Wenass, como va? Bueno, aqui empiezo una serie de batallas entre los distintos personajes de los libros. Es un piloto, veré si lo sigo dependiendo de los reviews xD


El foco de la batalla se encontraba en los terrenos del colegio, las fuerzas de la Orden y del ED, lideradas por Remus Lupin, Kingsley Shacklebolt y Arthur Weasley, se enfrentaban a
las fuerzas de Voldemort, lideradas por Bellatrix Lestrange, Yaxley y Antonin Dolohov. La batalla estaba reñida, ninguna de las fuerzas parecia superar a la otra y los luchadores de
ambas partes parecian estar dispuestos a morir en batalla. Arthur lideraba la seccion del flanco izquierdo, Kinglsey, la del centro y Remus la del flanco derecho. El cielo nocturno,
despejado y sin ninguna nube que cubriera la luna menguante, estaba iluminado por los haces de hechizos, maldiciones, encantamientos y demás magia que se lanzaban los magos.
-Juntensé más, comenzaremos a empujarlos hacia el bosque. Es la hora de vengar a todos esos muggles e hijos de muggles que mataron estos magos.-grito Arthur Weasley al tiempo que un haz de luz roja salia de su varita y aturdía a un Mortifago. Se ubicó en la primera línea y comenzaron a avanzar, haces de luz verde y roja salian de las filas que lideraba.Los miembros de la Orden y del ED habian decidido que era necesario matar a todos los Mortifagos que pudieran.
Mientras avanzaba, Arthur observó a un joven caer al suelo, sus ojos abiertos con expresion de sorpresa pero sin ver nada. Era el joven que habia discutido con McGonagall, que queria quedarse y luchar: Colin Creevey. El hombre que lo mató se reia con una risa desdeñosa que Arthur reconocio enseguida, era Walden McNair. Aquel joven podia facilmente ser uno de sus hijos, al pensar eso, una ira tremenda embargó su cuerpo. Sentía deseos de matar como nunca antes habia sentido.
Apunto su varita al pecho del mortifago y murmuró:-Avada Kedavra!- un haz de luz verde salio de su varita dirigido habia el mortifago. Falló por poco. El mortifago giro y al ver a su oponente, sonrió. -Piensas que puedes matarme, Weasley? En verdad piensas que lograrás vencerme en un duelo como pensó aquel sangre sucia que acabo de matar?-exclamo con desdén. Arthur no respondió, en lugar de eso gritó:-Emporion!- y un haz de luz azul salio de su varita con
el sonido de un disparo y se dirigio hacia Mcnair, que a su vez exclamó:-Protego!-el rayo azul de Arthur impactó el escudo de Mcnair con el sonido del choque entre dos rocas. El mortifago habia perdido equilibrio por la onda del choque y cayó algo aturdido, Arthur aprovechó ese momento de debilidad y gritó:-Avada Kedavra!- el haz de luz verde impactó en el lugar onde había estado Mcnair, quien se habia levantado agilmente y esquivo la maldicion. Alzó su
varita y bramó:-Aqua Eructo!- un potente chorro de agua salio de su varita hacia Arthur, esté exclamo en respuesta:-Impervius!-y el chorro se dividió en dos en el lugar en que se encontraba el mago pelirrojo. Desmaius!-grito McNair y un haz de luz roja salio de su varita. Arthur esquivó el hechizo y respondió:-Argentum Orya!- de su varita comenzaron a salir haces plateados que impactaban cerca de Mcnair dejando un pequeño crater. El mortifago grito:-Protego!
Los haces plateados impactaban en el escudo de McNair que iba retrocediendo de a poco. En el decimo impacto, el escudo se desvaneció y un haz le dio en la pantorrilla izquierda. Le dejó una herida similar a la que habría causado una flecha. Crucio!- grito el mortifago y agarro a Arthur desprevenido. La maldicion le dio de lleno al Sr. Weasley que comenzó a retorderse gritando del dolor que sentía. McNair sonreia:-Creiste que me habías vencido con esos hechizos
tan simples?-una carcajada insana salio de su garganta y opaco por unos instantes los gritos de dolor de Arthur-.Creo que te mereces un descanso antes de proseguir, Weasley- y terminando la maldicion cometió, en su autoconfianza, soberbia y estupidez, su último error. Arthur había logrado conjurar un encantamiento escudo antes de que la maldicion le impactarse, a pesar de que sintio dolor, era un dolor soportable, no soltó su varita, pudo mantener su cabeza despejada
y formular su proximo paso. En el momento en el que cesó el dolor, Arthur Weasley alzo su varita y con la voz llena de desprecio grito:-Avada Kedavra!- el haz de luz verde impactó en el pecho del Mortifago llevandose consigo la vida de éste. El cuerpo salio despedido unos metros hacia atras antes de caer al suelo con un ruido sordo. Arthur se acercó para ver lo que había hecho, los ojos del Mortifago estaban abiertos y su rostro conservaba la sonrisa desdeñosa
que habia tenido antes de morir…Arthur volvio a sus filas que habia sido superadas por una nueva oleada de mortifagos y se dirigio hacia alli para evitar su derrota y emprender la retirada momentaria, cuando un haz de luz verde le paso rozando la cabeza. Su duelo había sido observado por alguien…