Saludos mis lectores, mil disculpas por la tardanza, he aqui mi sexta entrega, espero que les guste =)

CAPITULO 6 – TEMORES Y DUDAS, EMPRENDIENDO LA AVENTURA

Base Hunter.

El comandante supremo convocó a una junta extraordinaria a los líderes de la unidad de élite y a la líder de la unidad de emergencias para discutir la actual situación.

-Esto se está tornando cada vez más difícil.- Abría la conferencia el líder máximo. –La humanidad entera está en peligro de desaparecer a causa de ese extraño virus, las bajas entre nuestras filas por tratar de contenerlo aumentan con cada minuto que pasa, y por si eso fuera poco, ahora el Director del Centro de Investigación y Desarrollo Reploid nos califica de incompetentes para resolver esta situación...

"Según nuestras investigaciones este virus comenzó a brotar desde la colisión de Eurasia en la tierra, y se cree que el posible responsable de esta epidemia digital se debe al ex Maverick Hunter líder de la Unidad de Fuerzas Especiales, el capitán Zero"

-(Ese infeliz… como se atreve a culpar a Zero por este caos)- Pensaba molesto el capitán de la decimoséptima al recordar parte del discurso del Director del centro de investigación.

-…Sin embargo no por eso nos vamos a quedar de brazos cruzados. Ahora mismo, nuestros científicos están analizando algunas muestras extraídas de zonas afectadas por ese virus, con la finalidad de encontrar algo que nos ayude a resolver de este difícil dilema. Alia, en estos momentos, tus habilidades en el campo de la investigación y desarrollo nos serían de gran utilidad ¿Podemos contar contigo?- Concluía con su apertura el comandante supremo.

-Desde luego General, haré mi mejor esfuerzo.- Contestaba animada la navegadora de la decimoséptima unidad.

-Perfecto, gracias por tu cooperación Alia, esta investigación será parte esencial para resolver el problema.- Retomaba la palabra el líder de la base. -Ahora, la Zona Cero de Eurasia es el epicentro del llamado virus Nightmare, seguramente dentro de ese lugar se encuentre la solución a esta enorme pandemia.- Informaba el alto mando hunter, quien era interrumpido por su subalterna de la unidad de emergencias.

-Disculpe mi imprudencia General Signas pero si está sugiriendo una segunda exploración, estaría proponiendo al mismo tiempo un suicidio.- Explicaba seria la violácea. -Entrar a ese lugar quizá no sea un problema tan grande, pero salir de ahí… Además, con los sistemas de navegación bloqueados por esos extraños campos electromagnéticos estaríamos entrando a la zona cero totalmente a ciegas.

Las palabras de la hunter arquera provocó la preocupación de los ahí presentes, el punto que exponía era totalmente valido, entrar a la zona cero sin sistema de navegación a una confrontación sin saber la magnitud del peligro sería una misión suicida.

-Estoy totalmente consciente de eso Violet, sin embargo mientras más tiempo dejemos pasar, más difícil nos será combatir esta amenaza, no estoy diciendo que lo haremos de inmediato, antes debemos calcular lo más exactamente posible la magnitud del peligro, ahora, dado a que tú eres la única que conoce en su mayoría la condición actual de la zona cero, me gustaría que fueses tú la que dirigiera la futura exploración ¿Estarías dispuesta a hacerlo?- Preguntaba el alto mando.

En el rostro de la reploid violácea se formo una expresión de duda, se reflejaba un poco de preocupación en su semblante ya que no sabía que podría suceder una vez ahí.

-Con toda sincerad General, para mí fue una verdadera odisea la primera exploración, no sé si sea capaz de dirigir correctamente la misión.- Contestaba con la cabeza baja la hunter de emergencias.

-Comprendo, no te preocupes, si no puedes darnos apoyo de campo, nos serías de ayuda en el área técnica.

-Claro General, y discúlpeme por no poder ayudarlo de momento.

-Descuida, muy bien, mientras las investigaciones arrogan resultados y mientras desarrollamos el plan a seguir para la segunda exploración a Eurasia, debemos vigilar de cerca a Isoc y a sus investigadores, ellos son nuestros principales sospechosos, debemos averiguar qué es lo que saben de este virus y a su vez averiguar lo que realmente traman, sin embargo esta misión no la puede llevar a cabo cualquiera, High Max ya nos mostró de lo que pueden ser capaces los investigadores especiales serie N, por lo cual, ahora que Zero ya no está con nosotros, X eres nuestra última esperanza, ¿Crees poder hacerte cargo de esta difícil misión?- Preguntaba el comandante supremo de la organización a su subalterno de las fuerzas de élite.

-¡Lo haré General!- Contestaba firme el de azul. –No pienso permitir que más vidas se sigan sacrificando injustamente, pero sobre todo no pienso permitir que esos sujetos se salgan con la suya.

-Muy bien X, pero no quiero que te arriesgues demasiado ¿Entiendes?, como ya dije, eres nuestra última esperanza.- Recalcaba el comandante supremo.

-Lo tendré presente General.- Respondía el aludido.

-Correcto, Entonces tú y la unidad 17 se harán cargo de la misión.

-Sí General.

-Bien, debemos prepararnos para comenzar cuanto antes, cada minuto que pasa es crucial para salvar a la humanidad, Alia, Violet, X, contamos con ustedes, desde ahora representan la última esperanza que tienen este mundo para sobrevivir, por favor, se los encargo.- Concluía el líder máximo.

-¡Entendido!- Contestaban al unisonó la navegadora y los capitanes de élite y emergencias.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Bloque 45B.

En una de las pocas ciudades libres del ataque Nightmare, un extraño individuo, cuya mayor parte de su cuerpo lo cubría una derruida tela de tono marrón, observaba las noticias del día a través de los monitores de una tienda de electrónicos,

-…Las investigaciones por parte del Centro de Investigación y Desarrollo Reploid sugirieron esta mañana que el posible causante de esta epidemia sea el Ex Maverick Hunter Zero, quien se creía había fallecido durante la crisis de Eurasia ocurrida hace tres años. También se explicó que…- Informaba una periodista reploid, quien según las tomas de la cámara, se ubicaba frente al congreso universal de la regencia.

-De manera que soy el responsable de esta catástrofe.- Se decía así mismo el ojizafiro un tanto molesto por la situación. –Según dicen, un reploid-virus similar a mí está causando estragos en distintas regiones del mundo, pero ¿De dónde salió ese supuesto Zero Nightmare? ¿De verdad ese virus se deriva de mí? ¿O será acaso creación de alguien que busca difamarme…? en el mar de las posibilidades la única opción que tengo por ahora es permanecer en las sombras en la espera de una oportunidad… X… tu eres el único que puede resolver esta difícil situación, debes ser fuerte, hasta que halle una manera de poder ayudarte.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Zona cero de Eurasia.

El ocaso estaba en su apogeo, en el que fuese el epicentro de la mayor catástrofe que el mundo haya pasado, un reploid de visor escarlata y armadura azul marino se desplazaba de manera sigilosa por el lugar, evadiendo a los guardias amorfos que custodiaban el área mientras buscaba pistas relacionadas al virus Nightmare.

-Según dicen, el virus salió de aquí, es cierto que se formó un nuevo virus en este lugar pero, no es para nada parecido al Nightmare.

El ex mercenario reploid buscaba de lugar en lugar, hasta que en un momento de distracción pisó sobre un área floja, misma que se venció y obligó al reploid a caer en la profundidad del abismo que se ocultaba entre los escombros de Eurasia.

Luego de un rato de haber tocado fondo, el guerrero de marino se levantó y se dispuso a explorar el lugar, su sistema de infiltración y espionaje le indicaba que el área estaba plagada de cámaras y armamento con censores de movimiento, así que valiéndose de su agilidad, el ex mercenario maverick se desplazó por el área con cuidado de no ser descubierto, hasta que llegó a un pasillo donde detectó presencias reploids cercanas.

En el laboratorio del investigador purpura, el joven científico y el veterano discutían acerca del proceso de su malévolo plan, sin saber que un invitado inesperado los estaba observando.

-¿Ya han comenzado a trabajar los investigadores Isoc?- Preguntaba el purpura.

-Ya se han dirigido a sus respectivos puestos señor.- Contestaba el veterano albino.

-De manera que aquí es donde realmente te escondes Isoc.- Comentaba en las sombras y en voz baja el ex mercenario Maverick. -Y por lo visto has hecho un nuevo amigo.

-El Nightmare System está prácticamente completo, solo hace falta el Central Core A-01, una vez que lo consigamos nuestra meta será un hecho, por lo pronto, dile a los investigadores que se apresuren a instalar los dispositivos.

-¿Central Core? ¿Dispositivos?- Se preguntaba desde la obscuridad el peli plateado.

-Así lo haré mi señor.- Tras realizar su acostumbrado ademán de respeto, el reploid de barba blanca se dispuso a retirarse de la habitación.

Entonces, en cuanto se dio cuenta de que el veterano se acercaba a su posición, el ex mercenario trató de cambiar su ubicación, pero al hacerlo sin querer activó un sensor de movimiento, las alarmas del lugar no tardaron en comenzar a sonar.

-¡Demonios! ¡Soy tan sigiloso como un hipopótamo!- Se reclamaba así mismo en voz baja el ex mercenario.

-¡ ¿Pero qué…?!- Se interrumpía así mismo el científico purpura.

-¡Un intruso!- Afirmaba retóricamente el científico veterano.

Por su parte, el reploid atlético se apresuró a buscar la salida, corría a toda velocidad por los pasillos esquivando los disparos del armamento del laboratorio, más adelante se topó con varios Nightmare Phenomenon que aparecían para hacerle frente, sin detenerse, activó sus sables ópticos y a su vez activó la hoja adicional de ambos y los lanzó al aire a modo de cuchillas centrífugas, los sables cercenaban uno a uno a los amorfos seres, abriéndole paso por el lugar a su dueño mientras este buscaba la salida, para su mala suerte su trayecto fue interrumpido nada menos que por el súper reploid High Max.

-¿Se te perdió algo?- Preguntaba retadoramente el reploid atezado.

-La salida my friend, ¿La has visto? - Contestaba cínicamente el de marino.

-Lo siento, pero una vez adentro ya no sales.- Amenazaba serio el enorme autómata.

-"Suena tétrico".- Tras decir esto, con un tono de burla por cierto, el ex mercenario tomó nuevamente sus sables.- ¡En ese caso veamos si estoy de suerte!-

El súper reploid permanecía inmune a la actitud de su oponente, comenzó su ataque con una ráfaga de esferas eléctricas que el espadachín repelía con sus sables, pero le estaba costando mucho trabajo ya que los ataques eran demasiado fuertes y rápidos, de inmediato se dio cuenta de que tratar de enfrentarlo sería un error, así que el ex mercenario acumuló energía en su puño derecho y se lanzó de lleno contra el súper reploid, este a su vez formó una enorme esfera de energía y se lanzó en contra ofensiva, cuando estuvieron cerca del impacto, el reploid atlético saltó lo más alto que pudo, el enorme autómata no pudo detenerse y se estrelló contra un muro cercano derribándolo, acto seguido, el espadachín reploid tocó suelo con el puño derecho liberando toda la energía acumulada en forma de columnas delgadas de energía que provocaron el desplome del techo del pasillo que cayó sobre el súper reploid, aprovechando la oportunidad, el ex mercenario prosiguió con su escape, ignorando que las cámaras de seguridad del lugar le estaban siguiendo el paso.

-¡Ese infeliz!- Al descubrir de quien se trataba, el reploid veterano comenzó a rabiar.

-Interesante, es muy hábil.- Afirmaba el reploid purpura.

-Es una maldita rata, creí haberla eliminado hace tiempo, no se preocupe, me encargaré personalmente.- El supuesto líder de investigación estuvo por salir de la habitación pero fue detenido por su superior.

-Espera Isoc, tal vez esa rata como lo llamas nos pueda ser de utilidad.- Tras afirmar eso último, el ex miembro del centro de investigación y desarrollo reploid comenzó a introducir una serie de comandos en su consola.

El reploid de marino había por fin divisado la salida del lugar, rápidamente comenzó a hacer una serie de saltos triangulares para alcanzarla, pero antes de poder llegar siquiera a la mitad, un enorme enjambre de Phenomenon le hicieron frente para obstaculizar su escape, el ex mercenario logró destruir a algunos con ayuda de sus sables...

-¡ ¿Pero Qué…?!

Para sorpresa del peli plateado por detrás llegó el súper reploid, quien lo sujetó de los brazos para voltearlo boca abajo y aprovechar la altura y la inercia para así poder estrellarlo de lleno contra el suelo, tras el impacto, el reploid atezado se hizo a un lado y los amorfos restantes comenzaron a disparar en contra del agredido autómata, levantando una gran cantidad de polvo por las explosiones, tras disiparse el polvo, se pudo ver al derrotado autómata reposando en un pequeño cráter en el piso.

-Creo que… no estoy de suerte… después de todo…- Eso fue todo para el peli plateado, aunque hizo un último esfuerzo por levantarse no pudo hacerlo, los ataques lo sacaron de combate definitivamente dejándolo totalmente inconsciente.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Unidad de Desarrollo e Investigación.

En los laboratorios de la base, la navegadora de la decimoséptima unidad y el jefe de ingeniería realizaban los preparativos para la instalación de algunos elementos que ayudarían a mejorar las capacidades del guerrero legendario.

-Con los programas que voy a instalar en tus sistemas tus capacidades de batalla se incrementarán de manera considerable, en esta misión estoy segura de que te serán de gran ayuda.- Explicaba la sublíder de élite.

-De manera adicional, instalaré algunos dispositivos de respaldo que te servirán en caso de emergencia, de esta manera tu rendimiento será más amplio.- Agregaba el ingeniero reploid.

-Muchas gracias Alia, Douglas.- Con una sonrisa el bombardero agradecía los detalles de sus amigos.

-Muy bien X, por favor entra en esa capsula...- La reploid de rosa le señaló al celeste una capsula especial ubicada al fondo de la habitación. –…mientras cargo e instalo los programas que vas a utilizar, Douglas te instalará los dispositivos de respaldo.- Detallaba la reploid rubia.

El hunter de élite procedió como su subordinada le solicitó, entrando en la capsula para poder proceder con las mejoras.

-¿Estás listo X?- Preguntaba el ingeniero reploid.

-Procedan cuando gusten.- Contestaba el líder de élite.

Tras la indicación, la navegadora suspendió el sistema operativo primario del bombardero y comenzó con la instalación de los programas en su memoria principal, mientras que el ingeniero retiraba las cubiertas y realizaba un arco en los sistemas internos de X para mantener el flujo de energía y evitar posibles daños.

Algunas horas de trabajo después, las instalaciones se habían realizado con éxito, sus sistemas habían sido reiniciados y X era nuevamente funcional, solo restaba darle las explicaciones finales con respecto al funcionamiento de sus mejoras.

-¡Impresionante! ¡Me siento totalmente diferente!- Comentaba el ojiesmeralda tras la conclusión de las instalaciones.

-Ahora procederé a explicarte en qué consisten la mejoras que te instalé X, un total de veinte programas han sido agregados a tus sistemas, con estas mejoras podrás saltar más alto, desplazarte más rápido, tener más poder y ser más resistente, incluso podrás ser inmune y regenerar la energía perdida en batalla, entre otros tantos beneficios.- Explicaba la ojizafiro.

-Sorprendente pero, ¿Hay algún limite o restricción?- Preguntaba el bombardero azul.

-Bueno, Cuatro de estos programas ya son parte de tus sistemas, es decir que los puedes usar como habilidades por defecto. Diez son programas para uso progresivo, es decir que no requieren de ninguna condición en específico para funcionar y los puedes usar de manera indeterminada. Mientras que los seis restantes solo los puedes usar una cierta cantidad de veces o bajo ciertas circunstancias, los primeros los encontrarás en la sección Normal Parts, mientras que los otros estarán en la sección Limited Parts de tu nueva biblioteca digital. Debes saber también que hasta que tus sistemas los asimilen completamente, por el momento solo podrás usar un programa a la vez.- Resolvía la rubia.

-Correcto, revisaré a detalle los programas antes de partir para poder determinar cuales me serán más útiles en ciertos terrenos o circunstancias.- Añadía el celeste.

-Adicionalmente instalé un Sistema de Activación Inteligente (SAI), el SAI tiene la capacidad de activar automáticamente algunos programas según la situación que atravieses, por ejemplo, el programa "Defensive Barrier" será activado por el SAI si estás por recibir un ataque, el Defensive Barrier reducirá de manera parcial o total el daño que pudieras recibir. Aunque claro, si lo deseas puedes activar o desactivar el SIA de manera manual.- Concluía la desarrolladora reploid.

-No cabe duda de que esto me será muy útil, muchas gracias Alia.- Tras el agradecimiento del héroe legendario, la reploid ojizafiro sonrió levemente mientras un poco de rubor se le subía al rostro.

-Por mi parte, he adaptado dos sub tanques de energía vital y uno de energía especial para tus armas en tu núcleo-reactor central, restaurarán de manera parcial o total la energía que pierdas en batalla según el contenido de los mismos.- Informaba el ingeniero reploid.

-¡Vaya ya no tendré que preocuparme por la falta de energía o por quedarme sin capsulas de emergencia!- Exclamaba contento el autómata celeste. -¿Y son recargables?

-Naturalmente, los puedes recargar aquí mismo en la base o podrás recargarlos con las capsulas portátiles de emergencia también, además estos son compatibles con los programas que Alia te instaló, por ejemplo, la energía que absorba el "Shock Buffer" irá a dar a tu sub tanque de energía especial.

-Es increíble, con tecnología como esta las bajas en la organización serían menos.- Comentaba el ojiesmeralda.

-Con la ayuda de Alia, me ha sido posible desarrollar esta tecnología especialmente para ti X, sin embargo, ya hemos comenzado los análisis y estudios para poder adaptarlos al resto de los hunters.- Agregaba el especialista reploid. –Volviendo al tema, de manera adicional e Instalado un dispositivo experimental en el que he estado trabajando, un "Sub tanque EX"

-¿Sub Tanque EX? ¿Y cómo funciona?- Preguntaba curioso el capitán de la élite.

-Verás, en el caso de que te quedases sin energía, y tus sub tanques estuviesen vacíos o tuviesen algún daño o falla, este sub tanque restaurará por completo todas tus energías permitiéndote volver a la batalla de manera inmediata, pero dado a que aún está en fase de desarrollo no es recargable, y solo te ayudará en un total de cuatro ocasiones, así que ten mucho cuidado y úsalo sabiamente X.- Explicaba el reploid ingeniero.

-Entiendo, muchas gracias Douglas, Alia, esto de verdad me será de mucha ayuda.- Expresaba el ojiesmeralda.

-Esta será la forma en la que nosotros contribuiremos contigo X- Comentaba la reploid rosada a la vez que le guiñaba el ojo derecho.

-Siempre es un placer ayudarte.- Agregaba el reploid verde afirmando con el pulgar derecho. –Por mi parte eso sería todo, debo volver a la unidad de ingeniería a continuar con mi trabajo, que tengas mucha suerte y recuerda que contamos contigo X.

-¡Claro!- Respondía el celeste mientras el experto en ingeniería se retiraba de la habitación. -Muchas gracias Alia, con esto el éxito de la misión será un hecho.

-No tienes que agradecer X, después de todo, es lo menos que puedo hacer por ti, es un compromiso muy grande el que asumes y necesitas de toda la ayuda posible.- Comentaba la navegadora con una pequeña sonrisa.

-De verdad no se qué sería de mí sin ti Alia.-Decía el bombardero tomando a su subordinada de las manos.

Tras la acción, la navegadora se sonrojó notablemente, unos segundos más tarde el capitán de la élite recapacitó sobre su acción y rápidamente soltó sus manos de las de su subordinada, sonrojándose el también por el acto que había realizado de manera inconsciente.

-¡Ah! Lo siento… no era mi… bueno si era… ¡Digo no…! lo que quiero decir…- Balbuceaba nervioso el líder de las fuerzas de élite tratando de justificarse.

La actuación de su superior le pareció divertida a la navegadora quien solo lo miraba con una sonrisa y con un poco de rubor en el rostro.

-¡Teh hehehe! Tranquilo, no pasa nada.- Respondía la rubia tratando de tranquilizarlo.

-¿Eh? sí, claro, perdón…- Entonces el ojiesmeralda se aclaró un poco la garganta. -… Como decía, esto será muy… útil en la misión, ¿Se pueden instalar estos programas en Violet y en los demás también?- Preguntaba el líder de la élite tratando de desviar lo acontecido.

-Pues Violet ya tiene estos programas agregados, de hecho, gracias a ella logré desarrollarlos para ti X, en cuanto a los demás, dudo mucho que sean compatibles.- Explicaba la sublíder de la élite.

-Entiendo… bien, me voy, debo comenzar con los preparativos de la misión, te deseo mucha suerte en las investigaciones y espero que logres hallar algo que nos ayude a resolver el problema.

-Claro X, me esforzaré…

Entonces el reploid legendario comenzó a caminar hacia la salida, pero antes de llegar a ella…

-X…- Llamaba la navegadora a su líder obligándolo a detenerse.

-¿Qué sucede Alia?

El rostro de la autómata cambió de un semblante alegre a uno que reflejaba mucha preocupación, cosa que llamó la atención del hunter quien se mantenía a la expectativa de lo que su amiga le pudiese decir.

-Los investigadores especiales serie N son reploids muy peligrosos, por favor, prométeme que tendrás mucho cuidado, sin Zero, tú eres la única esperanza que nos queda.

La ojizafiro se notaba muy inquieta por la aventura que su amigo estaba por emprender.

-Como dijiste hace unos minutos, es un compromiso muy grande el que estoy asumiendo… Por eso mismo no pienso morir tan fácilmente, no hasta que haya logrado poner a la humanidad a salvo y haya logrado limpiar el nombre de mi amigo Zero.

-X…

-Estaré bien, te lo prometo.- Con esas últimas palabras y una sonrisa el héroe celeste se despidió de su amiga y compañera y salió de la habitación, dejando a la bella ojizafiro pensando en lo que el destino le depararía a su mejor amigo.

-(¿Por qué tiene que estar pasando esto ahora? ¿Acaso Gate tiene algo que ver? Los investigadores Especiales Serie N son reploids con poderosas capacidades, ellos podrían igualar fácilmente la fuerza de X, y si eso pasara… por favor X, ten mucho cuidado.)

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Decimosegunda Unidad Hunter, Emergencias.

La reploid experimental, líder de emergencias meditaba en el centro de mando de su unidad lo ocurrido en la junta en la que había sido partícipe.

-Dado a que tú eres la única que conoce en su mayoría la condición actual de la zona cero, me gustaría que fueses tú la que dirigiera la futura exploración ¿Estarías dispuesta a hacerlo?-preguntaba el alto mando.

En el rostro de la reploid violácea se formo una expresión de duda, se reflejaba un poco de preocupación en su semblante ya que no sabía que podría suceder una vez ahí.

-Con toda sincerad General, para mí fue una verdadera odisea la primera exploración, no sé si sea capaz de dirigir correctamente la misión.- Contestaba con la cabeza baja la hunter de emergencias.

-(Se supone que soy una Maverick Hunter, la líder de una unidad, debería ser ejemplo de valor… Pero)

Entonces la reploid violácea comenzó a recordar la horrible odisea que atravesó mientras estuvo atrapada en la Zona Cero, el cómo tuvo que pelear por su vida, el cómo sus compañeros caían uno a uno tratando de defenderse de esas extrañas criaturas y el cómo trató de mantener el control sobre la situación. También recordó que en realidad estaba aterrada y que solo esperaba el momento de su muerte.

-(¡Rayos!) -Entonces fue sacada de sus pensamientos por su navegadora quien se aproximaba a ella.

-Capitana, la cuadrilla 2B ha completado su misión y espera nuevas instrucciones.- Informaba la navegadora, la cual era una reploid de cabello castaño y ojos del mismo color, en su receptor auditivo derecho tenía instalado un transmisor-receptor de largo alcance de color avellana con café, su armadura más bien era una clase de vestido que cubría totalmente el cuello y le llegaba un poco por arriba de las rodillas por abajo, y que le cubría el brazo ligeramente abajo del hombro por arriba, este era de color avellana con detalles cafés, sus botas eran del mismo color y sin malla o leotardo que cubriera la piel sintética de sus piernas.

-Eh, si, diles que regresen a la base para mantenimiento, no podemos darnos el lujo de seguir perdiendo a más elementos.- Ordenaba la hunter arquera.

-Si capitana...- La reploid castaña se había percatado de que algo le ocurría a su superiora. –Disculpe Capitana, no quiero causarle molestias pero ¿Está usted bien? Se nota un poco extraña.

-Estoy bien Jesse, no te preocupes, ahora dale mis órdenes a la cuadrilla 2B por favor.

-Si capitana.- Resignada al hecho de que no le iba a decir nada, la navegadora avellana se retiró a proceder con las órdenes de su superiora.

-La verdad es que… ni siquiera yo sé si estoy bien.- Susurraba al silencio la hunter arquera.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Decimoséptima Unidad Hunter.

-¡Vaya! Te ves mucho mejor Roger.- Comentaba la gélida hunter albina mientras picoteaba las distintas áreas que fueron reparadas del hunter artillero canela.

-Cristal ¿Serías tan amable ¡De dejar de estarme picoteando!?- Exigía prácticamente el de café.

-Vamos no te enfades, es para ver que no te duela nada.- Explicaba juguetonamente la hunter de blanco.

-¡Me duele solo si me picoteas! Además, que crees que va a pensar Tommy sí te ve haciendo esto.- Comentaba el artillero jugando en contra ofensiva.

El comentario hizo que la hunter albina se detuviera y también que se sonrojara.

-Sí, me pregunto ¿Qué pasaría sí le dijera…? ¡¿Eh?!

No alcanzó a concluir la pregunta el canela ya que lo último que vio venir fue un fuerte golpe directo a su cabeza haciéndolo caer noqueado, el golpe fue ejecutado precisamente por la reploid que en esos momentos era blanco de sus burlas, luego de unos segundos el artillero se puso nuevamente de pie para reclamarle la acción a su compañera.

-¡OOOWWWWW! ¡Qué te pasa! ¡Eso me dolió!- Reclamaba el canela.

-¡Eso te pasa por estar hablando de más! Además, Tommy y yo somos solamente amigos, no andes imaginando cosas- Reprochaba la albina.

-¡Pero si tú fuiste la que empezó! Además, yo no dije ni me imaginé otra cosa- Replicaba el hunter café, mientras proseguía con su jugada.

Entonces, cuando el asunto estuvo por cobrar intensidad al inmueble ingresó el líder de la élite, el artillero café y la gélida albina se separaron inmediatamente y lo recibieron con el acostumbrado saludo militar.

-Capitán X- Saludaban al unísono ambos subordinados como si nada pasara.

El disimulo de ambos elementos provocó que a su líder le saliera una pequeña gotita en la nuca.

-Dejen de jugar ustedes dos.- Ordenaba el capitán de la decimoséptima. -¿Cuál es tu estado Roger?

-Me encuentro al 82% de mis capacidades capitán.- Respondía el canela.

-No me gusta cómo se oye eso, ¿Tu como sigues Cristal?

-Al 97% de mis capacidades capitán.- Contestaba animada la albina mientras le sacaba la lengua discretamente a su compañero de café.

La burla sin duda hizo enfadar al artillero, cuando este estuvo por devolverle la cortesía el capitán de la élite devolvió la mirada a ambos autómatas, quienes rápidamente adoptaron posición de firmes y disimularon lo ocurrido.

-Mmm… Bien déjense de tonterías que tenemos trabajo que hacer, Roger, Cristal y Tommy, ustedes…- Estuvo por dar la siguiente indicación cuando entonces notó que le faltaba "un elemento" -Un momento ¿Y Tommy?

-¡Está en la U.D.M. capitán! Le están revisando un problema en su brazo derecho.- Respondía la albina tratando de sonar lo más convincente posible.

-¿Pero…?

Nuevamente el artillero canela se veía interrumpido por su compañera, pero esta vez no fue con un golpe en la cabeza, sino con un fuerte pisotón en el pie derecho, el artillero trataba de contener el grito que el dolor le provocaba mientras era amenazado visualmente por la albina.

-La falla en su brazo, mi querido Roger.- Recalcaba la gélida.

-Bueno como sea, Cristal ve a buscar a Tommy y dile que se reporte cuanto antes, Roger, ve a que te hagan una última revisión antes de partir, te necesito en las mejores condiciones posibles, los quiero aquí en dos horas y no quiero retrasos ¿Entendido?- Ordenaba finalmente el héroe legendario.

- SI Capitán.- Contestaban al unísono ambos hunters.

Mientras ambos reploids se retiraban discutiendo del lugar, el hunter bombardero contemplaba la escena muy sonriente, ya extrañaba estar sobre ese par y aunque aparentaba ser firme y estricto con ellos, la verdad era que en el fondo los apreciaba y cuidaba, entonces a su encuentro llegó una reploid cuyo aspecto simulaba a una adolecente de catorce años, de cabello pelirrojo largo y ojos castaños, en el lado derechos de su cabeza, instalado en su receptor auditivo se ubicaba un receptor-transmisor de largo alcance de color amarillo con blanco, su armadura era de color amarillo con detalles blancos en los pies, rodilleras y hombros, y vestía un leotardo de neopreno de color blanco.

-Buenas noches capitán.- Saludaba la pelirroja.

-Buenas noches Aurora.

Aurora ingresó a la unidad de élite dos años después de que X partiera para fortalecerse, con la finalidad de asistir a Alia en las labores de navegación, trazado y planificación de rutas.

-Bien, con la ausencia de la teniente Alia, en estos momentos cuento contigo para que nos respaldes ¿Entiendes? Así que espero que nos des lo mejor de ti.- Explicaba amablemente el ojiesmeralda.

-Si Capitán, haré mi mejor esfuerzo. Respondía la ojicastaña. –Capitán, ahora que recuerdo, la teniente me pidió que le entregara esta tarjeta de memoria.

Eso llamó la atención del celeste, ya que la misma teniente no le había mencionado nada mientras estuvieron en el laboratorio, sin pensarlo más se dispuso a recibir el pequeño dispositivo.

-¿Que es lo que contiene?- Preguntaba curioso el bombardero.

-Lo desconozco capitán discúlpeme, la teniente Alia me ordenó específicamente entregarle esto, no me dio detalles acerca de su contenido.- Explicaba la pequeña reploid

-Qué raro… bueno, no importa, escucha, que el resto de los efectivos se dirija a apoyar a las unidades 09, 15 y 16, he sabido que han tenido muchas bajas y necesitarán toda la ayuda posible.

-Si capitán.- De esta manera la reploid pelirroja se retiró a cumplir con las órdenes de su superior, mientras este permanecía observando el pequeño dispositivo y meditando acerca de él

-(Es muy extraño, ¿Por qué Alia no me mencionó nada de esta tarjeta hace un rato? ¿Qué será lo que contenga? Supongo que será algo que me servirá más adelante)

Tras su suposición, el legendario guerrero comenzó a recordar lo ocurrido minutos atrás, luego de la instalación de sus mejoras.

-De verdad no se qué sería de mí sin ti Alia.-Decía el bombardero tomando a su subordinada de las manos.

Tras la acción, la navegadora se sonrojó notablemente, unos segundos más tarde el capitán de la élite recapacitó sobre su acción y rápidamente soltó sus manos de las de su subordinada, sonrojándose el también.

-¡Ah! Lo siento… no era mi… bueno si era… ¡Digo no…! lo que quiero decir…

-¡Teh hehehe! Tranquilo, no pasa nada.- Respondía la rubia tratando de tranquilizarlo.

-¿Eh? sí, claro, perdón…- Entonces el ojiesmeralda se aclaró un poco la garganta. -… Como decía, esto será muy… útil en la misión.

-(No sé que me pasó, jamás había estado tan nervioso en mi vida como en ese momento, últimamente, cuando estoy cerca de Alia siento una especie de… calidez… es como si por un instante todos mis problemas se desvanecieran… ¿Qué podrá significar esa sensación…)

Entonces recordó lo último que pasó antes de salir del laboratorio

-X…- Llamaba la navegadora a su líder obligándolo a detenerse.

-¿Qué sucede Alia?

-Los investigadores especiales serie N son reploids muy peligrosos, por favor, prométeme que tendrás mucho cuidado, sin Zero, tú eres la única esperanza que nos queda.

La ojizafiro se notaba muy inquieta por la aventura que su amigo estaba por emprender.

-Estaré bien, te lo prometo.

-(¿Por qué te veías tan inquieta Alia? No es que no te preocuparas por mí en misiones anteriores pero ¿Por qué percibí una preocupación mayor en esta ocasión…? Alia)

Flashback

A la mente del hunter de élite volvieron recuerdos de él mismo conviviendo con su amiga y compañera, primero se veía junto a ella en el parque de Tecnocity, aquella noche en la que la vio por primera vez, consolándola y apoyándola para salir de su dolor.

Después, se veía junto a ella apoyándola en su instrucción como navegadora.

El siguiente recuerdo fue el de la vez que concluyó su misión de detener a la Repliforce, al regresar a la base, todos sus compañeros y subordinados lo recibían con una gran ovación, y entre todos ellos la que más destacaba para él era su navegadora y recién ascendida teniente de unidad, quien lo observaba con una gran y cálida sonrisa

Finalmente recordó su último encuentro con ella, cuando despertó en la Unidad de Diagnostico Médico de la base.

Fin del Flashback

-(Tengo que cumplir esta misión cueste lo que cueste. Después de eso… necesito hablar contigo Alia, no sé que me está pasando pero… si sé que tú tienes que ver con esto.)

Luego de su último análisis, se dirigió a su centro de mando para comenzar con los preparativos de su misión.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Centro de entrenamiento y Alto rendimiento Hunter.

En una de las salas de práctica, el reploid artillero ultramar se esforzaba arduamente en mejorar sus habilidades, su sesión de entrenamiento consistía en derribar blancos móviles los cuales eran unos dispositivos laser flotantes mientras estos lo contra atacaban, con una gran precisión el hunter de élite derribaba uno a uno a sus pequeños oponentes, pero conforme la sesión avanzaba, la intensidad de esta también lo hacía, le comenzaba a costar cada vez más trabajo mantener el ritmo del entrenamiento, hasta que finalmente, el nivel de practica fue mucho más de lo que pudo resistir y los blancos-oponentes comenzaron a acertar en su objetivo, fue entonces que la hunter gélida descubrió que su compañero estaba en aprietos y se apresuró a desactivar la computadora de la sala, culminando así la sesión de práctica.

Rápidamente la hunter albina ingresó a la sala para apoyar a su amigo quien se encontraba maltrecho por los impactos recibidos.

-¡Tommy! ¿Estás bien?- Preguntaba preocupada la hunter gélida.

Sin embargo no recibió contestación alguna, el hunter artillero se levantó por su cuenta y se dirigió a la computadora de la sala para revisar los resultados de su entrenamiento:

Tipo de Entrenamiento: Sistema de blancos móviles

Aplicación al Elemento: Tommy Osaka.

Rango: Sargento Primero

Clase: B

Efectividad: 65%

Evaluación Final: B

-¡B! ¡Rayos así no sirvo de nada!- Se replicaba así mismo el reploid ultramar.

-Tommy, ¿No crees que te estás exigiendo mucho? aún no te recuperas por completo de lo ocurrido en la Zona Cero de Eurasia.

-Eso no es pretexto Cristal, el capitán X peleó al 20% de sus capacidades en la Zona Cero y acabó con todas esas extrañas criaturas y casi elimina a ese enorme reploid.- Frustrado por sus propias palabras, el artillero apretó los ojos y sus puños tratando de contener su frustración. –No soy digno de ser un hunter de élite.

-¿Piensas darte por vencido así como así Tommy?

Sin esperárselo, a la habitación ingresó el capitán de la élite hunter, quien le lanzaba una mirada de molestia tras haber escuchado las palabras de su subordinado.

-Capitán…- Nombraba al susodicho la hunter albina.

-Entonces, solo porque una enorme pila de chatarra te derribó ¿Te consideras un inútil?

-Capitán, usted no entiende…- Explicaba el ultramar.

-En eso estamos de acuerdo Tommy, no entiendo, eres uno de mis mejores hunters, has sido líder de cuadrilla en múltiples ocasiones y siempre has sacado adelante tus misiones y logras traer con bien a tus elementos, no veo por qué te afecta tanto lo que pasó en Eurasia.- Expresaba el canela.

-Los perdí a todos…

-¿Todos? ¿A qué te refieres con eso?- Preguntaba confundido el líder de la élite.

-¡Todos los hunter que estaban a mi cargo perecieron en aquella expedición capitán! Por si fuera poco por tratar de rescatar a Andy casi me matan, ¡No pude ayudar a Cristal cuando esa cosa la atrapó y en lugar de eso caí! ¿No lo ve? ¡No sirvo para nada!

-¿Entonces piensas que todos los hunters de élite debemos ser invencibles e invulnerables?- Preguntaba serio el celeste.

-Usted es un hunter de clase S, no le teme a nada, además, su poder no se compara a ningún hunter de esta organización, pero yo, solo soy un hunter de clase B…

-Al igual que tú, muchos piensan que soy un guerrero de sangre fría, que no le tengo miedo a nada y que mi poder va más allá de lo que cualquiera pueda imaginar. Pero la realidad de las cosas es que siempre siento miedo.

-¿Usted siente miedo?- Preguntaba un tanto impresionado el hunter ultramar.

-Así es Tommy, cada vez que me embarco en una misión siento miedo, siento miedo de lo que le pueda pasar a mis elementos, miedo de la que tenga que enfrentar, miedo cuando pienso que puedo fallar y de las consecuencias que puedan acarrear mis acciones. Hace tres años, ese temor se hizo tan grande que me hizo su prisionero, me encerré precisamente en esta habitación y pasé mucho tiempo entrenando, esperando que con cada sesión el miedo se fuera, pero en lugar de eso, solo se hizo más grande.

Entonces ambos subordinados recordaron esas fechas, recordaron la ausencia de su capitán al mando de su unidad, recordaron que siempre lo veían en la sala de entrenamiento, de día y de noche.

- ¿Cómo logró deshacerse de ese miedo capitán?- Preguntaba el impresionado hunter.

-Una noche, me recordaron que no estoy solo, que siempre cuento con el apoyo de mis amigos y que sin importar las veces que caiga, ellos estarán ahí para ayudarme a levantarme y me darán la fuerza para seguir adelante.

Luego de esas palabras, el artillero volteó a ver a su compañera, quien también volteó a verlo y lo tomó por la mano expresándole así su apoyo.

-Tommy, Yo también fui un hunter de clase B, muchos me subestimaron por eso y por mucho tiempo yo lo creía, pero poco a poco fui descubriendo mi verdadero potencial, descubrí que el destino no está tallado en piedra y que sí mi voluntad era lo suficientemente fuerte sería capaz de lograr lo que fuera.

Las palabras del guerrero legendario parecían por fin influenciar al autómata artillero, quien levantó la mirada para cruzarla con la de su capitán.

-Capitán…

-Se nos ha asignado una nueva misión y partiremos en una hora y media, ve a que te revise un medico y si te sientes capaz de volver a la acción, te espero en la bahía de tele transportación de la base. Vámonos Cristal- Tras decir esto, el líder de la decimoséptima se retiró de la habitación junto con su subordinada albina, quien mientras caminaba volteaba a ver afligida a su compañero ultramar, quien a su vez permaneció pensativo en el lugar.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Bahía de tele transportación del cuartel general.

Tras cumplirse el lapso de tiempo que el capitán de la élite hunter había dado para comenzar la misión, tanto este, como la hunter glaciar y el artillero canela afinaban los últimos detalles antes de su partida.

-Aurora ¿Conseguiste la información con respecto al Área que vamos a ir a investigar? – Preguntaba el guerrero legendario.

-Si capitán.- Entonces, antes de disponerse a rendir el informe solicitado, la joven reploid activó un sistema holográfico integrado en su muñeca derecha. -La zona a investigar es el Área Amazon, es una reserva ecológica creada un año después de la colisión de Eurasia en la tierra con la finalidad de restaurar algunas especies en peligro de extinción a causa de la enorme tragedia, consta de más de 200 hectáreas de terreno y una gran biodiversidad, tanto natural como artificial, seguramente parte de esta última esté afectada por el virus Nightmare, le recuerdo que a causa de la interferencia electromagnética en el lugar, me será imposible asistirlo una vez que haya entrado, por lo cual le recomiendo extreme sus precauciones.

-Correcto gracias Aurora, bien muchachos, hora de partir.- Los hunter de élite se preparaban para salir, pero entonces…

-¡Espere capitán…?- Desde la entrada de la bahía, el artillero ultramar corría para alcanzar a sus compañeros. –Capitán… ¿Aún puedo acompañarlos?

El líder de la élite se miraba contento al ver que su último convocado había llegado.

-Me alegra ver que hayas decidido venir Tommy, vamos, no hay tiempo que perder.

-¡Si capitán!

Y es así como Las Crónicas Nightmare comienzan a escribirse, ¿Encontrará Zero la manera de ayudar a X en esta nueva misión? ¿Qué ocurrirá con Dynamo? ¿Qué planes tiene exactamente Gate? ¿Por qué Alia está tan preocupada por la aparición de los Investigadores Especiales Serie N? ¿Qué contiene la tarjeta de memoria que Aurora le entreg ¿Qué es lo que le ocurre a este último?...

Continuará…

Pues esa fue mi sexta entrega, ojala que les haya gustado y prometo actualizar lo antes posible nos vemos en la siguiente entrega que espero no me tarde mucho en hacerla bye =)