Capitulo: 1 "Primer día de clases"

-Bella….cariño, despierta- refunfuñé mientras me tapaba la cara con mis cobijas.

-Vamos Bella, hoy es tu primer día en el jardín de niños- esta vez no me pude quejar porque mi mamá comenzó a hacerme muchas cosquillas.

-Esta bien!- paré de reír y me quite las cobijas de encima refregándome los ojos.

-Hay mi pequeña, estas tan grande, hoy ya empiezas la escuela cariño, no estas emocionada?- ella si que estaba emocionada.

-Nop- dije cruzándome de brazos y frunciendo mi ceño.

-Vamos Bella, vas a ver como te divertirás, tendrás muchos amigos nuevos- me dijo con una sonrisa.

-Yo no quiero amigos nuevos, me quiero quedar aquí contigo- dije haciendo puchero.

Mi mama me tomo en brazos para llevarme abajo a desayunar. En la cocina estaba mi papa.

-Papi!- grite y levante los brazos para que me alzara.

-Hola princesa- dijo abrazándome y besando mis cabellos- Porque esa carita tan triste?

-Porque no quiero ir a ese lugar-el sabia a que me refería-me quiero quedar con ustedes- sin poderlo evitar comencé a llorar.

-Bells-mi papi me abrazo mas fuerte-no llores bebe, vas a ver como te diviertes, además la tarde se te pasara volando y cuando menos lo pienses ya estarás aquí en casa- dijo tocando mi nariz.

Me seque las lagrimas, me baje de sus piernas y me subí en mi silla mientras mi mama(la peor mama del mundo) me daba mi desayuno.

Apenas termine de comer mi mama me llevo arriba a vestirme y "a ponerme bonita", no se para que….

Ya con mi vestido rosa, mi cabello peinado con una flor al costado, mi mochila y mi oso de peluche, el señor Twiggles, nos subimos al auto de policía de mi papa para ir a mi cárcel, solo con pensarlo me hacia poner triste, ya no me querían y por eso me llevaban lejos?

-Bella, llegamos- dijo mi mama, mire por la ventana y vi un edificio no muy alto, pintado de diferentes colores, parecía alegre….No me importaba. También había muchos niños entrando con sus mamas y sus papas, los que parecían felices… pobres ingenuos, no saben lo que les espera, y los que no, los entendía terriblemente.

Mi mama me bajo del auto y me llevo en brazos hasta la puerta, me estaba aferrando fuerte al cuello de su blusa, no iba a ceder sin pelear antes.

Caminamos hasta una señora muy bonita que saludaba a todos los niños.

-Hola, soy Emma, la maestra de los niños- nos dijo con una sonrisa, yo escondí la cara en el cuello de mi mama.

-Yo soy René, el es Charlie y ella es Isabella- dijo mi mama. Mire de reojo a la mujer.

-Hola Isabella, porque no vas a conocer a tus nuevos compañeros mientras tus papas firman unos papeles?- me aferre todavía mas fuerte a la blusa de mi mama, me dolían las manos.

-Vamos Bella, ve a conocer a tus nuevos amigos-me dijo mi mama. No le hice caso.

-De que hablamos Bella?-me dijo mi papa levantando la voz, solo usaba esa voz cuando me regañaba. Desistí, si, sabia que era una gallina, pero era mi papa!, que se puede hacer en contra de tus papas?, además me quitaría a mi oso y yo no puedo vivir sin mi oso.

-Esta bien-dije enojada, abrace a mi mama y a mi papa, la señora me llevo hasta la parte trasera del edificio donde había una salita llena de juguetes, libros, un gran pizarrón, instrumentos de música, de todo…Salude a mis papas a lo lejos con los ojos llenos de lagrimas, no, no iba a llorar, debía ser fuerte.

Emma se fue dejándome sola acomodando mis cosas en un estante con mi nombre. Una vez que guarde todo tome al señor Twiggles, o Twiggy para amigos y conocidos, en mis brazos y me senté en una mesa al lado de una niña que estaba coloreando un conejo con una zanahoria.

-Hola, me llamo Bella-le dije, quería saber de donde había sacado ese libro para colorear.

-Hola, yo soy Ángela-parecía tímida, me miro un ratito y me alcanzo sus pinturas con otro libro-quieres?

-Si, gracias-le dije emocionada, me puse a pintar un pato….un pato?, porque pondrían un pato en un libro para colorear?, no hay mucho que colorear en un pato, es blanco y naranja, a menos que quieran que pintes lo blanco, pero igual así no se vería, que estupido.

Seguí hablando con Ángela, me caía bien, bueno, mis papas tuvieron razón, ya tenia una nueva amiga.

Estaba pintando una casa cuando de pronto siento que me tiran de mi coleta.

-Ay!-grite agarrándome el cabello, me di vuelta para ver quien había sido.

Detrás mío se encontraba un niño bastante alto y grande, tenia la piel oscura y me miraba de una forma que me daba miedo.

-Porque hiciste eso?-le dijo Ángela al niño ese.

-Porque eres una niña y las niñas son feas y estupidas- dijo como si estuviera claro.

En ese momento una pelota le pego en la cabeza tirandolo para adelante.

Desconcertada me gire por donde había venido la pelota, un niño alto pero no tanto como el niño malvado, con pelo entre marrón y rubio, medio dorado, un color extraño pero muy bonito se acercaba hacia nosotras.

-Estas bien?-me dijo, tenia muy linda voz.

-Si, estoy bien-dije mirando mis pies y sonrojándome.

-Deja de molestar Jacob-le dijo enojado- vete de aquí.

El niño malo se levanto frotándose la frente donde tenía un buen chichón y hablando en voz baja, bueno, en realidad parecía que gruñía.

-Hola, soy Edward Cullen-me dijo con una sonrisa.

-Hola, yo soy Bella Swan- le dije apenada. Estaba aturdida, no lo podía mirar, no se porque, ya no iba a poder volver a concentrarme en mi dibujo.

-Quieres jugar conmigo?- me dijo estirando su mano hacia mi.

-Esta bien-tome su mano despacio, tenia la piel tan suave...

Me llevo hasta los columpios, nos subimos y nos empezamos a mecer.

-Cuantos años tienes?- me pregunto.

-3, y tu?- le dije

-3 también- me sonrió, me volví a poner colorada- Tienes hermanos?

-Nop, soy hija única.

-Yo tengo 2, una mas grande que se llama Emmett, me vive molestando, pero también me divierto con el, el tiene 5, también tengo una hermana mas chiquita que se llama Alice, tiene 2 años así que no molesta mucho…todavía-se rió, tenia una risa tan linda…

-Que bueno, yo a veces me aburro en casa- dije mirando mis zapatos de nuevo.

-Si quieres un día puedes venir a mi casa a jugar-me dijo mirándome.

-Gracias-le sonreí-le tengo que preguntar a mi mama.

Nos mecimos un ratito mas y nos llamaron desde la salita para almorzar. Habían preparado sándwiches, tome uno al igual que Edward y nos sentamos afuera debajo de un árbol.

-En que piensas?- me pregunto Edward, yo me había quedado callada.

-Lo que dijo aquel niño….yo ya se que soy fea, no tenia porque pegarme-dije enojada.

-No, no tenia porque pegarte, y no, no eres fea-me sonroje al instante.

-Si, soy fea-

-No, no lo eres-

-Que si!-

-Que no!-

Me levante enojada cruzándome de brazos al mismo tiempo que el, el también se veía enojado.

-Si, soy fea y deja de decirme que no-hice un berrinche.

Edward suspiro, se agacho y agarro una de las flores que había en el césped. Estiro la flor hacia mí.

-No, no eres fea, eres muy linda-se callo de inmediato, creo que se acababa de dar cuenta de lo que había dicho, se sonrojo muchísimo.

Tome la flor y me reí bajito también colorada –Gracias- me volví a sentar, el hizo lo mismo –Tu tampoco eres feo- le sonreí, el se puso aun mas colorado y me sonrió un poco, me volví a reír.

Pasamos todo el día jugando a distintos juegos, hablamos de muchas cosas, nunca había hablado tanto con alguien.

-Bella!-llamo Emma- tus padres ya están aquí.

-Ufa!- hice otro berrinche, no me quería ir y despedirme de Edward.

-Mañana vas a venir?-me pregunto mirando el piso.

-Sip, y tu?

-Si-se acerco indeciso y me dio un beso en la mejilla-me gustas Bella.

La cara me ardía-Tu….tambienmegustasEdward-dije todo eso muy rápido.

El pareció entenderme porque me dio una enorme sonrisa, la mas grande que le había visto en todo el día.

-Hasta mañana Edward-le sonreí.

-Hasta mañana Bella-me saludo con la mano mientras yo caminaba hacia mi mama.

Al llegar me abrazo fuerte.

-Como te extrañe corazón-me lleno de besos la cara, vaya…ella me extraño mas de lo que yo la extrañe a ella, pero igual la extrañe.-Como te fue en tu primer día?-me pregunto yendo hacia el auto.

-Bien, hice 2 nuevos amigos, Ángela y Edward-me sonroje al pronunciar mi nombre y mi mama me miro raro.

-Edward eh….y…es lindo?- me pregunto.

-Si-suspire.

-Y te gusta?...

-….-dude, pero era mi mama, no había peligro-Si

No me pregunto nada más, y se lo agradecía, yo solo quería seguir pensando en Edward, mi héroe.

Mi nueva historia^^, espero que les haya gustado.

Al principio va a ser muy tierna, ellos son muy pequeños, van a descubrir cientos de cosas juntos…La historia va a seguirlos a los dos durante sus años de niñez, adolescencia, hasta que sean adultos….

Aviso: rating M por el futuro, me lo guardo para cuando sean mas grandecitos ;D

Por favor dejenme aunque sea un pequeño review T.T, me gustaria saber que opinan de la historia, si vale la pena que la continue….

Desde ya Gracias^^ y cuidense

Atte: MandySwanCullen