Para las que lo pidieron aqui esta el penultimo capitulo. Espero que al menos me dignen unas palabras que me animen a postear el ultimo capitulo...


Carmen está en la minivan regresando de las clases de natación de Alonso.

Ella está sumida en sus pensamientos, acompañada de una comprensiva Nicole, quien está manejando.

Carmen aun no puede entender su reacción de temprano; pensó que estaría furiosa o que lloraría como una loca, pero todo el tiempo estuvo calmada delante de Shane; y bueno, eso es prácticamente increíble viniendo de ella.

Es entonces que recuerda la larga conversación que tuvo con Nicole la noche anterior y lo increíblemente compasiva que se mostró.

Carmen la mira y sonríe, sabe que tiene mucha suerte al tener una mujer así a su lado; quien además viene con un bono extra: Alonso.

El bebe está dormido en su regazo, ella lo mira y acaricia su cabello. La verdad es que ella adora al pequeño, como si fuera suyo también; se siente muy cómoda al lado de ambos.

"ya llegamos"

Los pensamientos de Carmen se ven interrumpidos por la voz de Nicole. No se dio cuenta cuando el auto dejo de moverse.

"Oh, aquí tienes al hombrecito, creo que la lección de hoy fue muy difícil ¿no?" Carmen dice tratando de ocultar su preocupación.

Nicole solo la mira y sonríe "si, esta agotadísimo; mejor lo pongo en su cuna y…" hace una pausa… "creo que tu deberías prepararte para lo de esta noche" se acerca más a Carmen "¿sabes? Si tú crees que no es muy buena idea…"

"No, estoy bien" Carmen la interrumpe

"entonces, ¿te sientes bien con todo esto?"

Carmen la mira y responde "si, me siento bien ahora, gracias a ti" ella sonríe, le da un beso a Nicole y entra a la casa.

Son las 7 y Shane está en la habitación esperando a Carmen. Su futuro depende de lo que le diga y lo sabe.

Camina toda la habitación mirando su reloj cada cinco segundos, tratando al mismo tiempo de encontrar las palabras adecuadas para expresarle a Carmen todo lo que ha estado guardando.

Un fuerte toque en la puerta sorprende a Shane.

Sintiendo la misma ansiedad que sintió el día que vio a su madre, Shane abre la puerta.

Una hora después Carmen está sentada en una silla frente a Shane, quien está al borde de la cama. Carmen mira al suelo, tratando de procesar en su mente todo lo que ha oído.

"yo…lo siento" Shane susurra lentamente, con sinceridad en sus ojos

Carmen no puede reprimir más sus lágrimas y comienza a gritar "¡¿Y TU ESPERASTE DOS AÑOS PARA DECIRME ESTO?! ¡¿ESPERASTE QUE TU MADRE APAREZCA Y LUEGO SE MUERA PARA TENER EL CORAJE DE ENFRENTARME?! ¡¿AH?! ¡¿Y TODO EL DOLOR QUE ME CAUSASTE?! ¡¿SE SUPONE QUE LO DEBO OLVIDAR ASI COMO ASI?! ¡¿TIENES IDEA DE COMO ME SENTI?! ¡¿ALGUNA VEZ TE SENTASTE A MEDITAR SOBRE ESO?! ¡YO QUERIA MORIRME SHANE! ¡¿ACASO SABES CUANTAS VECES YO QUISE…?!"

"¡NO, NO LO SE, NO LO SE!" Shane responde también con gritos "¡LO SIENTO, LO SIENTO! Shane se levanta, va hacia Carmen y la abraza.

Ambas lloran desconsoladamente.

Después de unos minutos, y ya cuando su llanto se ha calmado, Shane se da cuenta del hecho que Carmen está en sus brazos. El olor de su cabello trae todo tipo de recuerdos en la mente de Shane. Su piel es tan suave que hace que su deseo se active.

Shane se aleja un poco, lo suficiente como para mirar a Carmen a los ojos. La pasión y amor que ella ve reflejados la deja sin aliento.

Shane no desea más que besarla en este momento; pero antes que su cuerpo siga sus pensamientos, ella siente los labios de Carmen en los suyos.

Al comienzo, el beso es tierno y suave; como si quisieran sentir cada segundo de el; pero rápidamente escala en apasionamiento. Ambas devoran la boca de la otra hasta que el deseo es insoportable y comienzan a gemir de placer.

"te deseo tanto" Shane susurra entre besos.

Y así sin interrumpir los besos en ningún momento Carmen se levanta junto con Shane y va poco a poco empujándola hacia la cama. En el proceso, ambas acarician y tocan desesperadamente el cuerpo de la otra mientras sus gemidos se van haciendo cada vez más fuertes.

Shane intenta quitarle la camiseta a Carmen pero esta la empuja a la cama y lentamente comienza a desvestirse ella misma mientras Shane la observa hipnotizada y sin pestañear.

Ya cuando Carmen está retirando la última pieza que le quedaba puesta, Shane -sin dejar de mirarla- intenta desabotonarse la camisa.

"Na - ah!" Carmen la detiene y se coloca sobre sus piernas "déjamelo a mí"

Shane obedece sin replicar.

Mientras es desvestida, Shane pasa sus manos sobre las piernas de la latina, dejando escapar de sus labios un sonido de placer.

Carmen exhale en sorpresa y cierra sus ojos al tacto, haciendo lo imposible por no detener sus acciones.

En apenas unos segundos ya tiene a Shane desnuda.

Ambas admiran el cuerpo de la otra.

Carmen se inclina y besa a Shane con fuerza, posicionándose sobre ella.

Mientras tanto, las manos de Shane recorren lo largo de la espalda de la latina hasta llegar a sus nalgas; donde acaricia los firmes y redondeados músculos.

Carmen lentamente desciende al cuello de Shane lamiendo y mordiendo cada centímetro de el; después baja más, hacia a los pequeños senos; primero acariciándolos y luego tomando un pezón entre sus labios causando que Shane dé un gran gemido.

Mientras continúa saboreando los ahora duros picos como si no hubiera un mañana, su mano derecha se mueve más al sur, en busca del sexo de Shane.

Shane aún tiene las manos en los deliciosos relieves de la latina, ella de verdad quisiera moverlas; pero las increíbles habilidades amatorias de Carmen, le han hecho perder el control sobre su propio cuerpo.

Carmen finalmente llega al destino deseado; ella desliza sus dedos con mucha delicadeza en la abertura de su amante; causando que ambas emitan sonidos de sorpresa y placer.

La morocha comienza a provocarla por un momento, para luego insertar dos dedos dentro de la intimidad de Shane.

"¡Oh Dios sí!" Shane exclama e inmediatamente mueve sus caderas hacia los dedos de Carmen.

Ella hace pequeños círculos en el clítoris de Shane, aumentando así su excitación.

Carmen puede sentir su propio cuerpo reaccionar ante el placer de Shane.

De pronto, y tomándola por sorpresa ella siente la mano de Shane sobre su sexo.

Carmen empuja sus dedos con más fuerza dentro de Shane mientras ella introduce dos dedos en la latina.

Ambas gimen, gritan y se mueven contra la otra, meneando sus dedos cada vez más rápido.

Carmen siente el centro de Shane contraerse y eso la motiva a hacer un último esfuerzo para llevarla al orgasmo.

Con Shane aun contorsionándose de placer; ella se deja llevar también al tan ansiado clímax.

Las olas de placer recorren sus -emocionales y físicos - agotados cuerpos.

Una vez que la intensidad de lo que acaban de experimentar va disminuyendo, Carmen se recuesta al lado de Shane, dejándose abrazar por esta.

Poco a poco ambas caen en un profundo y necesario sueño.

Shane se estira en la cama y aprieta sus ojos con fuerza al sentir la luz del sol en ella.

Le toma apenas unos segundos volver a la realidad y recordar los eventos de la noche anterior; ella sonríe aun sin abrir los ojos, y mueve su mano al lado solo para encontrar… nada.

Rápidamente se sienta y mira a su alrededor; por un momento la idea de que todo fue un sueño le cruza la mente, pero al verse desnuda y sentirse cansada se reafirma que todo fue real.

Ella salta de la cama y corre hacia el baño, pero Carmen no está ahí; el pánico se apodera de Shane y sin perder más tiempo se viste y sale de la habitación tan rápido como puede.

XXXXXXXXX

Son las tres am. Carmen abre la puerta de su casa tan despacio como puede pero se queda helada de sorpresa al ver a Nicole sentada en el sofá viendo la tv.

Tan pronto como Nicole nota su presencia, apaga la tv y se cruza de brazos.

"¿Te la cogiste?" le pregunta con un tono agrio, sin siquiera voltear a verla.

Carmen solo agacha la cabeza.

"espero que hayas encontrado las respuestas que buscabas" Nicole dice antes de levantarse y salir de la sala.

"Mierda" Carmen susurra.

Ella cierra la puerta y camina hacia el sofá, donde hay unas sábanas ya esperándola; las toma, se recuesta en el mueble y exhala con lamento. Lo último que desea ahora es dormir.

XXXXXXXXX

Shane se dirige a la casa de Carmen, pero pronto se da cuenta que no es una buena idea teniendo en mente lo que prácticamente acaba de pasar entre ellas. Entonces cambia de rumbo y va hacia la discoteca, ese el otro –y único lugar- donde cree que Carmen podría estar.

Una brisa de alivio corre por su cuerpo al entrar al lugar y ver a Carmen probando el sonido en el escenario.

"Carmen"

Carmen la mira sorprendida y menea la cabeza en desaprobación.

"tenemos que hablar" Shane le dice firmemente.

"¿ah sí?" Carmen le responde con sarcasmo.

"Carmen, por favor" Shane insiste.

Carmen suspira exasperada "ok, ok como sea; vamos a la oficina"

Una vez que están dentro de la oficina Shane comienza a hablar.

"¿Qué es lo que pasa contigo Carmen? Ayer nosotras…"

"Ayer fui a verte como me lo pediste, dijiste todo lo que tenías que decir y yo te oí" Carmen interrumpe con aires de normalidad.

"E hicimos el amor" Shane agrega.

"Tuvimos sexo" Carmen la corrige.

"¡Mentira!" Shane se ríe amargamente "no puedes mentirme Carmen, lo vi en tus ojos y lo sentí"

"Sentiste que Shane?"

"Amor… Te amo" Shane mira a Carmen a los ojos "y sé que tú también me amas"

"Shane yo…" La latina le quita la mirada "Yo no se lo que siento por ti Shane"

"Pero Carmen…"

"Mira Shane…" Carmen respira profundamente "tengo que admitir que aún tengo sentimientos hacia ti… no puedo mentirme a mi misma; pero la verdad es que no se si puedo volver contigo yo… no es que no crea todo lo que me dijiste anoche, lo hago en serio que si, sentí que fuiste sincera conmigo; pero de alguna manera necesitaba probarme algo a mí misma. Si, casi me dejo llevar por tu…" ella mueve la cabeza de un lado a otro como despejándose "… no se la verdad que, pero entonces todos los recuerdos volvieron a mi mente y me di cuenta que no te he perdonado Shane y tal vez nunca pueda. Por so me acosté contigo, para probarme que ya no estoy bajo esa nube mágica que siempre nos rodeó; todo el tiempo estuve consiente de mis actos y la verdad es que… ya no está… tu y yo… ya paso."

"Por favor Carmen no digas eso" la voz de Shane se quiebra.

"Mi lugar ahora es aquí Shane, con Nicole y Alonso; ellos son mi familia, ellos me hacen feliz y quiero que siga así; eso es lo correcto."

"No Carmen tu lugar es conmigo, nosotras nos amamos y podemos superarlo yo sé que si lo intentamos…"

"¡Ya para Shane, ya no hay un mañana para nosotras! ¿que no ves? Esa cosa especial que había entre tú y yo hace mucho tiempo que se fue y no hay nada que podamos hacer para que vuelva… lo siento."

Shane se acerca a Carmen "no Carmen eso no es verdad, por favor…"

"Ella ya tomo su decisión, ahora lárgate" Nicole interrumpe a Shane. Ella entra a la oficina y abre la puerta de par en par.

Shane mira a Carmen esperando una que diga algo más.

"Por favor Shane…solo vete" Son las palabras finales de Carmen.

Eso es todo lo que Shane necesitaba oír.

Inmediatamente después de escuchar esas palabras, ella se endereza y camina hacia la puerta, deteniéndose brevemente para mirar a Carmen; luego desaparece de su vista.

Carmen se sienta en la silla de cuero – mirando al suelo- dejando caer libremente las lágrimas que ahora fluyen de sus ojos.


Solo queda uno mas, depende de ustedes el postearlo, asi que comenten!