Los personajes no me pertenecen son de Stephanie Meyer a mi solo me pertenece esta historia

Cap 22

Alice y yo nos encontrabamos paradas en nuestros sitios, no sabiamos que hacer, Emmet estaba sacando a Felix a rastras. Rose y Tanya se encontraban un par de pasos adelantadas a nosotras.

- ¿No piensas defenderte?- le gritaba Emmet- ¡Responde!

- Supongo que te has enterado- decia Felix limpiandose la sangre del labio.

- ¿Como has podido hacer algo asi?- le gritaba.- ¿Como le haces eso a Rosalie?- me gire para mirar a Alice, tenia la misma mirada que yo.

- ¿Me golpeas por que e dejado a Rosalie?- preguntaba asombrado.- ¿Tu novia te deja por mi y tu me golpeas por que e dejado a Rosalie?

- Si ¿que hay de extraño?- le preguntaba Emmet.

- No se- decia limpianose el labio, no paraba de sangrar- soy tu amigo y tu novia te a dejado por mi, pense que me golpearias por eso- dijo encogiendose de hombros.

- Creo que la palabra amigo- dijo Emmet haciendo comillas en el aire- te queda demasiado grande, no te conozco lo suficiente como para llamarte así. Sin embargo su hermano- dijo señalando a Rose- es mas que un amigo, es como mi hermano, si él estuviese aqui, seguro que intentaria comprenderte, te dejaria explicarte- miro a Rose y le sonrio- pero por fortuna yo no soy Jasper y no me valen las explicaciones absurdas que quieras darme.

- No era mi intención hacerla daño, solo me enamore de Irina- dijo encogiendose de hombros.

- Te lo adverti capullo- dijo Tanya camiando en su dirección, le dio una cachetada tan fuerte que me dolio hasta a mi- te dije que si la hacias daño te las verias conmigo.

- Tanya- gritaron, todos nos giramos hacia la voz de Irina. Se bajo de su coche y se acerco corriendo hasta donde se encontraban Felix y Tanya- ¿Pero estais locos? ¿Se puede saber por que le pegais?- en ese momento lo vi todo rojo- ¿que te han hecho estos camorristas?- Sin pensarmelo dos veces camine hasta donde se encontraban todos reunidos, escuche los pasos de Alice detras mio. Hice a un lado a Tanya y pare en en seco frente a su hermana.- ¿Bella me ayudas a levantar a Felix?

- Me prometiste que no le harias daño- susurre.

- ¿Qué has dicho?- dijo mirandome- si no hablas mas alto no podre oírte.

- Me prometiste que no le harias daño- esta vez lo dije unas decimas mas alto de lo normal.

- Vamos mujer, somos jovenes- dijo rodando los ojos- sabeis que no duro mucho con mis novios- dijo encogiendose de hombros.

- No hay hombres en el mundo- dije gesticulando con las manos- ¿que te tienes que meter con el novio de tu amiga?- grite.

- Esto no es asunto tuyo Bella- sin darme cuenta ya tenia mi mano estampada en su cara- pero... pero...- se llevo la mano a la megilla golpeada- Bella...- no la deje continuar.

- Ni Bella ni nada- grite. Note la mirada de todos en mi nuca.- Creo que si es mi asunto porque con el que salias era mi hermano y a la que le has levantado el novio es como mi hermana- le grite.- Teniendo amigas como tu, quien quiere enemigos.

- Bella esto me duele mas a mi que a vosotros- me dijo intentando dar pena- pero me e enamorado.

- Bella- oí la voz de Rose- no merece la pena, dejalo asi- la mire atonita, la Rosalie que yo conozco la abria partido la cara.

- Si es lo que quieres, esta bien- suspire- pero a mi ni te me acerques- le señale- y tu- apunte a Felix- no me hables en tu vida.- Me di la vuelta y abrace a Rose- ¿nos vamos?- ella asintio.

- Me has decepcionado Irina- susurro Tanya.

- ¿Te vas con ellos?- pregunto Irina ofendida, Tanya asintio y empezo a caminar hacia el coche.- Yo soy tu hermana Tanya ¡yo!- dijo dandose pequeños golpes en el pecho con el dedo.- No me puedo creer que me dejes de lado.

- Y yo no me puedo creer lo que le has hecho a Rosalie- le grito- me parece muy bien que te enamores, en el corazón no se manda. Pero si hubieras sido una amiga de verdad, habrías hablado con Rosalie y le hubieras comentado que su novio te gustaba- Tanya estaba muy seria y verdaderamente enfadada.- ¡Pero no!- grito- es mejor comportarte como una zorra e ir por la espalda.

- No me puedo creer que me digas esto Tanya- Irina tenía lagrimas en los ojos.

- Si te dijera lo que pienso de verdad, creeme Irina, te haria mucho daño- dijo Tanya, se la veia que se estaba aguantando las lagrimas.

Sin decir nada mas nos fuimos de la misma forma en la que llegamos, aunque esta vez Alice era la que conducia, Rose iba en el asiento del copiloto sin apratar la mirada de la ventanilla.

Cuando llegamos a nuestra casa, pensaba que iba a ver el jeep de Emmet, pero no estaba. Entramos en la casa y Rose se subio a su habitación y se encerro allí, nosotras nos quedamos en la sala, no nos atreviamos a decir ninguna nada, hasta que Alice empezo.

- ¿Qué vamos a hacer ahora?- pregunto, Tanya y yo la miramos- me refiero a que yo no voy a poder hablarle a tu hermana Tanya, le soy leal a Rose, ella es mi amiga desde siempre y lo que a hecho Irina esta muy mal- dijo negando con la cabeza.

- Yo no se si sere capaz de volverla a hablar- dije- Rose, Alice y yo, hemos pasado por mucho las tres juntas, siempre hemos sido nosotras. Yo siempre e sido la inocente, Alice la alocada y Rose la fuerte, cuando la e visto antes entrar llorando, se me a partido el corazón- suspire- Rose siempre a dado la cara por nosotras, por eso cuando e visto a Irina con esa mirada tan desafiante, como si ella no hubiese hecho nada, como si todo estuviera bien, me a hervido la sangre- aprete mis manos.- Rose no se merece esto, nadie se merece que una amiga la traicione asi- mi mirada se clavo en la de Tanya- yo estoy con Alice- dije seriamente.- Rose es mi hermana, por la amistad que me une a ella le voy a ser leal siempre. Para mi, Irina va a ser solo un familiar tuyo, y por el respeto que le tengo a tus padres y el cariño que te tengo a ti y a Kate, no voy a hacer nada que vaya a lastimarla- Tanya asintio- solo espero que esto no afecte a nuestra amistad.

- Por mi no hay ningún problema chicas- dijo seriamente Tanya- somos hermanas, si, pero ni Kate ni yo nos podemos hacer responsables de las cosas que haga Irina. Lo que a hecho no se puede perdonar- suspiro.- Si os digo la verdad, e llegado a tener un poco de miedo- Alice y yo nos miramos con el ceño fruncido- todos conocemos el caracter que tiene Rosalie- asentimos- cuando e visto que llegaba Irina, lo primero que e pensado es que Rosalie la iba a dar algún golpe- sonrio.- Lo que quiero dejar bien claro es que Kate y yo somos diferentes a Irina, no quiero que por lo que ella a hecho, nosotras vayamos a pagar las consecuencias- nos confeso con mirada triste.

- No te preocupes Tanya- le dijo Alice apretando su mano- con haberle plantado cara a tu hermana, Rosalie sabe que le importas.

- Creo que deberia irme- dijo poniendose en pie- tengo que hablar con Kate y explicarle todo.

- Llevate mi coche- le dijo Alice tirandole sus llaves- ya me las daras mañana.

- Gracias- dijo sonriendola- decidle a Rose que la quiero y que estoy con ella en todo.

- Gracias Tanya- dije abrazandola.

Nos despedimos de Tanya y nos quedamos sentadas en el sofa sin decir ninguna nada, cada una estaba dandole vueltas a la cabeza en lo que deberiamos hacer. De vez en cuando mirabamos al piso de arriba, no oíamos nada, ni lloros, ni ningún objeto que golpease el suelo. Nada. Asi que despues de no se cuanto tiempo, decidimos ponernos en pie y dirigirnos a la habitación de Rose. Tocamos un par de veces y no recibimos respuesta.

- ¿Entramos?- le pregunte a Alice.

- Creo que no tenemos que dejarla sola- y sin mas abrio la puerta. Allí, en mitad de esa enorme cama se encontraba nuestra amiga, tumbada con la mirada clavada en el techo.

- Podeis pasar- oímos que susurraba. Nos acercamos a ella lentamente, cada una por un lado de la cama.

- ¿Como te encuentras?- dije mientras me sentaba en la orilla de la cama.

- Estare mejor- dijo suspirando- chicas, queria daros las gracias- dijo sentadose en mitad de la cama.

- No hace falta que digas nada Rose- dijo Alice sentadose en el lado contrario que yo.

- Si lo hace- suspiro- nunca pense que dariais la cara asi por mi chicas.

- ¿Para eso estan las amigas no?- dije apretando su mano.

- Lo que has hecho hoy por mi Bella...- dijo sorviendo su nariz- no me habría imaginado nunca que le darias una cachetada así a nadie.

- Ni tu, ni nadie- dijo Alice estallando en risas- quien iba a pensar que la pequeña Bella fuera una fierecilla- las tres rompimos a reir.

- Tu siempre me has defendido Rose- dije sonriendola- ademas, nadie le hace llorar a Rosalie Hale y se sale de rositas- dije riendome.

- Mañana hablare con Tanya- dijo mirando al techo- quiero darle las gracias a ella también, se que es muy duro para ella estar en esta situación- Alice y yo asentimos.

- Me parece bien- dijo Alice- creo que Tanya y Kate necesitan oir de tus labios, que los problemas que tengas con Irina, no tienen nada que ver con ellas.

- Chicas no quiero que vosotras os metáis- nos dijo agachando la cabeza- como Alice a dicho, el problema es mio y no quiero que os afecte a nada a vostras.

- ¿Por qué debería afectarnos?- pregunte.

- Puede que los chicos se pongan de parte de Felix y os hagan elegir- dijo volviéndonos a mirar.

- Si eso llega a pasar- dijo Alice poniéndose en pie- corto con Alec así- dijo chasqueando los dedos.- Escuchame bien Rosalie Hale- dijo poniendo una mano en su cadera y con la otra señalándola a ella- si Alec de verdad me quiere, no tendrá que hacerme elegir entre tu o él, al igual que yo no voy a hacerlo con él- dijo bufando.- Aunque todos sabemos que lo que han hecho es una canallada, no seria tan perra de hacerle elegir entre su primo o yo.

- Chicas, creo que nos estamos adelantando a los acontecimientos- suspire- lo mejor que podemos hacer es irnos a dormir y mañana será otro día- dije poniéndome en pie y estirándome.

- ¿Dormiréis aquí verdad?- Alice y yo la miramos sorprendidas, pero asentimos. Rose saco de sus cajones unos pijamas para nosotras, no tardamos mucho en acomodarnos las tres en la enorme cama de Rose y dejarnos llevar por los brazos de Morfeo.

Nos encontrábamos todos en la cocina, mama y Phill nos estaban diciendo que iban a reformar la casa que habían comprado en Malibu, a Alice le encanto la idea y se ofreció para ayudar en lo que necesitase. En ese momento entro Emmet, parecía que no había pasado buena noche, tenía unas enormes ojeras. Se sentó frente a mi y se sirvió una enorme taza de café.

Se me hizo extraño que Nathan no pasara a buscarme, Alice y yo no nos encontrabamos de humor para conducir, asi que decidimos ir con Emmet. El camino hacía el instituto fue todo el rato en silencio, creo que no hacia falta que dijéramos mucho, cuando entramos en el estacionamiento vimos a Irina y a Felix, yo apreté una mano de Emmet dándole un poco de apoyo, él en respuesta me dio una tierna sonrisa y nos dirigimos a la otra punta del parquing. Cual fue nuestra sorpresa, que justamente al lado habían aparcado Tanya y Kate.

-Hola- dijimos a la vez- ¿Como se encuentra Rose?- pregunto Kate.

- Espero que bien- suspire- ¿Cómo es que habeís aparcado aquí?- pregunte.

- Creo que no estaría bien juntarnos con ellos- dijo Kate chasqueando la lengua.

- Hola chicas- dijeron Alice y Emmet acercándose a nosotras.

- Hola Emmet- dijo Kate abrazandole- ¿como estas?- dijo agarrandose de un brazo y apollando su cabeza.

- Algo mejor- dijo pasando un brazo por los hombros de Kate- aunque la que creo que esta peor es Rosalie- suspiro.- La expulsión y luego la ruptura con ese canalla- dijo chasqueando la lengua.

- Quiero que sepas que tanto Tanya como yo estamos de tu lado Emmet- dijo separandose y quedando frente a él- incluso nuestros padres os apoyan a vosotros.

- ¿De verdad?- pregunto Alice.

- Nuestros padres hablaron ayer con Irina- dijo Tanya- no aprueban para nada la conducta que a tenido. Estan muy desilusionados con ella- suspiro- le dijeron que había roto una bonita amistad por un idiota y que le había roto el corazón a un chico encantador- dijo Tanya sonriendo.

- Vayaaa- dijo Emmet sorprendido- no sabia que vuestros padres pensaran eso de mi.

- No seas tonto- dijo Kate riendose- eres encantador Emmet.

- ¿Qué os parece si entramos en clase?- dijo Demetri saliendo del coche de Garret- ¿Todo bien Emmet?- dijo chocando su mano.

- Creo que si- dijo mi hermano con el ceño fruncido.

- ¿Y Nathan?- pregunte a mis amigos.

- Ni idea- respondió Demetri encogiéndose de hombros.

El camino hacia las clases fue bastante raro, todo el mundo nos veía y murmuraban entre ellos, creo que ya se habían enterado de la ruptura entre Felix y Rose. Y si no lo habían hecho, supongo que les quedo claro cuando Felix se estaba comiendo a Irina en la puerta de una de las clases. Yo agarre la mano de Emmet y le di un suave apretón. Kate y Tanya se pusieron frente a nosotros.

-¿Te encuentras bien?- pregunto Tanya- ¿te ves con fuerzas para enfrentarlos?

- Por el amor de Dios- dijo Kate alzando la voz, por lo que todos los que se encontraban a nuestro alrededor se dieron la vuelta- Emmet Swan puede con esto y con mucho mas ¿verdad colega?- pregunto sonriéndole- creo que se necesita algo mas que un pelele y una guarrilla de quinta, para que nuestro Emmet se altere lo mas minimo- dijo mientras lo agarraba del brazo y caminaba con el, pasando al lado de la feliz nueva pareja.

- ¿Te he dicho alguna vez lo que quiero a tu hermana?- le dijo Alice girándose hacia Tanya.

- No hace falta- dijo Tanya haciendo un gesto con la mano- ya lo sabemos- dijo agarrándonos a cada una de los brazos.

- Ha llamado a su hermana guarrilla de quinta- dije solo para que ellas me oyeran.

- Creo que a sido muy sutil- dijo mirando fríamente a Irina cuando pasábamos a su lado- si supierais todo lo que le dijo ayer- dijo riéndose.

En todo lo que llevábamos de mañana no había visto a Nathan, le mande un par de mensajes de texto y no obtuve ninguna respuesta. Con un cabreo monumental, agarre mis cosas y me dirigí a comprar el almuerzo, pude notar varias miradas en mi nuca y algún que otro cuchicheo, me gire y lance la mirada mas glacial que pude. No tenía mucha hambre, así que cogí un refresco y un sanwich.

-Bella, Bella, Bella- gritaba Kate corriendo hacia mi.

-¿Que pasa?- pregunte un poco sorprendida.

- No puedo explicarte ahora- dijo agarrando mi mano- debemos darnos prisa.- Creo que no había corrido tanto en mi vida, miraba con anhelo el refresco que llevaba en mi mano. Deje de divagar cuando escuche la voz de Alice, un poco mas elevada de lo habitual.

- ¿Pero tu te estas oyendo?- le gritaba mi amiga.

- ¿Podéis explicarme que es lo que le pasa a Alice?- pregunte a mis amigas.

- Creo que Alec le esta dando a escoger- dijo Tanya con cara de disgusto.

- Mira Alice, creo que no es tan difícil- dijo Alec con un poco de chulería- tu me gustas mucho, pero no pienso darle la espalda a mi primo.

- ¿Y me pides a mi que deje a mis amigas de lado? ¿A mis hermanas?- grito Alice- creo que tú ya has tomado la decisión ¿verdad?

- Quería consultarlo primero contigo- dijo mientras cruzaba las manos sobre su pecho.

- ¿Consultarlo?- dijo poniendo sus manos en las caderas- si tanto te gustase, como dices, no me harías escoger, es más, me parece bochornoso. A Rosalie ni se le ha pasado por la cabeza hacerme ni siquiera esa pregunta. Pero si es lo que tu quieres, me parece perfecto- dijo alzando una mano- quédate con el cabronazo de tu primo y esa guarrilla de quinta- dijo señalando hacia la feliz pareja.- Una cosa te voy decir Alec Vulturi- dijo poniéndole un dedo en pecho- no pienses que luego vas a poder venir y ponerme carita de cordero degollado. Alice Cullen no da segundas oportunidades ¿queda claro?- dijo alzando una ceja.

- Mas que claro- le contesto Alec mientras se daba la vuelta y se dirigia hacia Irina y Felix.

Pude notar como Alice se entristecia, le dio la espalada y se abrio paso entre toda la gente que se habia reunido a su alrededor.

- Alice, lo siento- dije abrazandola.

- Bueno que le vamos a hacer- dijo encogiendose de hombros.

- ¿Estas bien?- preguntaron Kate y Tanya al mismo tiempo.

- Si, si, no os preocupeis- dijo mientras hacia un gesto con la amno para restarle importancia- ¿Comemos?- dijo mientras se frotaba las manos.

Nos alejamos de todo el mundo y nos sentamos en una mesa un poco apartada, Emmet, Garret y Demetri se unieron a nosotras. No le dijeron nada a Alice, pero por la manera en que la miraban ya debian de saber que su relación con Alec había finalizado. Nadie comento nada, Alice se encontraba de buen humor, hacia bromas con Emmet y organizo una salida de chicas para la semana que viene.

Nos dirigiamos a nuestras clases cuando me di cuenta de que me faltaba uno de los libros, al cerrar mi casillero, al lado me encontre con la ultima persona que me apetecia ver en estos momentos.

- ¿Sabes que tu eres la siguiente?- me dijo Heidi apollada en un casillero mientras se miraba las uñas.

- Dejame tranquila Heidi- dije mientras me daba la vuelta para ir a mi clase.

- Primero Rosalie y Felix y ahora Alice y Alec- dijo chasqueando la lengua- Nathan y tu sereis los siguientes- y tras decirme eso se marcho dejandome con una sensación extraña en el cuerpo.

El perfume que usaba consiguio revolverme el estomago, asi que corri todo lo que pude hacia el primer servicio, abri el grifo pero me detube en seco tras escuchar unos sollozos. Abri la unica puerta que se encontraba cerrada y me quede petrificada en el sitio ante la imagen que tenia frente a mi. Era Alice. Sentada en el suelo con las piernas abrazadas y la cara escondida.

- Alice- la llame.

- Be...Bella... ne..ne...necesito estar sola- dijo sin levantar la cabeza.

- No pienso hacerlo- dije dejando caer mi mochila a un lado y arrodillandome a su lado.

- Como a...a...a... sido capaz- decia sollozando.

- Tranquila Alice- dije abrazandola.

- No... no... no puedo entrar en clase Bella- dijo separandose de mi- no asi- dijo pasandose las manos por la cara para apartarse las lagrimas que seguian callendo a mares por sus mejillas.

- ¿Que te parece si nos vamos a casa? Puedo decirle al profesor que no te encuentras bien y que tengo que llevarte- dije acariciando su cabeza.

- Eso... eso estaria bien- dijo sorviendo su nariz.

- Esperame aqui y no te muevas.- Cerre la puerta del baño y sali corriendo hacia dirección, no quería que nadie supiese porque nos marchabamos. Mientras esperaba a que nos hicieran el permiso para marcharnos, le escribi un mensaje a Rose.

Alice no se encuentra bien ¿puedes pasar a buscarnos?

Entre a la clase de Alice para entregarle al profesor la nota que me habían dado, mientras la leía, clave mi mirada en Alec, me veia entre asustado y triste. Yo creo que la mia era de autentica ira, en ningún momento aparte mis ojos de los suyos, Alec se sentia incomodo y la aparto rapidamente, pero le veia mirarme de reojo.

Sali practicamente corriendo cuando el profesor de Alice me dijo que le desease a la señorita Cullen que se recuperase pronto. Entre en el baño y Alice seguia en la misma posición, me vibro el telefono y era un mensaje de Rose.

Estoy fuera, aparcada frente al jeep de Emmet.

- Alice, nos vamos- dije ayudando a mi amiga a ponerse en pie- Rose esta fuera esperandonos.

Sin muchas ganas, Alice asintio y se puso en pie, le pase una mano por la cintura porque tenia miedo de que se callese al suelo. Alice respondio en el acto y paso su mano por mi cintura aferrandose fuertemente. Pasamos por los silenciosos pasillos del instituto, lo unico que se oian eran los sollozos de mi amiga y el eco de sus tacones.

Rosalie se encontraba fuera del coche apollada en un costado, parecia una de las modelos de esas revistas de coches que tiene tiradas por su habitación, lo unico que la diferencia era la mirada. Desde lejos la podia notar el ceño fruncido y los labios apretados. Me ayudo a meter a Alice en la parte de atras de su coche y la abrocho el cinturon.

- ¿Qué le a pasado a Alice?- me dijo en un pequeño susurro.

- Alec a roto con ella- dije lo mas bajito que pude.

- Joder-dijo pasandose la mano por la cara- cuando la metamos en la cama me lo cuentas todo- asenti.

Podría decir que fue un largo camino hacia casa, pero con Rosalie al volante... Lo poco que duro el trayecto, les mande un mesaje a Tanya y otro a Emmet, diciendoles que nos habiamos ido porque Alice se encontraba mal.

Llgamos a la casa y mientras Rose ayudaba a Alice a salir del coche yo iba abriendo la puera.

- ¿Os importa si me doy una ducha?- dijo Alice mientras se limpiaba algunas lagrimas.

- Tranquila Alice- dijo Rose dandole un abrazo- si nos necesitas estaremos aqui abajo.- Asintio y se subio a su habitación.- Tu y yo a la cocina- asenti mientras la seguia- ¿un cafe?- asenti y me deje caer en una de las sillas.- Muy bien- dijo mientras ponia una taza caliente y unas galletitas frente a mi- empieza.

- No se que decirte Rose- suspire- cuando Alec a terminado con ella no se la veia realmente afectada, ha estado haciendo bromas con Emmet y con Garret. Luego la e encontrado así en el baño, llorando- me pase las manos por la cara.

- Supongo que todo el mundo sabra que ya han terminado- asenti.

- Lo a hecho en la hora de la comida- susurre.

- Menudo cerdo- dijo poniendose en pie- me dan ganas de romperle los dientes Bella- dijo poniendo sus manos en la mesa.- Todo esto es por mi culpa- dijo chasqueando la lengua.

- No es por tu culpa Rose- suspire- aqui el unico culpable es Alec- dije poniendome a su lado.- Alec es el que a decidido dar por terminada la relación ¿como se pensaba ese capullo que iba a acceder a algo así?

- ¿A que te refieres?- pregunto mi amiga.

- Alec le dio a escoger- fruncio el ceño- parece ser...- chasqueé la lengua- que le dio a elegir entre seguir la relación o nosotras.

- ¿Nosotras?- puso cara de sorpresa- ese tio es idiota- dijo dejandose caer en la silla.

Creo que estuvimos mas de dos horas planenando formas en las que Alec sufriera, Rose había dejado apartado su dolor y se estaba concentrando plenamente en hacerle sufrir a Alec. Alice no salio de su habitación y nosotras no quisimos subir a molestarla, quisimos darle su espacio, cuando estuviera preparada ella misma bajaria.

El ruido de una de las puertas cerrarse nos hizo pegar un pequeño brinco en nuestro sitio, nos pusimos en pie y nos dirigimos hacia el salón. Alli nos encontramos con Emmet, Kate y Garret.

- Rose- dijo Kate abrazandola- ¿como estas?

- Bien, bien- dijo devolviendole el abrazo- creo- suspiro.

- ¿Que tal esta Alice?- dijo Garret sentandose en el sofa.

- ¿Como quieres que este?- le contesto su novia- ya sabia yo que la reacción que tubo no era muy normal- dijo sentandose con Rose al lado de Garret.- Tanya y Demetri vendran en un rato- asenti- han ido a casa para recoger el coche de Alice- asenti.

Ninguno de los cinco dijo nada mas, yo me sente junto a mi hermano en otro de los sofas, me apolle en el y paso su mano por mis hombros. La verdad que todos esperabamos que Alice bajase dando brincos por la escalera, como era habitual en ella... Pero creo que estaba demasiado dolida, esto iba ser bastante duro para mi pequeña amiga. El timbre en la puerta me hizo ponerme en pie, Tanya y Demetri se encontraban al otro lado. Mi amiga tenía cara de pocos amigos y Demetri... Bueno Demetri estaba concentrado mirando sus pies como si los huviera visto por primera vez.

- Pasar- dije haciendomme a un caminaba delante de su novio y se dirigio hacia Rose. No se digeron nada, solamente se abazarón.

- Yo queria daros las gracias- empezo a decir Rose- la verdad que no me esperaba...- pero Kate la corto.

- Lo voy a decir una vez y no quiero que esta conversación se vuelva a repetir- Rose asintio- por mucho que Irina sea nuestra hermana y segun ella por el vinculo que nos une- rodo los ojos- deberiamos de apoyarla en todas sus Tanya como yo, hasta incluso nuestros padres, desaprueban la conducta de Irina- suspiro.- Es nuestra hermana, si, nada mas. Nosotos no elegimos a nuestra familia pero si a nuestros amigos- dijo poniendose en pie.- Lo que a hecho a estado muy mal y no voy a permetir que por culpa de esa petarda, nuestra amistad se vaya a la mierda.- Pude ver como Rose esbozaba una sonrisa- ya sabemos que Alice y Bella son como unas hermanas para ti y que las quieres con locura, pero quiero que sepas, que para nosotras sois mas que unas amigas- suspiro.- No quiero que pienses que porque Irina os haga daño nosotras vamos a entrar al trapo. Nosotras os queremos, con vuestras virtudes y vuestros defectos, hasta con esos arranques de furia que te entran te quermos.- Rose solo se pudo abrazar a ella.

- Bien, ya que a quedado todo claro- comento Tanya- ¿que tal se encuentra Alice?

- No muy bien- chasquee la lengua- estaba en el baño llorando cuando la encontre- Tanya puso mala cara.

- Voy a matar a ese primo tuyo- dijo Tanya apuntando con el dedo a su novio.

- Creo que te vas a quedar sin primos a este paso- dijo Emmet riendose.

- Por lo menos le quedara Nathan- dijo Garret, yo hice una mueca que no pasa inadvertida para mis amigas, porque me miraron fijamente las tres- ¿por cierto donde esta?

- Creo que voy a ir por unas bebidas- dije caminado hacia la cocina, pero pude sentir como mis amigas venian detras mio.

- ¿Donde esta Nathan, Bella?- me pregunto Rose nada mas cerrarse la puerta.

- No... no lo se- dije aguantandome las lagrimas- le e estado llamando y mandado mensajes todo la mañana y no me a contestado ninguno- suspire.- Tengo miedo de lo que me dijo Heidi se haga realidad.

- ¿Qué te a dicho esa zorra?- pregunto Kate.

- Que Nathan y yo ibamos a ser los siguientes- pude ver como arrugaban el ceño.- Me dijo que primero habian sido Felix y Rose- dije señalando a mi amiga- luego Alice y Alec y que los siguientes seriamos nosotros- dije mientras me pasaba las manos por la cara.

- No se que decirte Bella- dijo Tanya haciendo una mueca- Demetri no a sabido nada tampoco de Nathan- la mire.- Esta mañana se nos hizo raro que no viniese a clase, asi que Demetri a estado llamandole y no le a cogido el telefono.

- Chicas- dijo Emmet asomando su cabeza tras la puerta- Alice a bajado- abri la nevera y cogi varios refrescos, con la ayuda de Kate los lleve al salón.

Allí se encontraba Alice envuelta en los brazos de Rosalie, seguian llorando y lo supe porque no se oía nada mas que los sollozos de mi amiga.

- Lo siento mucho Alice- le decia Garret abrazandola- sabes que con nosotros no vas a tener ningun problema ¿verdad?- le decia.

- Muchas gracias de verdad- decia sorviendo su nariz- que esteis aqui ya es sufieciente para mi.

- Eso es lo que hacen los amigos- le dijo Kate- estamos para lo bueno y para lo malo- dijo encogiendose de hombros.- En estos casos, te das cuenta de quienes son tus amigos.

- Hablando de amigos- hablo Rose- ¿donde esta Nathan?- dijo mirando a Demetri.

- No le e visto en toda la mañana- contesto mi hermano con el ceño fruncido.

- Y Bella no ha sabido nada de el- dijo cruzandose de brazos- no contesta ni sus llamadas ni sus mensajes.

- Rosalie- le llame- ya hablaremos mas tarde de Nathan, ahora creo que Alice nos necesita mas.

- Por mi no os preocupeis- contesto Alice- lo mio se soluciona con un par de noches de chicas y montones de tarrinas de helado de chocolate- dijo encogiendose de hombros.

- Bella... yo no se nada de Nathan- contesto Demetri- cuando este preparado te llamara.

- ¿Preparado?- conteste sorprendida- ¿que es lo que pasa Demetri?

- Bella, estate tranquila- suspiro- tiene que ver con la familia y no se que chorradas mas- bufo.

- ¿Acaso se encuentra mal su madre?- pregunte angustiada. Sono el timbre y Rose fue a abrir sin decir nada.- No entiendo nada, ayer estaba todo bien y ahora...- pero los gritos de Rose nos hicieron callarnos.

- Tienes muy poca vergüenza en presentarte aqui como si nada- gritaba.- Y tu- grito mas fuerte- ve dentro inmediatamente- quise acercarme pero me quede donde estaba porque mi novio se encontraba frente a mi- Aliceee- grito mi amiga- aqui hay alguien que quiere hablar contigo. No pienso dejarte pasar- gritaba.

- Voy a ver- dijo Alice pasando a mi lado, sonrio a Nathan mientras pasaba a su lado.

- Nosotros creo que deberiamos de ir a ver a Rose- comento Tanya- se la oía un poco alterada.

Nos dejaron solos, yo me quede en mitad del salón mirandole, llevaba su casco de moto en una mano y en la otra unas llaves. Queria preguntarle cualquier cosa, pero no me salian las palabras de la boca.

- Lo siento- me dijo

- ¿Por que?- conteste.

- Soy un idiota Bella- suspiro- no deberia de hacer caso de lo que me dicen los demas, yo te quiero y eso es lo que me importa.

- Nathan no... no entiendo nada- aguante las lagrimas- en menos de veintucuatro horas todo se ha ido a la mierda. Mis amigas estan hechas una mierda porque los capullos de tus primos han roto con ellas. Uno se lia con una de sus amigas y el otro aún no se ni porque la a dejado- suspire.- ¿Tengo que empezar a llenar el frigorifico con helado de chocolate?

- ¿Como?- pregunto con el ceño fruncido.

- Cuando... cuando rompen con una chica- me aclare la garganta- se compran kilos de helado y... y...- no me dejo terminar.

- Yo no pienso romper contigo princesa- dijo mientras dejaba el casco en uno de los sofas y se acercaba a mi- pero si quieres que vayamos a comer helado- dijo envolviendome con sus brazos- por mi no hay problema- y me beso, me quede paralizada, pero rapidamente le devolvi el beso.- No sabes como te extrañado- dijo abrazandome.

- Aún no se porque- susurre sobre su hombro- ¿por que no has contestado a ninguna de mis llamadas?- pregunte separandome un poco de él.

- Estaba con mi madre- suspiro- hemos comprado los billetes- frunci el ceño- vamos a pasar las Navidades a Italia.

- ¿A Italia?- me separe de él- ¿y cuando marchas?

- Al día siguiente de acabar las clases- dijo en un susurro. No pude contestarle porque los chicos entraron gritando a alguien.

- ¿Como tienes la poca vergüenza de presentarte aquí?- le gritaba Rose hechandose encima de nuestro visitante.

- Tranquila pequeña fiera- dijo Emmet agarrandola por la cintura- yo me llevo a Rose a otro lado- dijo mientras salia con ella al jardín.

- Nosotros nos vamos- dijo Kate- si necesitas algo nos llamas- le dijo a Alice, ella asintio.

- Espera Kate- le llamo Tanya- voy con vosotros- Demetri y Nathan se miraron, parecia que estaban teniendo una conversación. Demetri se alejo y se despidio con un saludo con la mano.

- Voy a hablar con Alec- me dijo mi amiga- intenta mantener a Rose alejada- asenti y les vi como subian a la habitación de mi amiga.

- ¿Te apetece ver una peli?- me pregunto Nathan.

- Bueno- dije encogiendome de hombros.

No tengo ni idea de lo que estaba viendo, aunque tenía la vista fijada en la televisión, mi mente estaba a años luz de aqui. No entendia que despues de como Alec había dejado a mi amiga, se presentara en casa como si no pasase nada.

Rosalie y Emmet entraron por una de las puertas que daban al jardín, entraron riendo pero se quedaron mirando fijamente detras nuestro. Yo automaticamente me gire y fije mi vista en Alice, que bajaba las escaleras con Alec pisandoles los talones.

- ¿Todo bien?- le pregunto mi hermano. Alice asintio pero por como le miraba tenia la mente en otra parte.- Bueno yo os dejo, tengo que hacer una llamada- dijo mientras pasaba al lado de Alec.

- Nosotros tambien nos vamos- comento Nathan mientras se ponia en pie.- He sido yo el que a acercado a Alec- dijo señalandolo con la cabeza.

- Esta bien- asenti.

- Me voy a la cocina- dijo Rose dandose la vuelta, Alice la siguio sin despedirse de nadie.

- Yo te espero fuera Nathan- dijo Alec caminando hacia la puerta- nos vemos Bella- y cerro la puerta nada mas salir.

- ¿Que raro a sido todo no?- le pregunte a mi novio.

- Si- suspiro- un poco- dijo mientras cogia su casco.- Bella- le mire- yo queria... queria preguntarte... si bueno... tu...tu querrias venir a casa... algun dia de la semana que viene.

- ¿Para conocer a tu madre?- pregunte emocionada.

- Mi madre se marcha este fin de semana a Italia, estare solo- se le pusieron rojas las mejillas tras decir eso. Yo le mijre fijamente ¿por que se ruborizaba? Habiamos estado muchas veces en casa con los chicos, aunque nunca habiamos estado solos, salvo aquella vez en mi cuarto... En ese momento senti mi cara arder.- No... no pasa nada...- dijo mientras se daba la vuelta y salia casi corriendo, le alcance rapido.

- Nathan- dije agarrando su brazo, el no se giro- me encantara ir a tu casa.

-¿De verdad?- dijo sonriendome, yo asenti- ¿te apetece que hagamos un maraton de alguna serie?- dijo abrazandome.

- Me parece bien- dije sonriendo- me apetece conocer tu casa, nunca e estado alli- dije dandole un suabe beso- y ahora marchate que tu primo lleva un rato fuera esperandote.

- Paso mañana por ti- dijo dandome un ultimo beso. Me quede en la puerta viendo como se alejaba.

Fui a la cocina y me sente frente a mis amigas, notaba el hambiente un poco raro, antes de que pudiera decir nada entro mi hermano con el telefono en la mano.

- Bella- le mire- Edward quiere hablar contigo- dijo tendiendome el telefono.

- Hola Edward- hable sonriendo.

- Hola Bella- contesto riendose- ¿tienes algo preparado?

- Si, algo tengo- dije subiendo a mi habitación.

ALICE POV

- ¿Era mi hermano?- pregunte.

- Si- asintio Emmet mientras bebia un vaso de agua de un trago.

- ¿Y no te a dicho por que queria hablar con Bella?- le pregunto Rosalie.

- Algo me a comentado de una canción- dijo encogiendose de hombros- En fin- suspiro- luego me paso a por esas revistas Rose- mi amiga asintio.

- Si, no te preocupes, creo que en alguna menciona algo sobre como podemos aumentar la potencia de tu jeep- contesto sonriendole.

- Bueno, os dejo para que tengais esas charlas vuestras de chicas- dijo haciendo un gesto con la mano- con lo que necesiteis me mandais un mensaje.

Antes de que saliese por la puerta le llame.

-Emmet- se giro- ¿te importaria traernos helado de chocolate y de limon?- Rose me miro frunciendo el ceño.

- Si, no hay ningun problema- contesto mirandonos alternativamente- os traere un par de ellos.

- Vamos a necesitar mas de un par- conteste.

- De acuerdo- asintio- llenare el congelador de helado- dijo saliendo por la puerta.

-¿Para que tanto helado Alice?- me pregunto Rose una vez que oímos la puerta principal cerrarse.

- Creo que lo vamos a necesitar- suspire mientras me pasaba las manos por la cara.

- Esta bien- dijo poniendose en pie- me vas a decir ahora mismo porque le has mandado a Emmet comprar cantidades industriales de helado- dijo apollando las manos sobre la mesa.

- Solo es por si acaso- suspire.

- Marie Alice Cullen- gruño y yo hice una mueca, no me gustaba cuando decia mi nombre completo- explicame.- Suspire.

- ¿No te a parecido raro lo que a pasado hoy?

- ¿Solo hoy?- pregunto dejandose caer en una silla- estos días han sido de lo mas extraños- suspiro- parece que estamos gafadas- dijo chasqueando la lengua.

- Si- asenti- yo tambien lo creo.

- Pero lo que no entiendo es porque has pedido helado de limon.

- Es el favorito de Bella- dije encogiendome de hombros.

- Vamos Alice- dijo poniendose en pie- las dos sabemos que solo come ese helado cuando...- aparte la mirada.- No me jodas- dijo.

- No lo se- suspire- pero por lo que Alec a dicho...

- Vamos a ver Alice- dijo pasandose las manos por la cara- que te a dicho ese capullo.

- No mucho- suspire.

Flashback

- Tu diras- dije sentandome en la cama.

- Queria disculparme- dijo sentandose en la mesa del escritorio- se que no fue la mejor manera de terminar contigo Alice.

- No, no lo fue- conteste en el mejor tono que pude.

- Pero no se me ocurria hacerlo de otra forma- suspiro.

- No te entiendo Alec-dije pasandome la mano por la nuca- ¿por que as terminado de esa manera conmigo?

- No puedo decirtelo pequeña- dijo en un susurro.

- No te atrevas a llamarme asi- dije gritandole y poniendome en pie- no me vuelvas a llamar asi jamas.

- Alice...- no le deje acercarse.

- No te acerques a mi- dije apuntandole con el dedo.- Esta mañana me dejaste por una gilipollez y aun no entiendo el porque- grite.- ¿De verdad pensabas que te iba a elegir a ti en vez de a mis amigas?- me limpie un par de lagrimas que empezan a salir.- Si me lo hubieras planteado de otra manera... Incluso hubiera entendido que pasasemos menos tiempo juntos porque tu ibas a estar con ese par de infelices. Nunca te lo hubiera reprochado, porque muy a mi pesar, él es tu familia y jamas te hubiera dado a elegir entre tu familia y yo.- Suspire- pero que tu me lo hayas hecho a mi- dije negando con la cabeza.

- Sabia que no lo ibas a hacer- dijo en un susurro.

-¿Como?- le mire con el ceño fruncido- si ya sabias la respuesta ¿porque narices lo hiciste?

- Porque me daba miedo decirte la verdad- me grito.

- ¿Me... me... me has sido infiel?- dije con un nudo en la garganta.

- Nunca- dijo en tono firme- yo te quiero mucho Alice.

- Si de verdad me quisieras, no me abrias dejado asi- le mire fijamente.

- Mira hay muchas cosas que ni yo mismo entiendo- dijo pasandose las manos por el pelo- pero lo unico que tengo claro es que eres alguien especial para mi Alice- suspiro.- Aunque no te lo creas, esto me a dolido mucho, no es algo que yo haya querido hacer. Siempre e pensado que si algún día lo nuestro finalizase podríamos ser amigos.

- ¿Quieres ser mi amigo?- el asintio- pues empieza diciendome la verdad, no me gusta tener secretos con mis amigos.

- Me marcho a Italia a pasar las navidades- me dijo de sopeton.

- ¿Y tienes alguien alli esperendote?- dije un poco dolida.

- No- contesto- pero no creo que vaya a volver.

- ¿Como?- dije en un pequeño susurro.

- Mis padres han decidido que por el bien del negocio familiar deberia de estudiar en Italia- bufo- asi que mientras estudio, veo como funciona la empresa.

- ¿Y no podias decirmelo?- le dije enfadada- eres un idiota Alec- le grite.- No te acerques a mi- pero no me escucho y me vi envuelta en sus brazos.

- Te voy a hechar de menos pequeña- dijo besando el tope de mi cabeza.

- Y yo... tambien- dije undiendo mi cara en su pecho.

- ¿Podre llamarte?- me susurro.

- Como no te mantengas en contacto conmigo te mato- le dije todo lo seria que pude.- ¿Cuando marchas?

- Al día siguiente de acabar las clases- asenti- Nathan no queria marchar antes.

- ¿Nathan?- dije separandome bruscamente de él- ¿Nathan tambien se va?- asintio.

- Nathan solo va a pasar las fiestas allí con su madre, por lo que yo se- dijo encogiendose de hombros.- Te voy a hechar mucho de menos pequeña- dijo volviendome a abrazar.

Fin del Flashback

- Por la cuenta que le trae, esperemos que haya comprada un villete de ida y vuelta- comento Rose.

- Si- asenti no muy convencida.

- ¿Por eso has pedido a Emmet el helado de limon?- asenti.

- Tengo un mal presentimiento Rose- dije chasqueando la lengua- no se explicarlo... solo que hay algo que no me da buena espina.

- Si lo que yo decia- dijo negando con la cabeza- alguien nos ha hechado un mal de ojo.

- ¿Pedimos algo de cenar?- dijo Bella entrando alegremente- ¿por que esas caras chicas?- dijo arrugando el ceño.

- Mejor esperamos a Emmet a ver que decide él- ella asintio.

- Voy a darme una ducha- dijo Bella- avisarme cuando lleque mi hermano- asentimos y esperamos a que saliese.

- ¿Vas a contarle algo?- me pregunto Rose.

- Creo que voy a esperar un poco- Rose asintio.-La verdad que no tengo nada en claro a sido un día de lo mas extraño. Asi que por si acaso es mejor tener el congelador bien lleno.

¿Hola? ¿Hay alguien ahí?

Bueno si queda alguien por aqui le pido disculpas, la verdad que e tenido un bloqueo monumental. Habia días que tenia la mente en blanco y lo poco que me venia a la mente lo escribia. Creo que e escrito este cap un millon de veces.

Espero que os haya gustado y bueno ya sabeis que cualquier pregunta que tengais aqui estare.

Prometo no demorarme atnto en el siguiente cap, ya lo tengo mas o menos montado en mi cabeza jajaja

Asi que un besazo enorme para todas las que sigais por aqui.