Los personajes de Kaleido Star no son míos, pertenecen al estudio Gonzo Digianimation, bajo la dirección de Junichi Sato y Yoshimasa Hikaike.


EL diario de una estrella
(Por SanLay-cvrt)

-o-0-o-

Flash Back

Un suave golpe sobre la puerta hacia quebrantar el silencio absoluto que había en el lugar, claramente alguien estaba tocando para poder acceder a la gran oficina. Aquel hombre elegante, que se encontraba sentado tras ese fino escritorio, rápidamente prestaba atención a la entrada de su oficina, obligado a interrumpir su concentración, la cual regularmente le daba a su trabajo

-Espero que sea algo realmente importante- pensaba frunciendo el ceño -¡Adelante!- grita con una voz grabe y autoritaria.

-Con su permiso señor Hamilton, estoy aquí, ya que me citó a que venga a hablar con usted- el joven camina hacia el escritorio del empresario.

-Ah eres tu… siéntate por favor- el hombre hace que el joven se sentara frente a él –Sinceramente, pensé que no vendrías, Yuri…- deja salir una pequeña risa irónica.

-Tengo curiosidad en saber, el motivo de haberme llamado- le dice acomodándose en aquel blanco sillón de cuero.

-Es algo muy simple, es sobre mi hija Layla- entrelaza sus dedos y se las coloca bajo su barbilla.

-Oh, me lo suponía- Yuri se sentía sorprendido que un hombre tan importante, como el señor Hamilton, lo llame repentinamente, independiente de que sea el padre de Layla, ellos no tenían ninguna relación de amistad o empatía.

-Mira Yuri, sé que tú eres el único que puedes convencer a mi hija para que audicione en alguna película… Veras, quiero que ella asegure su futuro, no sólo siendo una acróbata, sino que siendo actriz y tu como acróbata, debes saber que los años para el retiro en este tipo de arte, están contados-

-Comprendo a la perfección pero, ¿Acaso usted no le ha dicho nada de esto?- le pregunta extrañado.

-Claro que sí, hace algún tiempo se lo dije, pero no quiero que ella se vea presionada por mí, es por eso que no se lo he vuelto a repetir, lo importante es que se mantenga en el mundo del espectáculo, ya que es muy valiosa para el medio artístico y creo que eso es lo que le gusta-

-Creo que se ha equivocado de persona, el que realmente puede ayudarlo es Kalos Eido, el dueño de Kaleido, como nuestro jefe, es él quien nos da las ordenes de qué hacer o no, por su gran influencia en Kaleido, usted con tan sólo una llamada podría pedirle ese favor-

-Si lo sé, pero no quiero que Layla se enteré que yo interferí en su carrera, al hablar con el señor Kalos, por eso pensé en ti, ya que tú eres su amigo de seguro te hará caso en ir a una audición-

-Cómo se nota que no conoce a su propia hija- pensaba Yuri mientras miraba hacia otro lado.

-¿Qué dices?, si quieres te pago por aquel servicio- ve directamente a Yuri quien se encontraba en silencio

-No necesito dinero, sin embargo, esta será la oportunidad para establecer una "amistad" con uno de los accionistas mayoritarios de Kaleido, así será mucho más fácil ejecutar mi plan, ya que me podrá apoyar en lo que le pida, a cambio de estos… pequeños favores...- al pensarlo, una sonrisa se dibuja en su rostro –Acepto, pero no recibiré dinero a cambio-

-Qué poca ambición tienes muchacho, pero si tu no quieres, no te obligaré a recibirlo, en todo caso, necesitaré que te encargues de averiguar alguna audición de película para Layla, algo que este a su altura como acróbata-

-Como usted diga, lo único que le pido, es que Layla no se entere de que yo seré el que lo ayude a hacer esto- el rubio se levanta y los dos hombres se estrechan las manos –Yo lo llamare cuando encuentre algo adecuado para ella- se levanta de su asiento.

-Bueno, al parecer la convencerás de otra manera… no importa el método que uses, sé que serás muy eficiente, ahora puedo contar contigo y no dudes en pedirme ayuda en lo que desees, te deseo éxito- los dos hombres se estrechan la mano para despedirse.

-Ok, adiós- Yuri se retira y fuera de la oficina se detiene para cerrar la puerta –Lo siento Layla, sé que no te gustaría saber mis razones para aliarme con tu padre, pero es algo que tengo que hacer- se coloca los lentes de sol que llevaba en la mano y camina por el pasillo retirándose del edificio…

Fin del Flash back

-o-0-o-

*Muchas cosas han pasado en estas últimas semanas, es por eso que estoy aquí… lejos de mi hogar y con personas que jamás he visto en mi vida… cómo extraño Kaleido, sinceramente no hay nada como mi querido escenario, si tan sólo hubiese sabido lo que planeaba mi padre y Yuri quizás hubiese sido diferente… ¿o tal vez no? Quien sabe…*

Flash Back

La obra la sirenita estaba en sus últimas presentaciones, después de terminar con la obra, todos tendrían unas merecidas vacaciones de dos semanas por mantenimiento del escenario y luego volverían con tan sólo una semana para poder practicar para la nueva obra que estrenarían, la cual, aún no habían repartido los papeles, ya que no sabían qué obra presentarían.
Por otra parte, Layla seguía distante con Yuri y lo hacía para poder mantener la concentración en su actuación, el único momento en que se veían, era en los entrenamientos, a pesar que en la obra, no necesitaron practicar juntos, ya que en la mayoría de las escenas actuaban por separado.

-¡Layla!- Yuri le gritaba a su compañera, que se encontraba al fondo del pasillo haciendo que ella se dé vuelta para verlo, él joven al notar que ella lo esperaba, corre para alcanzarla.

-¿Necesitas algo?- le pregunta al verlo llegar donde estaba ella.

-Sólo preguntarte ¿Qué harás en tus vacaciones?-

-Supongo que entrenar en mi casa, como siempre ¿Por qué?- le pregunta extrañada.

Yuri trata de encontrar una respuesta coherente –Porque pensaba que te irías de viaje o algo por el estilo- le dice un tanto nervioso.

-De todos modos no te tiene porqué interesar que yo me vaya de viaje o lo que haga con mi tiempo libre- cruza los bazos

-Oh es que pensé que podríamos salir a algún lado o tal vez…-

-Por supuesto que no- le responde interrumpiendo al joven acróbata –Lo que menos necesito es pasar tiempo con él- pensaba.

-Layla, baja la guardia, no tienes porqué tratarme así, sólo era una invitación amistosa- le sonríe.

-Pierdes el tiempo… iré a entrenar a mi casa, Adiós- ella se retira abriendo las puertas del gimnasio de entrenamiento del Kaleido.

-Por lo menos me aseguré de que no tiene planes…-pensaba mientras sacaba su teléfono para llamar –Hola, ¿Recuerdas lo que hablamos hace unas horas atrás?… bueno, ella estará en la ciudad y no te preocupes, yo la convenceré para que vaya y participe en el rodaje- una sonrisa se dibuja en su rostro.

Al parecer ya estaba todo acordado y lo único que le faltaba por hacer, era convencer a Layla de que participe de aquella película, lo cual sería una verdadera odisea por ello decide hablar con Kalos y convencerlo de darle un pequeño "descanso" a la exigente estrella principal.

Fin del flash back

*En ese entonces, de lo único que estaba preocupada, era en mantener a Yuri alejado de mí, sin darme cuenta de que lo trataba muy mal. Odiaba que me haga invitaciones o que intentará hablarme para estar cerca de mí, ya que todo lo que yo necesitaba, era evitarlo, quizás, el pasar menos tiempo con él era lo mejor para poder destruir este extraño sentimiento que siento hacia Yuri, pero todo era parte de su plan, mantenerme en la ciudad para que conversara con el director de esta película…*

Flash back

-Kalos, he estado observando a Layla y creo que está un poco cansada ¿No crees? Quizás hasta un poco estresada- se coloca las manos en los bolsillos.

-La verdad es que no me he dado cuenta, pero supongo que al ser su compañero te percataste rápidamente- deja unos papeles que tenía en sus manos para ponerle atención al rubio.

-Creo que necesita un recesó largo para que vuelva con más energías a Kaleido-

-Bueno, es por eso que tendrán dos semanas para que descansen y se diviertan un poco-

-Ese es el problema, Layla aun estando de vacaciones no se distrae, creo que deberías hacer algo, tal vez pueda afectar en su interpretación-

-Puede ser que eso es lo que esté afectando en ella, ya que en esta última obra le costó mucho caracterizar a su personaje… tu como su compañero de actuación ¿Sugieres algo?-

-He estado pensando un poco sobre el tema… dime algo ¿Ya elegiste la próxima obra?- le pregunta

-Estamos en eso Pero a no viene al caso ¿O sí?- frunce el ceño al no entender a lo que iba Yuri

-Claro que si, tal vez la única manera de hacer que Layla descanse, es que ella no obtenga un papel, sin embargo nunca accederá a no actuar en alguna obra, por eso he pensado en que se le dé un rol secundario, Layla jamás aceptaría uno así…-

-¿Estás loco? ¿Un rol secundario a una estrella principal?- comienza a molestarse.

-Te recuerdo que Layla no es la única estrella principal… yo como su compañero igual puedo interpretar personajes principales- le dice en un tono calmado.

-Tienes razón, pero ¿Qué historia piensas que sea la adecuada como para que tu actúes sin que se necesite la presencia de Layla?-

-¿Qué te parece si interpreto a un dios griego? Tal vez alguna adaptación donde no haya ninguna princesa, doncella o plebeya que rescatar- ríe

-¿Dices que estrenemos una obra sin romance?- frunce el ceño

-Exacto…-

-Es algo innovador, puesto que siempre utilizamos drama y romance- se acaricia la barbilla pensando en la propuesta -¿Qué dios quieres interpretar?- alza una ceja.

-En realidad es un semi-dios, el hijo del dios Zeus con la humana Alcmena, estoy hablando de Hércules, como se le llama en la mitología romana, o bien, Heracles, como se le llama en la mitología griega. Pensaba que la historia que podríamos mostrar sea caracterizar a este personaje con sus distintas aventuras, así no se necesita la ayuda de Layla- sonríe al ver la cara de Kalos, la cual mostraba interés en la propuesta.

-Me agrada tu idea, pero lo tengo que hablar con el director y el productor de la obra… conversamos más tarde en la reunión que tendremos con ellos…-

Fin del Flash Back

*¿Cómo podía imaginarme que Kalos iba a aceptar ayudar a Yuri con su plan?, realmente odio que hagan este tipo de cosas a mis espaldas, es como si creyeran que soy un objeto con el que se puede hacer lo que quiera, pero están muy equivocados. Hubiésemos evitado todo esto, si mi padre hubiera hablado conmigo directamente…*

Flash back

-¿Qué necesitas?- pregunta el señor Hamilton contestando a su secretaria que lo llamaba por teléfono.

-Su hija está aquí- le contesta la señorita

-Hágala pasar, ¿Qué espera?- le ordena.

-Muy bien- la mujer cuelga y de inmediato la puerta de la oficina se abre para dejar pasar a la elegante joven rubia.

-Padre, ¿Para qué me necesitabas?- pregunta extrañada, ya que su padre nunca la citaba para que vaya a su trabajo.

-Hija, tengo que salir de viaje por un par de semanas, no alcanzaré a ir a nuestra casa, es por eso que quiero salir a cenar contigo antes de partir a Tokio- él se levanta de su silla para llegar hasta donde estaba parada su hija.

-¿Tokio?- se sorprende

-Sí, comenzaremos a construir un par de hoteles allá- se acomoda la corbata

-Oh, me parece bien- sonríe tristemente.

-Vamos Layla- su padre le indica el camino tomando su hombro y en ese instante comienza a sonar nuevamente el teléfono.

-¿No contestaras?- le pregunta dándose vuelta para mirar el escritorio.

-No, tal vez es la secretaría, y si no es ella, es mejor que dejemos a la contestadora hacer su trabajo- sonríe y comienza a sonar el tono que indica que la contestadora está grabando el mensaje.

-Señor Hamilton, yo está todo listo…-

-¿Yuri?- pregunta Layla al escuchar la voz del rubio y frunce el ceño

-Vámonos Layla- la toma del brazo para dirigirla a la puerta, pero ella lo detiene.

-Espera, quiero escuchar lo que dice…- se acerca y coloca atención

-Tengo el papel principal en la próxima obra, está mañana hable con Kalos y esta tarde, el director y el productor decidieron tomar una idea que le di… eso quiere decir que Layla obtendrá un papel secundario y sabemos que a ella no le gustan esos papeles, ya que no representan ningún reto para ella, por este motivo no creemos que participe de esta producción, así tendrá el tiempo libre como para la audición de la película… ya he hablado con algunos contactos y encantados recibirán a la famosa acróbata Layla Hamilton en su rodaje, sólo hay que hacer que ella asista… bueno, el crédito no me lo llevo solo, ya que Kalos me ayudó a obtener el protagónico de la próxima producción. Eso es todo por ahora- después de lo que había dicho, corta y Layla queda en silencio.

-Layla…- la llama con su voz grabe

-¿Qué es lo que hicieron a mis espaldas?- pregunta fríamente sin mirar a su padre.

-Simplemente me estoy encargando de asegurar tu futuro, ya te lo he dicho- no le da importancia al tema.

-Sí, pero no tenías motivos para recurrir a la ayuda de Yuri Killian, con tan sólo pedírmelo bastaba- se da vuelta para encararlo.

-Ya lo había hecho y mi intención no era insistirte para que no te sientas presionada-

-Está bien… participaré en el rodaje de esa película. Lo único que te pediré, es que nunca más vuelvas a usar a Yuri para hacer cosas como estas, sólo tienes que hablar conmigo y yo haré lo que tú me pidas…- le dice con una expresión de desilusión, pero con mucho enojo por dentro.

-Está bien, puede ser que haya cometido un error, lo siento… ahora vamos a cenar antes que se me haga tarde- los dos caminan para irse rápidamente.

Fin del flash back

*En el momento que escuché la voz de Yuri por ese teléfono, supe de inmediato que algo tramaban y estaba en lo correcto, sinceramente me dolió mucho lo que hicieron y más aún al enterarme de que no iba a participar en la obra de Kaleido, después de tres años actuado como protagonista de todas las obras estrenadas… eso era realmente un insulto para mí y sé perfectamente que mi padre no le interesaba lo que yo opinaba, simplemente me dijo "lo siento" para intentar enmendar sus errores y tapándolos no dándole importancia. En ese minuto estaba cegada por la rabia y necesitaba desquitarme con alguien, por supuesto, mi padre no era el indicado, es por eso que tenía que hablar con Yuri para saldar cuentas…*

Flash back

La cena había terminado y Layla prácticamente no había hablado nada…

-Adiós hija- su padre le da un beso en la mejilla y se sube a un automóvil de la compañía Hamilton que lo había ido a buscar para llevarlo al aeropuerto –Mi chofer te llevará a casa- indica hacia el lugar donde se había estacionado su auto.

-Ok, te deseo éxito- le dice cortantemente.

-Y yo también a ti… espero que salga todo bien en el rodaje- le sonríe y le hace una seña al conductor para que se fueran.

El chofer se acerca a la joven –Señorita, ¿Quiere irse de inmediato?- le pregunta amablemente

-Sí, pero necesito que me lleves a otro lugar- el hombre le abre la puerta y ella se sube

-Como usted diga…-

Los minutos pasan hasta que al final llegan al lugar y ella hace que el chofer se detenga –Espéreme aquí por favor- le ordena

-Aquí estaré- ella camina hacia un departamento y mira hacia arriba

-Hace mucho tiempo que no venía por aquí, pero la situación lo amerita- pensaba mientras caminaba hacia el conserje. –Buenas noches, ¿Se encontrará Yuri Killian en su departamento?-

-Él acaba de salir, no avisó dónde fue, ni a qué hora volvería- le contesta el hombre

-Bueno, muchas gracias- ella se retira y se sube nuevamente al auto.

-¿Dónde quiere ir ahora?- le pregunta viéndola por el espejo retrovisor.

-Avance por esta misma calle, yo le diré donde quiero que se detenga-

-Como usted diga señorita- el chofer empieza a avanzar.

-Sé perfectamente dónde puede estar, si no es en su departamento, estaría en mi casa practicando, pero conociendo a mi padre, él ya le advirtió que me he enterado de todo y se escondió como un cobarde… aunque él sabe que conozco dónde queda su lugar secreto, él estará ahí de igual forma, puesto que no se imagina que iré hasta ese lugar a buscarlo- pensaba mientras se acercaban cada vez más al lugar.

-Ok, en la esquina de allá te detienes- ella le indica al hombre. Él se detiene y Layla se baja –Te puedes retirar a casa, cuando yo te llame, vienes por mí- le ordena...

-Pero señorita Layla, su padre mi dijo que…-

-Mi padre no se tiene porqué enterar de que usted me trajo hasta aquí…- ella lo interrumpe y camina hacia el lugar mientras veía que el chofer se iba. La joven rubia comienza a pasar entre las ramas y matorrales que había antes de la pequeña entrada de mar calmo, hasta que en un punto se detiene al escuchar voces…

-¿Quién se imaginaría encontrar a la estrellita de Kaleido en un lugar como este?- varios hombres reían y Layla observaba la escena con temor, viendo como varios hombres sostenían a Yuri y uno de ellos le hablaba

-Déjenme en paz, les daré lo que quieran, pero ni tienen porqué golpearme o sujetarme, no hay lugar para escapar…- les decía el joven rubio.

-Si, por supuesto… pero aún me faltan algunos hombres por llegar y quiero que te vean rendido ante mis pies- todos se ríen y Layla se da cuenta que es peligroso que esté ella ahí, ya que llegarían más.

-Iré a la policía…- pensaba mientras caminaba despacio hacia atrás hasta que repentinamente choca de espalda con algo. Pasan pocos segundos y ya estaba las manos de dos hombres sujetándola de cada lado y haciendo que avance en dirección a donde estaban los demás.

-Mira lo que encontré antes de llegar aquí- el joven le dice al muchacho que estaba hablando con Yuri hace un momento atrás, mientras sostenían de las dos muñecas de ella.

-¿Layla…?- susurra Yuri

El líder se acerca a la joven reconociéndola de inmediato -Pero si eres Layla Hamilton… Ahora lo comprendo todo….- dice mirando a Yuri que estaba a su espalda y a Layla que estaba frente a él -…Este es el lugar secreto donde se junta la famosa pareja de acróbatas- ríe a carcajadas –Siempre hay rumores de que está pareja de estrellas del escenario Kaleido, están amorosamente juntos, pero jamás me imagine que era cierto, era obvio que surgiría el amor entre ustedes, por hacer tantas obras románticas y a la vez dramáticas, aunque lo tienen bien escondido… con que este es su lugar secreto…- deduce erróneamente.

-Si quieres te puedes llevar todo lo que desees pero déjala ir- interviene Yuri

-Te equivocas, nosotros no somos delincuentes, tan sólo defendemos lo que es nuestro y este lugar lo encontramos nosotros… aunque veo, que al parecer, ya tiene dueños- ríe

-¿Qué hacemos con ellos?- pregunta alguien del grupo de seis hombres.

-Antes de largarnos de aquí, les contaré una historia desafortunada… yo tenía un sueño… fue hace un par de años atrás cuando decidí audicionar para poder formar parte del fabuloso elenco del escenario Kaleido… - empuña la mano -Cuando me presente todos tenían la esperanza de que yo sea uno de los mejores acróbatas en las audiciones de aquel año, pero no todo era como lo esperaba; el día que llegue a postular, un estúpido y engreído acróbata accidentalmente me empujó, y me caí por las escaleras… me lesione una muñeca y mi rodilla derecha, finalmente, en ese estado no pude entrar a Kaleido y jamás lo podré hacer… es por eso que mi amor por el escenario se volvió en odio, no sólo a las obras que estrenaban, sino que también por su elenco y obviamente, hacia las estrellas principales, ya que no podía participar como el acróbata que era, como ustedes lo hacen en las obras… los odio más aun, sabiendo que el imbécil que ocasionó mi desgracia fue ¡Yuri Killian!- después de gritar su nombre le propina un puñetazo en la mejilla haciendo que salpicará sangre desde un costado de su boca.

-¡Detente!- dice Layla –No puedes culparlo, tu miso dijiste que fue un accidente-

-¡Él fue quien la ocasionó! No creo que haya sido un simple accidente- le dice con furia.

-Por favor, piensa muy bien lo que estás haciendo, puedes perjudicarte a ti mismo- intenta calmarlo.

-¡No te metas en lo que no te importa!- saca un cuchillo que tenía guardado y le hace un corte a Yuri a la altura de su oblicuo izquierdo, haciendo que Yuri deje salir un quejido de dolor.

-¿Qué haces hermano? Mejor dejemos esto así, antes de que nos metamos en más problemas…vámonos- le aconseja uno de sus amigos

-Muy bien, quítenles sus celulares para que no llamen a la policía mientras huimos- ellos obedecen y le sacan los teléfonos a los dos, dejando a Yuri recostado en la arena y a Layla sentada a un lado de él –Espero que la suerte siempre esté de su lado estúpidos enamorados, ojalá logren salir de esto…- les dice con rabia -¡Chicos!- les habla a sus compañeros –Despídanse de los "trágicos amantes" de Kaleido- se ríe maliciosamente y todos salen corriendo.

Después de ver que ellos se habían alejado, Layla mira a su compañero quien se encontraba tirado en la arena -Yuri…- Layla se acerca gateando hasta su compañero –Déjame ver la herida- le pide al ver que Yuri se la cubría con su mano izquierda.

-No tiene sentido que la veas, no creo que se cure fácilmente- susurra.

-Quiero ver qué tan grave es, quizás puedas caminar hasta un lugar donde nos puedan auxiliar- le dice intentando sacar la mano ensangrentada de Yuri.

-No Layla, creo que es más grave de lo que crees- ella abre los ojos asustada y lo mira con preocupación –No intentes mirar, será peor para los dos, ya que no puedes hacer nada para sanarme… lo único en lo que pienso, es en no haber hecho muchas cosas que debía haber realizado en mi vida…- murmura

-Iré por ayuda, debes resistir- ella intenta levantarse pero él la detiene jalándola de su brazo, con la mano izquierda, y dejándola muy cerca de él.

-Si tengo que morir en este minuto, me gustaría hacerlo a tu lado… no te vayas…- le pide.

-¿Qué dices?...- frunce el ceño y lo mira con temor.

-Layla, acércate te diré algo al oído- ella le obedece y lentamente acerca su rostro, pero Yuri agarra a Layla desde la nuca y hace que sus labios se junten a los de ella. Sorprendentemente, Layla no lucha para apartarlo, sino que le responde un largo rato, hasta que decide separarse lentamente de él.

-Tú no te puedes morir…- le dice mirándolo a los ojos.

-Después de esto… no, creo que lo haga- le habla con su voz normal, sonrie, se sienta y se quita la mano de su abdomen dejando que ella vea la herida

-¡Es sólo un rasguño!- le dice enojada.

-Tampoco exageres… no es tan grave como te hice creer, pero sobreviviré- le sonrie victorioso.

-¡Eres un estúpido!- se levanta enojada para retirarse

-¡Layla! No me dejes tirado, la herida no es mortal, pero aún sigo herido y necesito ayuda para caminar-

-Si te crees tan astuto como para engañarme de este modo, también debes serlo para arreglártelas solo- camina furiosa hasta llegar al lugar donde Yuri estacionó su automóvil la primera vez que fueron a ese lugar, se detiene y queda mirando hacia el suelo, en ese momento levanta su mano y con la punta de sus dedos se toca sus labios y una pequeña sonrisa se esboza en su rostro.

Fin del Flash back

*Yuri fue un estúpido al hacerme creer que estaba gravemente herido, realmente pensé que ya no lo vería nunca más y temía que algo le sucedería… ¿Morir en ese lugar?, no podía permitirlo, no quería resignarme a quedarme sin su compañía, sin su presencia que aunque yo lo evitara o lo ignore, siempre sabía que él estaba a mi lado. Ese fue el momento más angustiante que he pasado desde que mi madre enfermo.
Cuando me pidió que no intentara ver la herida, lo único que quería era abrazarlo para que sepa lo que siento por él, ¿Y quién sabe?... quizás se lo hice saber al responderle aquel beso...
La verdad es que no entiendo por qué él me hace cosas así, me hace pensar en que cree que soy reto para él, una conquista difícil… no permitiré que lo haga, conmigo no se juega*

Flash back

-¡Layla! Vuelve por favor…- le rogaba desde donde él estaba sentado, ella camina lentamente para tomar de su mano y levantarlo bruscamente.

-Sé que te engañe, pero no es necesario que me trates así…- le dice arrugando la nariz por el dolor y dejado caer su brazo derecho sobre los hombros de Layla para sujetarse de ella.

-No te mereces otro trato… sé lo que hiciste para dejarme fuera de la obra y haga esa película…- caminan poco a poco.

-Layla… perdón, sólo era un favor que le hacía a tu padre-

-Prefiero que me digan las cosas a la cara y lo sabes…-

-Te prometo que nunca más haré algo así y te lo diré directamente ¿Bueno?-

-Está bien, pero de igual modo tendré que ir a esa película, ya que mi padre lo pidió-

-Me encargue de conseguir un rodaje de acción, donde tendrás que ocupar acrobacias- sonríe –Sé que no te aburrirás… aunque-

-¿Aunque… qué?-

-El rodaje será fuera de Estados Unidos y durará un tiempo hacerlo-

-¡¿Qué?!-

-Lo harán en varios países de Europa…-

Fin del flash back

*En ese momento intentaba solucionar nuestras diferencias, pero fue imposible, ya que cada cosa que él decía lo empeoraba todo.
Después de encontrar a alguien que nos ayude, se lo llevaron al hospital y le colocaron algunos puntos para cerrar la herida, eso no interferiría en la obra que protagonizaría, puesto que sanaría pronto… yo me fui a mi casa después de asegurarme que estaba a salvo en su departamento, después de todo igual me preocupaba su estado, sin embargo aún no logro perdonarlo.
Como siempre, no solucionamos nada y esto quedará así como está, mientras que poco a poco volveremos a ser los mismos de siempre, entre entrenamientos, reuniones y compartir tanto tiempo juntos como lo hacíamos antes y así, no creo que pueda estar enojada con él, el trabajo es trabajo ¿O no?… por ahora terminare de hacer esta película y volveré a Kaleido, que es lo que más deseo por ahora…*


N.A: Hola, perdón por la tardanza es que no había tenido tiempo de escribir un capítulo. Espero que les guste =)
Aun no sé cuando haga una nueva actualización, sólo tienen que estar atentos a mi facebook: SanLay Cvrt

Saludos