Sentimientos prohibidos: SasuHina, + 16, romance, incesto, tragedia, universo alterno

Este fic está inspirado en parte en Angel Sanctuary de Kaori Yuki, y en parte en Romeo y Julieta de William Shakespeare lo publicó porque me parece una buena historia, advierto que en esta historia habrá limen y tragedia como parte vital de la trama, los personajes son propiedad de Masashi Kishimoto. Agradezco de antemano los consejos de Vicky-chan, de Fega de mi niki y otras personas que me han ayudado para mejorar esta historia


Más vale morir por tu amor, más vale enfrentarnos al mundo por nuestro sentimiento, más vale morir que prolongar la vida sin tu amor (Romeo y Julieta.)

Este amor es prohibido

El sentimiento es "sucio" y condenado

Pero al mismo tiempo

Es precioso y noble

El tenernos los días

El acariciarnos junto a los arboles

El besarnos bajo Selene

El amarnos en las noches bajo el manto del secreto

Todos y cada uno de los momentos, hemos compartido

Y si tenemos que escondernos

Si tenemos que fingir una vida

Pretender que nada sentimos

O inclusive morir por este amor… lo haremos

Porque este sentimiento prohibido…

Es nuestro amor de verdad.

Capítulo I Sus circunstancias

Esta habitación siempre le ha parecido fría y obscura, esta noche sin embargo parece aun más terrible, más sola, parece que en un solo momento su vida entera está pasando, y en los pocos recuerdos buenos esta siempre ella… su ángel, sin embargo parece que todo en ese maldito lugar le grita ¡enfermo!, ¡degenerado!; Al frente su padre, con aquella mirada que a cualquier persona bajo su mando le hiela la sangre, fría y furiosa al mismo tiempo, él sin embargo solo escucha su voz a lo lejos como un susurro que se pierde en el instante mismo de ser pronunciado, terrible como una sentencia, duro como un golpe y vacio como la apariencia, palabras inconexas pero que a cualquiera que conociera su historia… no, la historia de ambos le parecerían igual de abominables, igual de enfermas igual de terribles, todo, prohibido, maldito, condenado,como su amor.

¡Como te atreviste!
¡Esto es mounstroso!
¡Eres un maldito enfermo!
¡Es tu hermana!
¡Es incesto!

En el fondo de su corazón ríe por lo injusto de las palabras de su padre, esta triste pero resignado es más, casi desde el principio supo que todo estaba condenado al fracaso y que su amor no iba a durar más allá de los días o semanas en que fueran cubiertos por el velo del secreto, por eso cuando debelo sus sentimientos por ella se propuso aprovechar cada día, cada minuto, cada instante… en su habitación, en el colegio, en un parque, cualquier momento, cualquier segundo. Si, por fin en este momento recuerda el viejo dicho "en el final siempre se piensa en el principio" han pasado solamente unos meses que para ellos han sido al mismo tiempo una vida y un instante, en ese momento gira su cabeza hacia la derecha y después de ver a una madre más preocupada porque la servidumbre no escuche la mira… de pie junto a el, bañada en lagrimas, temblando y aún así, en este momento le sigue pareciendo hermosa y angelical, ha guardado silencio, inconscientemente esta cumpliendo su promesa, tan solo unos segundos más y se habrá cumplido a si mismo el juramento que se hizo en esa noche… hace tanto y a la vez tan poco. Pero para su desgracia casi en el momento en que su padre le "dicta" sentencia ella grita con todas sus fuerzas

-¡Detente es mi culpa porque también yo lo amo y que Dios me perdone… no me arrepiento!-

El grito de la joven retumba por todo el salón, era de esperarse, ella simplemente es así, cuando sus emociones se desbordan simplemente explota y justo en ese instante ella tomo a Sasuke de la mano y apretó fuerte… con todas sus fuerzas.
Lo mas extraño es que ese momento ya lo habían vivido fue así exactamente 4 años y medio…

De los muchos cumpleaños tristes que han vivido, el treceavo de Sasuke debe ser con facilidad el más triste, creo sin embargo que he escrito demasiado sin presentarlos.

El es Sasuke Uchiha heredero de una de las familias más nobles de Europa, aunque en opinión de su padre el no es más un "rebelde" tiene 17 años y como es de esperarse acude a una de las escuelas más prestigiadas del país, es alto de tez blanca, con unos ojos negros profundos, su carácter es a simple vista frío y distante sin embargo si uno lo mira sus orbes en ellas esconde un abismo de soledad, de vacío y de tristeza, labrados con los años de abusos y maltratos recibidos en la niñez.

Su padre Fugaku Uchiha bisnieto de una familia real de Europa, si bien su familia nació hace un milenio en Suiza, gobernaron territorios durante siglos, desde Alemania hasta el nuevo mundo pero ahora, ya sin títulos, les queda todavía el orgullo de una casta de un milenio, su abuelo fue adoptado por una familia francesa, y él mismo se hizo inmensamente rico y poderoso por su casamiento con una heredera, alto de aproximadamente 1:90 de estatura, blanco con unos ojos negros que aterrorizan a primera vista, teniente coronel del ejercito, rico empresario, orgulloso, violento, arrogante y con un enorme orgullo de clase, cegado por el orgullo y la ambición de ser un Uchiha.

Su madre la "encantadora" Mikoto , heredera de una gran familia francesa, bien educada, rica, respetada en los más grandes círculos de la sociedad europea es en una palabra un "icono" pero en palabras del chico "lamentablemente para nosotros sus grandes preocupaciones son: la ultima pasarela de moda, su enorme guardarropa, su "amigas" y ocasionalmente … sus hijos" es alta con un cabello castaño largo, casi hasta la cadera , muy bien conservada gracias a costosos tratamientos y a su natural belleza, tiene solo 37 años 3 menos que su esposo, unos ojos color ópalo y grisáceo como los de ella…

Su hermanita Hinata, Hinata Uchiha, , flaquita de pelo castaño oscuro hasta los hombros, con un fleco en su frente, unos ojos grandes ópalo idénticos a los de su madre, muy expresivos y alegres, su rostro en general pequeño y tiene algunas pecas, tierna, ingenua, divertida, tímida... su compañera de juegos, en una sola palabra… su mejor amiga, los recuerdos de ellos son hermosos y conmovedorers, toda la vida han estado juntos, fue impresionante su cercanía desde el principio mismo, la primara palabra de Sasuke no fue papá ni mamá, fue Hina, y del mismo modo la primera palabra de la niña fue un Sasu, esto maravillo a los tutores que ambos xhicos tenían, por lo general la primera palabra de un ser humano es mamá pero en este caso fue diferente, cuando Sasuke ya caminaba de forma aceptable a los dos años, el mismo por instinto decio esperar a una hinata que aún gateaba, todo juntos, los juegos, los regaños paternos, la soledad compartida que los rodeo siempre, aun cosas más intimas, mas profundas, el primer beso, la primera caricia oculata del mundo, todo, todo, han conpartido, siempre, desde el principio han sido almas gemelas, unidas por un sentimiento, más profundo, mas fuerte que la hermandad misma que los unió desde la cuna

Los recuerdos de su infancia son distantes y casi todos la incluyan a ella, su quinto cumpleaños, una de las cuatro veces que ha visto reír a sus padres, el día que en el colegio ella se introdujo en su salón y exigió quedarse con el, o cuando a los doce años entro a los establos de su padre y robo uno de los caballos de Fugaku porque Hinata quería verlo… o si, la expresión de sorpresa en la cara de ella bien valió las 5 horas que el paso en la nieve como "castigo" , todas las veces que la chica fue la única compañía de Sasuke, las veces que hicieron la tarea juntos, las ocasiones cuando Hinata le preguntaba con total confianza cosas de su escuela como si Sasuke fuera su maestro, las incontables veces que platicaron juntos hasta quedarse dormidos, inclusive en una ocasión ellos le escribieron a "los reyes magos" para pedirles que sus padres los dejaran ir juntos a otro lugar, a un lugar feliz donde pudieran estar en paz, solos con una familia de verdad, desde pequeños a diferencia de la mayoría de los hermanos eran unidos y Sasuke desarrollo en las primeras etapas de la adolescencia celos y reticencia a todo aquel que "osara" siquiera verla durante más de 3 segundos y al parecer en la ingenuidad de la niñez a ella le agradaba y alguna vez entre risas y sonrojada le dijo que el era "el hombre de mi vida"….

Y en ese momento, en el instante justo cuando Hinata tomó su mano, justo cuando su felicidad se había acabado, en el segundo temido por ambos, en el momento en que se supo toda la verdad, cuando las fantasias y lño suesños de ambos de destrozaban vino a la mente de ambos como un recuerdo que desgarra el alma, como una memoria que esta clavada en el corazón, el recuerdo de la noche en que fueron separados.


Era de día en Saint Clod, la mansión de su padre y se estaba preparando una gran fiesta porque Sasuke y Hinata cumplían 13 y 12 años respectivamente, bueno, en realidad el cumplía el 25 de julio y ella el 6 de agosto pero para no complicarse con "ridículas" fiestas, su padre decidió que se celebraría el 2 de Agosto como el cumpleaños de ambos niños.

Curiosamente a pesar de ser cumpleaños de dos chicos no había nadie joven, solo estaban varios "amigos" y socios de su padre, las insufribles amigas de su madre y sus temas simples y vacíos y claro una orquesta que tocaba la más aburrida música posible… sin embargo en los jardines traseros eso no importaba porque Sasu y Hina (como se llaman entre ellos) jugaban alegres una carrera, es curioso que a pesar de ser frió con todos Sasuke siempre fue cariñoso y protector con Hinata, siempre la defendía y no era difícil darse cuanta de la dependencia que tenían uno por el otro, trágicamente para su maravillosa relación de hermanos todo eso tenia que terminar ese día, precisamente el día que ellos creían que era el más feliz de sus vidas, porque sus padres no los habían molestado, porque no habían insultado a Hinata por su tartamudeo o porque Sasuke se había negado a saludar a los Hyuga, y algo en el pecho de la chica se lo dijo, le ordeno vivir ese dia al limite co su hermano, no lo sabia, al menos en ese instante.

Las horas pasaron rápidamente, la fiesta de cumpleaños era ridícula porque nadie había preguntado donde se encontraban los festejados, sin pastel o sin amigos, más parecía uno de los aburridos cocteles de Mikoto que un día de supuesta alegría para los padres de dos chicos, no fue hasta la noche que ambos fueron llamados a la sala de recepciones del castillo, esto de por si era una mala señal, allí lo único que se escuchaba era la voz de su padre que resonaba fría y dura como siempre en el esplendido salón de recepciones, muy espacioso con unos candelabros enormes colgando del techo y varias pinturas de los ancestros de los Uchiha entre ellos Madara el abuelo de Fugaku, además de lo anterior había una inmensa biblioteca adjunta y hacia la derecha el despacho y otras estancias para el uso de su padre

-Hijos aprovecho esta ocasión para informarles que en una semana Hinata se ira a un colegio privado de Inglaterra para que estudie 4 años y por esto..
- ¡No papá no me pienso ir y mi colegio y Sasuke!, grito Hinata, algo que realmente es muy inusual ya que su carácter generalmente es tranquilo y muy tímido, pero la imagen de estar lejos de su "Sasu" por años enteros destrozo el corazón de la niña, era ese sentimiento, la apresion de su corazón el miedo que había tenido durante todo el día materializándose en frente de sus ojos.
- Hinata no es una pregunta, contesto su padre ¡es una orden!, no está a discusión te vas en una semana y punto-
- No papá no te voy a obedecer no quiero estar lejos de Sasu, en ese momento dos pequeñas gotas de agua salieron por los ojos de la chica como un pequeño torrente que acabo en sus mejillas

Sasuke por su parte que no soportaba ver a su hermana llorar estallo contra su padre y con gritos le increpo su absurda decisión…
- No me importa si hacen un escándalo no voy a discutir con niños, dijo al mismo tiempo que salía del salón y además les dijo en un susurro

- He pensado mejor las cosas Hinata te vas por la mañana

En la noche ambos salieron corriendo hacia "su" lugar y con la despedida llego la promesa de dos almas unidas ya por la tragedia del amor, unidas ya por un destino trágico, al que sin embargo desde ese instante en ese momento ambos aceptaron con toda el alma.