Esta historia se llama"Sad Songs for Dirty Lovers"y pertenece aRobicorn2, yo solo la traduzco con su permiso.


Titulo: Sad Songs for Dirty Lovers

Autor: Robicorn2

Traducción: Day78

Rating:M

Género: Romance/Angst/Hurt/Comfort

Personajes /Parejas: Bella/Edward; parejas cannon. Al principio un poco de B/Em

Sinopsis: Emmett y Bella son estudiantes universitarios felizmente enamorados. Edward, el hermano de Emmett, y Bella no se soportan. Emmett se va para unirse a la Marina y le pide a su hermano que cuide a la chica que ama. Todos sabemos lo que ocurre después.

Derechos de Autor: Estos personajes pertenecen a Stephanie Meyer. Esta historia pertenece a Robicorn2


Back at the homestead

Where the air makes you choke

And people don't know you

And trust is a joke

-John Mayer

EPOV

¿Alguna vez has tenido uno de esos días que deseas poder vivir otra vez? ¿Has tenido la sensación de querer vivir el mismo día una y otra vez? ¿No querer que se termine? ¿Cuando estás disfrutando de tu tiempo demasiado, pero temiendo el momento en que sea la hora para otro día? Así es como me siento.

—No podemos hacer esto —me dijo, pero su cuerpo la traicionó, mientras siguió tirando de mí más cerca de ella. Mis labios sólo salieron de su boca por un momento. Sólo así puedo probar el lugar debajo de su mandíbula que hace temblar su cuerpo de deseo.

—Dime que pare, y voy a parar, de verdad, simplemente dilo —sonreí maliciosamente contra sus labios, sin dejar de sentir su cuerpo contra el mío, sus curvas, podía sentir sus gemidos y su corazón latiendo contra su caja torácica—. Dime que no me quieres, y me iré, todo lo que tienes que hacer es decir las palabras —la desafié. La velocidad de su corazón se aceleró y juro que podría explotar.

—Tenemos que decirle, Edward —se alejó de mí—. Cuanto más esperemos, peor se pone.

—Ya lo sé —le dije, no queriendo que mis labios perdieran contacto con su piel.

—Intenté decirle... cada vez que hablé con él, pero no puedo —me dijo—. Quiero decir, ¿cómo diablos se supone que debo decirle, que mientras él no estaba mirando, he desarrollado esta extraña y gravitacional fuerza hacia su hermano, su mejor amigo? ¿Cómo voy a decirle que no puedo dejar de pensar en su hermano o en el deseo de estar cerca de él o en el deseo de besarlo todo el tiempo? —divagó con rapidez antes de que capturara sus labios con los míos, silenciándola con un necesitado beso.

—Lo haré yo —le ofrecí, y ella se alejó de mí.

—No, no puedo dejarte hacerlo, esa es mi responsabilidad —sostuvo. Ella siempre me discutía, me presionaba, y me ponía a prueba. Es lo que más odiaba, y sin embargo, es lo que más me gustaba de ella.

—Bella, tú no tienes la culpa. Yo soy el que comenzó esto, ¿te acuerdas? Yo soy el que te metió en esta situación. La fuerza que tengo hacia ti, la forma en que me haces sentir es innegable, no podemos controlarlo Bella. Y, francamente, la única manera que puede salvar mi relación con Emmett es ser completamente honesto con él. Así que tengo que hacer esto. Todo lo que necesito es un día. Sólo un día —le aseguré con un beso en su nariz pecosa.

BPOV

Lo vi caminar hacia mí, su sonrisa iluminaba su rostro y los hoyuelos que siempre me derretían y hacían que mis adentros se volvieran de gelatina. Le devolví la sonrisa y corrí hacia él, no podía controlar mis pies, aunque yo sabía que no me merecía su sonrisa o sus brazos, lo anhelaba. Corrí hacia él.

Corrí hacia él tan rápido como mis piernas pudieron llevarme. Él me levantó del suelo en un apretado abrazo. Ahí es cuando me acuerdo de lo mal que lo he tratado durante su ausencia. Mientras él siempre fue honesto y fiel, nunca rompió sus promesas, nunca lo hizo.

Ojos verdes ardiendo de celos se encontraron con los míos. Al instante me sentí enferma.

—B, te extrañé tanto —me dijo con una fuerte emoción en su voz mientras acunaba mi rostro, cuando se inclinó para besarme, yo no hice lo honorable. Le devolví el beso. Cuando terminó el beso, y alejé la repugnancia que sentía por mí misma, todo lo que veía era el muchacho que había empujado mis botones, me había abierto los ojos y me había hecho sentir... viva.

—Yo también te extrañé, Em —le sonreí. Y me acobardé. No podía romperle el corazón, no de este modo, yo sabía que tenía que decirle, realmente lo sabía, pero no podía soportar la mirada de disgusto que seguramente estaría en su rostro.

Él me abrazó. Nunca dejó de sostener mi mano, él no es nunca el que la de dejar ir. Susurraba cosas dulces a mi oído como "Hermosa Bella".

Su pelo estaba muy corto ahora, un requisito de la Marina. Sus brazos estaban más gruesos, cincelados. Su estómago estaba sólido como una roca, y pude sentir el contorno de sus músculos mientras me mantenía cerca de él.

Edward me miró, sus amorosos ojos estaban llenos de celos, de ira y de culpa, él no estaba feliz. Me dijo que necesitaba un día, un día y él le diría, pero yo no quería. Yo no quería que él rompiera el corazón de Emmett.

—Edward parece estar tan malhumorado como siempre —Emmett soltó unas risitas en mi oído.

—Ya sabes, es sólo Edward siendo Edward —le devolví la sonrisa. Sabía realmente qué pasaba con Edward, y no podía imaginar lo que sucedería cuando Emmett se enterara, sería aplastante.

Esme cocinó una gran cena para darle la bienvenida a Emmett. La felicidad llenaba la casa con su regreso. Emmett se excusó a sí mismo para ir a bañarse y refrescarse mientras yo ayudaba a su madre con la cena, y desde el rabillo de mi ojo vi a Edward ir tras él con determinación en sus ojos.

Mi corazón saltó a mi garganta y mi estómago se cayó a mis rodillas. No podemos hacer esto, no ahora, no de este modo. Dejé caer el cuchillo que usaba para cortar el pan, y corrí detrás de Edward.

Le agarré el brazo, girándolo hacia mí. —No quiero hacer esto, Edward. No puedo romper su corazón —le dije, conteniendo las lágrimas.

—Esto ya no es más una opción, Bella. No podemos cambiar lo que está pasando entre nosotros. Se justa —me suplicó.

Sabía que no estaba siendo justa con él, y sabía que esto no era una elección que pudiera hacer sola. Yo sabía que él quería ser el que me sostuviera y me besara, ganándose mis sonrisas y rubores, pero no quería hacerlo ahora, al menos no con su mamá en la habitación de al lado.

—Ahora no. Él está muy feliz de estar en casa. Por favor, no tenemos que arruinar su primer día en casa en meses, podemos esperar un día más —le rogué.

De la nada Emmett estaba ahí, mirándonos. —¿Qué está pasando? —él miró hacia atrás y adelante entre Edward y yo, antes de que sus ojos finalmente se asentaran en mi culpable rostro y viera las lágrimas derramadas que estaba tratando de contener.

—Lo siento mucho, hombre. No queríamos que te enteraras de esta manera —Edward le dijo. Miré hacia abajo, porque no podía hacerle frente a Emmett cuando está triste. Me rompe. Su sonrisa es muy contagiosa, su actitud demasiado buena para que sus facciones estén abatidas.

Levanté un poco la vista, y me rompí ante la vista de él.

—Así que, ¿alguna vez planearon decírmelo, o estaban pensando en mantenerlo en secreto hasta que me enterara por otra persona? —nos preguntó, sus rasgos retorcidos de dolor. Traicionado. Por su hermano, y la chica que amaba.

—No es así —yo traté de decirle.

—Entonces, ¿cómo es, Bella? Tuve que ser muy jodidamente estúpido para no notarlo, ¿no? ¿Que las dos personas en las que más confiaba en el mundo me estaban mintiendo? —podía escuchar el dolor y la acusación en su voz, y me hizo llorar. Edward se estiró para consolarme, pero yo me hice a un lado.

—Oye, mira, yo empecé esto, ¿de acuerdo? Si vas a enojarte con alguien, enójate conmigo —Edward le dijo, desviando su ira de mí.

Emmett se giró a su hermano. —Así que, ¿estás aburrido, confundido o eres solo malicioso? —escupió, su cara estaba a pulgadas de Edward. Edward levantó los brazos, haciéndole saber que no quería luchar, puede que esa no fuera una opción en este momento.

—¡Eras mi hermano! ¡Mi mejor amigo! —Emmett gritó.

—Todavía lo soy —Edward se mantenía en calma.

—Lo encuentro un poco difícil de procesar en este momento —Emmett rió cruelmente, y yo quise derretirme, desaparecer. Separé a dos hermanos con estos sentimientos que tengo por Edward. Sabía que debería haber esperado, pero la atracción era mutua; Me odiaba a mí misma ahora, de verdad.

—Por lo tanto, creo que es seguro asumir que la familia no viene por encima del sexo para ti, como una prioridad personal —Emmett acusó a su hermano. Apestó.

—Esto no tiene nada que ver con el sexo —Edward negó con la cabeza, ante las duras palabras de su hermano.

—Oh, qué estás, enamorado, ¿es eso lo que es?

Edward me miró, y yo cerré los ojos. No podía hacer esto. No quería hacer esto.

—No la mires a ella, ¿de acuerdo? ¡No te permito que la mires de esa manera! —Emmett hirvió. Nunca me imaginé que sería así, todavía se preocupaba por mí y eso era lo que más me estaba rompiendo.

—¿Chicos? —Esme llegó a la parte inferior de las escaleras y miró hacia arriba con expectación—: ¿Qué está pasando?

—¿Por qué no le preguntas a Edward? Pregúntale cuánto tiempo él y Bella se han escabullido a mis espaldas. O mejor aún, pregúntale a Bella cuánto tiempo me ha estado mintiendo. Adelante, pregúntales, porque yo no puedo soportar mirarlos —Emmett dijo, yéndose por las escaleras y saliendo por la puerta principal. La golpeó con tanta fuerza que volvió a abrirse.

No podía apartar los ojos de mi maltratadas Chucks, y ni me molesté en secar las lágrimas de mi traición.

Por fin levanté la mirada hacia Edward, llena de arrepentimiento traté de decirle cuánto lo sentía con mis ojos, y corrí detrás de Emmett.

Y así es cómo estos juegos nos jugaron a nosotros.


¿Hola?

Para las que ya me conocen, ¡muchas gracias por estar siempre conmigo! Y para las que no me conocen les doy la bienvenida a mi nueva traducción :)

¿Están conmigo?... Ya se lo que algunas están pensando:¡¿Bella y Emmett?Les voy a ser sinceras, a mi me pasaba lo mismo, pero decidí darle una oportunidad y leerla, y ¡ME ENCANTÓ! Espero que ustedes también le den una oportunidad, no se van a arrepentir. No soy fanática de B/Em, pero esta historia no es así. Recuerden: Después de la tormenta siempre sale el sol... Además que, aparte de Edward, Emmett es mi Cullen favorito y sabiendo que mi pobre Emmett iba a sufrir... pero confío en la autora y sé que le dará su final feliz :D ActualmenteRobicorn2ha posteado 14 capítulos.

Como ven este es el prólogo, así que pueden ver por si mismas que Bella SI se enamora de Edward, si no fuera así no la estaría traduciendo, soy 100% B/E.

Bueno, aún estoy de exámenes, ¡Me faltan 7! Hoy tengo uno :/ Pero bueno, tenía el prólogo hecho de hace semanas y me tenté en postearlo. Saben que soy de desaparecer bastante pero cuando vuelvo lo hago con todo! Apenas me libere de algunos, actualizaré mis otras traducciones y esta también. Estén atentas que Marian posteará el segundo capítulo de Leyenda Urbana en estos días. Haré más traducciones con ella también. Ténganme un poco más de paciencia, por favor, y luego les traeré muchas actualizaciones!

Gracias a todas por haber leído y si quieren que la continúe, ¡Díganmelo! por favor, me encanta leer lo que piensan :O

Si eres nueva lectora te invito a pasarte por mis otras traducciones.

Cuídense.

Day