CONTROL DESATADO

(La historia de Daniel)


PRIMERA PARTE.


1. Diario de un borracho.

¿Qué es la vida?, ¿Quién controla la vida?

¿quién pretende ser normal en un mundo lleno de fenómenos que sólo tratan de esconderse?

Y lo más importante, ¿quién soy yo?

Les diré quien construir ser. Mi nombre es Daniel Giovanetti, escogí ese apellido luego de que trabajara en un circo, y el dueño me pidiera un nombre para el acta, así que camine por las calles atestadas de gente, preguntándome ¿Quién soy?, ¿algo debe identificarme?, y entonces me pare al frente de una agencia de viajes que promocionaba un viaje a Roma e Italia, y en ese momento sentí que debía ser italiano.

¿no es raro?, pero sentí que lo era. Me encanta la comida italiana, el vino y me gusta la forma de ser de los italianos. Me parece que decirse italiano es un honor, y es por eso que elegí serlo, además me gusta el estilo católico de las películas del padrino, el buen vivir, la buena música y las buenas mujeres.

Y bueno, ustedes preguntarán, ¿de dónde salió el Daniel?, bueno, era un nombre que había escrito en una de las camisas que llevaba puestas cuando desperté en Nueva York, así que seguramente ese es mi nombre.

Como podrán imaginar, no recuerdo nada de mí, lo único que se, es que no soy normal. Vivo en los huecos subterráneos de Nueva York, viviendo de lo poco, sufriendo de hambre y también porque no decirlo, robando. Para la clase menos favorecida un trabajo es una bendición y un plato de comida es sagrado cuando eres un mutante sin hogar.

Sí soy un mutante. Vivo junto a muchos otros que tienen defectos físicos y que han sido apartados de la sociedad por ser diferentes. No, yo no tengo una deformidad aparente, ni tampoco tengo grandes poderes, aunque a veces me siento muy mareado, y comienzo a sentir que tengo el poder de ver y sentir todo, a veces, no siempre, pero ese no es mi poder.

Soy como un conductor de energía. En alguna parte aprendí que la energía no muere sino que se transforma, y yo controlo la energía.

Bueno, no es un gran poder, creo que el uso de la energía en los mutantes es muy común, el lanzar rayos de energía en nuestro medio no es nada del otro mundo. Al ser un conductor de energía, puedo adsorber los rayos de otros y utilizarlos a mi favor o en mi contra. Si me cae un rayo, literalmente puedo dirigirlo hacia lo que sea.

No es gran cosa, repito. Lo único malo de esto, es que soy muy peligroso. Me lastima saber que por mi causa han existido muchas tragedias, incendie el circo donde trabajaba, y he lastimado a muchos, así que he decidido esconderme.

Para mí una gran vida es, tener un buen licor y tomar hasta dejar de sentir.

No tengo a nadie, no tengo familia y no tengo memoria. Me escondo, y estoy como las ratas en las alcantarillas esperando que la noche me de la oportunidad de robar algo para poder comer.

Daniel Giovanetti, parece un nombre muy bonito para un indigente alcohólico en la ciudad de Nueva York.

Una historia patética sobre un mutante "del montón de excluidos" que seguramente sólo se da importancia a sí mismo contando su historia y pensamientos, en un papel que nunca será leído, en un diario que nunca debió ser escrito, sobre algo que no tiene importancia.

(lo último parece tener poco sentido como es común en algo escrito por un borracho)


En la Escuela Xavier para jóvenes talentos los jóvenes adolescentes estudian, mientras los docentes están en la parte inferior del complejo viendo las noticias.

"Cinco indigentes mutantes fueron encontrados abaleados en el central park. Un grupo de limpieza social que se hace llamar los liberadores han advertido en una misiva que las muertes no son asesinatos sino lo que ellos consideran obras necesarias para un mundo lleno de paz. Han establecido que existirán más muertes en nombre de la soberanía humana"

El profesor Charles Xavier se queda en silencio y se lamenta.

Ciclope, Tormenta, Jean Grey, Bestia y Wolverine muestran caras de indignación por los asesinatos. Habían tenido algunos contactos con los desplazados en las alcantarillas de Nueva York, pero esos grupos de mutantes eran desconfiados, y sentían una gran antipatía social hacia todos los que se les acercaban, y habían rechazado la ayuda de Xavier en el pasado.

-Cobardes. Murmuro Logan. Se meten con los menos favorecidos porque saben que ellos no tienen como defenderse.

-Sienten que están mejor solos. Dice Jean, trate de hablar con su líder en una oportunidad y me dijo que nosotros también estábamos en contra de ellos. Explica. Es extremadamente paranoico, y está más a favor de Magneto que de nosotros.

-La naturaleza humana es así. Agrega el doctor "Hank (Bestia) con mucha educación. Después de todo solo han recibido ofensas y persecución por muchos años, no confían en nadie y sienten que nadie los ayudará, una vez baje a las alcantarillas y viven en condiciones no dignas para ningún ser humano.

El profesor X se ubica al frente de todos y habla de manera clara.

-Nuestros hermanos nos necesitan, sea como sea el asunto del pasado, ellos ahora necesitan fortalecerse, debemos buscar la forma de ayudarles. Mira a la mujer morena y al hombre bajo que hace mala cara. Tormenta y Logan, ¿podrían tratar de hablar de nuevo con el líder?, investiguen sí los otros mutantes saben quiénes son sus victimarios, mientras tanto creo que desde la base podemos hacer otras investigaciones.


Nota de la autora.

Gracias a los que han leído.

Soy escritora adulta con cierta experiencia, y esta historia la tenía en mente hace mucho. Pueden ver en mi perfil otras historias que he escrito sobre la obra de James Barrie (Peter Pan), historias que me encantarían también leyeran.

Soy Fanática de marvel comics, sus películas y apartados, este fanfiction es solo una interpretación personal de una historia que me invente hace mucho tiempo y que hasta ahora escribo.

Agradezco los reviews. Gracias.