Capitulo28: RECUERDOS: Mentora de los 71 juegos del hambre.

Recuerdo:

-Gracias Hazel –le dije mientras terminaba de acomodarme el peinado, Cinna me había dicho como arreglarme. Salimos de mi casa y pasamos a la de Hazel, mientras caminábamos a la plaza nos encontramos con los hijos de Hazel, iban con el mayor… Gale, creo que se llamaba. El me ignoro. Y simplemente saludo a su madre con un movimiento de cabeza, creo que tiene 15 años, 2 años mayor que yo.

No podía ir al estrado con Benji así que lo deje con Hazel. Me despedí de los niños y fui a reunirme con Haymitch, íbamos temprano, creo que tendría algo de tiempo para asearlo.

Pero cuando llegue vi que Peeta estaba ahí, estaba con ropa bastante elegante por la cosecha y estaba terminando de atarle la corbata a Haymitch.

-Wow, hiciste un gran trabajo- dije entrando. El volteo sorprendido y se sonrojo un poco, no se porque reacciona así cuando me ve. Haymitch se rio un poco y dio una vuelta modelando para mí:

-¿Estoy bien vestido para la ocasión, preciosa? –me pregunto.

Asentí riéndome un poco, yo andaba con unos pantalones de tela negros y una blusa celeste. El pelo lo tenia en una media cola peinado según me había dicho Cinna la ultima vez que lo vi.

Fuimos a la plaza, nos despedimos de Peeta y entramos en el edificio de justicia donde estaban el alcalde, su esposa y Effie. Effie nos saludo con entusiasmo y esperamos un poco a que todos llegaran, cuando el reloj marco las una de la tarde salimos. Nos sentamos en nuestros lugares y alcance a ver a Hazel entre la gente con dos bultos en sus brazos y los niños al lado, creo que Gale era el único con edad para la cosecha.

-Bienvenidos, Bienvenidos a la 71 edición de los juegos del hambre, y que la suerte este siempre de su parte-

Me desconecte en ese instante y no volví a reaccionar hasta que Effie dijo:

-Las damas primero como siempre-dijo y se acerco a la urna, hizo un gesto teatral con sus manos y saco una papeleta.

- Ralina Menn -dijo y subió una chica de 18 años de la zona comercial, hija del zapatero. Se veía completamente pálida pero no hizo gesto alguno. Effie fue hacia la urna de los hombres y saco otra papeleta:

- Nyklus Menn –ahora si esto tomo mi total atención, Nyklus es el primo de Ralina, tenia 16 años y eran bastante parecidos físicamente.

El alcalde leyó el discurso y ambos se dieron la mano, note el pánico en sus rostros, me dio algo de pena por ellos. Por que uno de los dos no podría salir con vida, o tal vez los dos.

Suena el himno en el que nos levantamos todos, a los tributos se los llevan para que vean a sus familias y yo voy directamente a ver a Benji para despedirme:

-Adiós -susurre acariciando la cara de mi hermanito. Ya tenía 5 meses. Como pasaba el tiempo. Gis le hizo una caricia con su cola, estaba convertido en gato. Me despedí de Hazel y fui al tren acompañada de Haymitch. Nos sentamos en el vagón comedor:

-¿Qué piensas? –dije refiriéndome a los tributos.

-Ninguno de los dos se ve muy atlético, aunque tienen atractivo físico, podríamos intentar conseguir algún patrocinador con eso-

-Creo que tal vez tengan alguna habilidad oculta, no podrán sobrevivir mucho sin ello -dije, no se de donde había salido ese tono profesional en mi voz.

-Tienes razón, ya veremos -dijo, asentí y mientras yo tomaba un refresco, Haymitch le dio un sorbo a su petaca. Habiamos llegado a un acuerdo, el se mantendría sobrio para ayudar a los tributos y para atender a los patrocinadores, pero en cuanto yo aprendiera a tratarlos el podría ponerse borracho si quería después de que llevaran a los tributos a la arena.

Effie entro con ambos, parecía que Ralina había llorado un poco al igual que Nyklus:

-Este es el vagón comedor –les dijo –Ahora vengan los llevare a sus habitaciones-

Me fui a mi habitación a descansar, no quería pensar en esta tarea, no creo que alguien podría tomarme en cuenta sabiendo mi edad. Ni yo misma me tomaría en cuenta. Pero no podría simplemente no hacer nada para ayudarlos. No quería otra muerte a mis espaldas.

Fin Recuerdo.