Hola!!!!!!!!!!!!!!!!!!Bueno, me parece que ya estoy siendo mas regular con la actualización de caps jeje n.n MUCHAS POR SUS REVIEWS A TODAS!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! (lucia-nami 14 y Nya-Lucid-Mika91) les agradezco mucho que aun sigan este fic (autora se inclina XD) Bueno las cosas comienzan a cambiar en el fic, por fin todo parece estar mejor, volviendo a la normalidad; de hecho siento que el fic volvió a ser como si Allen y compañía aun siguieran estudiando en la escuela. Con cierto drama, si, pero todo parece un poco mas alegre ¿no? Bueno, ya había advertido que el principio sería algo aburrido U.U...En fin…Esta semana tuve exámenes ¬¬#…pero curiosamente aun así tuve mucho tiempo libre para escribir juju…

D gray man….creo que ya se saben el resto XD

Disfrutenlo!!!!


9.-Huidas

Habian pasado ya un par de días desde que los alumnos de la Orden Oscura Asiatica habían llegado. Si bien no causaban exactamente problemas, si le causaban a Allen algunos ratos un tanto incómodos en el café durante la tarde…

Por fortuna para el albino, aunque era de tarde, por el momento solo Mireya, Lala, Claire y Dante se encontraban sentados en una mesa escuchando tocar a Allen el piano mientras conversaban un poco.

-Hey…¿Qué le pasa a Mireya?-le pregunto Claire a la rubia al percatarse que la chica peliroja estaba muy distraída miranda hacia la plaza

-Ah…ah estado asi desde que el director Bak y sus alumnos llegaron-le murmuro Lala acercándose-Es por Thai Long

-¿Qué pasa con Thai?-pregunto de inmediato Mireya mirándoles

-No para de preguntar por èl

-¿¡Eh!?¡ No es cierto!

-Ella dice que no le gusta pero yo no le creo nada-continuo la rubia ignorando divertida las quejas de su amiga que estaba tan roja como su cabello-Y creo que a Thai también le gusta ella

-¡¡¡¡!!!!¡¡¡¿Tu crees?!!!!-exclamo Mireya delatándose

-Jajajajaja…ay…los amores escolares-rio Dante al recordar su noviazgo con Lenalee durante la escuela- Jeje Tiempos aquellos…

-Yo sugiero que no te emociones demasiado con èl-comento Claire un tanto lúgubre

-…-Allen y Dante le miraron entristecidos, pero luego el rubio platino tosio y cambio el tema

-¡Hey, Allen!-sonrio-¿Lou fa no se te ah declarado?

-Eh…-el albino se paso la mano por el largo cabello-No…No aun….

-Jaja, tienes pegue con las que son menores que tu…mmm…Veamos, primero fue aquella chica Road Kamelot y ahora Lou fa…ah…no se me va a olvidar lo del beso…

Allen sintió escalofríos al recordar cuando aquella chiquilla "Noe" le había robado un beso cuando había ido a visitar a la Orden junto con toda su "familia"

------------------------o O Flashback O o-----------------------

Allen caminaba junto con Dante, Claire y Lenalee por uno de los pasillos para dirigirse al comedor-en el pasillo no había nadie mas que ellos- y de repente, como salida de la nada Road Kamelot se apareció frente al albino.

-Hola, Allen Walker-saludo la chica

-¡!-se sobresalto-ah…este…¿hola?

-Creo que tienes mucho talento, Allen-le dijo con una sonrisa

-Gracias…-no estaba seguro de que decir, era la primera vez que la Noe le dirigía la palabra

-¡Eres tan lindo!-exclamo poniéndose de puntas cerca de él y de improviso le puso los brazos al cuello-juju-rio maliciosamente y luego le beso

-¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡!!!!!!!!!!!!!!!!!!-Dante, Claire y Lenalee soltaron un grito ahogado

Road se separo de él.

-Nos vemos en clase, Allen.-le dijo la niña antes de irse corriendo por el pasillo

-¿¡Allen!? ¿¡Estas bien!?-le pregunto Dante sacudiéndolo

-…

-¡Allen!-le llamaron las dos chicas

----------------------------o O Fin Flashback O o-------------------------

-Y juraría-prosiguió Dante- Que a esa chica Fou también le gustas.

-Debes estar bromeando…-le dijo el peliblanco

-¡Si, debes estar bromeando! ¿¡Gustarme Walker!?

Fou, Thai y Lou fa entraron al café

-¿Es cierto eso?-pregunto Lou fa con los ojos vidriosos a punto de echarse a llorar-¿Te gusta Allen?

-¡Claro que no!-exclamo la chica de cabello rosado…podía notarse un ligerísimo sonrojo en su cara enojada-¡Ni aunque fuera el último hombre albino del planeta!

Allen estampo la cara contra las teclas del piano. Ahí iba otro momento incomodo para agregar a su lista.

Fou le dirigió una mirada incendiada al peliblanco quien únicamente volteo para otro lado con una disimulada sonrisa. Este le había ganado a la chica en el desafío de haber quien tocaba mejor el piano…

-¿Y su director?-Le pregunto Dante al chico chino, Thai

-Er…-el chico se rasco la barbilla nerviosamente-Fue con Wong a visitar a su casa a la señorita Lenalee-dijo un tanto formal

-¿Enserio?-replico con cierta preocupación el mayor

En casa de los Lee…

Lenalee salía de la cocina de su casa con una bandeja con delicadas tazas de te, una vez en la sala, la china deposito la bandeja en una mesita baja entre dos sillones, tomo una taza y se la paso al Wong

-Gracias…-dijo el hombre canoso

-De nada.

-Jhe, de verdad han pasado muchos años desde la ultima vez que nos vimos…mas de los que crei-comento mientras la china se sentaba frente a èl en el otro sillón-Recuerdo que cuando la conocí no era más que una niña… y ahora mírate- sonrió amablemente-De verdad me alegra mucho verte, Lenalee

-Gracias-sonrio apenada-Es una lástima que el sentimiento no sea completamente mutuo entre ellos-señalo con la cabeza a su hermano, que estaba a su lado, y a Bak, que estaba frente a este.

Del lado de ambos chinos el ambiente era tenso. Cada uno extremadamente al pendiente de los movimientos del otro…sin embargo, era notorio el nerviosismo de Bak

"Fue mala idea venir aquí…Esperaba que Lenalee estuviera sola" pensaba el rubio" Pero no, Komui también esta aquí en vez de estar trabajando en la escuela haciendo papeleo"

"Ese tonto…debe estar pensando en cosas sucias con mi Lenalee" pensaba el otro

-¡Saca a mi purísima Lenalee de tus pervertidos pensamientos!-exclamo Komui de repente sobresaltando a los otros tres que permanecían en silencio.

-¿¡De que hablas!? ¡No estaba pensando en nada sucio!¡Y menos con Lenalee!

-¿Qué viniste a hacer a esta casa?

-Ah…yo…eh…pues…-el rubio balbuceo un par de incoherencias como repuesta al principio. La idea era darle a Lenalee un regalo que le había traído pero…¿Seria seguro? –Yo…yo venia a entregarle un regalo de mi parte a Lenalee-dijo esperando que la china le ayudara si su amigo se ponía violento, cosa que no dudaba

-¿Eh?

Bak saco de su chaqueta una cajita forrada de terciopelo negro con un listón dorado

-¡NO TE ATREVAS A PERDIRLE MATRIMONIO!¡PREPARATE PARA MORIR!-exclamo Komui levantándose de un salto y sacando de detrás del sillón el mismo invento peligroso de siempre.

Bak no lo pensó dos veces para empezar a correr por su vida por toda la casa.

Komui perseguía a Bak mientras Wong también iba detrás de ellos intentando salvar a su jefe de las garras del subdirector…

La persecución termino cuando Lenalee roció a su hermano con el spray de pimienta.

-¡Aaah!¡Mis ojos!-grito

-Esto si que sirve…-comento la china dejando de lado a su hermano y acercándose a un jadeante Bak-Siento mucho esto, de nuevo-se disculpo sonriendo nerviosamente

-Ah…No, Gracias…este…EJEM...-Bak se aclaro la garganta para luego poner voz galante y seductora-Esto es para ti-le dijo entregándole la cajita negra

-¡Wow!-exclamo Lena al ver el dije de mariposa y la fina cadena de plata-Es preciosa…¡Gracias!-exclamo abrazándole.

El chino se puso tan rojo como un tomate y pequeñas ronchitas comenzaron a aparecer en su rostro

-¡Te lo pongo!-le dijo poniéndose tras ella y pasando el collar por su fino cuello.

Justo en ese momento se abrió la puerta de enfrente y Dante entro jadeando un poco. Se sorprendió al ver al tal Bak y a su novia…demasiado juntos para su gusto…

-Ah… tú eres el chico de la otra vez-dijo el rubio chino algo desinteresado

-Si, soy Dante Roulten-se presento el rubio platino acercándose a Lenalee y pasando un brazo por su cintura- Soy el novio de Lenalee-dijo haciendo énfasis en la palabra "novio"

-¿¡NOVIO!?

-Sip-dijo orgullosamente la china-Muchas gracias por el collar, de verdad me parece hermoso, que lindo de tu parte-le sonrió

-De…de nada…Este, Wong-le llamo- tenemos que irnos…asi que si nos disculpan…

Los dos chinos salieron de la casa… Ya fuera el chino rubio grito:

-¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡NOOOOOOO!!!!!!!¡¡¡¡¡¡LEEENALEEE!!!!!!!!!!!!!!!¿¿¿¿¿¿¡¡¡¡¡PORQUEEEEEE!!!!!!!!?????

-¿Escuchaste algo?-pregunto la china a su novio en la casa

-Nop.

-¿¡COMO DEMONIOS ENTRASTE AQUÍ DANTE!?-le pregunto de repente Komui a Dante con los ojos rojos

-Lena me dio la llave de la casa por si acaso-sonrió con burla como diciendo" Si, y no hay nada que puedas hacer para impedirlo" enseñándole una pequeña llave plateada

-¿¡Le diste la llave de la casa a este idio…

Lenalee tomo su ya confiable spray y volvió a rociar a su hermano, quien de inmediato cayo al piso retorciéndose y gritando.

A Dante le salió una gota gigante de sudor en la cabeza

(Al acabar la semana)

Allen y toda la compañía se despidieron de Bak, Wong y sus tres alumnos de la O.O. Asiatica

Lou fa había sido convencida por Thai y Fou para que le diera a Allen una carta de amor

Una vez que estos se fueron Allen abrio la carta.

Allen:

Eres talentoso, guapo, lindo…¡TE AMO!¡TE AMO! ¡TE AMO!... (Y asi seguía toda una hoja)

Con mucho cariño

Lou fa…

-buh…jaj…uh…-Dante se aguanto la risa al leer la carta

-Sinceramente no creo que la haya escrito sola…-replico Allen apenado

(Esa misma tarde)

Un joven de cabellos rojos bajaba del andén del tren con una maleta y un estuche negro…Levanto la mirada al cielo anaranjado y sonrió mientras el tibio aire le revolvía el cabello

-Estoy en casa…-susurro Lavi encaminándose para salir de la estación de trenes

El joven sonreía mientras caminaba por aquellas calles que alguna vez conoció como la palma de su mano…Sentía que estaba de nuevo en el sueño de aquel lugar tan oscuro y neblinoso…pero no…esta vez era real… Esta vez sí estaba en casa, por decirlo asi.

Realmente no tenía idea de adonde ir, de a donde regresar a vivir.

Lo primero que había hecho había sido ir a la antigua casa de Bookman pero al llegar se encontró que esta ya estaba habitada por una familia. El viejo Bookman la había vendido hacia ya mucho tiempo

-Debí imaginarlo-sonrió amargamente y dejo que sus pies le llevaran a donde quisieran.

Antes de darse cuenta ya estaba frente a la Orden Oscura…Su antigua escuela….

Casi cae de rodillas al suelo frente a la puerta, se tapo la boca con una mano para ahogar una exclamación de alegría y emoción…

¡De verdad había regresado!

-¡Cuantos recuerdos!-se dijo mirando todo lo que se alcanzaba a ver desde la reja cerrada

Toda clase recuerdos felices le vinieron a la mente…

Después de un rato y ahora que ya se había calmado, después de tanta emoción, de verdad empezó a preocuparse por donde iba a quedarse…El único que dinero que tenia lo había gastado en el viaje hasta ahí.

-¡Que estúpido!-exclamó tomando sus escasas pertenencias y echando a correr por las calles con una sonrisa radiante pero con ojos desesperados

"¡YU!"

Volvería a ver a Kanda. Después de tantos años solo soñando con él. ¡ lo vería! No le importaba si después de abrazarlo y de robarle un beso este le daba un puñetazo…después de todo se lo merecía…

De milagro recordaba a la perfección el camino hacia la casa de este.

Llego más rápido de lo que creyó pero se encontró con que no había nadie en casa en ese momento pues no importaba cuantas veces golpease y tocase el timbre de la puerta…nadie respondía…

Algo desanimado se limito a esperar sentado en los pequeños escalones de la puerta. Se encontraba excesivamente cansado y de poco en poco la depresión se apoderaba de su mente… Quería ver a Kanda pero ya… No soportaba tener que esperar ahí…Y cuando ya se le estaban empezando a cerrar los ojos unas voces un tanto familiares-no mucho-lo sobresaltaron.

-¿¡Lavi!?-exclamaron los dos mayores Daisya Barry y Noise Marie al mismo tiempo

-¡Hola, chicos!-les saludo el otro levantándose

Después de los acostumbrados saludos y explicaciones el pelirojo pregunto intentado esconder su desilusión al no ver a Kanda con ellos.

-¿Y donde esta Yu?

-Errr…-los "hermanos" se miraron inseguros

-¡Oh, si!-exclamo Daisya tomándolo de un brazo y jalándolo-¡Tienes que ir a ver a los demás!¡Vamos al café! ¡jeje Les va dar un ataque cardiaco cuando te vean!

-Yo ire a avisarle a los otros-dijo Marie separándose de ellos en la calle

-¿Café?

-Allen y Link son dueños de uno en la plaza-le explico

Durante todo el camino Lavi le estuvo haciendo preguntas sobre Kanda pero el alegre joven siempre le cambiaba el tema haciendo bromas…bromas un tanto nerviosas

Para cuando llegaron al café ya se había hecho de noche. Al divisar el dichoso café ambos jóvenes corrieron hasta él. Lavi podía ver una cabellera blanca muy familiar…

-Allen…-le llamo después de tomar aire

El albino levanto la mirada de manera perezosa-se estaba quedando dormido en el piano.

-¡¡¡¡!!!!-el menor abrió los ojos desmesuradamente al ver a su amigo pelirojo sonriéndole en la entrada. Se paro tan rápido que el banco se cayó. Antes de poder decir o hacer algo más, alguien grito:

-¡¡¡¡LAVI!!!!

Al darse la vuelta bruscamente, este se vio abrazado fuertemente por cierta china hecha un mar de lágrimas. Al abrazo se unieron Dante Claire y Allen.

Si bien el abrazo grupal duro un par de minutos nadie se veía capaz de articular palabra…pero era obvio en sus miradas que todos estaban tremendamente felices de volver a reencontrarse después de tanto tiempo.


Edimburgo

Era de noche y Debbito miraba, desde el majestuoso y colorido vitral de su habitación, la lluvia cayendo sobre los jardines de la mansión.

Sus amigos habían decidido quedarse un tiempo ahí y bueno, el pelinegro no había podido negarse a la petición ni aunque hubiera querido… sus amigos realmente podían ser amenazantes y lo habían estado sermoneando todo el día…

Tranquilamente se sentó en el escritorio que tenia ahí mismo y miro sus cosas. Un tintero con una pluma blanca y hermosa y unas hojas de papel en blanco.

Varios años atrás él solía sentarse en un escritorio parecido a ese en la Academia, pasaba horas escribiéndole a Claire, contándole sobre lo que pasaba ahí en la escuela, escribiéndole poemas (que secretamente sacaba de libros) y diciéndole que la extrañaba y la amaba.

Pero ahora, ya no le importaba Claire ¿o sí?

La chica lo había engañado con su actitud amable y dulce…

-¿Quién pensaría que ella podría ser una ladrona?-le pregunto a las hojas de papel

Debbito se hacia la misma pregunta mil veces desde que la había echado de su casa.

En ese momento se abrió la puerta y la chica de cabello rojizo hizo su entrada tímidamente para entregarle una taza de chocolate caliente.

-Gracias…

-De nada-sonrió Abigale, esta se percato de que su amo parecía triste-¿Te preocupa algo, Debbito?

-¿eh? No, no es nada, solo estoy pensando en unas cosas sin importancia-le sonrio nervioso-¿Lulubel y los demás ya están bien instalados?

-Si…este…yo…

El pelinegro miro como ella se le acercaba, más de lo acostumbrado, cosa que le sorprendió; pero antes de que esta pudiera decir algo Debbito vio a Jasdero en la entrada de la habitación.

-…-el rubio solo les miro un momento y luego siguió caminando por el pasillo…

Al final Abigale no le dijo ni le hizo nada a él, sino que salió -después de hacer una reverencia-y se encontró con el rubio.

-Usted es muy amigo de mi amo ¿verdad?-le pregunto plantándose frente a èl

-¿De qué hablas? Eh venido aquí durante años-le dijo con una ceja levantada y en tono de burla-¿Acaso estas ciega?

-Nunca le vi realmente como un "estorbo", señor…pero ahora que la escoria esa…¿Cuál era su nombre? Mmm…Ah, Claire, ahora que ella ya no está ¿Usted ahora cree que tiene el camino libre?

-¿Disculpa?

-Ya había visto desde hace muchos años las miradas que le dirigía a Debbito, pero sabía que este no le haría caso, no es su tipo…y ahora ¿usted quiere volver a intentarlo?-pregunto con mirada amenazante

-Eso no es de tu incumbencia, criada-le dijo enojado pero aun con burla haciendo énfasis en la última palabra-Pero igual te lo diré… No busco otra oportunidad con él aunque la quisiera, solo quiero que sea feliz y para eso voy hacer lo posible para que habrá los ojos-esta vez fue su turno para amenazar

-Y el no está solo, niña-Lulubel, Tyki y Skin parecieron tras ellos

-ugh…-la chica dio un paso hacia atrás al verlos -Ustedes solo son estorbos entre mi amo y yo…-sonrió Abigale- Solo tengo que quitarlos del camino, como a Roulten…

-¿Crees poder contra todos nosotros?-siguió la rubia

-…

-Mira, lindura-le dijo Tyki sonriéndole seductoramente pero con seriedad en la mirada-Sabemos que Debbito es un idiota muy ciego y sordo que se negara a escucharnos si le decimos que clase de persona eres, por lo tanto tendremos que demostrarle que tu eres la que no debería estar aquí…

-No les será fácil…no lo van a conseguir…

-Somos cuatro contra uno, niñata-comento Skin desinteresado-Solo un tonto se arriesgaría a pelear en semejantes condiciones.

-Ya verán-les dijo la chica de ojos miel desapareciendo por el pasillo…


Tokio

Apenas amanecía y el cielo aun tenía un tono azul oscuro, pero para esa hora Kanda ya estaba despierto en su habitación, nervioso.

Sabia que en cualquier momento Katou vendría a su habitación por él…

Por otra parte, aun no tenía idea de que significaba la pista de Katou, "ella" estaba en un lugar que él odiaba y al que le daba pena entrar…

Entonces, se oyeron unos pasos apresurados afuera. El peliazul se tenso. La puerta se deslizo y para su alivio vio que no era el mayor sino una de las sirvientas de la casa, una mujer no muy grande de cabellos oscuros y mirada amable.

-¿Qué pasa?-le pregunto Kanda aliviado

-Señor-le dijo algo alterada- No…no puede seguir soportando lo que le hace el señor Katou

-¿Q-que? ¿Cómo sabes…

-Todos mis compañeros conocemos bien al señor Katou, y sabemos lo que le obliga a hacer…¡No puede permitirlo!¡Nosotros no podemos permitirlo!-le dijo entrando y cerrando la puerta

-¿Qué pretendes que haga?-le pregunto el joven peliazul con el ceño fruncido-Necesito saber donde esta "ella"

-Lo se…pero… Sabemos que el señor Katou ah sido nuestro jefe desde hace mucho años, cuando usted no estaba aquí pero… Pero usted es nuestro verdadero señor, el jefe de la Familia Kanda, no podemos permitir que siga sufriendo…-le dijo en susurros aun alterada-Debe irse.

-¿Qué? No puedo hacer eso, necesito más pistas-le dijo el menor sorprendido por estar manteniendo esa conversación con una de las sirvientas

-Nosotros las conseguiremos, se lo prometemos pero, por favor, váyase ahora-le dijo abriendo la puerta y mirando el pasillo vacio- Mis compañeros están entreteniendo a Katou en la cocina, es ahora o nunca, señor.

El peliazul lo pensó unos segundos. Irse. Si…

Sin pensarlo más tomo una pequeña bolsa con dinero y solo con eso salió de la habitación seguido de la sirvienta.

Al llegar a la puerta le dijo a la mujer

-Se los agradezco.

-…vaya de vez en cuando al onsen cercano aquí para que le digamos si tenemos pistas.

-Ok…gracias.

-…-La sirvienta asintió con una reverencia

Kanda sonrió disimuladamente… Había olvidado que los sirvientes que trabajaban para la Familia Kanda les eran leales hasta el final….

Y así echo a correr por las calles de Tokio…


Pufff…asi esta… Disculpen si hay por ahí faltas de ortografía n.n… EJEM…EN EL DECIMO CAPITULO DE MELODIA… ALLEN Y LOS DEMAS SE ESCUCHAN LA HISTORIA DE LAVI Y SE DEDICAN A BUSCARLE UN LUGAR PARA DORMIR MIENTRAS BUSCAN UNA CASA… EN EDIMBURGO EMPIEZA UNA GUERRA DE LOS EXNOES CONTRA ABIGALE JUSTO DEBAJO DE LAS NARICES DE UN CIEGO DEBBITO…MIENTRAS EN TOKIO KANDA LUCHA PARA NO CAER EN LA DESESPERACION AUN MAS, PERO POR LO MENOS YA SE SIENTE LIBRE…Todo esto y mas en el prox cap…ojala estén bien….NOS VEMOS!!!!!!!!!!!!BYE!!!!!!!!!!!!!!!!