Era un día como cualquiera, estaba sentado junto con mis amigos y mi mejor amiga, que estaba recargada en mi hombro ; en el patio de mi escuela, una escuela de asesinos, genial no?, pues la verdad no tanto, ya que todos los días veía como llegaban los cadáveres de amigos, maestros o personas que alguna vez me tope en los pasillos.

Esta escuela era como cualquier otra, supongo, tenia estudiantes de todas las edades, clases, y "trabajos especiales", si supongo que es como cualquiera.

Los trabajos especiales debían de ser realizados en equipo para asegurara mejor el éxito del "trabajo", por lo que siempre procuraba tocar en equipo con ella, mi mejor amiga: Eren, ya que sentía un gran deber de protegerla desde el día que la conocí, no sé por qué. La conocía el primer día, por cierto para ser un asesino soy un poco cobarde, y más cuando se trata de mujeres, pero ella fue la excepción y el por qué sigue siendo un misterio para mi, desde entonces es mi mejor amiga , por lo que trato de protegerla de todo y todos.

Ya estaba anocheciendo así que me despedí de mis amigos y acompañar a Eren a su cuarto, mientras caminábamos iba tomada de mi brazo y además estábamos platicando de nuestra última misión, la cual era eliminar al jefe de una "mafia" que operaba en casinos clandestinos.

Cuando llegamos a su cuarto se separo de mí, se puso frente a mí y levanto un poco la cara para poder mirarme, ya que yo era un poco más alto que ella.

-Buenas noches, Reiji, te veré mañana?- me pregunto aun sabiendo la respuesta.

Buenas noches, claro que si, todos los días- conteste mientras me inclinaba un poco para darle un beso en la mejilla y otro en la frente.

Cuando me separe ella revolvió mi cabello con su mano. Le encantaba hacer eso.

Mientras me alejaba veía como me sonreía, con su peculiar y hermosa sonrisa, mientas entraba a su cuarto.

Cuando iba de camino a mi cuarto recode la última misión y como ella estuvo a punto de recibir una bala de uno de los guarda espaldas del líder de la banda. Lo bueno es que no estaba muy lejos y le alcance a empujar antes de que la bala le diera en la espalda.

Eran tantas veces las que la había salvado, la había ayudado a practicar con su pistola, y aun así sentía un rechazo de ella así mí.

Ella no era la misma desde una mes antes ya que se había enamorado de un chavo, algo que la escuela prohíbe totalmente (el tener relaciones sentimentales), y él había muerto en una misión. Ella quedo totalmente devastada, y aun así trate de ayudarla con cualquier cosa que pudiera, pero no ha vuelto a ser la misma.

Al día siguiente:

Parece que hoy tenemos un examen sorpresa para checar nuestra puntería y rapidez con una pistola, genial algo en lo que ella era un poco mala y que después me reclamaría por no ayudarle.

Fui de los primeros en hacer el examen. La prueba era muy sencilla eran cinco blancos a distancias de 10 metros y aumentando otros cinco entre cada blanco, yo pase mi examen con 95, ya que a un blanco no le di en una de los puntos vitales. Me quede para ver cómo le iba ella, reprobó la prueba ya que no atino a dos blancos y en una misión eso significaba que estarías muerto.

Saliendo de la prueba nos dirigimos a la dirección por que nos iban a asignar un nuevo trabajo y valla en qué momento.

El trabajo era de guarda espaldas de unas personas importantes que iban a viajar de una ciudad á otra, y no iba a durar más de dos días, por lo que la práctica y el reclamo tendrían que esperar.

Acabamos la misión sin ninguna complicación, no hubo que disparar a nadie, así que fue una misión aburrida. Volví a acompañar a Eren a su cuarto, pero cuando llegamos me hiso pasar, así que supuse que era hora del reclamo. Duro un día menos de lo planeado ya que viajamos de noche y a que no había tanto trafico

-Por qué no me ayudaste a practicar?- me grito en cuanto cerré la puerta. No conteste nada.-sabes que soy pésima para eso y tú me abandonas.- decía mientras veía como le escurrían unas lagrimas. Como odiaba que hiciera eso.

-Eren, tranquilízate-dije mientras la tomaba de la cara para que me mirara directamente- Yo nunca te abandonaría, es mas vamos a practicar ahorita, sirve que yo también practico- la incité a acompañarme.

Ella solo asintió, así que la tome de la mano y la "arrastre" hasta el campo. La había ayudado tantas veces que las había dejado de contar.

Terminamos de practicar más rápido de lo común ya que los dos estábamos cansados ya que acabábamos de llegar de la misión.

Ahora no me dejo que la acompañara, aunque ya sabía que haría eso.

Así que solo me fui a mi cuarto a darme una ducha, la cual tardo un poco. Comí algo que tenía en una hielera y me acosté en la cama aunque no me dormí de inmediato.

Cuando logre quedarme dormido, empecé a tener un sueño muy extraño. Estaba en la escuela pero no encontraba a Eren, cuando de pronto un centenar de sujetos entraron armados con armas largas y disparando a todo mundo.

La primera cosa que hice fue correr para buscar a Eren, subía las escaleras para encontrarla pero no podía. Cuando finalmente la encontré ella estaba tirada en el piso, tenía una herida en el abdomen, así que corrí lo más rápido que pude hasta llegar a su lado, y cuando lo hice la acune en mis brazos, a lo que ella volteo a verme, me sonrió y cayo de lado ya sin vida.

Había muerto en mis brazos.

Me desperté sobresaltado y con unos rastros de lagrimas en la cara. Cuando logre captar que lo había soñado me calme un poco y volví a quedar dormido pero con las imágenes dándome vuelta en la cabeza.


bno pues aki dejo una nueva fic
ke se me ocuurio escribir despues de un sueño
(de echo el mismo que aparece el en cap)
aaa

bno pues espero que les guste
y si, si les gusta dejen reviews XD