Disclaimer: No es mío, es de Jotaká.


Manos En El Cielo—

Para mi amore, Krisy (Chabe de mi vida)

&.

Los tiempos no están como para salir a pasear. Las luces se han diluido, otra vez. Bajo ese mismo cielo en el que él vive, la gente tiene miedo. Y muchas ganas de gritar, para ver si así se agrieta el silencio que van dejando los muertos.

Sí, la guerra, otra vez. Pero ésta es la final. En la que sólo uno podrá vivir. Esa verdad ya no es secreta y todos la conocen. Y esperan que el que pueda sobrevivir sea él, el hijo de ella, no su asesino.

Entonces, él, que nunca ha sido llamado valiente, porque vamos, es Snivellus, siempre lo ha sido, y así será hasta la muerte, no le importa ser el único humano que camina bajo el encapotado cielo del valle de Godric, con la varita bajo la capa y el frío cuarteándole los labios, y con la mano derecha apretando un ramo de tulipanes blancos, algo así como el aura de Lily.

Sabe que nadie lo observa, sabe que nadie está enterado de que él esta allí, porque a nadie le importa, son tiempos de locos y él lo está un poco más que el resto de los vecinos, que en ese momento están escondidos dentro de sus casas, sin tener el mínimo ápice de curiosidad para mirar por entre las cortinas.

Cruza la reja de entrada y pasa sobre zetas con espinas, cardos y mala hierba regada por el suelo enmohecido del lugar; ella lo llama, Severus lo sabe. Lily pide por él. Por eso ha ido.

Desde hace días que la sueña, aparece en sus pesadillas con lágrimas en los ojos, clamando por su ayuda, porque no quiere que su hijo esté solo con la carga que lleva encima. Por eso se encuentra rendido de rodillas sobre la hierba que cubre la lápida Lily Potter, no Evans.

El nudo que atora la voz en su garganta no se desata, y las lágrimas saladas ruedan por sus mejillas calcáreas. Duele, todavía duele, y mucho. Y no se perdona. No aún.

Todavía falta que Harry viva. Y Severus no lo dejará solo.


¿Like or dislike?

Abajo se resuelve todo, gracias :)

REEDITADO: Yep, éste también.

Madame. 17/12/10