DGM no me pertenece.


Jueves 2:10 PM

Los pasillos… hoy lucen muy solitarios. El timbre de salida… ya ha sido tocado… pero aún así… yo sigo vagando.

Me dirijo al salón para recoger mis cosas e irme. Levanto la vista, y él viene caminando hacia mí…

Tal vez si lo describo, para ti no signifique nada. Tal vez si lo describo, puede que en ti, no pueda provocar absolutamente nada.

Pero para mí… es como si me apretarán con una mano el corazón.

Pasa a un lado mío, y gira su rostro regalándome una fugaz sonrisa. Sigo caminando y sólo escucho el ruidoso latir proveniente de mi pecho.

¿Por qué me siento así?

A ése chico… no le he podido apartar la mirada desde aquella vez.

Lo contaré una vez más… aunque todos los días, dentro de mi mente es la misma historia… es lindo recordarlo, es triste saber que no pasará nada más.

Lunes 2:16 PM

Tan sólo había olvidado algo en mi pupitre, o más bien a un lado, se trataba de mi paraguas, así que regresaba por él. La escuela ya estaba casi vacía, pues llovía y todos se iban. Abrí la puerta un poco y me detuve a mirar cuando escuché a una chica decir una de las frases más hirientes…

-Rompamos, no quiero seguir saliendo contigo…- ella dio media vuelta y sin tomar en cuenta mi presencia, siguió caminando, dejando a su ex pareja, ahí, parada y… abandonada.

Lo miré… no parpadeaba. Si tengo que ser honesta… estaba segura que de sus ojos… lágrimas iban a rodar. Agachó la cabeza y su expresión no reflejaba otra cosa más que dolor, puro dolor.

Recogí rápido lo que había olvidado y estaba a punto de irme, cuando sentí que tomó mi muñeca.

-¿Po… Podrías quedarte un momento…?- abrí mi boca sorprendida… ¿Debía quedarme? ¿Debía quedarme y seguir viendo como sufría…?

-Claro…- segundos después de que respondí, se quebró… sus piernas no lo sostuvieron más y cayó de rodillas al suelo, cayendo yo junto con él.

Se aferraba a mi brazo con fuerza, eso dolía… dolía, pero… me dolía aún más verlo de esa manera.

A este tipo… lo conocía.

Desde que se transfirió había llamado mi atención, pero fue tan sólo eso.

Y ahora lo tengo aquí… tan cerca, consolándolo, acariciando su cabeza, mientras se desahoga.

Tengo a Allen Walker apoyado en mi hombro, llorando.


Vuelvo con otra historia Allena, espero que les guste, déjenme su opinión con un review, si les gusto el cap. o si no les gusto, esta historia estará conformada por cortos capítulos que nos explicará Lenalee, entonces, nos vemos en el próximo.