original: If the Shoe Fits, Wear it.
Autor: Lime Daiquiri

Disclaimer: Princess princess no me pertenece y esta adorable historia, fue producto de la mente de Lime Daiquiri


Ser una princesa era mucho más difícil de lo que había pensado, no debido a todos los compromisos que tenían para animar los distintos clubs o aparecer en ceremonias oficiales de la escuela y eventos.

No, todo se reducía al monumental esfuerzo que ellos tienen que hacer para interpretar el papel de las adorables princesas de la escuela.

Tuvieron que aprender a usar una rutina diaria de limpieza facial, maquillaje y diferentes estilos de peinados. Incluso les dieron lecciones de cómo caminar de forma femenina. Lo único en lo que estaban eximidos era decidir que ropa de mujer que iban a usar, porque todos los trajes de princesa eran escogidos y hechos por el sempai, incluidos todos los accesorios.

Pero, incluso sin tener que escoger ellos mismos las ropas, resultaba agotador mantener esta nueva imagen.

Sin mencionar que la ropa incomodaba, que en ocasiones el maquillaje parece derretirse en su cara o que la peluca le hace sentir calor y picazón en la cabeza.

Pero si existiera una sola cosa sobre vestirse así que él disfrutara, aunque nunca se lo admitiría a nadie, serían los zapatos.

Las zapatillas planas de ballet o las sandalias no le hacen ningún favor; son demasiado tiernas con sus colores pasteles, lazos y flores. Los tacones por otro lado son geniales, tanto en botas como en zapatos.

Él antes nunca entendió por qué las chicas poseen tal fascinación con los zapatos, por qué alguien desearía usar algo que hace difícil caminar y más aún correr. Pero estos hacen que sus piernas se vean largas y más tonificadas, mientras levantan levemente su trasero para que se vea más redondo. Forzándole a pararse derecho para así poder mantener su equilibrio, le hacen sentir lo suficiente seguro para usar el resto del vestuario.

Era sólo su pequeño secreto; el trataba de imaginar que dirían los otros sobre su sorprendente afinidad con los zapatos. Especialmente cuando se está mirando al espejo antes de reunirse con las otras princesas y lo único que puede pensar es: "Demonios, mis piernas lucen geniales".

Fin.


Muchas gracias Lime Daiquiri por permitirme traducir tus fics de Princess princess. Si a alguien le interesa, podrá encontrar en mi perfil el enlace al suyo y sus fabulosos fics :D