Comienza mi nuevo fic y espero que les guste tanto como el otro, en esta ocasión los chicos conocerán a una raza de robots alienígenas y deberán ayudarlos a evitar que lo más valioso del universo caiga en malas manos.

Un crossover entre code lyoko y transformers la película, con algunos personajes nuevo y de otras series.

Y ahora el primer capítulo.

Cap. 1 Llegan los transformers.

Habían pasado ya seis meses desde que la el súper ordenador había sido apagado, ahora los chicos habían vuelto a sus vidas normales, salvo por Aelita que aun extrañaba a su padre.

En ese momento se encontraban en la cafetería.

-Jeremy ¿te vas a comer eso?-pregunto Odd mirando codiciosamente la bandeja de Jeremy.

-Cuando peleábamos con Xana no habría tenido inconveniente, pero ahora debes tener en cuenta que los demás también comemos-.

-Toma Odd-intervino Aelita entregándole su bandeja-no tengo mucha hambre-.

-¿Qué te pasa princesa? No sueles darme tu comida-.

-Anoche tuve un sueño, soñé con un monstruo enorme, decía que su nombre era Megatron y que buscaba algo llamado el oráculo-dijo Aelita asustada.

-Debió ser un sueño, nada más-dijo Yumi tratando de tranquilizar a su amiga.

-Yumi tiene razón, no te preocupes princesa, mejor emociónate, hoy no tendremos clases-dijo Odd feliz.

-Odd ¿acaso olvidaste que hoy haremos trabajo de campo?-le recordó Ulrich.

-Pero al menos no estaremos en un aburrido salón-dijo Odd sonriendo.

Los chicos se rieron, aunque Aelita aun se mostraba preocupada, pero lo que no sabía es que ese sueño estaba a punto de hacerse realidad.

En el espacio exterior…

Todo estaba en calma, las estrellas brillaban y alumbraban la oscuridad del espacio, cuando de repente un agujero de gusano se abrió y dos gigantescas naves surgieron mientras combatían.

La primera nave era redonda de un color amarillo con franjas rojas, mientras que la segunda nave era morada y termina en punta, ambas naves se disparaban con todo lo que tenían.

Dentro de la primera nave se oyó una voz robótica y suave.

-¡Cañones de plasma a toda potencia!-ordeno mientras jalaba un palanca.

-Hay problemas en cuatro niveles gran jefe-dijo otra voz, que por su tono se supo que era de mujer.

-Señor, estamos perdiendo potencia en los cañones-repitió una tercera voz, que también se supo era de mujer.

-Resistan, no debemos permitir que el oráculo caiga en las mano de Megatron-.

En la segunda nave ocurría algo parecido.

-¿Los destruimos ahora señor?-pregunto una voz robótica.

-¿Dónde estaría la diversión? Déjenlos sufrir un poco más-dijo una voz entre grave y suave, mientras veía en su pantalla como se estaba llevando la batalla.

Ambas naves continuaron atacándose, hasta que finalmente…

-¡SEÑOR, LE DIERON A UN MOTOR!-grito el robot que tenía la voz más joven.

En la otra nave, sus ocupantes reían con el resultado.

-Mi señor, los autobots se van a estrellar-dijo una voz aguda y burlona.

Pero los autobots no se iban a rendir tan fácilmente.

-No podemos dejar que Megatron se quede en el espacio-dijo jalando la palanca en un tiro desesperado.

El rayo que dispararon impacto en la nave del enemigo provocando que también comenzara a caer.

-Rayos, nos vamos a estrellar-musito enojado el líder.

La nave de los autobots se estrello en los océanos de la Tierra, mientras que la nave enemiga se estrello en la superficie de la luna.

Desde el fondo del mar, los autobots se recuperaban por el aturdimiento del que habían sido víctimas.

-Informe de daños-pidió quien fuera el líder.

-Debe creerme, no le van a gustar-hablo la primera voz de mujer que se había oído.

-Eso pensé-dijo su líder algo frustrado.

En la luna…..

La segunda nave había quedado estancada en el lado oscuro de la luna y ahora el tirano de abordo esperaba informes.

-Navegante ¿qué tan cerca estamos del planeta deseado?-pregunto quien se hiciera llamar Megatron a su computadora.

-Muy cerca, de hecho, hemos aterrizado en la luna del planeta deseado-.

-Excelente-.

-Advertencia, los sensores indican que el planeta esta habitado por formas de vida orgánicas que podrían interferir en la misión-advirtió la computadora.

-En ese caso pasaremos desapercibidos basándonos en lo que estos seres inferiores llaman tecnología. Lancen el escáner-.

Una pequeña esfera surgió de la nave y bajo a la Tierra donde copio las formas de diversos vehículos y de una araña viuda negra.

La nave de los autobots hizo lo mismo, escaneando los vehículos y dos fósiles de dinosaurios, al parecer algo grande estaba por iniciar en todo el mundo.

En el Kadic….

Los chicos ya estaban subiendo al autobús, cuando Jim se acerco a Odd.

-Oye Odd ¿puedo pedirte un favor?-le pregunto.

-Claro Jim, ¿qué sucede?-.

-Mira, tenemos un nuevo estudiante y pues le cuesta un poco adaptarse a este cambio y quería saber si te puedes sentar con él y hacerlo sentir bienvenido-.

-Claro, no hay problema dijo Odd sonriendo.

Ulrich y Yumi se sentaron juntos, al igual que Jeremy y Aelita, aunque Aelita por alguna extraña razón quería sentarse con Odd, quien por su parte se acerco al nuevo alumno.

-Hola, soy Odd-lo saludo.

-Yo me llamo Kenneth-saludo igualmente (así es damas y caballero Kenneth ha vuelto).

-Así que eres nuevo ¿verdad?-.

-Si, así es-.

-Bueno solo te daré un consejo, ten cuidado con esa chica-dijo Odd señalando a Sissy-ya que puede ser un verdadero dolor de cabeza-.

-Puedo darme cuenta con solo verla-dijo Kenneth y ambos rieron.

-En cuanto lleguemos te presentare a mis amigos, todos ellos te van agradar-.

-Solo espero que yo les agrade-dijo Kenneth algo nervioso.

Después de media hora de viaje, finalmente llegaron a su destino.

-Muy bien, bajen todos en orden-les indico Jim, quien no pudo evitar sonreír cuando vio que Odd había hecho le que le había pedido.

Odd se acerco al grupo y los presento.

-Chicos, les quiero presentar a mi nuevo amigo Kenneth-dijo Odd.

Todos saludaron a Kenneth con gusto y pronto el se sintió aceptado y cómo con el grupo.

-Muy bien todos reúnanse-dijo la maestra Hertz-el trabajo que haremos será estudiar toda esta zona donde se dice que hace muchos años un gran terremoto causo la separación de los continentes, observen y busquen algo de gran importancia, y para darnos una ayuda les presento a la señorita Yubel Stern-(y Yubel también regreso a un fic).

-¿Hermana? ¿Qué haces aquí?-pregunto Ulrich confundido y sus amigos también lo miraron algo confundidos.

-Hola hermano y solo estoy trabajando ¿hay algún problema?-le pregunto Yubel.

-No ninguno-.

Cuando el resto de los alumnos se alejo, Yubel se acerco a Ulrich y sus amigos.

-¿No vas a presentarme a tus amigos?-.

-Claro, ellos son Odd, Jeremy, Aelita, Kenneth, a él lo acabamos de conocer y ella es Yumi-.

Cuando Ulrich menciono a Yumi, Yubel se le quedo viendo.

-Así que tu eres la famosa Yumi, Ulrich habla de ti todo el tiempo-la observo detenidamente-eres más bonita de lo que me contaba-.

Cuando Yubel dijo eso Ulrich se puso totalmente rojo y le hablo a su hermana.

-Yubel, por favor, me estas avergonzando-.

Yubel solo sonrió y sus amigos se rieron, mientras que Ulrich y Yumi se sonrojaron.

-Por cierto hermana, no sabía que trabajabas aquí-dijo Ulrich.

-Tampoco papá, así que te agradecería que no le dijeras nada-dijo Yubel.

Ulrich asintió, ambos sabían que si su padre se enteraba de que su hija estaba trabajando, se volvería loco.

-Bueno, cambiando de tema ¿qué les parecería a ti y a tus amigos un tour por el lugar?-.

A todos les pareció una idea genial, pero Jeremy interrumpió.

-Lo siento chicos, pero la maestra Hertz quiere que le ayude con algunas cosas, vayan ustedes-.

-Como quieras Einstein-dijo Odd.

Mientras Jeremy se dirigía con la maestra Hertz, el resto de los chicos siguió a Yubel.

-¿Hace cuanto que trabajas aquí?-pregunto Ulrich.

-Como una semana-.

-¿Pensabas decírmelo alguna vez?-.

-Cuando papá no estuviera en casa-.

A los chicos les sorprendió como Ulrich y su hermana hablaba de su padre como si fuera un cruel ogro.

-Y es que los es-le dijo Odd cuando Kenneth le pregunto-nunca esta satisfecho con nada-.

-¿Quieres decir que no es un padre muy bueno?-.

-Efectivamente-.

-Que triste que cualquiera se pueda llamar padre-observo Kenneth.

Yubel los condujo hasta un lugar alejado del resto de la escuela.

-Esta cueva-dijo Yubel señalando una cueva que estaba cerca de ahí-no ha sido explorada aun y pensé que a ustedes les gustaría hacerlo conmigo-.

-Tu sabes que adonde vas yo voy hermana-.

-Pero Ulrich ¿no crees que puede ser algo peligroso?-intervino Aelita algo preocupada.

-Tranquila Aelita, no creo que pase nada-le aseguro Ulrich y luego vio a Yumi-¿Tú que dices Yumi?-.

Yumi lo pensó solo un instante-Si, será divertido-.

-Vamos Aelita-la animaba Odd-nada va a pasar, recuerda que ya no esta Xana-esto último lo dijo en voz baja.

Aelita miro a Odd y sonrió, por alguna razón se sentía más segura con Odd que con Jeremy, finalmente todos entraron a la cueva.

Una vez adentro comenzaron a adentrase más y más,, lo que hacía que la luz comenzara a desaparecer poco a poco.

-No se preocupen, tengo una linterna-dijo Yubel encendiéndola.

Siguieron descendiendo hasta que llegaron a una parte de la cueva muy extraña.

-¿Qué es este lugar?-pregunto Odd.

-No lo se-dijo Kenneth-pero estas rocas no son naturales-.

Las rocas que Kenneth señalaba tenían apariencia metálica, además de que estaban adornadas con extraños símbolos.

-¿Qué clase de símbolos son esos?-pregunto Aelita.

-No lo se-respondió Yubel-jamás había visto símbolos como estos-.

-¿Tu hermana ha visto muchos símbolos?-le pregunto Yumi a Ulrich.

-Es una investigadora natural-dijo Ulrich.

-¡CHICOS VENGAN A VER LO QUE ENCONTRE!-grito Odd.

Los chicos se dirigieron hacia el lugar en el que se encontraba Odd y cuando llegaron, grande fue su sorpresa al descubrir un cristal de color azul, era el cristal más hermoso que jamás hubieran visto.

-Es muy hermoso-dijo Yumi maravillada.

-Si, pero no sabemos que es-intervino Yubel.

-Es obvio lo que es, un cristal-dijo Odd.

-Pero ¿qué clase de cristal brilla de esa forma?-pregunto Kenneth, ya que aunque el cristal era azul brillaba con un aura blanca y además lo hacía en un lugar donde no había nada de rayos de luz solar.

-Tal vez si nos lo llevamos podremos estudiarlo-dijo Ulrich acercándose para tomarlo.

-Espera Ulrich, no creo que sea una buena idea-Yubel trato de detenerlo.

-Ay, solo es un cristal, tú y Aelita están exagerando-dijo Odd seguro de que no pasaría nada.

Pero tan pronto Ulrich toco el cristal con su mano algo le paso.

Ulrich se vio viajando por el espacio hasta llegar a un extraño planeta hecho totalmente de metal, desde su posición podía ver a robots gigantes enfrentarse entre ellos provocando que el planeta poco a poco fuera destruido, después una gran explosión lo cegó, cuando pudo abrir sus ojos, vio al planeta Tierra y varias explosiones surgía de ella, entonces una voz se oyó, una voz robotica y de mujer.

-Ulrich Stern, tu mundo esta en peligro-.

-¿Quién eres?-pregunto Ulrich mirando para todos lados, pero sin encontrar a la dueña de la voz.

-Tú mundo esta en grave peligro y debes aliarte con el último descendiente de los Prime para salvarlo-.

Ulrich estaba más confundido.

-Recuerda esto, para liberar al guerrero interno, debes encontrar el balance entre lo orgánico y lo tecnológico. No lo olvides, las semillas del futuro están enterradas en el pasado. La gran transformación te espera Ulrich Stern, prepárate para ser reformado-.

Cuando termino de hablar Ulrich se encontró en el suelo mientras que el rostro de Yumi y de su hermana aparecía frente a él.

-Ulrich ¿estás bien?-pregunto Yumi asustada.

-Si, solo algo mareado-dijo Ulrich sosteniendo su cabeza con su mano derecha.

-Oye Ulrich ¿qué tienes en tu mano?-dijo Odd señalándola.

Ulrich miro su mano y vio un extraño aparato de color blanco en su brazo, tenía un extraño símbolo y tres botones de colores rojo, azul y amarillo respectivamente.

-¿Qué es esta cosa?-.

Pero ni Ulrich ni sus amigos tuvieron tiempo para analizarlo, porque en ese momento comenzó a temblar.

-¡TERREMOTO!-grito Odd.

-¡SALGAN RAPIDO!-les ordeno Yubel.

Todos corrieron hacia la salida mientras la cueva comenzaba a derrumbarse, con mucha suerte consiguieron salir al dar un impresionante salto.

-¿Qué podría pasar eh?-repitió Kenneth molesto la oración de Odd.

-Bueno, nunca creí que algo así pasaría-se disculpo Odd.

-Chicos, dejen de discutir, por lo pronto debemos regresar con los demás-sugirió Yumi y el resto la apoyo.

Ulrich aun observaba el aparato que tenía en su muñeca, parecía un reloj, pero en donde deberían estar las manecillas, solo había una cara formada por cuadros de color rojo y de aspecto robótico.

-Miren eso-Kenneth señalo algo en el cielo y todos dirigieron sus vistas hacia allá.

En jet de color bronce comenzaba a descender muy cerca de ellos y eso era algo muy extraño.

-¿Qué esta haciendo ese loco? ¿Por qué vuela tan bajo?-pregunto Yubel.

Pero para el asombro de todos el jet se transformo en un gigantesco robot de color bronce, era de un gran tamaño, parecía un esqueleto, pero su cabeza era lo único que no concordaba, sus ojos era rojos.

El robot paseo su mirada hasta detenerse en la muñeca de Ulrich, luego sonrió y comenzó a avanzar.

-¡CORRAN!-grito Ulrich.

Todos comenzaron a correr, pero el robot daba grandes pasos, que ya casi les pisaba los talones. En su escape Aelita tropezó.

-¡AELITA!-grito Odd asustado y regreso a ayudarla junto con sus amigos.

Pero eso solo provoco que el robot ya los tuviera a su merced.

-Ustedes tienen algo que yo quiero-dijo-entréguenmelo ahora o sufran mi infinita ira-.

-Ni siquiera sabemos a que se refiere-dijo Ulrich.

-Eres un…..-el robot levanto su mano para atraparlo, pero…

-Apártate Megatron-se oyó una nueva voz.

Todos, incluso Megatron dirigieron su vista hacia una colina donde había otro robot, este era de color rojo con tonos azules y llamas pintadas en todo su cuerpo, su cabeza estaba protegida por un casco con dos picos, sus ojos eran celestes y su boca estaba cubierta por una máscara metálica.

-¡¿Optimus Prime?-exclamo Megatron asombrado.

-¿Optimus que?-preguntaron todos los chicos, menos Ulrich, quien se había quedado callado al oír "Prime".

Optimus y Megatron comenzaron a avanzar contra el otro hasta que sus manos chocaron en un gran enfrentamiento.

Los chicos miraban este choque de titanes asombrados, mientras que Ulrich pensaba en lo que aquella voz le dijo, al parecer no era una mentira.

Continuara…..

Y ya quedo el primer capítulo, espero que lo hayan disfrutado mucho, puse a algunos personajes de mi fic anterior porque vi la gran aceptación que tuvieron.

Una nueva guerra ha comenzado por la salvación del universo y ahora Ulrich tendrá que ayudar a Prime a salvarlo de las fuerzas de Megatron.