Capítulo Especial 1: Playa!

Salari …

Me estaban hablando mientras descansaba en la terraza… que fastidio…

Salari !

Me hice la dormida, pero sabía que era un sueño falso y volvió a decirme.

SALARI !

Tomó mis pies y me elevó hacia el cielo, sin duda sabía que había sido Reimu, tenía una fuerza increíble. Mis ojos se abrieron de inmediato y descubrí que estaba cayendo hacia la piscina.

Reimu: DESPIERTA!

El agua me hizo amortiguar el gran grito que había hecho mi pequeña, y fastidiosa, hermana.

Al sacar la cabeza hacia la superficie mis ojos la miraron con gran enojo e hizo que saliera corriendo, escapando de mí.

Salari: VEN SI QUIERES SEGUIR VIVIENDO!

Reimu: AYÚDAME ZALARI !

Zalari se interpuso entre ambas y con las manos nos separaba.

Zalari: Salari! Qué le hiciste ahora?

Salari: AH NO! ESTA MOCOSA ES MUY MENTIROSA! NO SÉ CÓMO SE VOLVIÓ ASÍ!

Reimu: Tú me creaste! Pregúntate a ti misma!

Al terminar me sacó la lengua detrás de la espalda de Zalari.

Salari: Mírala! Ahora me hace burlas, Tú podrías verla fácilmente!

Zalari: No lo hice, así que discúlpate!

Salari: Serás…

Desvié mi mirada de la de Reimu y Zalari.

Salari: Perdón…

Reimu: Hehehe!

Salió corriendo y ambas quedamos mirándonos.

Suspiré.

Salari: Zalari, sabes muy bien que lo hizo.

Zalari: Si, pero también sé que aún tiene mentalidad de niña.

Salari: Para la próxima no la mires como una niña, tiene más de 1000 años… además, algún día tiene que crecer.

Le di la espalda y volví hacia la terraza, me acomodé otra vez en la silla re acomodadora y cerré los ojos.

No duró mucho cuando volví a sentir que me llamaban, aunque era otra persona.

Salari…

No le di importancia, ya que quería por el momento descansar.

Salari!

Sentía su voz más lejos, estaba a punto de quedarme dormida.

SALARI DESPIERTA ESTÚPIDA!

Eso si lo escuché, me paré de inmediato y abrí los ojos para toparme frente a frente con el rostro de Tomoya.

Salari: Q-QUIÉN TE CREES PARA DECIRME ESTÚPIDA!?

Tomoya: TU NOVIO!

Me sorprendí, y al mismo tiempo me sonrojé. Empujé su cuerpo hacia atrás y cayó de espaldas al suelo.

Salari: NO LO ERES! ASÍ QUE—

Se volvió a parar y posó sus labios sobre los míos.

Al separarnos desvió su mirada y siguió hablando.

Tomoya: Ya cállate

Mi mano derecha se formó en puño y golpeó su rostro, donde cayó a la piscina.

La escena era esta, yo con la respiración agitada aún con el puño en alto y él en la piscina flotando boca abajo.

¿?: Valla, valla. Y pensar que ambos se gustan.

Al girarme me encontré con todos mis amigos mirando lo que había pasado, la mayoría riéndose y otros, como Abure y Keita, celosos.

La persona que había dicho eso era Tomoka, quién miraba con superioridad y… TOMADO DE LA MANO DE HARUMI!?

Me acerqué muy rápida hacía ambos, luego me agaché y miré sus manos juntas.

Se percataron de lo que hacía, se sonrojaron y se las soltaron.

Harumi: Q-Qué sucede, Salari?

Salari: Hehehe… Así que Tomoka, no que yo te gustaba?

Tomoka se sonrojó y agitó sus manos en negación.

Tomoka: N-N-No era verdad!... bueno, si. Pero cuando supe que… te gustaba Tomoya…

Harumi: Además… dijo que yo era linda…

Salari: Hoeee! Adoro estas vidas! Aunque…

Miré con odio hacia el cuerpo de Tomoya que aún flotaba en la piscina.

Salari: No me gusta Tomoya.

Al escuchar eso, Tomoya apareció de un segundo a otro a mi lado, todo mojado.

Tomoya: Ah no? Aún cuando yo hice todo esto por ti?

Salari: Ya no tienes poderes de Shinogumi. Eres un humano normal.

Tomoya: ENTONCES TE GUSTAN LOS SHINOGUMIS!?

Salari: Q-Q-QUÉ!? NO!

Todos los demás miraban con diversión la pelea que estábamos formando.

Kotone: Salari, hemos venido para invitarte.

Salari: Kotone! Qué sucede?

Kotone: Esto… nuestra familia con la de Ryota, sabes que tienen mucho dinero… entonces… queríamos invitarlos a todos a nuestra playa!

Cerró los ojos avergonzada y luego todos hicieron gritos de alegría.

Sonreí y abrió los ojos.

Sabía que era tiempo de poder relajarme un poco, además, ¿Qué saldría mal?

Eran las 13:45 de la tarde, en 15 minutos ya estaría en el auto de Kotone hacia su playa.

*Flash Back*

Kotone: Como son playas privadas pueden llevar lo que quieran. Ah! Salari, tengo que pedirte que uses este bikini…

Me entregó un bikini muy delicado, de color rojo y tiras plomas, para combinar con mi pelo y mi ojo.

Salari: Pero si yo tengo varios—

Kotone: Por favor

Salari: Está bien.

Luego sentí un aura maliciosa desde la cabeza de Kotone, aunque al girarme ya no la tenía y sonrió.

*Fin Flash Back*

Estaba en la entrada de la casa esperando que me vinieran a buscar, pero ya eran las 14:10 de la tarde y aún no llegaban.

Hacía mucho calor y me arrepentí de haberme colocado una pollera blanca, porque con el sudor ya se me estaba pegando a la piel.

Daten: Señora, si no quiere esperar use el FylleyPlus y valla a buscar la playa

Salari: Yo sé que viene, Daten

Daten: Está bien.

Esperé 5 minutos más y escuché gritos que venían de la otra parte de la calle.

Desde la ventana trasera de un auto se veía la cabeza y mano agitando de Abure.

Abure: SALARI~!

Al llegar a la entrada, se bajó un hombre alto, con cabello negro, lentes que con su ropa era obvio que sería un mayordomo.

Miré por la espalda y descubrí que no era un auto, sino un auto largo que se extendía por lo menos unos 8 metros hacia atrás.

Kenshin: Mi nombre es Kenshin de la familia Mayuki, es usted la señorita Hitori?

Salari: E-Eh? S-Si! Soy Salari Hitori! Mucho gusto!

Agaché la cabeza en signo de saludo y la levanté.

Kenshin: Muy bien, perdone el retraso. Había problemas con uno de nuestros pasajeros.

Salari: E-Esto… no hay problema

SALARI !

Sentí los brazos de Reimu por detrás donde me hizo soltar mi bolso y me giraba por los aires.

Al soltarme se asombró de ver como estaba todo.

Reimu: A dónde vas?

Salari: No te importa

Rumi: Reimu~!

Reimu: Rumi!

Se acercó a la ventana para saludarla y luego miró con aquella mirada que nunca se le podía decir que no.

Reimu: Por qué no me llevas?

Salari: Q-Q-QUÉ!? Yo no… yo…

Sin duda alguna esa cara me ganó.

Salari: Hoee… está bien apúrate y arréglate.

Reimu saltó lo más alto que pudo hacia la casa y entró por una de las ventanas.

Kenshin: Señorita Mayuki… está bien que venga otra persona más?

Kotone: Por supuesto! Además, ella no podría faltar en este plan.

Kenshin: Lo dice por el plan entre ellos dos?

Kotone: Shhh! No lo digas tan alto, Kenshin!

Kenshin: Lo siento

Al llegar Reimu subió muy feliz al auto y luego me llegó el turno a mí.

Entré y me di cuenta de que estaba fresco y que había mucho espacio para donde sentarse. Era como una casa movible.

Todos estaban felices de que Kotone tuviera la idea de invitarlos a la playa, conversaban y contaban historias durante el viaje, hasta cuando llegamos a una casa.

Salari: Aún falta alguien?

Kotone: Ya verás.

Al salir Kenshin le hablaba a una persona que estaba parada pero no veía muy bien quién era, hasta que se abrió la puerta y subió.

Kenshin: El señor Ishido ya está.

Salari: T-TOMOYA!?

Tomoya: POR QUÉ GRITAS AHORA!

Salari: Por qué vienes a la playa de Kotone!?

Kotone: hahaha… yo lo invité

Salari: Q-Q-Qué!?

Tomoya: Deberías de sorprenderte tú, no hemos llegado aún y ya estás moja…da…

Se sonrojó, y al ver que me miraba en partes de mi cuerpo me tapé con las manos.

Salari: CÓMO TE ATREVES!

Tomoya: YO HAGO LO QUE QUIERO! ERES MI NOVIA!

Salari: NO LO SOY!

Tomoya: TE DIJE QUE SI!

Salari: QUE NO! NUNCA LO HE CONFIRMADO!

Se acercó para de nuevo juntar sus labios con los míos y se quedó ahí varios segundos.

Kotone: Kenshin

Kenshin: Como diga

Apretó un botón y desde el piso se elevó un vidrio y nos separó de todos, dejándonos a ambos solos.

Tomoya aún seguía con su rostro pegado al mío y se separó cuando observó que nadie más estaba con nosotros.

Salari: S-Serás…

Tomoya: Si me golpeas arruinarás el auto.

Salari: Cállate!

Volvió a besarme, esta vez más corto, pero al separarse lo hizo de nuevo.

Tomó mis manos y las juntó por detrás de su cuello.

Tomoya: Eres una idiota

Mi enojo se hizo mayor, pero al sentir como habló… tan cariñosamente…

Salari: No lo soy

Apreté más nuestros rostros, con fuerza para que nunca se separaran.

Tomoya sonrió entre el beso y se juntó más a mi cuerpo, con sus manos recorriendo mi espalda…

Kenshin: Hemos llegado!

Ambos abrimos los ojos viendo que el vidrio había desaparecido y todos nos miraban sonrojados.

Kotone: Hahaha…

Nos separamos con las mejillas totalmente rojas y luego se abrió la puerta.

Salari: Q-QUÉ ESTÁS ESPERANDO? FUERA DEL AUTO!

Tomoya: CON MUCHO GUSTO!

Tomoya salió primero y luego yo, busqué mi bolso y caminé hacia lo que parecía que era la casa playera de Kotone.

Ya todos estaban saliendo del auto cuando descubrí que la casa era hecha para un perro…

Kotone: Esto… Salari, la casa está ahí

Apuntó por detrás de esa casa y ahí estaba, lo que parecía que era un cerro no era más ni menos que una gran mansión como le decían, igual de grande que la mía.

Abure: Salari~

Abure se acercó lo que más pudo y me besó con la gran intensidad que me había besado Tomoya, luego se separó y empujó a Keita para que hiciera lo mismo.

Salari: C-CÓMO SE LES OCURRE!?

Me tapé la boca para el próximo que se me acercara y luego vi que aquellos dos estaban inconscientes en el suelo.

Tomoya solo lo ignoró, o eso pensaba porque miró de reojo mis manos.

La playa estaba al lado de la casa de Kotone y fuimos a cambiarnos de inmediato. Los hombres ya habían salido hacia la playa y llegamos mucho rato después.

Me había puesto aquel bikini que me había prestado Kotone, aunque veía que me apretaba mucho y era vergonzoso mostrarlo, también me puse un sombrero para el sol y una toalla para después de bañarme.

Hayato: Yuki! Hay una cocina!

Hayato se llevó de la mano a Yuki hasta dentro de la casa, se notaba que les gustaba comer juntos.

Kotone: Mi querido Ryota~

Ryota giró para toparse con el busto de Kotone que lo estaba abrazando.

Ryota: K-Koto…ne…

Ryota quedó inconsciente tras no poder respirar.

Kotone: R-Ryota? Ryota!

Estaba tan preocupado por él que trataba de que volviera a respirar dándole respiración boca a boca.

Cuando por fin recobró la conciencia se sujetó del cuello de Kotone tratando de no caerse porque era obvio, Kotone era mucho más alta que Ryota

Tomoka le sacaba fotos a Harumi mientras dormía, y cuando ella se dio cuenta se tapó su pecho para que no se viera.

Luego le pidió si le podía poner bloqueador solar en la espalda y Tomoka se sonrojó.

Era chistoso al ver como se ponía nervioso al contacto de la piel de Harumi.

Por otro lado, Yuta hablaba con Takumi de los misterios que tendrían que descubrir en adelante, ya que eran interesantes los rumores en su escuela.

Koroko estaba con Fuki en el agua aprendiendo a nadar por Abure y Keita.

Sabía muy bien que Abure y Keita no estaban enamorados de mí, sino que lo hacían para molestarlas a ellas.

Rumi y Reimu estaban con flotadores nadando en el agua y tirándosela en la cara.

Yo estaba tomando una bebida bajo una sombrilla, mirando todas las futuras parejas y amigos que había.

UN MOMENTO! Me había olvidado de alguien…

Tomoya: Y nosotros estamos aquí juntos en la arena…

Salari: Tomoya!

Tomoya: Ahora qué hice!?

Salari: Aléjate de mí!

Tomoya: Eso no dijiste cuando me correspondiste— Oye!

Me había parado y caminaba en dirección hacia el mar.

Al entrar sentí una sensación de frescura tan grande que me sumergí por completo, al salir sentí libertad… y no era esa clase de libertad…

Salari: M-M-M-MI BIKINI~!!!!!

Todos escucharon el grito que había dado y giraron a verme.

Me tapé lo suficiente y dejé que solo mi cabeza se viera hacia afuera.

Kotone: Hehehe…

En la cara de Kotone se formó una sonrisa malévola, aunque no la pude ver bien.

Kotone: Kenshin

Kenshin: De acuerdo.

Apretó un botón y comenzaron a haber marejadas en todo el océano. Esto no era parte de Walder el dios del agua…

Mi cuerpo fue empujado más hacia el fondo y mi pie sufrió un calambre, supongo que esa bebida debió hacerme efecto…

Me estaba ahogando, aunque no podía morir mi cuerpo sufría un daño y no podría seguir en la tierra…

Cerré los ojos y no sentí nada más.