A.N Gracias por seguir leyendome aun...


Capitulo Decimo: Regresa ami.

Me sientes, debes sentirme. Dices que te pertenezco, entonces no me dejarías sola. Regresa ami, quiéreme como mequerías,queestásahí. Escúchame, no hay peligro, no hay dolor solo estoy yo y te necesito. Escucha a mi corazón, te suplica que lo escuches, que lo ames y lo protejas. Por favor, no quiero seguir con esta soledad, no quiero verte tan lejos demí. Eres mi alma gemela, eres la otra parte de mí, no me puedes dejar aquí incompleta.Escúchamemi amor, te amo, eres tú a quien amo. Erestua quien necesito… solo te pido que regreses, que me ames y entonces todo estará bien. Estaremos bien, te necesito. Me escuchas, debes hacerlo, si te pertenezco loharás, veras por mi bienestar ytueres mi bienestar. No mefallarías, no loharías. Soy tuya, soy tuya, pero para eso necesito que me reclames como tal, porquesinolo haces vendrá quien lo quiera intentar y me alejara de ti, y no lo permitirías, no loharías.Porquesolo soytuya,tuya,tuya,tuya¿verdad?

El demonio quería matar, asilenciar la voz de la humana que imploraba por ser tomada. Y a los intrusos que querían arrebatarle a su posesión.

-Rosalie, un pacto es un pacto. La humana acepto las consecuencias de saber un secreto. Tu más que nadie debería saber el significado de una promesa-

-Jane, Jane, Jane. Sé porque lo haces, lo se incluso sin invadir tus pensamientos. ¿Crees poder conmigo? No soy una amante sensible, mucho menos sumisa. No hubiéramos funcionado- la humana suspiro en sorpresa. La mujer tenía un interés sobre Rosalie.

¿De todo esto se trataba? ¿De una venganza, o de la posible relación entre ambas?

¿A esto había arriesgado a su Rosalie, a perderla en cualquiera de las formas? No podía permitirlo.

-no hay necesidad de una pelea, Isabella dio su palabra, deseo saber cierta información y esa parte del trato está completa. Ella debe cumplir su parte Rosalie- la mujer sonrió.

-Aro querido, controla a tu mascota. No queremos que su patético intento de poder sea tomado como un insulto y terminemos en una pelea insensata. Porque puedo mostrarte lo que sucederá contigo si mi familia se siente amenazada-

El hombre no sabía cómo las imágenes estaban en su cabeza, Rosalie no lo había tocado aun y la información estaba ahí, incluso si solo era específica.

"sus hombres, la mayoría de su tropa, sus hermanos, todos estaban ardiendo en llamas.

La nieve caía sobre el fuego que consumía la nueva vida de su especie. Estaba solo, a su alrededor solo había enemigos que había subestimado.

La humana ya no era humana, sus ojos rojos y su piel pálida indicaban la iniciación a la vida inmortal. Los licántropos yacían cerca de ella, sus ojos sedientos de muerte, esperando solo una orden.

La mujer sonrió: -ataquen- y la manada fue por su ultima presa."

-¿Qué es esto?- pregunto el hombre -¿Como la has hecho?-

-no lo he hecho Aro, no es una ilusión creada. Es un futuro que ya no será pero que tú puedes sufrir. Lo que viste, fue una pelea contra los Cullen. No puedo decirte como hubieras llegado a ella, solo puedo mostrarte el resultado de herirlos-

Rosalie conocía bien ese futuro, aquel futuro donde no estaba ella pero si un Edward y una pequeña hermosa niña.

-dices que no será pero el resultado puede llegar a ser. No entiendo Rosalie-

Los otros estaban confusos, la conversación privada entre ellos era eso, un secreto.

-En la pelea, ¿Quién estaba que ahora falta?- sonrió al ver la sorpresa en el hombre

-Edward- fue solo un susurro.

-en esa posibilidad futura, yo jamás me acerqué a la humana ni ella a mí. Edward se casó con ella y la convirtió- Rosalie no quiso hablar de la niña, no quería recordar lo que verla en sus visiones le había causado sentir -tu llegaste a nuestro territorio dispuesto a matarnos y lo intentaste, sin saber que los lobos estaban de nuestra parte. No quieras saber de qué manera. Ya viste lo que sucedió con solo un clan de vampiros y uno de lobos. Imagínate que pasara ahora con migo de su lado- su risa inundó cada rincón de su cuerpo de miedo.

-¡es mentira!- el hombre grito - lo que me has hecho ver es mentira. Jamás atacaría a alguien si no rompe las reglas-

-el problema Aro, es que ellos rompen las reglas, una muy sagrada para ustedes. Además tu y yo sabemos porque aprecias tanto a Alice, y ahora la atracción que sientes por mí. El poder corrompe almas-

Ella no podía saber de su oscuro secreto, ¡no podía!

-¿creíste que no lo sabía? Pero no funcionaría Aro, ahora sabes que no podrás tenerme, incluso si quieres chantajearme con llevarte a Isabella. No puedes retenerme, ni tampoco a ella. Pero como quisiera que lo intentaras, no sabes el placer que siento con la idea de matarlos a todos- la mujer gimió como si hubiera llegado al clímax.

El hombre sabía que no ganaría, la energía que irradiaba Rosalie era inmensa.

-lárguense de aquí. No quiero que vuelvan a pisar las tierras de los Cullen, si lo hacen los matare sin preguntar ni titubear-

El hombre se enfureció, una simple plebeya le ordenaba a su rey, pero por estrategia no dijo nada. Asintió con la cabeza.

-pero Aro...

-cállate Jane- el hombre ordeno, no podía dejar que su mascota los pusiera en peligro, no por celos absurdos.

La mujer obedeció sabía lo que pasaría con ella si desobedecía a su amo.

Segundos después el clan Volturi desapareció.

-¿Que sucedió?- pregunto Alice

Rosalie dio un suspiro innecesario - acabo de alejar a sus estúpidos reyes-

No les había mostrado lo que el último peldaño había hecho en su cuerpo. Había permanecido de espaldas hacia ellos, los únicos que fueron testigos de su transformación fueron los Volturis.

Y cuando se giró hacia ellos, los vampiros suspiraron en miedo.

-tus ojos son rojos- dijo temblante Esme.

-tengo mucha sed- sonrió de medio lado.

-¿Que sucedió? Sentí la determinación de todos, y el enojo de Aro pero después su miedo. ¿Qué le mostraste para hacerlo sentir así?-

-en lugar de estarme cuestionando deberían agradecerme. Pero si tanto quieren saber que le mostré, lo hare-

Y sin esperar más, les mostro a todos las imágenes que le había enseñado a Aro.

-¿Dónde estás tú en esa realidad?- la humana pregunto, dejando que las imágenes tomaran sentido.

Había visto a Jasper morir, incluso a Carlisle. Pudo ver la tristeza de Alice y de Esme. La devastación en Edward y Emmett. Pero no a Rosalie.

-morí lejos de ahí- la respuesta fue sin emociones, fría y distante.

-¿Por qué?- Emmett fue el único que pudo preguntar, todos estaban encerrados en ideas, en supuestos.

-¿Por qué, que? ¿Por qué la batalla? ¿Por qué morí lejos? ¿Por qué se unen los lobos? ¿Por qué mueren? ¡Pregunta de manera concreta!- Rosalie no estaba de humor, la sed se estaba volviendo insoportable, lo que significaba perder el control.

-Edward, tu hermano... ¿Por qué matarlo? Edward era obsesivo pero nadie merece morir por celos absurdos-

El hombre había estado a metros de ella y de pronto su espalda estaba contra el concreto, sus pies no tocaban el suelo. Una mano lo sujetaba de cuello, apretándolo hasta doler.

-tu menos que nadie debería hablar de moral. Puedo leer tus pensamientos, sentir tus emociones. Puedo ver tu futuro, incluso estaría orgullosa de mostrarte lo que sucederá si sigues pensando de esa manera. Pero mejor que eso, puedo matarte sin si quiera sentir algo. ¡NO MOLESTES!- Rosalie lo soltó, volviendo a alejarse de los vampiros.

-iré a saciar mi sed. Piensen bien lo que van a preguntar, y dejen el tema del estúpido de Edward a un lado- la mujer desapareció frente a sus ojos.

Cuando Rosalie regreso, todos pudieron captar el hedor de la putrefacción. La muerte estaba en sus manos.

-antes de hablar sobre los Volturis. ¿Quiero saber de ti? Le has dicho a Emmett que puedes leer sus pensamientos, sentir sus emociones, ver su futuro. ¿Qué más?-

-no soy tu experimento Carlisle. Pero responderé, soy más veloz, más fuerte. Puedo crear fuego y transportarme de un lugar a otro- los ojos del hombre se abrieron, ningún vampiro podría crear fuego, su teoría era que por ser lo que ponía fin a su especie ninguno tenía ese singular poder que sería una ventaja y desequilibrio para la especie.

-recuerda que no es imposible, ya no soy un vampiro. Ahora lleguemos al punto- miro a Alice a los ojos, retandola a hablar.

-¿Mueres lejos de nosotros por proteger a Renesme?- Alice acepto el reto, y aun mejor, reto a su hermana a mentir. Lo que significaba que aun quería protegerlos del dolor.

-¿Quién es Renesme?- por primera vez la humana hablo.

-hija tuya y de Edward- la respuesta fría hizo temblar a los vampiros.

-los vampiros no pueden tener hijos. Habría miles si eso fuera posible- Carlisle hablaba de hechos.

-al parecer los vampiros con vampiros no pueden, pero un vampiro y una humana sí. Isabella era humana cuando la tuvo, por eso Aro inicia la guerra, pensó que era un niño inmortal-

-¿mueres protegiendo a la hija de Edward? ¿Sin embargo lo matas? Eso es doble moral- Emmett rechina los dientes.

-en aquella posible realidad jamás estuve con Bella, lo que significa que no era más que un vampiro. Mis sentimientos no estaban nublados por el lazo de almas gemelas. Viví con un corazón destrozado y morí para proteger lo que Isabella más amaba. El problema es que al morir, Isabella se convierte en otra. Lo que vez al final de la visión es una persona sin sentimientos, muerta emocionalmente. Es cuando ustedes se dan cuenta que ella y Edward no estaban destinados a ser, y la que sufre es Renesme-

-¿Y eso te dio el derecho a matarlo? ¿Para salvar a una niña inmortal y a una humana que eligió su propio destino?-

-no te equivoques Emmett, cuando mate a Edward aun no sabía de aquel futuro. Lo mate por mi propio egoísmo. Porque el estúpido pensaba matarme para quedarse con Isabella, no lo iba a permitir-

- ¿lo que dices es que si tú no tienes a Isabella nadie la tendrá? Hasta ahí llega tu egoísmo Rosalie? Sin embargo has dicho que la mataras. No lo entiendo-

-yo hago con ella lo que me pegue la gana. Ella es mía. No se te olvide-

-no Rosalie, ella no es tuya, nosotros la protegeremos incluso ¡si es de ti!-

-De verdad Emmett?- la pregunta no había terminado cuando Isabella ya estaba en sus brazos sin que ninguno pudiera hacer nada.

El brazo de Rosalie estaba al rededor del cuello de la humana, su barbilla recargada en su cabeza.

-cuéntales que es lo que deseas. Cuéntales que la humana te hace sentir enojo. Esta humana te arrebato mi corazón de tus manos, he hizo que perdieras a un hermano. Diles que deseas jamás haberla conocido, diles que deseas que jamás nos hubiéramos fijado en ella. Que preferías que aquella camioneta la hubiera matado, que Edward no hubiera sido estúpido como para salvarla- el hombre tembló

-eso no es verdad, yo... Yo nunca... Ella es nuestra hermana... Yo no la...- el hombre no podía hablar

-no te preocupes Emmett querido, todos sienten eso respecto a ella. No hay ninguno aquí que no haya pensado como tú-

La humana en sus brazos tembló, sabía que lloraba incluso sino veía su rostro. No sentía ánimos de consolarla, no sentía nada más que deseo de poseerla.

-oh Isabella, no llores. No es tu culpa que todos los vampiros seamos egoístas y estúpidos. No está en nuestra naturaleza sentir algo por nuestras presas. ¿Crees que el león siente culpa después de matar a una oveja? Para él es normal matar, lo mismo sucede con nosotros-

-no, nosotros la amamos, es parte de nuestro clan, es parte de nuestra familia-

-Esme tiene razón, eres parte de su familia, pero no implica que no tengan oscuridad dentro de ellos. Lo que te dije es cierto tan cierto como si amor por ti-

Rosalie deshizo su agarre, y empujo a la humana hacia los brazos de Esme.

-ahora viene algo muy importante. Aro no está satisfecho con lo que sucedió. Otros vampiros harán lo que yo hice, y él no puede perder el control de nuestra especie, lo que significa que nos atacara para eliminar posibles alzamientos-

-¿qué vamos hacer?-

-no vamos a hacer nada Jasper, lo que voy a hacer es cumplir la visión de Alice-

-¿Los mataras?- pregunto la humana aun con lágrimas.

-hare lo que tenga que hacer. Si llegara a venir cualquier vampiro, no importa quién. Llámenme-

-llévame contigo- la humana imploro, luchando contra los brazos de Esme.

-No- fue lo último de Rosalie que supieron


A.N: Alice (Guest) me gusta tu idea, la mayoria de ella. Lamentablemente no soy una fan del G!P. Pero por ello, esta relacion se hara un poco sexual de manera dominante. Asi que gracias por esta maqueabelica idea...