Juro Solemnemente que mis intenciones NO son buenas

Los herederos mágicos.

Harry descubre un secreto que le guardaron por cuatro años, ahora tendrá que descubrir razones por las cuales Voldemort decidió matarlo a el y no a Neville. Continuación de "La Apuesta"

Diclaimer: Este es un fic sobre Harry Potter, todo hasta el sexto libro ya pasó antes, es un universo alterno, no se como decirles, pero a lo que me refiero es que Harry ya sabe de los Horrocruxes todo, la única diferencia es que Sirius esta vivo, al igual que Dumbledore y Harry tiene 15 años, ¿si? Solo eso.

Capitulo 1: Un 31 de Julio diferente.

Harry se despertó y miro a su alrededor, su habitación en el numero cuatro de Privet Drive jamás había estado tan ordenada. Miro de reojo su baúl que estaba limpio y perfectamente ordenado, luego miro a su lechuza, que lo miraba expectante, como sabiendo exactamente que día era ese. Se incorporo y de dio cuenta que hasta se sentía diferente, quince años no llegaba solos. Miro el retrato al lado de su cama, donde sus padres felices lo miraban y danzaban felices.

Buenos días mamá y papá – Dijo el chico mirando la foto con cariño. Una lechuza que el conocía muy bien, color café algo despistada le picoteaba la ventana, el chico le abrió dando pasó a Pigwedon, la lechuza de su mejor amigo, Ron.

Le saco el paquete a la lechuza y lo abrió. Dentro había dos cartas, y una esfera cristalina, parecía un recordadero pero no lo era. Abrió primero la carta de Ron.

"Harry:

¡Feliz Cumpleaños hermano! Bueno, solo para que lo sepas, te mando una carta de Dumbledore con instrucciones de tú traslado aquí hermano. Espero estés feliz y bueno, la esfera esa rara me la dio Dumbledore dice que tú entenderás (luego me cuentas) No podemos escribirte cartas porque están vigilando las lechuzas, así que Hermione dice que te diga feliz cumpleaños, y que te daremos tus regalos en nuestro encuentro. Bueno, tengo que ser breve.

Adiós y feliz cumpleaños"

¿En nuestro encuentro? Esa frase a Harry se le hacia extraña, decidió que hasta que no abriera la carta de Dumbledore no lo averiguaría, así que la abrió rápidamente.

"Querido Harry:

Feliz cumpleaños, espero este día sea de tú agrado. Seguramente te preguntes que es la esfera, es una esfera reconocedora de enemigos y amigos, si una persona grata para ti esta a tú lado, el humo se vuelve azul, y si es una persona que no te conviene se vuelve roja, te ayuda a ver quienes son tus amigos y quienes tus enemigos. Nadie podrá saber que es y te conviene no contárselo a nadie más que a Hermione y Ron, diles a todos que es una recordadora, ya que nadie los conoce, solo existen dos y los dos los invente yo y se los di a personas que sabia los iban a guardar bien. Respecto a tú traslado, será mañana temprano, solo debes estar listo, no respondas estas cartas es lo más seguro. Nos vemos Harry.

Albus Dumbledore."

Releyó el pergamino varias veces hasta que estuvo satisfecho, entonces miro la esfera que seguía cristalina, la giro en sus dedos y vio que en la esfera había algo grabado, la acerco a su cara y leyó: "Que tus amigos sean identificados y tus enemigos perdidos" y más abajo otra algo rara "ro maled aicne topal" El chico releyó la ultima frase varias veces… ¿Ro maled aicne topal? Era algo extraño, seguramente seria alguno de esos idiomas, como elfico o algo así. En ese momento el humo dentro de la esfera apareció de color rojo, el chico miro a su lado, pero no había nadie, entonces escucho que alguien le tocaba la puerta.

¡A DESAYUNAR CHICO! – Le gritaba su tío Vernon, ahora entendía. Guardo la esfera en su baúl y se cambio lentamente, no tenía ganas de bajar a desayunar. Una vez abajo se sentó en su lugar de siempre, en la mesa de la cocina solo. Comenzó a comer tranquilo…

El día siguiente parecía no llegar, se levanto ansioso, feliz de poder salir de allí. Salio por la puerta y entro en el baño. Se dio una larga y feliz ducha y cuando creyó estar listo se cambio tranquilo, se puso unos pantalones muggles, y una remera blanca. En ese momento el grito de su tío lo saco de sus casillas, bajo las escaleras lo más rápido que pudo.

Chico, nos vamos.

¿A dónde? – Pregunto extrañado.

Eso no te importa, no quemes la casa – Dijo.

No te preocupes, me voy a ir.

¿A dónde? – Pregunto Dudley.

Me voy, a pasar mis vacaciones con alguien que considere que sirvo para algo más que consumir espacio – Dijo el chico en tono hiriente.

Yo creo que haces más que eso. Tú me salvaste de esas… cosas – Dijo hablando de los dementotes (N/A: Recuerden, que todo eso ya pasó)

Gracias Dud.

Nos vamos – Dijo su tío arrastrando a su familia fuera de allí. Harry miro a su alrededor, la casa vacía, pero con todos los electrodomésticos le hacia acordar a cuando era más chico y cuando los Dursley se iban el podía ver tele. Escucho un ruido en la cocina y alzo la varita, y se dirigió a la cocina.

¡Expelliarmus! – Su varita salio volando de él, entonces lo vio, el que le había sacado la varita era Remus Lupin – Lo siento, pero no quería que lastimaras a nadie, necesitamos a todos coherentes para trasladarte – Dijo tendiéndole la varita de nuevo.

Hola Harry – Dijo Nymphadora Tonks, se acerco y lo saludo - ¿Cómo estas?

Bien – Ahora la chica del cabello tonalidad chicle miraba la cocina.

Me acuerdo de este lugar, con todos cachivaches muggles.

Nymphadora no toques nada – Le dijo Alastor Moody.

No me digas Nymphadora – Dijo molesta y su pelo rosa chicle tomo una tonalidad fuego, para luego volver a su color.

Hola Harry – Dijo entonces Kingsley, el mago alto de piel morena, Harry lo saludo con un gesto de cabeza.

¿Dónde vamos? – Pregunto.

Al cuartel de la Orden.

¿Vamos a la casa de Sirius?

Shhh – Todos lo callaron en seguida.

Aquí no es problema que lo digas – Le dijo Lupin – Pero si lo dices afuera, mejor vamos nos.

¿Y mí baúl? – Pregunto el chico algo consternado.

Ah si, si, si, si, si, si, si, si – Dijo Tonks – Dime que es que yo lo llevare. – Subieron arriba y bajaron con la jaula de Hedwig, su baúl y su saeta de fuego. Salieron al jardín y allí había unos thearstels gigantes, un hipogrifo y escobas.

Harry, viajaremos así porque es más cómodo, ¿estas listo? – El asintió, entonces ojo loco prosiguió. – Harry tú iras con Tonks en un Thearstels, Lupin tomaras puesto en el otro thearstels, yo iré en el hipogrifo, y tú Kingsley por último en escoba. Tardaron unos diez minutos acomodándose, pero una vez que lo hicieron ojo loco volvió a preguntar.

¿Todos listos?

Si – Dijo Tonks, seguida por Lupin y Kingsley.

Ya

Grito ojo loco, tomaron vuelo y Harry se inclino un poco para ver la casa de los Dursley, que se iba haciendo más pequeña hasta que se convirtió en un pequeño punto. Él iba atrás agarrado de Tonks, así que se tuvo que sujetar fuerte cuando quiso mirar hacia atrás. Su baúl iba colgando de la panza del thearstels, y Hedwig iba colgada del baúl, la lechuza se revolvía inquieta, quería volar. Miro a su alrededor, todo parecía tranquilo.

SUJETATE – Le dijo Tonks, el hizo caso. Entonces sintió que todo daba vueltas miro a sus costados y efectivamente el paisaje daba vueltas. Cerro los ojos por el azote del viento, y cuando los volvió abrir pudo comprobar que el paisaje se volvía a hacer una imagen, pudo ver que no estaba más en Little Whithing, ahora estaba en donde unas casas eran grandes, de varios pisos y donde dos casas, una del numero 11, y otra con el numero 13 estaban pulcras y limpias. – Puedes bajar – Le anuncio Tonks, y se dio cuenta que seguía agarrada de su cintura, se puso colorado y se bajo.

Gracias le dijo – La chica le guiño un ojo.

Cuando quieras.

Bueno, bienvenido – Le dijo Remus.

Número 12 de Grimmauld Place – Dijo ojo loco, entonces de la 11 y la 13 comenzó a aparecer otra casa, mucho más ancestral, y vieja. De a poco las ventanas y sus rejas tomaban lugar, cuando la casa estuvo lista, y frente a sus ojos, se dirigieron a la puerta. Una vez adentro vio ese horrible paragüero de pata de monstruo, Tonks lo miro sonriente y cuando se dio vuelta se choco contra el paragüero.

Por las barbas de Merlín – Exclamo furiosa, Harry rió suavemente, entonces los miembros de la Orden del Fénix (Kingsley, Ojo loco, Tonks y Lupin) Se le adelantaron en la marcha y entraron a la cocina. Allí al parecer hablaban, Harry paro la oreja.

Pero es solo un niño – Se escucho la voz de la señora Weasley, siempre velando por su bien.

No es tú hijo – Dijo Sirius, su inconfundible voz.

No otra vez – Dijo ahora Dumbledore – No volveremos a empezar con esto de nuevo, es el año que Harry sabría… – Pero se callo, lo habían visto, la señora Weasley apareció en la puerta.

Harry querido – Dijo abrazándolo y cerrando la puerta tras ella. – Los chicos están arriba, ve – Dijo, el obedeció y subió.

Miro las paredes, había algo diferente. Había una foto, que no tenía nada que ver con los Black. Se acerco en ella había cuatro personas, de las cuales tres reconoció en seguida. Allí estaba su padre, junto con su madre, ambos muy jóvenes riendo escondidos tras una planta y reían, mientras que su madre tiraba una bola de nieve al otro par. En el otro par estaba su padrino, riendo con fuerza junto con una chica que no conocía, lo único que veía era su cabellera negra y larga. Sirius reía y luego devolvía la bola de nieve a su madre. Acerco la yema de sus dedos a la foto y la toco con cariño. Una lagrima se escapo. Siguió subiendo, cuando llego arriba e iba a abrir la puerta alguien lo tiro hacia adentro y se fundió con el en un abrazo, era Hermione. Se fundió en ella con el abrazo.

¡Pensamos que volverías lastimado o algo peor! – Dijo en lágrimas.

Pero estoy bien – Dijo entonces Harry, Ron se acerco a él y también lo abrazo.

Pero no lo sabíamos – Entonces se escucho un crack.

Déjense de cursilaridades y vamos a escuchar – Los gemelos Weasley mostraron un par de orejas extensibles. Se pusieron en la escalera y bajaron una.

Espero tú gato no venga esta vez – Dijo molesto Ron.

No, esta en la habitación – Dijo Hermione.

Silencio – Anuncio Fred entonces la voz de Sirius hizo presencia.

"¡Tiene que saberlo! Es parte de su pasado y solo así sabrá cual es su futuro" "No importa, sigue siendo un niño, ¿No pueden esperar dos años más a que sea mayor de edad?" esa era la señora Weasley "Siento decirte Molly, que si esperamos dos años, ella vuelva a desaparecer" Dumbledore "Creo que deberíamos empezar en las vacaciones, porque cuando este en el colegio será muy peligroso" Dumbledore de nuevo. "Yo lo llamo" Ese era Sirius y se escucharon pasos, los gemelos con un movimiento de varita hicieron desaparecer las orejas, y ellos desaparecieron.

¡Vayan a su cuarto! – Fue lo último que dijeron, los chicos corrieron y entraron a su cuarto, ron se tiro sobre su cama como si estuviera leyendo un libro de Quidicht, Hermione agarro a Crokshands y comenzó a acariciarlo, mientras que Harry abrió la jaula de Hedwig. En ese momento Sirius abrió l puerta, Harry se dio vuelta y sonrió.

Sirius – Dijo corriendo y fundiéndose en un abrazo con el.

Harry, Hermione, Ron, FRED, GEORGE – Dijo una vez que terminaron en abrazo y gritando los nombres de los gemelos que con un crack se hicieron visibles en la habitación. – Queremos hablar con ustedes – Y les hizo un gesto de que salieran de la habitación, salieron y se internaron en la cocina, allí estaban los que habían trasladado a Harry, pero también estaba El señor y la señora Weasley, Bill Weasley y Fleur Delacour recién casados, Charly Weasley, Oliver Wood, Severus Snape, que lo miraba como siempre con algo de odio, algunos otros magos que no reconocía y en la punta Albus Dumbledore.

Que solo queden los implicados – Dijo entonces Dumbledore, y todos salieron, menos Remus, Sirius, los señores Weasley, ellos y Dumbledore.

Harry, te tenemos una tarea – Dijo Sirius.

¿A mí?

Si, a ti – Dijo Dumbledore – A ti, la señorita Granger, y los tres señores Weasley y… - Entonces por la puerta apareció Ginny siendo empujada por su hermano Charly, Harry la miro jamás la había visto tan hermosa, esta se sonrojo al ser mirada por todos y se sentó al lado de su madre – Y la señorita Weasley. – El silencio se hizo notar, entonces Sirius salio y apareció con un pensadero plateado, el mismo que siempre había estado en el despacho de Dumbledore.

Harry, tienes que indagar en tú pasado para poder ir hacia el fututo – Dijo Remus.

¿De que hablan? – Dijo Hermione confundida.

Hablamos de que tiene que saber quien eran sus padres, tiene que averiguar cosas antes de que empiece este año en Hogwarts, cosas que no podemos decirte, y necesitamos que ellos – Dijo Sirius señalando a los demás – También lo sepan para cuando estén en Hogwarts te ayuden.

No, no voy a permitir – Empezó Harry pero Ron lo cayó.

Yo estoy adentro – Dijo el chico poniendo una mano en el hombro de Harry en forma de apoyo.

Yo también – Dijo Hermione.

Igual yo – Dijo tímidamente Ginny, Harry la miro embobado, estaba completamente enamorado de ella. Entonces todas las miradas se centraron en los gemelos.

¿Va a ser difícil? – Pregunto Fred.

Si – Dijo Dumbledore con sinceridad.

¿Peligroso? – Dijo George.

Algo – Dijo Remus.

Entonces, ¡Estamos dentro! – Exclamaron juntos provocando las risas de los demás…

Al fin eh, gracias por sus reviews en La Apuesta… Esto es

Travesura Realizada