Prefacio

Edward había llamado "cosa" a mi pequeño pateador, Edward quería matarlo…no podia creerlo.

Sabia que lo hacia por mi seguridad, pero matar a mi bebe…a nuestro bebe.

Era demasiado.

Ante estos pensamientos mi pequeño Edward se removió inquieto en mi interior,"tranquilo cariño, todo va a estar bien" pensaba una y otra vez, pero en realidad no estaba segura.