Titulo: Blanco Interés
Autor: Suigetsu-kun.
Fecha de publicación: 21-10-2008.

Avisos: Crack Pairing.

Notas: Disfruta de la lectura.

Progreso: 2/29


-o-o-o-o-

Todo comenzó a partir de un secreto que ocultaba aquel que era su líder /SuiHina- SasuHina/.


-o-o-o-o-

II: Seguridad.

De todas las alternativas que se forjaron en su cabeza luego de haber comprendido que todas las circunstancias le eran favorables para descubrir el secreto mejor guardado de Uchiha Sasuke –su "querido líder, para él-, la que le pareció la más interesante –y la que más le serviría para sus siniestros planes futuros, por supuesto-, fue la última.

De sólo pensar que el Uchiha podía tener en su poder a una chica, el deseo de ingresar a aquella habitación era increíblemente mayor a que si pensaba en las otras posibilidades. Es que, desde que le "conocía", jamás había mostrado interés por alguna muchacha –Karin estaba prácticamente descartada pues dudaba que alguien pudiera sentir algo por ella que no fuera desprecio, y el Uchiha solamente la "usaba" por sus habilidades con el rastreo de crakra-, nunca hablaba sobre ellas, y rara vez hacía comentarios que no tuvieran relación con sus planes –de los cuales poco y nada sabían-.

Bueno, lo último no tiene relación alguna con la alternativa, pero de igual manera es una actitud del Uchiha que me saca de quicio, pensó mientras descendía con agilidad de la rama del árbol que lo había "albergado" algunos minutos, y se encaminó a la casa.

Tenía que prepararse para su podidamente interesante misión.

Volvió a sonreír.

-o-o-

- ¿Por qué tienes esa cara de idiota? –fue el "recibimiento" de Karin en cuanto lo vio aparecer en la cocina de la guarida.

Menuda estúpida, pensó.

En otras ocasiones, las "suaves y femeninas" palabras de la pelirroja provocaban un efecto inmediato en su humor, y lo "obligaban" a responderle de inmediato, pero en esta ocasión, motivado –quizás- por el buen humor que le procuraba el saber que era inminente que descubriría el secreto de ese Teme, tan sólo se limitó a dedicarle una mirada de desprecio, tomar la botella con agua que había sobre la mesa, y mirar a Juugo, quien estaba "acomodado" a un lado de la ventana. Supuso que estaba esperando la llegada de su cuidador.

Espero y se pierda por el bosque, pensó mientras caía en la cuenta de algo.

- Mierda… -murmuró para así, pero eso no evitó que la joven lo escuchara.

- ¿Decías algo, cara de pez?

- ¿Cuándo regresa Uchiha? –preguntó casi de inmediato, omitiendo nuevamente el "detalle" de responder el insulto.

La pelirroja lo miró con una ceja alzada. Algo te traes. Si por ti fuera, harías todo lo posible para que no regresara.

- Dijo que a más tardar mañana en la noche –mintió.

El de blanquecinos cabellos le miró dudoso algunos segundos, pero optó por no seguir indagando pues podría levantar sospechas, y la idea de consultarle a Juugo estaba en el tacho de la basura. Juugo no habla cuando no está, recordó.

Evitando cualquier actitud sospechosa, se retiró de la cocina, y se encaminó a su dormitorio, para esperar el momento preciso.

Mientras avanzaba por el pasillo –el mismo en donde estaba la habitación en donde estaba la futura debilidad del Uchiha-, no pudo evitar detenerse algunos segundos frente a la puerta.

Y algo llamó superlativamente su atención. Un sollozo.

Sonrió.

Ahora tenía la seguridad de que lo que ocultaba Uchiha Sasuke allí era una chica.

Ahora, la pregunta era otra.

¿Qué chica sería?


¡Hola!

Qué les puedo decir. Estoy muy contenta por la aceptación que tuvo esta historia. Sinceramente, no me esperé que tuviera nueve reviews en el primer capítulo. Realmente fue toda una sorpresa, y muy agradable por cierto.

Bueno, espero y no ahberlos defraudado con este capítulo.

Como siempre, agradezco a todos los que me dejaron review:

¿Reviews?

Saludos.

Sui-kun.


Nota Importante: No pretendo que los insultos que hay en mi fic se interpreten como bashing, puesto que, además de no estar de acuerdo con esto, me aprece de muy mal gusto. Tan sólo los coloco porque son un elemento imprescindible dentro del fic -recordemos que Suigetsu y Karin no se llevan bien, y la mayor parte del tiempo están riñiendo e insultándose-, por lo que no tomé como una característica para ceñirme a los cánomes de los personajes. Eso.