EPÍLOGO. i know we'll make it anywhere, away from here

-

-

Even if you cannot hear my voice
I'll be right beside you dear

-

-

'NO LA LASTIMARAS'

Sasuke abrazó a Sakura. Enterrando su rostro en su cuello, respirando su fragancia. Si aquello era el fin, al menos la tenía entre sus brazos.

El portal se había cerrado, Naruto estaba a salvo en Konoha. Pero ellos dos, todavía tenían aquella burbuja a su alrededor. Y la voz se acercaba más y más. No tenían escapatoria. Era el fin.

De pronto, un silencio llenó el infierno y una luz brillante cegó a todos por unos instantes. De repente, algo, porque no era un alguien, estaba delante de ellos.

Sakura se desprendió del abrazo de Sasuke un poco, pero el pelinegro la retuvo con un brazo en la cintura.

-Dios. – nombró Sakura.

-Él te mató. – dijo la voz.

-No Dios, él no fue. Fue su hermano. – justificó Sakura.

-No.

Sasuke se quedó en silencio, miró a Sakura en sus brazos. Dios tenía razón.

-Si, yo la maté. – reconoció Sasuke.

Sakura se dio media vuelta para mirarlo. -¿Qué estás diciendo? ¡Fue Itachi!

Sasuke negó con la cabeza. – No, Itachi no te hubiese matado sino fuese por mí. Yo te maté.

-Sasuke-kun, no fue así. – sus ojos se abrieron del susto, su mirada cayó en la presencia frente a ella. - Dios, no. No fue así.

-Yo maté a Sakura Haruno. – confesó Sasuke mirando a Dios. – Yo la llevé a su muerte.

-NO- gritó Sakura, miró errática a Dios. – Dios, no es así. Por favor, no le creas. Él no me mató, no me llevó a la muerte. Él no...

-Él te mató.

-NO.- los ojos de Sakura se agrandaron y el temor comenzó a llenarle. – No lo hizo.

-Él debe ser castigado por sus actos.

-Dios… no, no. Sasuke-kun no lo hizo. Dios.

-Estoy dispuesto a cumplir mi castigo. –Declaró Sasuke.- Pero Sakura no pertenece aquí, ella debe ir al paraíso.

-Aceptado.

Sakura estaba al borde del pánico.

Sasuke cerró los ojos. Ella iría al paraíso.

-NO, no quiero ir al paraíso. Quiero estar con Sasuke-kun. – lágrimas comenzaron a caer por sus mejillas. – No quiero, no quiero. Encontraré la manera de volver. No quiero estar sin Sasuke-kun. – se abrazó al cuerpo de Sasuke, llorando en su pecho. – No existe un paraíso sin Sasuke-kun.

-Sakura, es así como debe ser. – el tono de voz de Sasuke era suave, como sus ojos lo eran cuando la miraron.

-No Sasuke-kun. Vos me salvaste – dijo Sakura levantando la vista. – No podría ser feliz con ninguna otra persona si no es contigo. No puedo pensar un mundo sin ti, no puedo estar sin ti. Vine al infierno para estar contigo por toda la eternidad. No me alejes, déjame estar contigo. No quiero estar sin ti. Por favor.

Sasuke la abrazó con fuerza, maldiciendo todos los asesinatos a sangre fría que había cometido. Todos los errores que se había hecho en vida. Sabía que si tenía una nueva oportunidad, las cosas serían diferentes.

Sakura estaría feliz una vez que Naruto llegara al cielo con ella.

Pero no iba a permitir que Sakura pagara por sus errores. Su castigo más grande no sería estar en el infierno, sino estar una eternidad sin Sakura.

Lo merecía.

La abrazó con más fuerza e intentó memorizar como su cuerpo encajaba con el suyo, como su calor le transmitía paz y su fragancia le llenaba sus sentidos. Se separó para verle la cara y secó las lágrimas de su rostro. Memorizó su rostro y vio sus ojos verdes desesperados, tristes y apagados.

Era lo mejor. Era por su bien. Pero ¿por qué le tenía que doler tanto? Un alma como Sakura no merecía sufrir de aquella manera.

La besó con suavidad, y sintió las lágrimas de Sakura. Su beso era una despedida, en la forma en la que sus labios se movían contra los suyos, con suavidad y cuidado. Intentó no alargarlo y se separó de ella. Pero Sakura se agarró de su cuello.

-No te dejaré ir.

Sasuke suspiró e hizo lo posible para desprender el agarre de Sakura en su cuello, pero ella se sujeto como si su vida dependiese de ello. Y era algo así.

-Sakura.

-No, no voy a alejarme de ti.

-Que sea así entonces.

Sasuke y Sakura levantaron la vista hacia Dios.

Una luz brillante los cegó antes de que pudieran siquiera pensar en lo que pasaba, cuando volvieron a sus sentidos se encontraron acostados en el suelo. La tierra se había levantado ante su caída, haciéndole cosquillas en las narices, imposibilitándole la vista. Fue entonces cuando sintieron el suelo retumbar.

- ¡KAKASHI-SENSEI, TSUNADE-BAACHAN, SON ELLOS!

Fue entonces cuando permitió que su cuerpo finalmente se relajara, escuchó un suspiro de alivio al lado suyo y estrechó el cuerpo junto a él.

Estaban de vuelta.

you've been the only thing that's right, in all i've done


Soy una mala persona. Soy una incumplidora, dije que no iba a subir epilogo y acá estoy. .-. perdón, pero era irresistible ! Sé que ahora el fic quedo con final chorongo? pero bueeno, todos queríamos que reviva Sakura, no? NO? (:

Ojalá les guste el epilogo, la canción para éste fue, run de snow patrol. Hermosísimo.
Y ahora voy a contestar este review, con la explicación de varias preguntas que capaz muchos tengan.

sasori-cenere:

Sakura no puede irse del infierno porque está muerta. Y un muerto no puede revivir. Es imposible. Sasuke y Naruto estaban vivos cuando fueron por Sakura, por eso ellos SI podían irse.

Sakura sabia que no podía volver. Ella estaba escapando de dios, (por eso fue al infierno, donde no la podía encontrar) si iba al mundo de los vivos otra vez, dios la iba a encontrar enseguida. Además, dios encontró a Sakura porque Sasuke primero fue al paraiso y luego al infierno, encontró un humano en su mundo. Y eso no lo podía permitir.

Te explico. Sakura fue al paraiso primero, pero ella sabia que por todos los pecados de Sasuke, él no podriá ir al paraiso con ella. Por eso se escapó del paraiso, escapando de dios también, y fue al infierno donde iba a estar Sasuke. Y donde dios no podía entrar. El infierno es jurisdiccion del diablo.

Sakura, además, sabía que Sasuke iba a ir a buscarla, sabía que se iba a quedar con ella en el infierno. Lo que Sakura no contaba era que dios los iba a encontrar también. Sakura no contaba que el odio de Sasuke hacia él mismo fuese tan grande como para hacer notar su presencia en el paraiso. Sasuke se odiaba porque bueno.. se explica en el epilogo, porque cree que él mató a Sakura, indirectamente fue su culpa. Dios, al sentir eso en el paraiso intentó proteger a Sakura (dios también vio las visiones de la mente de Sasuke) de una nueva muerte.

Otra cosa, dios no puede castigar a Sakura por haber elegido el infierno. Digamos, dios es partidario del libre albedrio y si hay algo que se mantiene en el paraiso, son las decisiones. Sakura decidió sacrificar su felicidad por Sasuke, así que dios no puede hacer nada por eso. No la puede castigar, pero no está de acuerdo.

El alma de Sakura es tan buena que pasa a ser un ángel, y ningun ángel así de bondadoso debería estar en el infierno, por eso cuando Sasuke decide aceptar su castigo, y pide que Sakura vuelva al paraiso, dios acepta.
Pero dios no contaba que lo que le corresponde a Sakura -o sea el paraiso- era el mismo infierno para ella, porque tendría que estar separada de Sasuke. Y dios es bondadoso, no puede aceptar que Sakura esté en el infierno con Sasuke, porque ella merece el paraiso, pero tampoco puede separarlos.

Ahg, dios tiene que tomar una decisión, que va contra las reglas. Pero el amor entre Sakura y Sasuke es tan grande, que desafía las reglas celestiales ! Entonces, les da una nueva oportunidad.

Los dos vuelven a la vida, o al menos Sakura.
Dios sabe que la muerte de Sakura fue prematura, entonces le da la posibilidad de disfrutar lo que siempre le fue prohibido o imposibilitado: Sasuke.
Y a Sasuke le da la oportunidad de reinvidicarse por todos sus pecados, para ganarse el cielo.

Eso es lo que quería explicar en el último capitulo. Pero no salió, no? );
Espero que ahora te quede más claro (:

-

-

Nuevamente, gracias a todos los reviewers. Sé que hubo problemas con el día que actualicé el último capitulo, pero sdlkfnsf, gracias por lo que dejaron review días después. Está acá (LL)

Ahora si, hasta el próximo one shot !

THE END