Los personajes de Yû Yû Hakusho no me pertenecen son propiedad de Yoshihiro Togashi, menos mis personajes inventados: Mio, Hiroki, Keita, Noa, Koji, Ren y Mint.


Capítulo uno: La misión.

Empezó a sonar el horrible sonido del despertador. Mio intentó a pagarlo con la mano, pero no lograba encontrarlo. Al cabo de un rato, se dio por vencida, se levantó de la cama, perezosa y apagó el despertador. Eran más de las siete de la mañana y no se oía ningún ruido en la casa.

La chica se vistió y bajó despacio la escalares. Entró en el salón y se encontró la misma escena de todas las mañanas: sin misiones. Su mejor amigo, Keita y su primo, Hiroki, estaban jugando a la consola y no se percataron de la presencia de la morena.

"¡Hombres…! ¡Siempre pensando en la lucha! Bueno, yo no soy quien para pensar eso…" se le formo una sonrisa de medio lado en la boca.

Ella, como siempre, se sentó en el sofá, observando la escena. Keita no paraba de perder y Hiroki se lo estaba pasando genial con sus quejas.

Por la puerta entro una chica más bajita, de pelo castaño claro que le llega por la cintura y unos ojos verdes intensos, parecidos a esmeraldas:

-Buenos días Noa-chan –saludó a la recién llegada.

-Buenos días~ -bostezó-¿Aún siguen jugando a ese juego? –le preguntó, mientras se acomodaba alado de la morena y apoyaba la cabeza en su hombro.

"¡Que mona~! Adoro las mañanas como estas" pensó feliz Kozuki.

-Sí. No entiendo como no se casan de ese juego. Llevan con el más de dos años…-es interrumpida por la las quejas de Keita.

-¡YA TE VALE HIROKI! ¡POR UNA VEZ ME PODIAS DEJAR GANAR! –gritó desesperado el chico.

-Aprende a jugar bien y me ganarás. Aun te queda mucho por aprender pequeño saltamontes. –le contesto el peli rojo al chico, con una sonrisa de superioridad en la cara.

Nada más decirlo se levantó del suelo y apagó la consola. Al girarse se encontró con su prima y la hermana pequeña la de Keita sentadas en el sofá.

-Ah! ¡Buenos días Mio! - saludó el peli rojo.

-Buenos días a los dos.

Keita se levantó y se dirigió hacia a su hermana pequeña. Ésta estaba totalmente dormida, hasta que una voz le despertó:

-El desayuno ya está listo. –dijo la voz desde la cocina.

El castaño intentó levantar a su hermana, pero la chica por acto reflejo le dio un buen golpe en la cara.

Ella abrió los ojos y se encontró a un dolorido Keita:

-Lo siento Ni-san –dijo mientras se frota los ojos.

Tanto Mio como Hiroki, vieron toda las escena y jurarían que la chica estaba sonriendo después de propinarle el golpe a su hermano.

-No pasa nada, casi no me dolió –le dijo a su hermana. Era más que obvio que le dolía, ya que no paraba de frotarse la cara.

"¡Carai! ¡Cuánta fuerza tiene mi queridísima~ hermanita!" Pensó el chico.

Una vez en la cocina cada uno se sentó en su sitio. Como todas las mañanas encima de la mesa se encontraban siete tazas y un montón de platos con galletas caseras de diferentes sabores, aunque la mayor parte de ellas eran de chocolate.

Empezaron a desayunar tranquilamente, cuando al cabo de un rato comenzaron a escuchar unos ruidos y golpes en la planta de arriba, que indicaban que Ren y Mint ya estaba despiertos.

En menos de un minuto por la puerta entraban las dos personas más escandalosas de la casa:

-¡Buenos días gente!- gritó Ren, con una gran sonrisa en la cara.

-Buenos días- saludó Mint, mientras se dirigía "tranquilamente" al lado de Mio su mejor amiga.

-Buenos días- respondieron los que estaban sentados en la mesa.

El último en llegar fue Koji, que entró aun adormilado y se sentó al lado de Hiroki, su hermano mayor.

-Buenos días~- saludó el recién llegado, mientras ponía la mano delante la boca a la vez que bostezaba.

-Buenos días- repitieron otra vez los presentes.

"Ahora que lo pienso… Siempre me hizo gracia; vivimos en Japón y desayunamos leche con galletas. Bueno la mayor parte de nosotros no nacimos en Japón, pero nuestros padres sí. Yo por ejemplo nací en España y allí es normal desayunar leche con galleas. El resto también nació en el extranjero, excepto Ren y Mint. " Pensó Mio, mientras cogía una galleta de chocolate.

Al cabo de un rato en silencio, ya que todos estaban concentrados en conseguir las galletas de chocolate, antes de que desapareciesen de la mesa, surgió la misma pregunta de todas las mañanas sin misiones:

-¿Hoy habrá alguna misión?- pregunto Keita a la vez que se metía dos galletas chocolate en la boca.

-Espero que sí, tengo muchas ganas de ir a una- dijo Mint, mientras le robaba la galleta de chocolate a Ren, éste no se enteró de nada.

-Bueno, luego tenéis que ir a dirección- comentó la voz que antes les había indicado que estaba el desayuno preparado.

"Como siempre el sistema informático, hablando cuando nadie le pregunta" pensó la rubia.

-Bien, seguro que es una misión- dijo Keita emocionado.

-Seguro que será una misión larga- dijo Mio pensativa, mientras cogía una galleta de chocolate.

-¿Cómo lo sabes?- le pregunta Ren.

-Si fuese una misión corta no nos hubieran dado un día de descanso- contestó la morena.

-Bueno, eso ya lo veremos ahora tenemos que ir a dirección- dijo Mint mientras cogía tres galletas de chocolate y se levantaba de la mesa.

Todos hicieron lo mismo se levantaron y fueron directos al despacho de la directora, pero antes también cogieron algunas galletas para el camino.

Al llegar a secretaria Miku, les atendió:

-Venís a ver a la directora ¿No?- comento con una enorme sonrisa en la cara.

-Si- respondieron todos a la vez.

-Ahora os atiende- entró en el despacho. Al cabo de unos minutos, salió de él:

-Bueno, ya podéis pasar.

Una vez dentro, vieron que la directora que se encontraba leyendo unos informes. Al terminar, levantó la cabeza y miró a sus alumnos.

-Hoy os he llamado para daros una misión de clase A- dijo seria. El grupo se quedó sorprendido, era la primera misión de clase A. Al terminar la pausa, sigue hablando -Tenéis que ir al torneo de la oscuridad que se celebra una vez cada año- se calla.

-¿Eso quiere decir que tenemos que participar en él?- preguntó Hiroki.

-No, solo tenéis que encontrar a una persona, que se escapó de la prisión – hace otra pausa -Tenéis que partir hoy mismo a las 18:45. Os estará esperando un barco que os llevara a dicha isla. Se os dará un informe de dicha persona al salir. Ahora marchaos

-¡SI!- exclamaron todos, al salir cogieron los informes que les entregó Miku.

*En el muelle*

A solo diez minutos de que llegase el barco, todo el equipo ya se encontraba en el embarcadero. Mint no paraba de ir a un lado a otro hasta que se decidió acercarse a Mio:

-Mio, creo que en este viaje podemos encontrar el amor ¿No crees?- le preguntó a la morena. Ésta le miró desconfiada.

"¿Qué trama ahora?" se preguntó la chica.

-¿A qué viene eso Mint?- preguntó molesta.

"Ya se enfadó." pensó la rubia.

-Ah, por nada, solo digo que en esa isla podemos conocer…-le interrumpió la morena.

-Esa isla estará repleta de demonios Mint. – dijo enfadada Mio.

Antes de que continuasen hablando se acercó Koji:

-¿De que estáis hablando?- les preguntó.

-Cosas de chicas- respondió Mint, mientras le da un pequeño golpe en el brazo a la morena.

-Eso parece sospechoso- comentó Hiroki, apoyado en la cabeza de su hermano.

-¡YA LLEGO EL BARCO!- gritó Ren, mientras saltaba de la emoción.

*En el barco*

Cuando subieron al barco cada uno se fue a dejar las cosas a su camarote. Tardarían en llegar un día. Aprovecharían ese día para entrenar en el gimnasio que tenía el barco.

Por la noche cada uno se fue a su respectivo camarote.

Mio estaba a punto de irse a dormir cuando escuchó que la puerta se habría. Antes de que la persona entrase ya sabía que se trataba de Mint:

-¿Qué pasa? ¿Estas nerviosa por llegar?- preguntó a la rubia.

-Nada. Solo es que me aburro mucho. Además, tengo muchas ganas de llegar- dijo emocionada Mint.

-Ya queda muy poco. Llegaremos por la mañana- Comentó la morena mientras se sentaba en la cama.

Estuvieron hablando de muchas cosas y de nuevo salió el tema de encontrar el amor.

Así pasaron parte de la noche. El barco mientras tanto se acerba a la isla, cuyo nombre nadie sabía.


Bueno este el primer capítulo, espero que os haya gustado.

Para el siguiente ya salen los de Yû Yû Hakusho.

Espero vuestro comentarios =3

Nos leemos ^-^