Esta historia no me pertenece, los personajes son de S. Meyer y la autora es SarahCullen17, yo sólo traduzco.

This story doesn't belong to me, the characters are property of S. Meyer and the author is SarahCullen17, I just translate.


Citas de Juego

Capítulo 1: Encuentro

"¡Mami! ¡Mami! ¡Mami!" escuche que mi voz favorita gritaba mientras la cama comenzaba a saltar. Abrí un ojo con sueño para ver a mi hombre número uno saltando a los pies de la cama.

"¡Whoa, Emerson!" exclamé justo cuando mi hijo de cinco años caía encima de mí. Me reí envolviendo mis brazos a su alrededor, acurrucándolo contra mí. "Buenos días, bebé. Te despertaste en verdad temprano, guapo."

Me besó en la mejilla. "Es Sábado," declaró.

Asentí. "Así es." Estoy muy consciente de ello… ¿Por qué los niños tienen que esperar hasta sus años de adolescencia para dormir?

"¿Vamos a ir al parque?" preguntó con esperanza.

Miré mi ventana cubierta con una cortina. Luz de sol. "Si, cariño. Deja que mami se levanté y se vista."

"¡Bien!" rodó fuera de la cama y salió corriendo de mi habitación.

Me estiré y bostecé antes de levantarme. Era joven, pero hace tiempo que me había abandonado la energía ilimitada que venía con la juventud. Dormite un poco mientras me bañaba. Después de que el agua salió fría, sabía que tenía que salir e ir a cuidar a mí hombre número uno. Sujete mi cabello en una cola de caballo y me puse unos vaqueros y un suéter antes de entrar en la cocina. "¡Emerson!" llamé. "¿Qué quieres desayunar?"

"¡Crepas!" gritó cuando entró corriendo a la cocina.

"Voz baja," lo regañé ligeramente antes de sonreírle. "Y crepas suena genial. ¿Vas a usar tus pijamas de Superman en el parque?"

Sus ojos cafés se agrandaron. "¿Puedo?" preguntó con emoción.

Me reí. "No lo creo, Clark Kent. ¿Por qué no te pones ropa de verdad mientras preparo tus crepas? Hace frío afuera, así que usa vaqueros y sudadera, cariño."

Después del almuerzo nos preparamos para subir al carro e irnos. Empaqué una pequeña mochila, incluyendo una gruesa novela y una botella de agua para mí, y unos cuantos jugos para Emerson. Él ya estaba en la puerta, esperándome impacientemente.

Me detuve a su nivel y abroche el cierre de su abrigo antes de darle un beso. "¿Dónde esta tu gorro?"

Rodó los ojos. "Mamá…"

"No puedo costearme el que te enfermes," le dije. "Ve a encontrar tu gorro y tus guantes en tu habitación y luego podremos ir al parque."

Abotoné mi propio abrigo mientras el regresaba con su conjunto de gorra y guantes de Batman. "Gracias," le dije con agradecimiento mientras lo ayudaba a ponérselos.

"¿Podemos irnos ahora?"

"Absolutamente. Vámonos."

Él se fue directo al asiento del acompañante de mi viejo Toyota Corolla. "No enfrente," le recordé.

"Aw, mamá, ¿Por qué no?"

"Por que tu asiento esta en la parte de atrás." Caminé alrededor y lo levanté gentilmente en su asiento para niños, abrochándolo. "¿Dónde esta Buzz Lightyear?"

Emerson se encogió de hombros. "No quise traerlo hoy. Tarje mi camión." Lo levantó e imitó el sonido de un motor.

"Bien," dije tranquilamente, cerrando la puerta y dirigiéndome hacía el asiento del conductor. Emerson tenía un ávido interés en los carros, y cualquier otro medio de transporte. La mayoría de las madres no se molestarían por esto, pero eso traía de regreso recuerdos dolorosos. Emerson definitivamente había heredado el interés de su padre en la mecánica…

Mientras conducía hacía nuestro parque favorito, me lamenté una vez más en mí vida. Tenía veintiún años con un hijo de cinco años. Si hacías correctamente los cálculos, descubrirás que sólo tenía dieciséis cuando tuve a Emerson. Era la típica historia de embarazo adolescente – comencé a salir con Jacob Black, tuvimos sexo, me embaracé, y él se negó a hacerse responsable. Siempre había imaginado que si salía embarazada en la preparatoria, de inmediato abortaría al bebé.

Pero, automáticamente, Emerson se había convertido en algo precioso para mí – tan pronto como vi el pequeño signo rosa que indicaba positivo en mi prueba de embarazo. Creo que era por que nunca había sido muy maternal, y tal vez quería ser madre… en fin, no me meteré en la psicología de eso. Todo lo que sabía era que no podía renunciar a mí bebé.

Y fue la mejor decisión de mi vida. Mi padre me ayudó tanto que le puse el nombre al bebé por él – Charlie Emerson. Me ayudó mientras yo conseguía una licenciatura de dos años en la universidad local, y luego me ayudó a encontrar un trabajo en Seattle… junto con un buen departamento y un carro confiable. Charlie me ayudó a convertirme en una buena madre que pudiera cuidar de su hijo, incluso cuando no tenía la presencia de un esposo. Aún así tenía que vivir algo ajustada, cortando cupones y comprando marcas generales. Emerson no tenía un montón de juguetes nuevos, pero estaba limpio, bien alimentado, saludable, y feliz. Y en verdad, eso era todo lo que importaba en mi mundo.

Emerson y yo éramos muy unidos. En definitiva, él era el niño de mis ojos, y amaba mucho a su mami. Aunque yo era demasiado joven para tener un hijo, sabía que era una buena madre. Eso era obvio por la forma en que me abrazaba y me besaba todos los días.

Conduje hacía el parque y lo ayude a salir, sosteniendo su mano mientras caminábamos hacía el área de los juegos. Cuando llegamos a la orilla del cemento, salió corriendo hacía los columpios. "¡Emerson!" llamé. "¡Ten cuidado!"

Caminé hacía mi banca de siempre, sorprendida de ver a alguien sentado en el lado izquierdo. Cuando me acerqué más, me di cuenta que ese alguien era en realidad un hombre muy guapo. Tenía un desordenado cabello color bronce, un hermoso rostro cincelado, y largos dedos que estaban tecleando algo en una laptop. Sus cejas estaban juntas con concentración.

Intenté sentarme silenciosamente en el lado opuesto de la banca sin molestarlo. Amaba esta banca; estaba bajo un gran árbol y me daba una vista perfecta del área de juegos para poder mantener un ojo en Emerson.

Mi hijo me saludó desde la cima de la resbaladilla. Sonreí y le regresé el saludó sentándome con mí libro. Era mí andrajosa copia de Cumbres Borrascosas – uno de mis favoritos. Nunca me cansaba de él.

Comencé a leer, levantando los ojos con frecuencia para revisar a Emerson, y ocasionalmente mirando a un lado para captar un vistazo del atractivo extraño a mí lado. Mientras escaneaba el área de juegos me di cuenta de que Emerson estaba jugando con una pequeña, otra vez. Veníamos aquí tantas veces como mí trabajo y el clima lo permitían, y había visto a esta pequeña unas cuantas veces. ¿Cuál dijo Emerson que era su nombre? ¿Emma?

Era una niña hermosa, con cabello chino rojizo y piel blanca. Siempre había un número de niños con los que Emerson jugaba, pero a ella siempre la veía por que él jugaba con ella mucho. Me pregunté si sería un tonto enamoramiento de niños.

Sonriéndole a mi guapo encantador, regresé a mi libro. No fue mucho después que fui interrumpida por Emerson.

"Mami," dijo. "¿Puedes darme mi jugo?"

"Claro." Saque un jugo.

"¿Puedes darme dos?" preguntó. "Yo, um, tengo sed."

Lo miré de forma extraña, pero me encogí de hombros. "Um, bien. Sabes que si los desperdicias, no vamos a comprar más," verifiqué.

"Lo se, mami. Los beberé." Me dio una sonrisa tranquilizadora antes de tomar los dos jugos y correr hacía el área de juegos. Lo dejé pasar y regresé a mi libro, pero fui interrumpida de nuevo.

"Disculpa," dijo el hermoso hombre a mi lado. "¿Es tu hijo? ¿El de cabello negro?"

Levanté la vista asustada, no muy segura de que esperar. Que Emerson estuviera sangrando o algo… pero mi hijo estaba bien. Estaba con la niña Emma otra vez.

"Si," dije, girándome para ver al hombre. "¿Por qué?"

Me dio una sonrisa torcida desgarradoramente adorable. "Le acaba de dar un jugo a mi hija."

Estreché los ojos para ver, y podía ver a Emerson y a la pequeña bebiendo de los popotes.

"Oh," dije. "No sabía que iba a compartir. ¿Hay problema? ¿Es alérgica o algo?" La madre que había en mí comenzó a preocuparse, y luego la mujer se preguntó como es posible que este joven hombre tuviera una hija de cinco años. No podía ser más grande que yo… aunque definitivamente entendía que eso podría suceder.

Se rió. "Esta bien. Sólo estoy nervioso de que pueda ser un gesto romántico. Sabes lo protectores que somos los padres. Soy Edward Cullen, por cierto." Me ofreció su mano.

Me reí y sacudí felizmente su mano. "Soy Bella Swan. Y puedo asegurarte que Emerson sólo tiene las mejores intenciones. Ha sido criado para respetar a las mujeres."

Edward sonrió. "Estoy seguro. Como sea, es un hermoso niño. Se parece mucho a ti."

"Más a su padre, creo…" musité. Emerson claramente tenía rasgos de los Nativos Americanos. "Pero gracias. Puedo ver el parecido en tu encantadora hija también."

"Gracias," sonrió de alegría. "Emmy es mi orgullo y alegría."

Emmy - ese era. "Puedo verlo," asentí. Él hablaba, literalmente, como si ella fuera su religión.

"¿Emerson como Ralph Waldo Emerson?" preguntó.

Me sonrojé y asentí. "Si. Soy una nerd de la literatura, y pasé por una etapa trascendental en la preparatoria."

Se rió entre dientes. "Emmy es de hecho un diminutivo para Emily."

"¿Cómo Emily Dickinson?" pregunté medio bromeando.

Asintió y se rió. "Si. También soy un nerd de la literatura."

"Creí que era la única que nombraría a mi hijo como mí autor favorito," le sonreí. "De hecho fue una decisión entre Emerson y Langston. Langston como –"

"Hughes," completó Edward por mí. "El segundo nombre de Emmy es Juliet, por mí amor a Shakespeare."

"Eso es gracíoso," dije. "Nunca pensé tener tanto en común con un hombre en una banca del parque. Espero que tu esposa sea tan buena lectora como tú, para que apruebe el nombre."

Sacudió la cabeza. "No hay esposa. La mamá de Emmy desapareció hace mucho tiempo. Fue al supermercado en mí carro, con mí cartera y dejo a la bebé conmigo. Nunca la volví a ver a ella, o a mí carro, o mí cartera." Dejo de hablar y se giró para ver a Emmy con adoración. "Sin embargo, tengo que decir que me quedé con la mejor parte del trato."

"Yo también creo eso. Aunque aún así lo siento," dije.

Se encogió de hombros. "Esta bien. Emmy y yo estamos bien sin Tanya. No estas usando anillo…" observó.

¿Se fijo para ver si era soltera? Me sonrojé, halagada. "Si," murmuré. "El padre de Emerson también desapareció. Y tengo que decir que te respeto por quedarte en la vida de Emmy. Cada niño debería tener un padre cariñoso."

Suspiro. "Gracias, Bella. También cada niño debería tener una madre cariñosa. Ser padre soltero no es fácil."

"Especialmente cuando eres joven," estuve de acuerdo silenciosamente, girando mis ojos en dirección a Emerson. Él y Emmy estaban en los columpios.

"Puedes decir eso de nuevo," dijo Edward suavemente.

Él se quedó en silencio, así que regresé mí atención al libro.

Un tiempo después, escuché un enfermizo golpe y luego un muy familiar llanto. Asustada, levanté los ojos para ver a mí bebé sobre el piso enfrente del asiento del columpio.

"Oh, Dios," murmuré, inmediatamente dejé caer el libro y corrí hacía él. "¿Qué pasó, bebé?"

"Saltó del columpio," me informó Emmy. "¿Va a estar bien?"

"Shh, corazón," tranquilicé a mí hijo, girándolo. "Deja que mami vea."

Se levantó la pierna del pantalón, revelando una sangrienta raspadura. Mi estómago se revolvió, pero cinco años de ser una madre evitó que vomitara. "Vamos, bebé," le dije, levantándolo. Era tan pesado…

Estaba sorprendida de ver a Edward justo detrás de mí. "¿Esta bien?" me preguntó el hombre.

Asentí. "Sólo una rodilla raspada. Tendremos que ir a casa por una Band-Aid."

"Tengo muchas Band-Aid," dijo. "Llévalo a la banca."

Le hice caso y senté a Emerson en la banca mientras Edward sacaba un botiquín de primeros auxilios. "¿Sobre protector?" pregunté con una ceja alzada mientras comenzaba a limpiar la sangre con una gasa.

Edward sólo sonrió.

"Estas bien, cariño," le dije a Emerson, quien todavía estaba sollozando. Mis manos acariciaron amorosamente su cabello y besé su coronilla. "Si te comportas como un niño grande y vas a jugar con Emmy, te compraré un helado más tarde." Pero sólo por que tengo un cupón para un helado de niños gratis…

Asintió y se limpió las lágrimas con la manga.

Edward me estudió mientras detenía expertamente el sangrado, aplicando un poco de Neosporin a la vez para que no ardiera, y entonces puse una Band-Aid de dinosaurios sobre la raspadura. Emerson estaba emocionado sobre la Band-Aid; su película favorita era La Tierra antes del tiempo.

"Se parece a Ducky," observó.

"¡Si!" exclamó Emmy. "Tengo a Sarah en mí codo." Nos mostró su Band-Aid de triceratops.

"Oh, no," le dije dramáticamente a Edward. "¿También eres un padre de La Tierra antes del tiempo?"

Edward asintió. "Si, Emmy tiene algo con los dinosaurios. Supongo que es mejor para mí que las princesas."

"¿Estas bien, pequeño?" pregunté a Emerson. "¿Quieres jugar más?"

Asintió, sollozando.

"Bien," dije, besando su frente. "Ten cuidado, bebé. Sabes que eres igual de torpe que yo."

"Bien, mami. Gracias, señor papá de Emmy."

Me reí. "Es el señor Cullen," le dije a mí hijo.

"Edward," mí nuevo conocido me corrigió, dándome una deslumbrante sonrisa.


"¡Tía Rosalie!" gritó Emerson corriendo y saltando en los brazos de mí mejor amiga.

"Hola, cariño," dijo Rose, besando su mejilla. "¿Cómo estas?"

"Bien. Mami me llevo al parque y me raspé la rodilla, pero Edward, el nuevo amigo de mami me dio una Band-Aid de dinosaurios." Señaló su rodilla.

"¿El amigo de mami?" le preguntó Rosalie, levantando sus cejas hacía mí.

"Si," dijo. "Tía Rosalie, ¿Quién es él?" Emerson señalando a un voluminoso hombre parado junto a ella.

"Este es mí amigo Emmett," replicó Rosalie. "Emmett, este es mí guapo novio Emerson."

"¿Qué hay, colega?" le preguntó Emmett, ofreciéndole chocar el puño. "He escuchado mucho sobre ti."

Emerson cruzo los brazos y miró mal a Emmett.

"Bien, Emerson," me reí nerviosamente, sonrojándome. "Los celos no son atractivos. Hola, Emmett. Soy Bella."

"Es muy agradable el conocerte al fin," dijo. "También he escuchado mucho sobre ti."

"Cosas buenas, espero."

"Emmett," Rosalie le sonrió. "¿Puedes conseguirnos una mesa? Necesito espolvorear mí nariz." Tiró de mí brazo.

"Ven con nosotras, Emerson," le dije a mí hijo.

"Aw, mamá, siempre tengo que ir al baño de mujeres," se quejó.

"Yo me quedaré con él," se ofreció Emmett.

Vacilé, pero Rosalie dijo que era una buena idea, así que lo permití. Rosalie consideraba a Emerson su propio hijo, así que ella no lo dejaría con cualquiera.

Tan pronto como estuvimos detrás de la puerta del baño, Rosalie me ordenó, "Escupe."

"¿Sobre que?" pregunté con incredulidad.

"Tú amigo Edward, por supuesto."

Bufé. "Rose. Emerson tiene una amiga en el parque llamada Emmy. Pasó que me senté en la misma banca que su padre, y él me dio una Band-Aid para Emerson."

Rosalie me estudió a través de sosegados ojos. "No. Hay más."

"Ugh, bien. Hablamos. Es padre soltero, así que hablamos sobre lo difícil que es."

"¿Dio indicaciones de que quiere cambiar su estatus de papá soltero?"

"Nop."

"Vamos, Bella. Dame algo. ¿Esta bueno?"

Me sonrojé.

Sus ojos azules se agrandaron. "¡Lo sabía! Apuesto a que es maravilloso."

"No veo como es que eso es relevante," repliqué secamente. "Como sea, Emmett esta realmente bueno y parece ser un buen chico."

Sonrió felizmente. "Lo se, ¿verdad? Creo que él puede ser el indicado."

"¡Rose, has salido con él por tres semanas!"

Se encogió de hombros. "Tengo la sensación. Como tuve la sensación sobre Edward."

Rodé los ojos. "Tenemos que irnos. Puedes perder ambos novios si no nos apresuramos a regresar."


¡Feliz año 2012! :D Espero que hayan disfrutado de los festejos junto a sus familias, chicas.

Y para empezar con el pie derecho, aquí les traigo una nueva traducción, tiene 19 capis así que no es muy larga.

La caricatura de la que hablan, La Tierra antes de tiempo, es una muy famosa, al menos en donde vivo la pasan siempre en vacaciones. Pueden buscar las imagenes en Google, aunque si la buscan por su nombre en inglés (The Land Before Time) salen más opciones.

Espero que les guste la traducción, es una historia muy bonita y con nada de drama, ya saben que a mí me encantan este tipo de historias. Los primeros capitulos son Bella POV, cuando se cambie el POV lo pondré al inicio del capitulo.

No olviden dejar sus reviews!

Besos

Moni (: