ANTERIORMENTE...

¨ Maura no pudo evitar sonreír al escuchar a su novia tratar de darle ánimos con sus bromas sobre el idioma y nuevas aventuras por llegar. Aunque su rostro se veía triste, su corazón esta lleno de amor, amor por su novia quien esa noche le demostró una vez mas, lo importante que es ella en su vida. La miro a los ojos y le dijo…¨

MI: Una sorpresa?

JR: Si, pero eso es para cuando estemos allá. No empieces a preguntar, que no te voy a decir, ok? Solo te lo dije para que cambies esa carita y ya esta.

MI: Esta bien. Sabes lo que quiero ahora?

JR: Pues no tengo idea.

MI: Esta noche solo deseo dormir así, abrazada a ti.

JR: Tus deseos son ordenes…

MI: Te amo Jane!

JR: Yo también te amo Maura…

¨ Dicho esto, las chicas se dieron un largo y tierno beso. Y se quedaron ahí, acostadas, abrazadas, hablaron sobre los lugares que querían visitar y demás, hasta que poco a poco se quedaron dormidas.


¨ Luego de casi tres horas de vuelo, las chicas llegan a suelo italiano súper emocionadas e impacientes por disfrutar al máximo la ultima parada de su travesía turística. Para tranquilidad de Maura, esta vez Jane se encargo de todo para que el viaje fuera placentero para su novia, sin estrés, sin complicaciones, la detective solo quería mimar a su chica. Entonces en las puertas del aeropuerto estaban un choferes en espera de sus clientes, todos con carteles para identificarse y fue cuando Maura empezó a sorprenderse al encontrar que unos de los chóferes llevaba un cartel que decía Rizzoli and Isles, fue ahí cuando en realidad comprendió que Jane se encargaría de todo.

Una vez en el auto Jane confirmaba la ruta con el chofer y Maura a su vez observaba orgullosamente a su novia y sin mas la sostuvo del brazo y tiro de ella par darle un beso, luego de esto Jane le dijo:¨

JR: Hey y esto porque?

MI: Simplemente porque si. Estoy muy emocionada por este viaje, por estar aquí contigo, por lo que tenemos, por todo.

JR: Me alegra mucho que te sientas así. Tu sabes que lo único que quiero es que seas feliz.

MI: Lo se, es por eso que estoy así…

¨ Dicho esto Jane le da un tierno beso a su novia y luego le susurra al oído …¨

JR: Te amo y no estoy que aguanto por hacerte mia…

¨ Maura sintió como se le ponía la piel de gallina al escuchar estas palabras y no pudo evitar volver a besar a su chica, pero esta vez con pasión y lujuria hasta que ambas volvieron en si y notaron que el chofer se estaba dando tremendo banquete visual con ellas dos. Solo les quedo reír un poco por ello y continuar su trayecto hacia el lugar donde se alojarían mientras conversaban. ¨

MI: Cariño, aunque me encanta que te encargues de todo, no puedo soportar la curiosidad, me vas a decir para donde vamos?

JR: No amor, es una sorpresa como te dije. Deja que me encargue yo de esto, estas en mi tierra, déjame ser tu guía.

MI: Se que estoy en tu tierra, pero ya al he visitado en varias ocasiones así que puede que conozca un poco mas que tu.

JR: Suenas muy segura de lo que dices. Esta bien que no nací aquí y que solo he venido un par de veces pero te aseguro que lo que yo conozco, no lo conoces tu.

MI: Ok ahora si me matas de intriga. A donde vamos? Venecia? Roma? Toscana? Sicilia?

JR: Bueno, bueno cariño, así me dices que yo soy la impaciente, eh?

MI: Anda dime, por favor…

¨ Jane no podía evitar reírse al ver a su novia suplicándole información…¨

JR: A ver Maura, si tu has venido tanto como dices, no has notado que estamos un poco lejos de Roma, Venecia, Toscana?

MI: Pues… si?

JR: Entonces amor, espera un poco y no arruines la sorpresa. Dentro de poco estamos allí.


¨ Luego de una hora mas de trayecto, mientras caía la noche llegan a Tarento. Ciudad donde la familia de Jane nació y echo raíces. Maura esta extasiada observando la belleza del lugar hasta que llegaron a una casa no tan grande, ni tan pequeña, situada cerca de las afueras de la ciudad. Un ambiente tranquilo, cerca de un pequeñito lago y jardines florecientes. Mientras bajaban del auto Maura se quedo observando la belleza del lugar y en eso sale de la casa una señora de algo mas de 60 años y se encuentra con la detective, se dan un abrazo y se saludan con dos besos. Era María Rizzoli, la tía de Jane¨

MR: La mia bambina (Mi pequeña niña)

JR: Ciao zia, come Stato? (Hola tia, como estas?)

MR: Molto bene. E lei è la tua fidanzata Maura? (Muy bien, es ella tu novia Maura?)

JR: Sì, lei è la mia bella ragazza (Si, ella es mi bella chica)

¨ Maura estaba en shock. No tenia idea de que Jane hablara italiano y no podía dejar pasar lo sexy que se escuchaba. Cuando salio de la burbuja de imaginación procedió con poco dominio del idioma a saludar a María. ¨

MI: Ciao signora Rizzoli, piacere di conoscerti. (Hola Sra. Rozzoli, es un placer conocerla)

MR: Il piacere è mio per favore di chiamarmi María. (El placer es mio, por favor llámame Maria)

¨ La Dra. Entendió poco lo que la señora le dijo y con cara de vergüenza miro a su novia…¨

JR: Cariño, dice que es placer conocerte y que le llames María.

MI: Ok. Eh, no se que mas decir.

JR: No te preocupes, yo me encargo.

¨ María les ayudo a entrar el equipaje a la casa y le mostró la habitación donde se quedarían y antes de marcharse le dijo a Jane que pronto estaría la cena. Aunque Jane conocía la casa había asado mucho desde la ultima vez que estuvo allí. Maura no podía esconder la cara de sorpresa.¨

MI: Jane…

JR: Si amor?

MI: Cuando me ibas a decir que hablabas italiano?

JR: Pues si hablo un poco, bueno mejor dicho, me defiendo.

MI: Pues déjame decirte que te escuchas muy bien, muy muy muy sexy. La verdad es que me tuve que contener para no comerte a besos hace un rato.

JR: Ah si? Pues lo mismo me paso contigo en el aeropuerto de Francia, así que ya sabes lo que se siente…

¨ Maura se acerco a su chica y la beso con desesperación, con hambre de pasión, con lujuria. empezó a quitarle la ropa a Jane y cuando pensaban llevar mas allá el momento, la tía María toco la puerta anunciando que ya la cena estaba lista.¨

MI: Por Dios, que precisión tiene tu tía!

JR: Jejejeje, si pero no te preocupes. Ella luego se va y nos deja la casa para las dos.

MI: En serio?

JR: Claro mi cielo, la casa nos quedara para nosotras por los próximos 3 días. así que podrás aguantar una simple cena sin querer devorarme?

MI: Bueno… lo intentare!

¨ Las chicas se volvieron a vestir y bajaron a cenar con la tía María. Pasaron una noche muy especial mientras hablaban con María, Jane de traductora toda la velada hasta que quedaron solas en casa y Maura como un depredador, acechando a su presa no aguanto mas y se lanzo hacia los brazos de Jane, subieron a la habitación y tuvieron una de las mejores noches de sexo que pudieran imaginar para luego caer rendidas es un profundo sueño pero satisfechas de haber saciado su deseo carnal.¨


¨ Al amanecer, Maura despierta y nota que esta sola en la cama, se levanta y se dirige al baño donde en el espejo encuentra una notita que dice lo siguiente: (Buenos días amor, viste cómoda. Hoy nos espera un gran día. Te espero abajo. Jane.) Maura siguió las instrucciones de su novia y luego se reunió con ella en la cocina donde Jane la esperaba lista para salir, la recibe con un beso.¨

JR: Hasta que decidiste despertar…

MI: Buenos días para ti también cariño. Dime que haremos hoy?

JR: Pues primero tendremos un rico desayuno en un lugar que te va a encantar, pero a el llegaremos como en una hora por lo cual es mejor que tomes un poco de café para que aguantes.

MI: En serio mi amor? Tengo mucha hambre, además necesito fuerzas pues me dejaste bastante agotada anoche.

JR: Lo se… (Con una mirada muy picara) ahora toma el café y vámonos, el tiempo es oro.

¨ Las chicas que tenían un auto esperándoles afuera con el mismo chofer que ya sabia el lugar a donde se dirigían. Poco mas de una hora llegan a su destino, Vecchi Sapori Tarantini un restaurante tipo trattoria al cual Jane había ido antes con su familia y quería que Maura conociera. Desayunaron, pasaron un rato tranquilo, romántico, entre besos y cariños hasta que decidieron continuar con la agenda turística que Jane coordino. Volvieron al auto y en todo el día visitaron museos, plazas, miradores y Jane seguía impresionando a Maura con el dominio del idioma, para al final del día agotadas volver a casa.

Cuando llegaron Maura se había quedado dormida en el auto y Jane la despertó para que entrara a la casa y se acostara en la cama. No bien se acostó cuando cayo rendida. Jane al ver a su novia dormir pacientemente solo le quedo cambiarse de ropa y dormir junto a ella, sabiendo que tenían que descansar para lo que tenia planificado.¨


¨ Al día siguiente, las chicas despertaron bastante descansadas y a la vez hambrientas pues se acostaron sin cenar. Antes de Maura levantarse de la cama le da un tierno beso a su novia para darle los buenos días…¨

MI: Buenos días amor

JR: Buenos días cariño.

MI: Que tienes en agenda hoy? Como tengo que vestir?

JR: Pues hoy nos quedamos en casa.

MI: Solo eso?

JR: Pues si. No es suficiente?

MI: Si lo es. Solo pensé que volveríamos a salir y mas.

JR: No, solo nos quedaremos aquí, a relajarnos, nadamos un rato en el lago y demás. Sabes que mañana volvemos a casa y el viaje será bastante largo.

MI: Es cierto. Aunque quisiera quedarme un poco mas. Me gusta mucho tu tierra. Deberíamos venir mas a menudo, no crees?

JR: Claro que si amor, cuando quieras!

¨ Las chicas pasaron el día en casa, luego de desayunar, caminar en los jardines, ver un poco de televisión decidieron ir a nadar en el lago. allí Jane observaba a su novia quien por primera vez desde su accidente lucia un traje de baño y aunque todavía había sombras de sus cicatrices, seguía siendo la bella mujer de quien estaba locamente enamorada, su cuerpo seguía igual de escultural y hermoso. Ambas entraron al agua y permanecieron por un buen rato nadando, jugando alternando la gracia con besos y caricias en el agua hasta que Jane salio del agua para ir a preparar el almuerzo mientras que su novia nadaría un rato mas y luego luego tomaría el sol hasta que todo estuviera listo.¨


¨ Minutos mas tarde Jane fue hasta el lago a buscar a su novia para almorzar, le entrega un vestido playero, bien ligerito para que no anduviera en toalla mientras caminaban a la casa, no sin antes cubrirle los ojos con una bufanda para que no pudiera ver antes la sorpresa que le tenia. Llegaron a la casa…¨

MI: Ya puedo quitarme esto?

JR: Todavía amor.

MI: Dios mio que impaciencia, quiero ver lo que has preparado.

JR: Ya casi, solo unos pasos mas

¨ Ya de pie en el lugar Jane le quita la bufanda y lo que ve la deja mas que sorprendida… Estaban en el comedor, decorado con rosas, en la mesa, dos servicios con todas las de la ley, una botella de vino y unos panecillos tostados como entrada. Tuvieron un almuerzo increíble de manos de Jane, la comida fue totalmente italiana y muy rica, cosa que llevo a Maura preguntar que como lo había hecho y Jane le confeso que había llamado a su madre para un poco de ayuda. Luego de terminar el almuerzo vino el postre Pannacotta de frambuesa, la Dra. que había quedado encantada con el almuerzo al ver el postre se quedo petrificada, no por lo bello y llamativo del postre, o porque habia escrito al lado de el ¨TI AMO¨ (Te amo) con mermelada, sino por lo que había en su postre. Era un anillo en oro blanco con diamante solitario. El rostro de Maura se quedo sin expresión, se sentía suspendida en el aire, fue toda una sorpresa lo que estaba viviendo hasta que la voz de Jane la trajo de vuelta a la tierra.¨

JR: Maura, ufff...… imagine que me pondría nerviosa pero no tanto. A ver si puedo decirlo…

¨ Maura con los ojos brillosos por lagrimas que amenazaban con salir solo se quedo observando el anillo y a su novia, no podía creer lo que pasaba.¨

JR: Amor, desde que estoy contigo mi vida ha cambiado. Nunca pensé que llegaría a amar a alguien como te amo a ti. Sabes que daria mi vida por ti, por tu felicidad. Y no me importa lo que piense tu familia de ti o de mi, lo que me importa es que estamos juntas y que podemos salir adelante. Esto lo tenia pensado desde hace un tiempo pero siempre había alguna situación que lo impedía, es por eso que traje aquí, a este lugar tan especial para mi, espero que para ti también.

He soñado con este día desde que estamos juntas como pareja y no puedo dejar de pensar en que quiero hacerte feliz, quiero que hagas feliz, por siempre y para siempre. Quiero que seas mi cómplice de vida, que seas mi amante fiel, que seas mi mejor amiga y quiero que sigas siendo esa mujer que me quita la respiración cada vez que la veo, que la toco, que la escucho… Quiero estar contigo por el resto de mi vida…

Maura… Me harías el honor de ser mi esposa? Te casarías conmigo?

¨ La Dra. que mientras Jane hablaba no paraba de llorar de la emoción mientras escuchaba la bella declaración de amor y compromiso de su novia, tomo el anillo en sus manos. Lo miro, miro a Jane y luego lo coloco en su mano izquierda y luego contesto…

MI: Si, me casaría contigo! Te Amo Jane!

¨ Dicho esto las chicas se abrazaron por un buen rato y luego se comieron a besos mientras entre lagrimas y muchos besos se llenaban de te quieros. Poco a poco las cosas fueron subiendo de tono, se pasaron al sofá de la sala mientras continuaban besándose empezaron las caricias, hasta que no aguantaron y empezaron a desnudarse, aunque era poco lo que traían puesto en eso momento era un estorbo. Ellas solos querían saborear cada centímetro de sus cuerpos.

Así pasaron el resto del día, entre caricias y mucho sexo complaciente hasta que agotadas se quedaron dormidas para el día siguiente volver a la normalidad y la rutina de Boston pero con la noticia del compromiso y los planes de una boda por vivir.

CONTINUARÁ…