¿Amor por Internet?

Aclaraciones: Los personajes pertenecen a Masashi kishimoto y esta hermosa historia es de Agatha Miller quien asu ves le permitio la pre-adaptacion a kyuketsuki chan quien me permitio la pre-adaptacion jeje asi que este ficc a pasado por mucho neh bueno las dejo y disfruten la lectura .

Déjenme sus Reviews.

1.- En Busca Del Hombre Ideal.

SPOV

La tarde caía lentamente, eso era lo que creía ella, pues llevaba casi todo el día en la misma posición y por mas que su madre la trató de animar para que saliera a dar un paseo, ella simplemente la ignoro, no era por que desease estar sola, simplemente quería que la vida se detuviese por un instante y le diese un panorama mejor del que ya divisaba que sería su destino. Estar sola.

Pero porque Sola? Pues bien que pasaba con ella, siendo una joven de 20 años, que tenia una vida por delante y muchos sueños por cumplir, para que no consiguiese un novio "decente" para salir a divertirse los fines de semanas o simplemente tener a alguien con quien conversar, el cual no fuese una de sus amigas; pero no TODOS los hombres buscaban lo mismo, según ella, salían a bailar o a comer y en un santiamén se le insinuaban con un beso o con algo más. Pero que más pedía si las pocas citas que tenia en su haber eran arregladas por sus amigas Tenten, Temari y Hinata en las citas a ciega.

- como quisiera encontrar a mi príncipe azul... - susurro, aun con la suerte en contra, seguía pensando como una niña que sigue creyendo en los cuentos de hadas – sí tan solo...

-.-

SPOV

-Las mujeres solo buscan dinero, de todas las novias que he tenido, no aparece la adecuada para tener una relación seria – el joven de ojos azabaches miraba a su amigo el cual había dejado de prestarle atención y en cambio miraba hacia un rincón del restaurante – Itachi... Te estoy hablando, maldita sea! – observo hacia donde veía su amigo y se dio cuenta el por que no tenia la atención de este.

-¿Decías? – respondió el chico que seguía viendo a un grupo de muchachas – creo que deberías de estar feliz, podemos divertirnos y después preocuparnos de eso, además... - retomando su antigua postura y con una voz mas serena prosiguió -... hay demasiadas mujeres que aun no nos conocen y que me dices de la Señorita Karin? Por lo que tengo entendido, duraste con ella casi 1 año.

-Tu nunca cambias, además por ella es que estoy así; que manía de mujer, primero se hace la indiferente, luego la desinteresada cuando éramos novios y para terminar con broche de oro, me la encuentro en la cama con otro – recostándose en el asiento, observo su reloj, el cual les indicaba que ya deberían de regresar al trabajo – bueno, la hora del almuerzo termino, nos tenemos que ir y por recordarme a esa arpía, te tocara pagar a ti.-

-¿Yo?, ¿Pagar? Te aprovechas que soy una persona bondadosa, que se preocupa por el bienestar de sus amigos – momento en que sacaba dinero de su billetera y lo colocaba sobre la mesa – oye, espérame por lo menos – dándole alcance a la entrada del restaurante - porque no haces algo mejor que seguir decepcionándote de cada mujer que se te atraviesa.

-¿Cómo que?- volviendo a ver a su amigo, el cual siempre tenia ideas poco comunes – con tal que no sea una de tus tantas formas de hacer listas de teléfonos o algo peor... te escucho.

-Para nada amigo mío, es algo muchísimo mejor, por que no buscas una pareja por Internet, es la forma más sencilla de encontrar mujeres sin que te comprometas directamente, aunque para mí, es mejor tener a los bomboncitos de frente y... – poniendo su particular cara de libidinoso.

-... ya no sigas por favor – abrió la puerta del auto – pero lo de buscar citas por mails no se oye nada mal, lo intentare, al llegar a la oficina me ayudaras a ingresar a una de esas paginas

-Por mi encantado amigo – abrochándose el cinturón, si que le encantaba ayudar a los demás, especialmente a su mejor amigo en problemas de amor

-.-

SPOV

-QUEEEEEEE! Estas loca! – el salón se quedó en completo silencio al ver que Sakura se encontraba de pie, con los ojos desorbitados ante la idea de su amiga Hinata, la cual estaba sonrojada por la situación embarazosa y el profesor se encaminaba hacia el pupitre de esta.

-Señorita Haruno... quisiera hacerme el favor de abandonar este salón, prosigamos... –

-Tonta Sakura, tonta - dándose unos pequeños golpes en su cabeza se reclino en la baranda del edificio y todo por culpa de Hinata y sus ideas de buscarme novio, había aceptado la propuesta de ir a las citas a ciegas, con la esperanza que su amiga se cansase y la dejase en paz, pero ahora se le había metido la gran idea de buscar prospectos por Internet? Era una total locura! – aunque pensándolo bien, no estaré mirando con quien converso y mucho menos sabrán si estoy nerviosa, solo por esta ocasión, Hinata eres genial.

-Y hasta hoy te das cuenta Sakura ? – sacando de sus ideas a la chica, vio que su amiga estaba junto a ella con una gran sonrisa en sus labios

-Estabas..? Desde cuando? – Sakura estaba sorprendida que al estar concentrada en algo, podía fácilmente pasar un tifón y ni cuenta se daría.

-Hace rato que termino la clase, te perdiste de la tarea que dejo el profesor, como si no tuviésemos mas cosas que hacer que un tonto trabajo de la Grecia Antigua – mirando la cara de desconcierto de Sakura, agrego – pero ahora vamos a aprovechar la hora del receso para ir a buscar a tu chico ideal.- Entraron a la biblioteca de la facultad Y colándose en una de las filas de computadoras, Hinata le ayudo a Sakura a ingresar a la pagina de citas, llenaron el formulario y al dar clic... la pagina tardo en cargar. La idea cada vez más le estaba gustando, si, tal vez esta vez tenía una remota esperanza de que ese príncipe tan ansiado apareciera. Los segundos pasaban y no aparecían los resultados, no... Debería de dejarse llevar por los sueños y ese príncipe para ella no existía y su destino era estar... sola.

-Ves? Hasta en esto tengo mala suerte, la pagina sé esta tardando al no encontrar a NADIE para... - gimoteando –... mi.- Momento en el que una lista de nombres apareció en la pantalla

-Sakura.. mira – indico Hinata y la chica de ojos color esmeralda observó que a pesar de creer que no era cierto lo que sus ojos veían, una sonrisa se plasmo en su rostro, iluminándolo. – entonces… Con quien comenzaras?

-Comenzar? – mirando con detenimiento los nombres de la lista – puede ser cualquiera, no?

-Por supuesto que no, mira, déjate llevar por el nombre más original o el que más te guste

-Pues, entonces – sus ojos se agrandaron al encontrar un nombre muy singular - será este – dio un clic y al instante un espacio de chateo le indicó que cierto susodicho estaba conectado en ese mismo momento - ¡POR DIOS! Esta en línea, ¿qué hago?¿Qué hago?

-Dile hola por lo menos, así sabrá que quieres conversar con él.- exhalando el aire suficiente para darse valor de iniciar la conversación

Cerecito+ - Hola! - (Enviar) En esos momentos, en otra parte de Tokio, una pantallita color azul se apareció frente al documento que estaba leyendo el destinatario misterioso, sus ojos se iluminaron un poco al no comprender de que rayos se trataba y dio clic en "ver mensaje", otra ventana mas grande apareció, revelando un mensaje: "Datingmail le informa que ha recibido el siguiente mensaje de +Cerecito+ - Hola! - vaya esto si que es rápido fue lo único que cruzo por su mente.

+Lion - Hola! ¿Cómo estas?

¡Me contesto! Si, si, me contes... – momento en que busco a Hinata, la cual había desaparecido, dejándole una nota pegada en el bolso "te dejare sola para que estés mas a gusto, pero eso no significa que no me contaras luego. Hinata PD el trabajo es en parejas..." – bueno... ummm... ya estoy dentro, debo seguir

Cerecito+ - bien... en lo que cabe, de donde eres?

+Lion+ - de tokio, Y tu? Si se puede saber - ¿si se puede saber? Pero que tontería había dicho, pidiendo consentimiento a alguien a quien jamás había visto... esto del chateo era un poco extraño

Cerecito+ - tokio... no sé tú, pero me siento un poco extraña con esto de estar escribiéndome con alguien que no conozco; sin ofender, claro está

+Lion+ - sabes, lo mismo pienso yo y eso es raro...

cerecito+ - raro? Por que?

+Lion+ - porque en la era tecnológica en que vivimos, todos se comunican de esta manera, no lo crees?

Cerecito+ - jajaja es verdad, pero creo que yo aun sigo chapada a la antigua

+Lion+ -chapada a la antigua?, Pero cuantos años tienes? o.O – esto le estaba asustando, era de saber común que muchas personas mentían sobre su edad y si estaba conversando con una anciana? Iba a cerrar la conversación cuando le llegó la contestación

Cerecito+ - pero que rayos estas pensando... puedo tratarte de tu, verdad? Apenas inicio mis estudios en la universidad... tengo 20 años ñ_ñ

Cerecito+ - ahora te toca decir tu edad y que haces

+Lion+ - pero que chica tan atrevida... esta bien, creo que hace 5 años pase por los 20 y ahora trabajo en una empresa

Little Sheep+ - bien... acabo de ver mi reloj y pues… tengo que ir a clase, fue un gusto conocerte Lion, aunque luego tendrás que explicar él por que de ese nombre.

+Lion+ - como quieras, y también fue un gusto conocer a alguien que le teme a esto del Internet - . Cerro definitivamente la conversación, después de todo no era el único en el planeta con las ideas tradicionalistas; sería muy interesante seguir las conversaciones con +Cerecito+.

-.-

Corrió lo más rápido que sus piernas podían dar, olvidaba que tenían clases en las aulas del 7to piso y ella se encontraba en el sótano del edificio; Llegando justo en el momento en que el profesor entraba, tomo asiento junto con Hinata. Casi no presto atención a la clase, pues por medio de papelitos le contó a su amiga la conversación con el extraño Lion.

-Eso de que le asustaba estar conversando con una desconocida, es un punto a su favor, no lo crees?

-lo único que me dice es que tal vez encuentre a un amigo en él

-Sakura, nos seas tan anticuada, amigo... se suponía que buscas P-A-R-E-J-A, no un amigo

-Pero por algo se inicia, no?

-Esa es la actitud saku! Tú siempre de romántica...

-Oye! Que tu seas mas liberal, no hace que todas lo seamos

-Calma, calma no te exaltes, solo bromeaba.

-Disculpa aceptada y por cierto... de que habla el profesor?

-Ni idea pero el trabajo de historia es para mañana...

-MAÑANA!

-Si! Vamos a mi casa para hacerlo y luego te puedo ir a dejar a la tuya.

-.-

Por mas que trataba de concentrarse, no podía dejar de pensar en la chica que acababa de conocer, bueno si a eso le llamamos conocer; la cosa era que a partir de la pagina 23 del documento que leía en su ordenador, no conseguía pasar del 2do párrafo y sin contar que lo tenia que terminar para esa misma noche si quería que la presentación del día siguiente saliese como todos querían.

-Sasuke, en que piensas tanto? – era su amigo Itachi el que lo había sacado de su ensimismamiento y que lo observaba algo preocupado – crees pasar de esa pagina por favor, creo que hasta ya me aprendí de memoria lo que dice.-

-Feh!, no es de tu incumbencia – volviendo a posar su mirada en el ordenador, dando por sentado a Itachi que no lo molestara mas

-Pero parte de la tarde te la pasaste escribiendo... y yo que sepa lo único que tendrías que estar haciendo es leer eso – señalando el monitor – o me equivoco.- Él sabia que Sasuke ocultaba algo y como su mejor amigo, no podía quedarse con la duda – incluyendo una musiquita que se me hizo particular, ¿ya iniciaste tu conversación por internet?. A ver, dímelo, mira que yo te di la idea

-Eres persistente, verdad? – movió su cabeza en sentido desaprobatorio – si, pero fue solo una pequeña conversación, nada más; aunque te diré que la chica que me contacto es bastante agradable.-

-Y es bonita? – el que su amigo se hubiese entusiasmado tan rápido con una de sus ideas era por que realmente le gustaba

-Pues... no lo sé y no es lo importante por ahora, dije lo de agradable por que tenemos ideas en común, sabes... – volviendo a ver a Itachi – tal vez encuentre a una buena amiga.

-¿Amiga?, Sasuke, te di la dirección y como ingresar tus datos, pero para que buscaras pareja no una amiga; hay cosas que no cambias, eh?

-El que tengas una lista sin fin de mujeres y que yo sea tu amigo, no me hace uno como tu; Ahora que ya despeje tus dudas... terminare de leer el documento para mañana.-

Para cuando termino de leer los estados de cuenta y los balances de la empresa ya la noche caía en la ciudad, así que no le quedo mas que ir al estacionamiento, tomar su auto y salir al ajetreado congestionamiento de Tokio, el cual le tomaría unos 45 minutos para que llegase a su departamento, pero cual iba a ser el colmo, que al cruzar la calle principal se topo con un choque en plena bocacalle y mientras no llegara una grúa o la policía; esperaría como los demás.

-.-

-listo! Terminamos – concluyo Hinata en un tono cansado y no era para mas, casi 4 horas sentada frente al ordenador era una tortura y más si este tiempo invertido era gastado en trabajos y no en las salas de conversación que tan adictivos eran para ella

-si! Ahora tengo que irme a casa – dijo Sakura – Tsunade estará esperándome para la cena y dada la hora... – mirando el reloj del cuarto de su amiga -... no la haré esperar más.

-Vamos Sakura! Solo aviso a mis padres y te voy a dejar.-

-Esta bien, ya quisiera yo un auto, por que eso de salir aprisa de casa cada mañana... me tiene agotada.

Dadas las circunstancias, ellas también se toparon con el congestionamiento en la calle, así que Hinata tomo una de esas que no son muy transitadas por ser las vías más largas para llegar al norte de la ciudad, pero por el momento eran los mejores escapes al bullicio que se formaba a cada momento.

-Hinata... soy yo o ese carro nos esta siguiendo – pregunto una temerosa Hinata, que desde hacia unos momentos veía de reojo por el retrovisor y se percato que un volvo color plateado iba muy de cerca.

-Además de romántica, eres paranoica, recuerda que la ciudad a esta hora es un completo caos y muchos conductores listos como yo, deciden usar estas calles para llegar a sus casas.- Con la respuesta dada, Sakura se recostó en su asiento, pero de vez en cuando veía hacia atrás. Pasadas unas calles, el carril único se ensanchaba en tres y fue en el momento en que llegaron a la esquina en espera del cambio del semáforo cuando sintió una mirada puesta en ella; así que miro hacia la ventana de su lado y sus ojos color esmeralda se toparon con una cálida mirada azabache, la cual pertenecía a un hombre muy apuesto que llevaba una camisa color blanca y corbata azul marino, el cabello despeinado de color negro; sin percatarse que se había quedado viéndolo como una tonta, el chico la saludo y arrancando su auto se alejo de ahí. Entonces se fijo en un detalle muy significativo: la calle estaba completamente sola, y ese conductor iba en el auto plateado que antes las seguía. – Muy guapo ese conductor, no lo crees?

-Aaah, si – saliendo de su mutismo – especialmente sus ojos, no los viste?

-Pero miren nada mas... la que se dice inexperta en hombres y no, no vi sus ojos, de que color eran?

-negros pero un negro muy profundo como si tragasen lo que ven ...

Continuará...

Hola!

Amor por Internet es una de mis favoritas sabes ami me ha pasado me he enamorado por Internet y pues suele ser una relacion onita mientras dura pero cuando termina duele como si la hubieras tenido en la vida real hmp jeje ya me puse romantica jeje bueno les traigo esta linda historia para que se diviertan y se la pasen bien bueno las dejo por que me estoy poniendo al corriente con los demas fics que tengo .

byebye