Hola a todos!

DISFRUTEN DE ESTA NUEVA HISTORIA QUE ME TIENE ENCANTADA. DE VERDAD ESPERO QUE A USTEDES LES GUSTE Y ME DEJEN SUS OPINIONES, LAS CUALES SON MUY IMPORTANTES PARA MÍ, ESO ME ANIMA A SEGUIR ESCRIBIENDO.

DISFRUTEN DE ANGELWARD.

DISCLAIMER: CUALQUIER PERSONAJE, DIALOGO O HISTORIA DE CREPÚSCULO ES OBRA DE STEPHENIE MEYER, LO DEMÁS ES MÍO.

.-.

Summary completo: Edward es un ángel de la luz que cayó en la tentación; pero hay más que solamente haber fallado. Ahora, pagando por sus pecados, Edward es un ángel de la oscuridad bajo las ordenes de la Reina del Averno, Rosalie. Edward se encuentra con una nueva misión, una misión tan importante que es imposible que no la cumpla. Bella es su objetivo, una simple humana ante el Mundo, pero un tesoro para el Paraíso. Tiene que hacerla caer en el pecado, y para lograrlo volverá a la Tierra; lo que nunca esperó fue caer de una distinta manera. Cuando Bella es asaltada y casi violada, Edward no puede resistirse y la salva, enviando a Bella a su destino, el Paraíso. ¿Cómo hará Edward de regreso al Averno para controlarse, cómo hará Bella en el Paraíso para salvar a Edward con la ayuda de su familia y un ejercito de ángeles de la Guarda?

Son siete pecados capitales: Lujuria, Pereza, Gula, Ira, Envidia, Avaricia, Soberbia. ¿Caerías en las redes del pecado si fuera Edward quien te enredara? ¿Con cual de ellos caerías?


Prólogo

Estaba sentado allí, observando desde un lugar muy favorable, a miles de metros de altura, y aun así, veía a todo como si yo estuviera allá abajo con todos, en lugar de hormigas como debería si fuera normal. Aunque en realidad nunca había sido del todo humano.

Sonreí. Humano, ¡ja!

Era el hijo de un ángel de la luz, Carlisle Cullen y su hermosa y demasiado buena esposa, Esme, que era mí madre. Y una fastidiosa hermana menor, Alice.

Todos ellos eran ángeles de la luz, entregados totalmente a su "trabajo" como ángeles de la guarda. Cuidando y acompañando cada pequeño paso que diera el humano bajo su cuidado, cada suspiro, cada pestañeo, cada palabra y pensamiento. Todo para mantenerlos en el "buen" camino para poder llegar al tan ansiado paraíso y descanso eterno.

Bueno, déjenme decirles, había vivido toda mi vida allí y nunca fui más feliz o estuve más complacido hasta que lo dejé y conocí el mundo humano.

Era obvio que no seguía allí, pero tampoco en el deseado paraíso de aquellos humanos aburridos que mantenían una vida sosa y llena de predictibilidad para ganarse el cielo. Yendo a misa todos los domingos, confesando sus insignificantes pecados, cumpliendo sus penitencias, rezando... allí estaba yo y mi trabajo.

Así es, Edward Cullen, hijo de ángeles de la luz, convertido en un ángel de la oscuridad encargado de hacer fallar a los guardianes de inútiles humanos.


¿Entonces?

Estaré esperando sus comentarios, y gracias por darle una oportunidad.

Con cariño, Yessica.