Capitulo 1 Adiós Hogwarts.

-Volveremos pronto- dijo Ron.

-Solo haremos un par de Rondas, con los Aurores no hay mucho que hacer- dijo Hermione.

-Despreocúpense- dijo Harry sin mucho ánimo.

Harry vio que sus amigos se perdían a lo lejos del corredor, el moreno camino y vio que muchos de los compartimientos estaban vacíos, la mayoría de los alumnos habían regresado con sus padres, algunos por la red flu, otros usando trasladores y algunos con la aparición conjunta, Harry estaba apunto de entrar en uno de esos compartimientos vacíos cuando escucho que alguien lo llamaba.

-Harry aquí- dijo Neville que lo había visto pasar.

-Hola Harry- dijo la soñadora voz de Luna –tenemos el compartimiento mas grande, aquí cabremos perfectamente los seis-

Harry por fin se dio cuenta de que ahí también estaba Ginny, de pronto se sintió tremendamente incomodo, no es que no deseara estar con la pelirroja, al contrario, era lo que mas deseaba, pero apenas unas horas antes habían terminado y era su culpa, así que pensó que Ginny deseaba estar lo mas alejada de el.

-Hola Harry- dijo la pelirroja.

-Hola Ginny- contesto Harry.

Ambos se sentaron en silencio, mientras Luna les platicaba acerca de todas las criaturas fantásticas que su padre había visto en sus múltiples expediciones.

-¿Que te pasa?- dijo Ron a Hermione mientras salían del compartimiento de los prefectos.

-Nada- dijo ella.

-¿Nada?, ¿y por nada estas así?- dio el.

-¿Así como? Ronald- dijo ella.

-No pusiste atención en lo que dijo McGonnagal, vamos ni siquiera te diste cuenta que Ese idiota de Zabini esta en el lugar de Draco- dijo Ron.

-Si me di cuenta Ronald- dijo ella indignada -¿Si lo que quieres es pelear? es mejor que me lo digas-

-Pensé que confiabas mas en mi- dijo el.

Ron tomo a Hermione por los brazos y la giro hacia el cuando ella daba la vuelta para evitar mirarle a los ojos.

-No quiero pelear, quiero saber que es lo que te pasa, aunque no lo creas me preocupas- dijo el.

Hermione suspiro derrotada y tomo a Ron de la mano mientras entraban a un compartimiento vacío.

-Muffliato- dijo ella mientras hacia un sencillo movimiento con la varita.

-Pensé que no aprobabas los encantamientos de Snape- dijo Ron.

-Voy a desmemorizar a mis padres- dijo ella.

-¿Queee?, ¿estas loca?- dijo Ron.

-Ron, se avecinan cosas muy feas, desde ayer lo he estado pensando y tengo que alejar a mis padres de mi lado- dijo ella mientras sus ojos se llenaban de lagrimas.

-Sabes que eso no es necesario, la orden puede protegerlos- dijo Ron angustiado.

-No, no puede, mira…..atacaron el colegio, mataron a Dumbledore- dijo ella mientras se refugiaba en el pecho de Ron.

-Podemos traerlos a la madriguera, ustedes pueden quedarse en la habitación de Percy, no es necesario que hagas eso- dijo Ron mientras levantaba la cara de Hermione.

-Quiero que mis padres vivan- dijo ella.

-El encantamiento Fidelius, ustedes pueden esconderse así en vacaciones, yo puedo ser el guardián secreto, sabes que nunca diré en donde se escondan ¿verdad?- dijo Ron.

-Se que nunca lo dirías, pero eso te pondría a ti en mas peligro- dijo ella mientras miraba con infinita ternura a Ron –No Ron, debo de hacerlo, enviar a mis padres a otro lado, con recuerdos falsos, así, si llegan los mortifagos a mi casa, ellos no estarán-

-NO TE PUEDES QUEDAR SOLA- dijo Ron angustiado.

-Es la única forma- dijo ella –yo tampoco quiero quedarme sola, pero es necesario-

-No, iras a casa conmigo o…..o yo me quedare contigo- dijo Ron que de inmediato se había puesto tan rojo como una remolacha.

-Ron, es mucho abuso si voy todas las vacaciones a tu casa, y tu madre jamás consentirá que tú y yo nos quedemos a vivir solos en mi casa- dijo ella.

-Podemos decirle que están tus padres y que me has invitado a pasar el verano contigo- dijo Ron.

-¿Y Ginny?, tu madre se sorprenderá que no la invite, sabiendo que ella es como mi hermana menor- dijo Hermione.

-Entonces ven a la madriguera conmigo- dijo Ron.

Hermione al ver a Ron supo que esa era una batalla perdida, no había forma de que su amigo la dejara quedarse sola, de una forma o de otra el le haría compañía.

-Si Ron, iré a la madriguera, pasare dos semanas con mis padres y después haré lo que deba hacer para protegerles y después iré contigo a la madriguera- dijo ella.

-Te llevaras a Pig- dijo Ron, es mejor que este contigo, así tendrás como comunicarte, pediré a papá que reconecte tu chimenea a la red flu- dijo Ron.

-¿Pasa algo entre ustedes?- dijo Neville, mirando a Ginny y a Harry intermitentemente.

-Nada- dijeron ambos evitando mirar a Neville.

-Es que……- dijo Neville.

-Ya no somos novios Neville, pero Harry y yo aun somos amigos- dijo Ginny mirando a Harry.

-Si Neville, aun somos amigos- dijo Harry.

-Es una lastima- dijo Luna después de suspirar, ustedes eran la pareja casi perfecta.

-Oye- dijo Ginny fingiendo indignación –y ¿por qué no la pareja perfecta?-

-Todo mundo sabe que la pareja perfecta son Ronald y Hermione- dijo Luna como si fuera lo más normal del mundo.

Neville, Ginny y Harry se quedaron en silencio tratando de procesar lo que Luna había dicho, Harry y Ginny sabían perfectamente como había afectado a Ron saber que Hermione y Krum se habían besuqueado, y también sabían como había afectado a Hermione el ver a Ron con Lavender y mas aun, después de que Ron fuera envenenado el y Hermione pararon de discutir.

-Nada mas cierto Luna- dijo Neville mirando a Harry y Ginny –lo siento ustedes ocupan el segundo lugar-

-Jajajajajajaja- estallaron en risas los demás.

-Si nos escuchan de seguro se pondrían más rojos que su insignia de prefectos- dijo Neville.

-Ron se ahogaría de la impresión- dijo Harry.

-Hermione se fingiría indignada y se escondería tras un libro el resto del viaje- dijo Ginny.

-Prométeme que me llamaras cuando tengas que desmemorizarlos- dijo Ron.

-Lo haré- dijo ella –¿Crees que tus padres me acepten la mayor parte del verano?-

-Lo harán, mi madre te adora- dijo Ron.

-Ven vamos a dar una ronda y después iremos a buscar a Harry- dijo Hermione.

Hermione y Ron pasearon por espacio de media hora por el tren, ya habían visto a Harry y a los demás.

-No pensé que Ginny se sentaría con Harry, no después de lo que paso hace una horas- dijo Ron.

-Ginny sabe que Harry la ama, sabe que el hace esto por protegerla- dijo Hermione.

-Harry es tan idiota- dijo Ron.

-No es idiota, solo quiere protegerla- dijo Hermione.

-Ella ya esta en suficiente peligro solo por ser una Weasley, el que sea novia de Harry no importa- dijo Ron.

-Pensé que estarías contento por que la dejo- dijo Hermione.

-No seas tonta, el es el único chico que me gusta para mi hermanita, además así no……- dijo Ron, pero se detuvo antes de terminar la oración.

-¿Antes de que Ron?- dijo Hermione.

-De nada- dijo Ron que comenzaba a ruborizarse y ponerse nervioso.

-Ibas a decir algo, ¿por que te alegra que Harry se fije en Ginny?- dijo Hermione.

-Nada, tonterías- dijo Ron tratando de evitar decir más.

-La sangre sucia y el traidor a la sangre- dijo la grave voz de Goyle.

-Con razón apestaba- dijo Crabbe.

Todo paso muy rápido, se escucho un crujido, Goyle tenia sus manos en la nariz que sangraba abundantemente, Crabbe trato de golpear a Ron, pero antes que eso pasara, el pelirrojo saco su varita y el corpulento Crabbe colgaba suspendido en el aire como si lo sostuviera un gancho invisible.

-Desmay….- dijo Pansy Parkinson que había salido de uno de los compartimientos.

Nadie supo que hechizo le lanzo Hermione, pero la Slytherin no pudo terminar de lanzar su maldición.

-Basta- dijo la enérgica voz de Remus Lupin.

-Ellos nos atacaron- dijo Crabbe al que la cara comenzaba a amoratársele por estar de cabeza.

-El me golpeo- dijo Goyle mirando con furia a Ron.

-La próxima vez que vuelvas a insultar a Hermione acabare contigo- dijo Ron que no dejaba de apuntar.

-No necesito que nadie me explique nada- dijo Moody que salía de el mismo compartimiento del que salio Lupin –lo vi todo-

-Y también lo escuchamos- dijo Tonks.

-Ustedes tres, entren a su compartimiento y no salgan de ahí hasta que lleguemos a la estación- dijo Lupin.

-Weasley, bájalo- dijo Moody.

Ron bajo a Crabbe de la forma mas ruda que pudo, lo elevo al menos treinta centímetros mas y lo dejo caer, Goyle lo ayudo a levantar y entraron al compartimiento donde estaba Pansy.

-Bien hecho chico- dijo Moody a Ron.

-Buen golpe- dijo Tonks –los gemelos pagaran oro por ver esta escena-

-Tonks- regaño Lupin.

-Remus, no seas aguafiestas- dijo sonriente la joven bruja.

-Ron, no estuvo nada bien lo que hiciste- dijo Remus, que no dejaba de ver a Ron con cierto orgullo, sin duda que le había agradado como había defendido a Hermione.

-Profesor Lupin, lo sentimos- dijo Hermione que estaba comenzando a ponerse roja.

-Bien Weasley, ese par de trolls necesitaban ya una lección- dijo Moody –con esos tipos se debe de tener mano firme-

-Vallan con Harry y los demás, nosotros haremos la vigilancia- dijo Remus.

-Gracias Ron- dijo Hermione.

-No voy a permitir que te vuelvan a insultar- dijo Ron.

-Ese fue un gran golpe- dijo Hermione.

-Me gusto mas el que le diste al hurón- dijo el pelirrojo.

-Que bien se sintió eso- dijo la castaña –aunque el puño me dolió por dos días-

-Al hurón le debe de haber dolido más días la nariz- dijo Ron sonriente.

-¿Qué paso?- dijo Ginny.

-¿Por qué vienen tan sonrientes?- dijo Harry.

-Ustedes dos ¿ya?- dijo Neville.

-Nosotros dos ¿ya que?- dijo Ron que no había entendido la pregunta que intentaba formular su despistado amigo.

-Es que, Ron le rompió la nariz a Goyle y colgó a Crabbe- dijo Hermione muy orgullosa de contar la hazaña de Ron.

-Hermione le lanzo un potente encantamiento de confusión a Parkinson, apuesto a que aun llegara confundida cuando regrese de vacaciones- dijo Ron.

-¿Ustedes dos estaban peleando, contra ellos?- dijo Ginny.

-No exactamente, lo que pasa es que Goyle me llamo sangr…..- dijo Hermione

-La insulto- interrumpió Ron –así que le di su merecido-

-¿Golpeaste a ese gorila?- dijo Neville.

-Justo en la nariz, no se lo esperaba- dijo Hermione sonriente –Ron fue muy rápido con la varita, apenas Crabbe iba a intervenir cuando Ron ya lo tenía colgado cabeza abajo-

-Parkinson iba a tacarme a traición, en eso, Hermione fue mucho más rápida y la hechizo- dijo Ron mirando a su hermana.

-El profesor Lupin salio para parar la pelea- dijo Hermione.

-Moody y Tonks estaban con el y vieron todo- dijo Ron.

-¿Te refieres al profesor que usa un ojo mágico?- dijo Luna.

-Si- dijeron Ron y Hermione.

-Mi padre dice que ese hombre tiene sangre gernumbli- dijo la rubia.

-¿Gernumbli?- pregunto Hermione.

-Si, los Gernumbli son la gente pequeña que vive en los jardines- explico Luna.

Ron, Hermione, Ginny, Harry y Neville no pudieron más que reír cuando entendieron que Luna afirmaba que Ojoloco tenía sangre de gnomo.

-Siempre pensé que Moody tenia cara de patata mal cortada- dijo Ron al oído de Hermione que contrario a lo que siempre hacia cuando hablaban mal de un profesor estallo en una risa bastante boba causando la extrañes de Ginny.

-Papa dice que toma poción de Gurdyroot para aumentar de tamaño- dijo Luna.

-Si el profesor Moody oyera al padre de luna lo convertiría en algo muy muy feo- dijo Hermione a Ron y Ginny.

Los chicos pasaron gran parte del viaje escuchando las excentricidades del padre de Luna, y complejas teorías acerca del nuevo ministro.

-El padre de Luna tiene razón en varias cosas- dijo Hermione –Scrimgeur es un hombre desagradable-

-Y además esta dispuesto a usar a Harry para que la gente piense que están haciendo las cosas bien- agrego Ron.

-Rufus Scrimgeur es un hombre lobo disfrazado- dijo Luna.

Luna pasó el resto del viaje leyendo números atrasados de el quisquilloso, Ginny, Neville y Harry pasaron el viaje jugando naipes explosivos, mientras que Ron se empeño en enseñar a jugar ajedrez a Hermione.

-Ron ¿te parece si damos una ultima ronda?, dentro de una hora llegaremos a King Cross- dijo Hermione.

-Si, vamos- dijo Ron.

Los prefectos salieron a dar una última ronda, dejando a Harry y a Ginny bastante extrañados, Ron por lo regular necesitaba una pequeña discusión para aceptar cumplir con sus obligaciones de prefecto y Hermione por su parte nunca pedía opinión, solo se limitaba a ordenar.

-Están de lo mas raros- dijo la pelirroja.

-Desde que Ron despertó en la enfermería están cambiados……pero no tanto- dijo Harry.

-¿Crees que ya hayan hablado?- dijo la pelirroja.

-No creo, hablare con ellos después- dijo Harry.

-Ron, no le digas a nadie lo que planeo hacer- dijo Hermione, tiene que ser un secreto, solo se lo diremos a Harry al momento de partir.

-No se lo diré a nadie, pero prométeme que cuando vallas a hacerlo me avisaras para que te acompañe, no quiero que estés sola en tu casa- dijo Ron.

-Lo haré- dijo Ella.

-Ginny nos mira mucho ¿crees que sospecha algo?- dijo Ron.

-No sabe nada, lo de Harry solo lo sabemos tres personas, el tu y yo- dijo Hermione.

-Hermione, se que de seguro ya has leído al menos una docena de libros antes de tomar la decisión, pero……sabes que es muy peligroso desmemorizar a una persona, si no haces el hechizo bien puedes causar daños permanentes- dijo Ron.

-Lo se, eso es lo que me da mas miedo- dijo ella y de inmediato sus ojos comenzaron a llenarse de lagrimas.

-Ven- dijo Ron mientras la tomaba del brazo y se metían a un compartimiento vació –todo va a salir bien Hermione, se que lo harás bien, eres la mejor alumna que ha tenido Hogwarts, a los doce años ya eras capaz de preparar la poción multijugos, a los once lograbas descifrar el enigma de Snape, a los quince y dieciséis ya peleabas contra mortifagos, no hay hechizo que no seas capaz de hacer-

-Gracias Ron, dicho así parecería que soy la mejor en todo- dijo ella.

-Lo eres, no hay nada que no puedas hacer- dijo el.

-No se volar- dijo Hermione en respuesta.

-Cuando lleguemos a la madriguera solucionaremos eso, aunque el verano pasado lo hiciste bien, cuando jugamos quidditch.

-Pero eso no es volar como lo saben hacer tu, Harry y Ginny.

-Te enseñare, no sabemos si alguna vez necesitemos usar escobas- dijo Ron.

La puerta se abrió de golpe, Hermione aun tenía los ojos húmedos y Ron la tomaba de la mano, Harry que recién habia entrado se encontró con esa escena y los miro escrutadoramente.

-¿Hay algo que tengan que decirme?- dijo el moreno.

-No, nada amigo- dijo Ron.

-¿Qué le hiciste a Hermione?, esta llorando- dijo Harry mirando duramente a Ron.

-Oye, no le hice nada- dijo Ron algo ofendido.

-No es nada Harry, es solo que estaba recordando al colegio y me he puesto un poco sentimental- dijo Hermione –pero no es nada-

Harry vio a ambos y no creyó ni una palabra de lo que le decían.

-Regresemos al compartimiento, acaba de pasar la bruja del carrito, podemos comer un pastel de caldero ¿Qué les parece?- dijo Hermione, que se levanto y salio por la puerta.

-Yo no hago llorar a Hermione- dijo Ron a Harry pasando junto a el mientras le lanzaba una dura mirada.

El expreso finalmente llego a King Cross, los chicos bajaron su equipaje, Ron tomo la jaula de Pig y bajo el cesto donde estaba Crookshanks.

Los Weasley y Fleur estaban ahí esperándolos, los gemelos ayudaron a Ginny y a Ron con su equipaje, Molly no paraba de hacerle recomendaciones a Harry, todos salieron por el anden 9 ¾ y ahí vieron a los padres de Hermione, la castaña de inmediato corrió hacia ellos y los abrazo, Ron comprendía lo que ella debía de estar sintiendo en esos momentos, quizás eran de los últimos momentos en que estuviera con ellos, ni ella ni Ron sabían si volverían a ver a sus familias después de ir con Harry a cazar los horcruxes y de pronto, al ver a su familia sintió una inmensa tristeza.

Vernon Dursley también estaba ahí, lo mas apartado posible, y no paraba de hacerle señas a Harry de que se apurara para irse.

-Cuídate Harry- dijo Hermione antes de darle un beso en la mejilla –estoy segura de que pronto nos veremos-

-Hasta pronto compañero- dijo Ron

-Harry cielo, por favor cuídate y pórtate bien- dijo Molly mientras se despedía de el.

-Hagsta Pronto Haggy- dijo Fleur.

Harry se fue con tío Vernon, los Weasley se acercaron a los Granger, Arthur hablaba con el padre de Hermione acerca de la boda y de que estarían encantados si ellos asistían, los Granger contestaron que irían.

-Cuídate- dijo Ron mientras le daba la jaula de Pig.

-Si, tú también- dijo ella –Te escribiré- dijo antes de partir con sus padres.