Hola! e.e eh, bueno... hola XD

La trama esta basada en Are you Alice? un manga que me gusta mucho!

Pero!...poco a poco va ir cambiando la trama (todo lo que mi mente fujoshi lo permita XD).

Are you Alice y Hetalia no me pertenecen... son de sus respectivos autores.

Haber si saben quien es Alice!

...

...

Que empieze!


Un chico de tez blanca y cabellos rubios salia del bosque con dificultad; caminando sin saber a donde se topo con un cartel grande fosforecente, que estaba completamente fuera de lugar en ese espantoso bosque. El chico lo escrutino con sus ojos color cielo.

Tenia un gran conejo rosado chillon con guantes blancos y una sonrisa tonta como protagonista, habia arcoiris a su alrededor junto con corazones morados y florecillas con cara, en grande y con una tipografia muy empalagosa estaba la frase que tanto esperaba y al mismo tiempo no queria encontrar.

"¡Bienvenido al pais de las Maravillas!"

-...- se quedo callado mirando fijamente el cartel, incapaz de decir palabras, mientras metia sus manos en los bolsillos de su pantalon blanco perla -Pero que cartel tan mal hecho- fue lo unico que dijo intentando fingir una sonrisa para si mismo.

Miro, al lado del cartel se veia un camino ancho y rodeado de bosque, suspiro, tenia que seguir caminando, si no... adonde mas iria?

Fue directo hacia el camino, sin pensar que habia movido una serie de extraños hilos que cambiarian el destino de su historia.


-Otra vez ha llegado tarde- murmuraba enojada una voz, rompiendo el silencio del salon principal del palacio -pero era de esperarse, siempre ha sido asi; lo sabes Sota de Corazones, si no llega morira decapitado- le decia a un joven que parado junto a el, le hacia compañia.

Aquel joven tenia la piel blanca, al igual que su inusual cabello albino, que contrastaba con sus potentes ojos carmesi , tan terrorificos y suaves a la vez; tenia tomada una espada plateada y de metal precioso entre las manos con una cruz en la empuñadura, similar a la que colgaba de su cuello, muy cerca de su boca, que mantenia apretada firmemente.

La Sota asintio sin decir palabra mientras con la mirada pedia mas tiempo para que el invitado llegara.

En ese mismo momento se abrieron las puertas del salon sin pedir permiso, mientras dejaban ver a un joven que llegaba a situarse en frente del trono que estaba en frente de la sala.

Ese joven tenia una piel morena canela, su cabello negro y lacio resplandecia con la escasa luz del salon y sus ojos del color de la noche estaban ocultos bajo el sombrero de copa que traia puesto.

-Tan puntual como siempre Mad Hatter - susurro una sombra que sentada en un trono miraba al recien llegado, con un pequeño deje de sonrisa en su voz.

-Tu me llamaste- le gruño el moreno completamente hastiado incandose para hacer reverencia -y justo a la hora del te! un momento muy imprecindible...- decia mirando un reloj de bolsillo, que estaba siempre en la pocision de la seis de la tarde... siempre.

-Pero esto es mucho mas importante- le musito con una risa falsa -ya ha llegado Alice- le dijo en tono confidencial.

El sombrerero arqueo una ceja, sonriendo para si; ¿Conque, para eso lo llamaba?

-Espero que cumplas con tu trabajo- le dijo entre susurros nuevamente la voz -con tu trato, quiero decir-

-Has parado mi tiempo para eso, no?- le pregunto socarronamente.

Aquella persona asintio -No pasara mucho para que salga del hoyo...mis esperanzas estan puestas en ti-

-Todo se hara como usted desee- le dijo Mad Hatter tomando un modo mas formal, tenia que seguir el juego a la perfeccion -por favor deme la siguiente orden...Reina de Corazones-

Una sonrisa se extendio por la cara del extraño -sigue al conejo blanco...-


-Me pregunto si estara aqui...- murmuro el joven rubio mirando hacia arriba -lo que estoy buscando-

Se encontraba en una plaza de la ciudad a la que habia llegado; a su alrededor habia mucha gente danzando, comprando, riendo y hablando fuertemente; los niños corrian con globos en las manos, persiguiendose entre si.
Habia carteles de bienvenida por todos lados pero...¿para quien?

-En serio?- decia una mujer regordeta

-No lo creo!- gritaba un hombre larguirucho

Todos hablaban muy alto...demasiado. No lo soportaba, se estaba volviendo molesto, irritante. Habia demasiada gente.

Entre tanto tumulto alguien con un sombrero de copa habia chocado con el tratando de pasar.

-Oh.. lo lamento- se disculpo el chico rubio volteandose para ver al del sombrero.

Pero ahi no habia nadie.

-Alice...- llamó una voz interrumpiendo sus pensamientos, al mismo tiempo que una mano lo agarraba y lo jalaba hacia alguna otra parte.

-Hey!- decia el chico mientras esa mano lo jalaba entre la multitud, cada vez mas rapido.

De repente la mano lo paro en seco, justo a poco sentimetros de la cara de su dueño -Estas bien?- le mumuro este con una sonrisa.

El hombre que estaba en frente era rubio al igual que epero con el cabello ligeramente ondulado, tambien tenia ojos azules que lo miraban picaros y una pequeña barba de tres dias.

-El desfile va a empezar pronto, seria peligroso si te quedaras ahi- le dijo todavia muy cerca de el.

Se aparto bruscamente del hombre, y noto que aquel sujeto tenia cola y orejas de gato, intento pasa eso por alto.

-Gracias por preocuparte- le dijo.

Pero el hombre atrapo su mano entre las suyas y le dio un lijero beso en ellas.

-Bienvenido a Wonderland...mon´amour Alice- dijo mirandolo.

Alice.

El chico aparto muy bruscamente su mano.

-Lo siento, pero ese no es mi nombre... te habes equivocado de persona- le murmuro mirando al hombre con deconfianza.

El hombre suspiro encogiendose de hombros -Que problema! Hay muchas personas en el mundo que odian sus nombres..pero esta es la primera vez que veo que alguien lo niega-

El chico suspiro, todavia desconfiado.

-Che...como sabes mi nombre?-le pregunto.

-Acaso detecto un acento argentino?- pregunto el hombre con una sonrisa.

-Respondeme- le gruño, pero afirmando con la cabeza

-Eso no importa- dijo aludiendo la pregunta -ese es el nombre que te dieron cuando naciste..cierto...Alice?-

El chico lo miro fijamente, sorprendido.

El hombre se llevo una mano a la boca -Ah..he dado en el clavo!-

-Callate- le dijo el chico -es que no me llamo asi, yo soy...y que pasa si yo fuera Alice?- dudaba, se oia en su voz.

-Es cierto- murmuro el hombre con uuna pequeña sonrisa mientras daba vueltas alrededro de el -puede ser un nombre ambiguo...Alice-

Sentia miradas atras de el, obvservandole detenidamente, bastante incomodo, tal vez si volteaba...

-No te voltees- le musito el hombre rubio, despues cambio su actitud y le dijo mas alegre -si hay algun lugar a donde quieras ir yo te llevare! Eres el primero, asi que recibiras una bienvenida especial!-

El chico no volteo -¿Quien eres?- le pregunto al hombre.

A lo que el hombre respodio -Solo soy un gato, nada mas y nada menos-


-Las personas que han perdido sus sueños no tienen un lugar a donde ir- musitaba llorosamente una voz muy quedamente -la cosa que estas buscando no la encontraras en Wonderland-

La voz provenia de un chico que miraba incado al lado de una silla a una niñita que estaba sentada en ella, muy palida y ojerosa, pero aun conservaba la belleza de la juventud con sus largos cabellos rubios ondulados y sus largas y profundas pestañas que cubrian unos delicados ojos azul zafiro; parecia una muñeca con aquel traje azul con delantal blanco y moño a juego...una muñeca de porcelana demacrada.

El chico que lloraba era castaño cobrizo y lacio que caia en su cara, en sus ojos color oliva que tenian lagrimas transparentes, de su cabello sobresalia un rulito del lado derecho de su cabeza; tenia un traje negro estilo militar, con una espada atada a su cintura y unas largas botas.

-Por eso Marianne...- seguia el chico -voy a cumplir tu sueño...lo prometo-

En el centro de aquel cuarto resono el juramento en la oscuridad.


Este ha sido el primer capitulo del Fic.

Espero que les haya gustado!

Merezco reviews?

Matta nee!