|Disclaimer: Merlín no me pertenece, si no hubiese cambiado muchas cosas. Aún así es genial.


.

• Alguna vez Fue •

.


/

Decir que ella "cambió" es como estar negando la realidad. Ella no es la Morgana que alguna vez Camelot conoció. Ella es otra persona totalmente diferente. Porque no simplemente cambió, ella se transformó. Ahora sólo quedan tristes recuerdos de lo que alguna vez fue. Es extraño e increíble cuando intentas recordar a aquella noble protegida que conociste hace tiempo. Hermosa, dulce, amable, fuerte y por sobre todo, una valiosa amiga con quien contar. Cuesta creer que alguien con esa despiadada belleza, esa mirada llena de odio y ansias de poder y esa sonrisa tan malvada pudiese tener esas virtudes.

No, es verdad. Ella fue así alguna vez. Tú la admiraste y la quisiste y la consideraste una gran amiga. Eso no tiene forma de negarse, pero ahora... ahora no sabes lo que sientes. Tal vez alguna vez sentiste impotencia, al ver como ella se te escapaba de las manos y se acercaba más y más en ese camino de odio. Y no pudiste hacer nada para salvarla.

Desesperación, precisamente por no tener forma de salvarla. Desperación por que no hubo otro camino más que sacrificar a la que entonces todavía considerabas una buena amiga en pos del destino de Camelot. Al final no tuviste la firmeza y mira en lo que resultó. Alguna vez sentiste dolor, cuando ella no dudó en destruir sus amistades y abandonarse al camino del odio, de destrucción y el ansia de poder. Cuesta creer que haya preferido esos sentimientos a las irreemplazables amistades tan valiosas como la de Arthur o Gwen.

Y ahora, sientes tristeza. Simplemente tristeza. Probablemente algún día desaparezca o se transforme en otra cosa que ahora mismo no puedes adivinar. Pero definitivamente no será odio. Jamás podrías odiarla. Ahora sólo hay tristeza mientras ves esa sombra tan pobre de lo que alguna vez fue la honorable Morgana. Aquella Morgana con el fuerte deseo de dejar de tener miedo, de simplemente ser ella misma tal y cómo es y no avergonzarse de haber nacido con magia.

Tristeza al ver como todos esos deseos se desvanecieron en rencor contra los Pendragon y todos sus aliados, en esas ansias casi enfermas por el trono de Camelot y un reino lleno de maldad y miseria. Está tan sola, tan perdida, con el dolor, el odio, la desesperación y la codicia con sus únicos acompañantes. Los únicos a los que no ha tratado de destruir. Mira en lo que terminó esa chica con magia, aterrada de vivir bajo la mirada de aquel que juró destruir para siempre la magia en su reino.


C'est fini


»Nota de Autor:

Ehh, gracias por leer si es que llegaste hasta aquí... XD No es la primera vez que escribo por acá, pero sólo había publicado un Drabble hace casi tres años. Esta es mi segunda historia. No sé qué tal quedó, pero al menos ya liberé esos pensamientos que me había estado guardando en la cabeza con toda esta situación de la traición de Morgana y sobre las veces que Merlín tuvo que enfrentarse a ella... Espero haber captado más o menos bien lo que pensaba Merlín. Entender a las personas y los sentimientos no es algo que me vaya muy bien :(

Leon,
Domingo 13 de enero de 2013.