Cap. 8 y FINAL! : Soledad

"-¿Qué has hecho? ¿Qué mierda has hecho? ¡Responde Beyond! – Grito L"

(POV Beyond)

-Yo… Yo no lo sé- le respondí, su furia me asustaba, era algo totalmente extraño para mi, nunca lo había visto tan dolido como ahora.

El solo me miro con odio y abrazo con vehemencia ese cuerpo que poco a poco empezaba e enfriarse, que poco a poco manchaba su blanca polera con el líquido carmesí que emanaba del castaño.

-Beyond… Vete.- me dijo, sin levantar siquiera su mirada.

-¡No¡ L, el ya no se está interponiendo, ahora podríamos estar juntos de nuevo, aléjate de ese despreciable cuerpo y vuelve conmigo a casa… L- Le solté de repente, el lo debía saber, saber que yo deseaba volver con él, que el volvería a mí.

- ¡Beyond! ¡Vete!, entiéndelo, no te amo, acabas de romper mi corazón por segunda vez, mataste a mi nuevo amor; ¡Te Odio! – Me grito.

-¿Qué mierda pensaste?, que si matabas a mi nuevo amante, ¿Volvería contigo? , piérdete Beyond, yo lo amaba… piérdete, esfúmate, desaparece de mi vida; ¡Te odio!- Dijo L, bajando la voz cada vez más y empapándose con sus propias lagrimas.

Eso me quebró por dentro, el ver a mi adorado Lawliet, que siempre había parecido tan controlado y perspicaz, llorar, fue más de lo que pudo mi cordura mental. Caí al suelo de rodillas, mientras que veía al que alguna vez fue mí amado llorar con un desconsuelo tan grande que no parecía tener solución, o ninguna solución que se me pudiera ocurrir.

Ya sin darme cuenta de lo que hacía, levante el cuchillo hacia mi propio pecho, mientras sus palabras resonaban en mi cabeza "¡Te odio Beyond!". Una lagrima comenzó a bajar por mi cara, le siguió otra y luego otra. Mi mente no podía aceptar que la persona que tanto me había amado alguna vez, alguna vez amaría a otro, que alguna vez me devolvería el mismo dolor que debió de sentir cuando escucho a la perra separándonos, ni mucho menos pensé que me dolería tanto.

Sin el amor de mi adorado L como consuelo no tenía ninguna gracia ver ni sentir; todo lo que me podría quedar seria morir.

Lentamente clave el fino puñal en mi alborotado pecho, disfrutando de sentir el dolor que me liberaría de mis sentimientos y de esa sensación tan agonizante que me quemaba por dentro. La última vez que exhale, estaba anegado en lágrimas.

(POV Lawliet)

El maldito lo había logrado, no muchas cosas me podían hacer llorar así, ni sentir este ardor tan inusual en el pecho; solo él. Sentí el cómo lentamente su cuerpo se empezaba a enfriar entre mis tibios brazos y la razón dejo de existir en mi mente.

Era cierto, yo aun amaba a Beyond, pero la dedicación que día a día obtenía de Light había logrado que comenzara a cuestionarme a cual quería más. Pero al final había decidido. Mi hermoso castaño me había hecho recapacitar en esa noche en la cual nos habíamos entregado por primera vez, con desenfreno y pasión, el uno para el otro, deseándonos amor eterno en cada una de nuestras caricias.

Cegado por la ira, le dedique a Beyond esas palabras que siempre había deseado decirle, desde que me había dejado por otra persona. Quizás no sentía eso en el fondo, pero aun así lo había hecho, solo para intentar ahorrar el dolor que ahora partía mi alma… "Te odio…"

Abrace a light con más firmeza, intentado en vano que el muy idiota no me dejara solo en este cruel mundo de nuevo, a la vez que involuntariamente las lágrimas empezaban a correr en abundancia por mis ya irritados ojos.

Mire a Beyond, con ganas de hacerle sentir el mismo dolor que acechaba a mi corazón, pero lo único que conseguí fue hacerme más daño a mi mismo al ver la desgarradora imagen al frente. Mi primer amor desfalleciendo ante mis ojos y esos labios carmesí que el poseía y que tanto me costaron de olvidar, sufriendo en esa dolorosa agonía que es la muerte.

Abundantes lágrimas se unieron a las anteriores, pero aun así, no solté a Light, no consolé a Beyond. Cerré los ojos intentando soportar el dolor de tan grandes pérdidas, entonces, recordé eso, esa frase que no habíamos prometido y jurado, pero que ya no valía nada, pues él la había roto.

-No te quedaste conmigo para siempre, Light- Le susurre al oído, aun a sabiendas que no podría escucharme y procedí a relatarle, en un modo aun más acogedor, mi problema, aunque de nada sirviera.

-Al final me has quitado mi vicio, Light, Al final me has quitado tus besos. ¿Sabes? … tengo una grave gula por tus besos, y no creo poder seguir sin ella- Le conté, mientras acercaba lentamente mis labios a los suyos. Al tiempo que me acercaba, sentí irse totalmente el calor de su cuerpo, sentí como su última esperanza de vida se había esfumado.

Acerque mi mano a su pecho y lo apoye en el, mientras me inclinaba poco a poco y besaba sus ya fríos labios.

-Te amo… - Le susurre, a modo de ultimo adiós, a sabiendas de que no serviría de nada, que él no viviría.

Deje su cuerpo en el frio suelo y me pare. Saque mi celular y llame a la policía, para luego dirigirme a la única salida de ese horrible lugar. Justo antes de desaparecer en la penumbra, me gire los mire.

-Hubo un tiempo en que te ame, Beyond, pero ahora mi corazón se quedo al lado de Light.

-Yo te Ame, y a él lo amare por siempre – Les dije, y abandone el callejón para no volver a girarme ni recordar a los dos rostros que tanto me habían hecho sufrir, pero que también me habían enseñado a amar.

FIN!

Waaa, el ultimo cap. me costó bastante, pero bueno, ahí lo tienen ^^

No me critiquen mucho, y lamento haber Matado a esos dos, pero yo avise que era trágico…

Bueno…. Gracias a todos los que me leyeron… Cuídense y comenten!

Nos Leemos! ^^

Pd: Aun estas a tiempo de comentar, entra a tu cuenta y coméntame, porque, vamos, tu sabes que te encanto!