del tipo a las que llaman lentas, entonces Nayely abrazo a Harry para seguir bailando, el chico al momento se sintió extrañado por el comportamiento de Nayely, pero al observar a su alrededor se dio cuenta de que todas las parejas estaban abrazadas y daban pasos cortos a los lados, para atrás, para adelante, muy lentamente.

-Que bonita canción- susurro Nayely.

-Si, es muy linda- dijo Harry.

Cuando termino los dos chicos fueron a tomar otras bebidas y comenzaron a platicar, mientras platicaban su primo Dudley y su novia miraban a la parejita.

-Son tal para cual- dijo Marissa.

-Si amor tienes razón- contesto Dudley.

-Hay que hacer algo para que estén juntos- dijo la chica.

-No creo que se necesite algo, van muy bien- dijo Dudley.

-Si tienes razón, pero hay que hacer una cita doble, que se yo, para que siempre se vean.

-Estoy de acuerdo.

-Ok, pues manos a la obra.

-Entonces el mesero llego y le dijo a mi papá, "Señor creo que su hija ya esta un poco grande para que este en el área de juegos infantiles", jajaja, te imaginas la cara de vergüenza que puso mi papá, jajaja- decía Nayely con lagrimas en los ojos.

-Jajaja- reía y reía Harry- en serio le dijo eso a tu papá, jajaja, que gracioso, jajaja¿y tu que hiciste.

-Nada, seguí jugando sin importarme los reclamos de los enanos que no podían subir, jajaja.

-Jajaja.

-De que tanto se ríen ¿se puede saber?- pregunto Dudley que acababa de llegar con su novia.

-Esta Nayely, jajaja, me estaba contando, jajaja, jajaja… espera… jajaja… un momento… por favor- dijo entrecortadamente Harry por la risa.

-Ok Nayely, mejor cuéntanos, de que tanto se reían.

-No, pues solo le contaba una anécdota, jajaja, del mesero y yo, jajaja.

-Como no entendimos nada, nos pasamos a retirar, estaremos afuera por si quieren algo- dijo Marissa tomando a Dudley de la mano.

Al cabo de una hora, Harry estaba un poco tomado al igual que Nayely, pero eso no les importo para seguir divirtiéndose.

-Vamos afuera, aquí ya se encerró el humo del cigarro, afuera podemos hacerlo libremente- dijo Nayely.

-Si claro- dijo Harry.

-Aire fresco- decía Nayely mientras respiraba.

-Si que sabroso- dijo Harry sentándose en el pasto.

-¿Quieres uno?- pregunto Nayely enseñándole una cajetilla, Harry lo pensó un poco, pero se dijo "que diablos, creo que es momento de que me comience a divertir y a olvidar todo lo que he vivido"

-Si- contesto Harry, como a Harry ya le habían enseñado como hacerlo, no hizo el ridículo frente a la chica.

-Y cuéntame Harry, a ¿Dónde vas a la escuela?- pregunto Nayely.

-A un internado- contesto rápidamente.

-¿A un internado?, mmm, oye como te apellidas.

-Potter.

-¿Potter?, mmm, y de casualidad ese internado no se llama Hogwarts.

-¿Cómo lo sabes?

-Pues yo también soy maga o bruja, como lo quieras llamar.

-¿En serio?, wow, genial.

-Pero como, a que escuela ibas.

-Yo antes vivía en Estados Unidos con mi madre, ahí iba a la Academia de Salem.

-Ah ya entiendo, pero vas a vivir aquí en Londres ¿no?

-Si, le pedí a mi madre que me dejara estar este año con mi padre.

-Entonces vas a entrar a Hogwarts.

-Obvio tonto.

-Genial.

Mientras los chicos estaban charlando sobre lo que hay en Hogwarts, otros estaban charlando sobre como rescatar a Harry de sus "horribles" tíos.

-Ron, estas seguro, no creo que sea seguro- decía una chica de pelo enmarañado color castaño.

-Lo se, pero es la única forma de rescatar a Harry- contestaba Ron.

-Si pero, no seria mejor decirle a tu mamá y que nos llevara por el, te aseguro que no pondrá pretexto- replicaba Hermione.

-Ok, vamos a intentarlo con mamá- dijo resignado Ron.

-Mamá, necesitamos hablar contigo- dijo Ron.

-Si Ron, dime.

-Es algo relacionado con Harry, queremos que pase el verano con nosotros, mamá, no podemos dejarlo con sus tíos, de seguro la esta pasando muy mal.

-Vaya ya era hora de me dijeran, porque creía que no estaban preocupados por Harry.

-¿A que te refieres mamá?- pregunto Ron.

-Pues si, chicos, tu padre y yo hemos estado platicando y teníamos planeado ir por Harry para que pase el verano con nosotros.

-Que bien- dijo Hermione.

-Si eso es genial- dijo Ron.

-Mañana iremos por Harry- fue lo último que dijo la señora Weasley.

-Harry es momento de nos vallamos son las dos y se nos esta haciendo tarde, además esta tomado y va a ser mas tiempo- dijo Dudley.

-Ok, vamonos, adiós Nayely.

-Adiós Harry.

Cuando llegaron a la casa todo estaba en total silencia, desde abajo se escuchaban los ronquido de Vernon.

-Que bien estan dormidos, vamos Harry, sube- dijo Dudley empujando a Harry. Al llegar a la habitación Harry se tumbo en su cama.

-Buenas noches, Dudley.

-Buenas noches, Harry.

Harry al momento se quedo dormido, pero a pesar de haber tenido un día agotador no evito la pesadilla.

-¡no!- grito Harry empapado en sudor- Auch- se quejo Harry tocándose la cabeza, pero no era el típico dolor en la cicatriz si no era toda la cabeza y se acordó de lo que paso ayer, dándose cuenta de lo que estaba sufriendo era una resaca. Harry bajo a la cocina para ver que encontraba contra su malestar.

-Que bueno que bajas Harry- dijo su tía Petunia- ten para la resaca- le dijo dándole un vaso con agua y una aspirina.

-Gracias tía- dijo Harry tomándose el medicamento.

-De nada.

¿Y Dudley?- pregunto Harry.

-Salio con Vernon.

-Ok.

Mientras en la madriguera los Weasley y Hermione se estaban alistando para ir a recoger a Harry.

-Bueno chicos, ya vamonos- dijo el señor Weasley.

-Si- contestaron, se tomaron todos de las manos y se aparecieron en la cocina de los Dursley.

-Pero que demonios- dijo Harry- Hermione, Ron- grito al verlos.

-Harry¿Cómo estas?- pregunto Ron.

-Muy bien- contesto el chico.

-Lo sabia, pero ahora nos vamos a la… espera que dijiste, que estabas muy bien- dijo extrañado Ron.

-Si Ron, estoy muy bien.

-Pero mírate, te ves muy mal- dijo Hermione.

-Ah esto, bueno es una larga historia, pero no tiene nada que ver con mis tíos.

-Ayer se fue a una fiesta con su primo- dijo la señora Dursley hablando por primera vez- y pues llego tomado, y ahora esta pagando las consecuencias.

-Quiere decir que esta ¿crudo?- pregunto Ron, al borde de la risa.

-Si Ron, tome solo un poco- dijo Harry.

-Cual poco- dijo Dudley desde la entrada de la cocina- muy buenos días, si estabas hasta atrás.

-Bueno no es para tanto- dijo Harry un poco sonrojado.

-Por lo que vemos, estas muy bien con tus tíos Harry- dijo la señora Weasley.

-Si señora, no se preocupe por mi, estoy muy bien.

-Ok, chicos despídanse.

-Si, ya vamos.

-Te cuidas compañero- dijo Ron- y que escondidito te lo tenías.

-Harry mas vale que cuando en la escuela nos expliques todo- dijo Hermione dándole un abrazo.

-Si no se preocupen- contesto Harry.

-Antes de que se vayan- dijo Vernon- queremos invitarlos a la fiesta que le vamos a hacer a Harry por su cumpleaños, era una sorpresa para Harry, pero pues no sabemos como comunicarnos con ustedes.

-Ok, aquí estaremos- dijeron los señores Weasley.

-Entonces nos vemos el día de tu cumpleaños, pero nos seguiremos escribiendo- dijo Ron.

-Adiós Harry- dijo Hermione.

Cuando se quedaron solos, comenzaron a platicar de lo que iban a hacer en la fiesta y de cómo Harry habia conocido a Ron y a Hermione.

-Harry, hoy vamos a salir tú, mi novia, yo y Nayely, así que prepárate- dijo Dudley.

-Claro, con mucho gusto- dijo Harry y subió a su habitación a alistarse.

hola espero que dejen muchos reviews, por q la verdad me gusta saber que la estan leyendo, como para gustarles o no, gracias a los que la han leido y han dejado un review.

cuidense mucho