IMPORTANTE: He vuelto a subir el cap porque se me olvido los reviews, hace mucho calor, comprended que se me pire la cabeza.

-Hooooooooooooooooooooooooooooooooooola a todos, hoy toca nuevo capitulo de este fic en el cual veremos los cambios que ha habido tras el ultimo de los time skip que habría el viaje de entrenamiento de Naruto lo que significa además que este es el ultimo cap antes de que Naruto y compañía partan hacia las naciones ninja. En este cap veremos como han cambiado todos, las nuevas habilidades del Uzumaki y cierta cosa que ya iba teniendo ganas de hacer jejejeje. Ahora, en el cap anterior os dije que me mandarais ideas para Akumas no Mi y debo decir que muchas me han gustado mucho y aunque no las vaya a usar ahora es muy probable que las use más adelante, comentaros también que en un principio iba a hacer que Naruto tuviese 4 frutas nuevas tras este time skip pero al final serán 5 ya que tuve una idea que me gusto mucho y quería ver que tal quedaba, espero que os guste cuando la leáis en el cap. Las dos frutas que habéis inventado vosotros serán, redoble de tambor por favor.-

(sonido de redobles)

-La Chi Chi no Mi (Fruta Sangre-Sangre) de Summoner. Dante y la Niju-Niju no Mi de Zafir09 el cual también me sugirió un montón más de frutas pero por el momento esta es la que voy a usar. Felicidades a los y como dije este cap va dedicado a los dos por tan buenas ideas. Os dejo ya cap el cual espero como siempre que os divierta y entretenga, os leo final.-

Demonio/invocación hablando-demonio

Demonio/invocación pensando-(demonio)

Los personajes de Naruto así como sus técnicas y armas no me pertenecen solo lo son las técnicas y armas que cree de manera original, tampoco me pertenecen personajes y técnicas de otras series que utilizare en este fic.

Advertencia: Este capitulo contiene lemon, están advertidos.


Capitulo 8: Entrenamiento Finalizado.

El sol brillaba sobre Amazon Lily, todo marcha con calma en la tranquila isla tropical donde como cada días las amazonas que poblaban las isla entrenaban en la playa sus habilidades de combate. Con seguridad casi cualquier hombre que pudiese dar una ojeada a aquella playa saldría disparado varios metros en el aire por una hemorragia nasal gracias a la visión de las hermosas mujeres que en aquel lugar entrenaban con mucha dedicación y disciplina. Las mujeres que entrenaban en aquel lugar eran increíblemente hermosas, sus muy desarrolladas figuras eran el fruto no solo de la genética sino también del entrenamiento al que llevaban sometiéndose desde muy pequeñas. Entrenaban por parejas, con cada una de ellas portando el arma con el que más a gusto se sintieran ya fueran espadas, hachas, lanzas o utilizando simplemente artes marciales.

Sobre una roca bastante grande se encontraba un de las 3 comandantes de las amazonas, Nelliel Tu Odelschwanck que el día de hoy era quien se encargaba de supervisar los entrenamientos. El resonar del choque entre dos espadas llamó la atención de la peliverde que vio con una sonrisa a las dos chicas que se encontraban en duelo, ya tenían un nivel realmente bueno cuando llegaron hace algunos años pero comparado con el que tenían ahora era cómo comprar un elefante y una hormiga. Las dos espadas chocaban la una contra la otra levantando chispas cada vez que los dos aceros hacían colisión, la hermosa katana de hoja blanca como la nieve se movía rápido tratando de buscar aberturas mientras que la espada corta con un curioso hueco en medio golpeaba con fuerza una vez tras otra.

Las dos mujeres tomaron distancia una de la otra, por un lado se encontraba una hermosa chica de unos 16 o 17 años de edad, de piel oscura, ojos color turquesa y cabello rubio atado en 3 largas coletas, tenia un hermoso rostro con dos pequeñas marcas azules en sus mejillas. La muchacha tenia un cuerpo increible y muy desarrollado, anchas caderas, cintura estrecha, vientre plano y grandes pechos copa D o incluso un poco más grandes. La chica vestía con unas botas blancas con un ligero tacón, unos amplios pantalones blancos y una chaqueta de cuello alto y manga larga que dejaba su vientre al aire .

Del otro lado se encontraba una chica también de unos 16, de cabello negro, por el frente un mechón de cabello cruzaba su rostro mientras que por detrás lo tenia algo largo hasta media espalda, sus ojos negros contrastaban con su piel blanquecina. La chica era un poco más baja que la rubia, era de cuerpo esbelto, de cintura pequeña y pechos un poco más pequeños que la copa C, vestía con las ropas clásicas de su isla natal, un shihakusho negro con un cinto blanco alrededor de su cintura. (La apariencia de Rukia es la que tiene tras el time skip de los 17 meses en Bleach, solo que el con el cabello algo más largo por detrás).

Las dos chicas se pusieron en guardia antes de nuevo lanzarse la una contra la otra haciendo resonar los metales de sus espadas que hacían volar chispas cada vez que se golpeaban entre si.

La peliverde sonreía al verlas entrenar, esas dos siempre entrenaban seriamente, aunque no eran las únicas que lo hacían como demostraban otras dos muchachas que levantaban la arena del suelo mientras entrenaban. La enorme espada se movía con rapidez en manos de la cierta chica de cabellos blancos mientras que una muchacha de cabellos rojos se defendía de esta con una espada de estilo occidental. Las dos chicas eran más o menos igual de altas, la chica peliblanca tenia el cabello corto y recogido en lo alto de su nuca con una liga, sus ojos eran de un bonito color ambar oscuro. Tenia un cuerpo bonito con forma de reloj de arena, cintura estrecha, anchas caderas, hermosas piernas y pechos copa C. Vestía una armadura con detalles en bronce y una capucha de color verde esmeralda, un brazalete en su brazo izquierdo y un pequeño escudo unido a un guantelete de metal en su brazo derecho, usaba ademas una grebas del mismo metal que su armadura. Entre sus manos se encontraba una espada casi tan grande como ella, de hoja ancha con algunos grabados en color verde. (Es la apariencia de Riven con la skin de Exiliada/Redimida)

La pelirroja bloqueaba los embates de la albina mientras soltaba cortes cada vez que veía un hueco para poder atacar, la chica tenia los ojos de color castaño y su largo cabello caía lacio a lo largo de su espalda. Tenía una figura igual de desarrollado que su compañera de entrenamiento aun que sus pechos era algo más grandes rondando la copa D. Vestía con una botas marrones, una falda azul y una armadura con pequeñas hombreras y guanteletes metálicos encima de una camisa negra de manga corta, en su cintura ademas se encontraba un cinturón marrón. (Es la apariencia que tiene tras el Time Skip después de la saga de Tartaros)

Las dos chicas hacían chocar sus espadas con fuerza mientras levantaban la arena del suelo mientras se movían con fuerza no queriendo ceder antes la fuerza de la otra, ambas espadas chocaron con fuerza haciendo que sus metales resonasen mientras las dos chicas se enzarzaban en una batalla de fuerza tratando de derribar a la otra, al final ambas saltaron tomando distancias antes de volver a lanzarse a la carga. De nuevo el sonido de dos espadas chocando entre si llamó la atención de Nel que dirigió su atención a cierto par de hermanas que peleaban entre ellas casi como si estuviesen danzando. Sus katanas se movían con habilidad y elegancia levantaban chispas cada vez que chocaban la una con la otra, ambas estaban bastante parejas aun que por supuesto eso era debido a que la mayor se estaba conteniendo.

Las dos eran muy parecidas, ambas tenían el cabello negro y la piel clara, pero mientras la mayor tenia los ojos de un color rojo carmesí la menos los tenían negros ademas que debido a la diferencia de edad la mayor le sacaba casi una cabeza su hermana menor. La chica de ojos rojos llevaba su cabello largo llegando hasta sus piernas, de figura delgada pero atlética, pechos copa C y una hermosas piernas. Vestía con unos zapatos negros, un vestido negro con falda y sin mangas con un cinturón rojo alrededor de su cintura y unos guantes negros con protectores metálicos rojos, alrededor de cuello llevaba ademas una corbata roja.

La menor de las dos llevaba su cabello cortó el cual en la parte de atrás se separaba en dos pequeñas coletas, era de cuerpo delgado al igual que su hermana, de pechos copa B y cintura pequeña. Vestía muy parecido a su hermana, casi completamente de negros, zapatos, medias, falda y una camisa de manga corta, alrededor de su cintura llevaba un cinturón rojo y en sus menos un par de protectores metálicos también en color rojo. El nombre de la chica era Kurome, hermana menor de Akame.

De pronto un gran fogonazo hizo que muchas de las amazonas tuviesen que tirarse al suelo para no ser cocinadas vivas, las responsables de esto habían sido dos chicas que ahora mismo luchaban con ferocidad entre las llamas de forma sombrosa. Una de ellas de cabello rosado lanzó un puñetazo haciendo que llamas saliesen de su puño, la otra en respuesta saltó y dando una patada apartó las llamas que iban hacia ella. En cuanto la segunda chica, esta de cabello color fucsia, tocó el suelo se lanzó contra la primera, las dos peleaban con ahincó mientras la llamas danzaban a su alrededor.

La chica pelirrosa que luchaba con una gran sonrisa en la cara tenia el cabello medio-cortó y algo erizado llegandole hasta la base de la nuca, ojos de color castaño oscuro y una piel algo tostada. La chica era de estatura media, de cuerpo atlético y en buena forma, con los abdominales un poco marcados y pechos copa C. La chica usaba unas sandalias negras, unos amplios pantalones blancos, un chaleco negro con los bordes de color amarillo , unas vendas para cubrir sus pechos ademas de una bufanda blanca alrededor de su cuello y un curioso colgante con una piedra roja que ahora parecía brillar mientras peleaba.

La segunda chica tenia su cabello algo más largo con una coleta en la parte superior de su cabeza, sus ojos eran del mismo color que su cabello solo que algo más claro. La chica era de cuerpo esbelto, cintura breve, amplias caderas, vientre plano y pechos copa C. La pelifucsia iba descalza, usaba un vestido blanco sin mangas con un cinto también blanco a su cintura, alrededor de cuello llevaba un collar con una piedra igual que la de la pelirosa y que también parecía brillar con fuerza en esos momentos.

-Parece que esas dos se están tomando muy en serio el entrenamiento para dominar el poder la Mera-Mera no Mi.-Dijo Nell con una sonrisa mientras veía a las dos chicas peleando sin importarles en lo más mínimo que sus llamas volasen por todos lados, tal vez tendrían que hacer que esas dos entrenasen algo más lejos.

Volviendo al tema principal, la ojigris aun recordaba el día en que esas dos recibieron esos colgantes de parte de cierto chico, al parecer el Uzumaki tenia la capacidad de "prestar" sus poderes de Akuma No Mi a otras personas gracias a esas piedras que llevaban las dos chicas. Cuando le preguntaron a Luffy el como era posible este rió y les explicó de forma sencilla la razón por la que ocultaron el árbol de la Akuma No Mi era para que no cayera en malas manos, cuando Naruto tomó la Alfa-Alfa no mi se convirtió en el guardián del árbol lo que le daba ciertas habilidades a parte de ser capaz de comer más de una fruta, una de esas habilidades era la capacidad de imbuir en ciertas piedras preciosas los poderes de las Akuma No Mi que ya hubiese desbloqueo. Las dos chicas de nombres Morgiana y Natsumi tenían las joyas que el rubio había logrado imbuir con el poder de una de las frutas que más dominaba, no había podido crear más hasta el momento por el echo de que imbuir una solo joya requería bastante esfuerzo, se tardaba 3 semanas en lograr imbuir una sola joya y luego casi un mes para que la joya se sincronizase con su portador y eso si llegaba a sincorinzarse ya que existía la posibilidad de que eso no ocurriese.

Ambas chicas habían estado entrenando muy seriamente desde que recibieron esas joyas, querían estar a la altura de las expectativas que Naruto tenia de ellas, no querían haber recibido esas joyas solo por su relación con Naruto...y hablando de eso.

Al parecer Luffy tuvo razón al pensar que la familia de Sanji se había cruzado con la suya ya que cuando su nieto cumplió los 13 años pareció despertar en él cierto interés en el sexo opuesto. Naruto nunca había sido muy consciente de las relaciones entre hombres y mujeres, pero a partir de su 13 cumpleaños el chico como que buscaba más a las chicas, en especial a aquellas con las que tenia amistad y... bueno, una cosa llevó a otra, y otra cosa llevo a otra más yyyy bueno, al final el chico había acabado en una relación poligamica con varias chicas, de las cuales varias estaban presentes en aquella playa en en ese momento. Ninguna de las chicas tuvo problemas en aceptar aquella relación por raro que parezca, para toda el chico era alguien muy importante, ademas, de esa forma no tendrían que pelearse por ver quien acababa siendo la novia de Naruto y todas podrían seguir siendo amigas e incluso hermanas una vez formaran legalmente una familia con el Uzumaki, ese pensamiento aun ponía como un tomate a alguna de ellas.

Dejando a un lado este tema, durante estos años el ahora pelirrojo había entrenado como loco cada día para lograr hacerse mucho más fuerte. Había logrado dominar todas las técnicas del Rokushiki e incluso crear nuevas versiones de algunas de ellas combinadas con las habilidades de sus Akuma No Mi. Había aprendido a usar los 3 tipos de Haki a la perfección, su habilidad con el kenbunshoku haki era asombrosa, el mismo Kurama había dicho que casi parecía que el chico tuviese el sharingan, su busoshoku haki era casi tan duro como el diamante y por ultimo su haoshoku haki era de miedo, era capaz de expandirlo hasta los 20 metros y prácticamente no había nadie en la isla que pudiese resistir el efecto de este, solo Kurama por ser quien era y algunas de las chicas más fuertes como Saria eran capaces de mantenerse de pie.

Sus habilidades con la espada estaban a un nivel asombroso, había dominado una gran cantidad de las técnicas de Zoro y de Brook, incluso había creado varias nuevas el mismo. Luffy estaba seguro que si Zoro hubiese estado con vida le hubiese encantado tener un duelo con el Uzumaki y sin duda seria un combate increible. Luffy le había enseñado también un par de técnicas de Fujitora y de Mihawk que había aprendido bastante bien, aunque para usar a pleno poder las técnicas de Fujitora primero debería de desbloquear la fruta de este.

Controlaba a la perfección todas las Akuma No Mi que tenia desde antes de haber llegado a la isla, había dominado completamente el gear secando y el third secando siendo incluso capaz de usar el busoshoku haki en estas. Luffy hasta que no dominó estas dos técnicas no le habló acerca de las "marchas" con las que el Namikaze quedó más que asombrado, quería dominaras todas, pero además el pelinegro le puso un desafió, que el mismo crease su propia "marcha". Era algo difícil, pero realmente emocionante, las chicas aun se reían al recordar al pelirrojo probando y probando cosas para crear esta nueva "marcha" y como se frustraba cuando no salía como el esperaba.

También durante este tiempo Naruto había desbloqueo algunas nuevas frutas, 3 para ser exactos, la primera fue la Goro-Goro no Mi (Fruta Trueno Trueno), una de las logias más fuertes que si se llegaba a controlar correctamente era incluso capaz de convocar tormentas eléctricas. Fue de las más difícil de lograr aprender a controlar, la electricidad eran demasiado caótica, después de todo era energía pura, a la más mínima que se desconcentrase un poco causaba un desastre pero poco a poco la había ido logrando controlar aunque aun tenia que estar muy concentrado cuando la usaba.

La segunda fue una verdadera sorpresa, fue una zoan, la Neko Neko no Mi, pero había algo raro en ella, Naruto podía sentirse mucho más poderoso con esta que con la Neko Neko no Mi modelo leopardo, y fue entonces que cierto zorro demonio se dio cuenta de algo. Cuando el pelirrojo usaba la frota y los rasgos gatunos se hacían presentes en su cuerpo la cola rojiza que salia a su espalda, era una cola doble, y entonces fue que lo comprendió, esa no era una zoan normal, era una zoan mitológica, la Neko Neko no Mi modelo nekomata. Kurama tuvo que explicarles que un Nekomata era prácticamente una deidad gato que tenia una fuerte conexión con la naturaleza y cierto poderes asombrosos. Naruto quedó muy, muy impresionado con esta fruta, prácticamente le daba una fuerza completamente fuera de lo normal, era capaz de levantar rocas que pesaban toneladas ademas de que podía sentir todas las fuentes de vida que había en Amazon Lily, no sabía que rango tenia esta habilidad pero el poder hacer eso con la isla entera ya era algo impresionante. También su velocidad era increible, al nivel del gear secando, sus ojos podían ver por la noche como si fuese de día y ademas de eso era capaz de convocar un fuego azul que a Kurama le recordaba al que usaba Matabi, el único fuego que era capaz de llegar a dañar a un ser tan poderoso como él, cuando lo vio por primera vez tuvo algunos escalofríos al recordar aquella vez que Matatabi se cabreó con él por andar flirteando con Isobu.

La tercera Akuma No Mi que desbloqueó... era sin duda bastante escalofriante, la fruta era la Chi Chi No Mi (Fruta Sangre-Sangre), solo el nombre ya les daba escalofríos a algunas. La fruta era una paramecia, tan versátil como tenebrosa, le premitia controlar tanto su sangre como la de todo aquel ser vivo que se encontrase en un rango de 5 metros. La fruta curaba toda herida que recibiese en prácticamente segundo, era realmente asombroso y a Kurama se le acabó ocurriendo una idea, se acercó a Naruto y antes de que este pudiese siquiera saber que estaba sucediendo le atravesó el pecho con una de sus colas. Todos se congelaron en sus sitios al ver aquello, Naruto estaba con la boca abierta sin saber que hacer hasta que de pronto el agujero en su pecho se cerró rápidamente, cayó al suelo al instante algo pálido y respirando con dificultad. Kurama por supuesto se llevó una buena tanda de gritos enojados pero le daba igual, había podido comprobar lo que quería, esa fruta hacia prácticamente inmortal al pelirrojo, era capaz de curar cualquier herida, incluso las mortales, aunque por supuesto cuanto más grave fuese la herida más agotaba al chico ademas de que usaba su propia sangre para ello por lo que tenia que tener cuidado para no acabar desangrado. Podía reponer su sangre con la de otros seres vivos, cosa que comprobó usando la sangre de varías bestias de la isla, e incluso podía usar esa sangre para otras cosas como crear dagas tan afiladas que incluso podían cortar rocas o balas de sangre con un poder de penetración terrorífico. Era una fruta asombrosa pero también muy macabra, Naruto ya no tenía problemas con la idea de matar siempre y cuando fuese gente indeseable que lo mereciese, pero aun así la idea de usar la sangre de sus enemigos para luchar... sinceramente no le agradaba del todo.

Durante estos años también trató de reducir el tiempo que tardaba en cambiar de una fruta a otra, su cuerpo necesitaba prepararse cada vez que cambiaba de fruta, eran unos 10 minutos en los cuales no podía usar el poder de ninguna de las frutas. Había tratado de todo pero no lograba bajar ese tiempo, al parecer era lo mínimo que su cuerpo necesitaba para asimilar el cambio de una fruta a otra por lo que tendría que tener cuidado cuando pelease en un futuro ya que esos 10 minutos en los que no podía usar ninguno de sus poderes podrían ponerlo en un aprieto, ahora entendía el porque su abuelo le hizo aprender el Rokushiki y a usar las espaldas.

Dejando el tema de cuanto había entrenado durante estos el ojiazul a un lado, todas sus, llamemoslas, novias, se preguntaban cuando iba a regresar este de su pequeño viaje de entrenamiento.

Hacia ya casi más de medio años que Luffy terminó de desaparecer de la mente de Naruto, era algo que este sabía que ocurriría tarde o temprano y aunque estuvo algo triste por la despedida él no era alguien que se fuese a quedar sin hacer nada tras la marcha de este. El chico decidió irse a hacer un pequeño viaje de entrenamiento, gracias a los documentos dejados por Franky había podido crear una pequeña nave mucho más rápida que cualquier barco gracias a un motor de explosión especial que funcionaba con el fuego. La pequeña nave era del tamaño de una canoa prácticamente, increíblemente rápida, podía atravesar varias millas en apenas minutos, pero lo malo era que por motivos aerodinámicos la nave era monoplaza. A las chicas no les gusto mucho la idea pero sabían que poco podían hacer, Naruto al igual que su abuelo era alguien que cuando se le metía algo entre ceja y ceja no había quien lo detuviese por lo que tras estar encerrados durante un par de días en la habitación del Uzumaki este partió rumbo a lo desconocido y aun a día de hoy no regresaba a pesar que en apenas un mes debía poner rumbo a las naciones elementales.

-Naruuuuuu_kuuuun, regresa prontooooooo, te echo de menooooooooooos.-Decía cierta emperatriz de las amazonas tirada en medio de la playa sacando gotas en las nuca de las presentes; de entre unos arboles salieron de pronto Esdese y Rossweisse que llevaban buscándola un buen rato.

-¡Saria_sama deje de abandonar el palacio sin avisar cada vez que le venga en gana!-Regañó la peliblanca a su líder que desde que el Namikaze marcho a entrenar no paraba de escaparse para holgazanear.

-Pero estoy sin energía, necesito a Naru_kun para reponerlas. Naruuuuuuuu_Kun vuelveeeee.-Respondió Sara como una niña mimada haciendo suspirar a Esdese y a Rossweisse.

-Fufufu como siempre tu vas a tu propio ritmo Saria.-Dijo de pronto alguien haciendo acto de presencia en el lugar.

Se trataba de una hermosa muchacha de la misma edad que la emperatriz, tenia un largo cabello rojo que le llegaba hasta las rodillas y unos hermosos ojos de color azul claro. La ojiazul tenia un cuerpo voluptuoso que competía sin problemas con el de Saria, anchas caderas, cintura pequeña y grandes pechos copa D. Vestía con unas sandalias de cuero y unas medias negras ademas un vestido rojo de tirantes. La pelirroja era Rias Gremory, una de las amiga de la emperatriz de la isla, ellas se conocían desde pequeñas, junto a esta venían 3 mujeres más.

La primera tenia el cabello negro, largo, atado en una cola de caballo que le llega hasta sus piernas, sus ojos eran de un bonito color violeta. Tenia un cuerpo tan desarrollados como el de Rias aunque sus pechos eran un poco más grandes que los de la pelirroja. Vestía con unas sandalias de sacerdotisa con calcetines blancos, usaba un traje de Miko, el cual consiste en un Haori blanco con mangas sueltas y un Hakama rojo. Esta persona era Akeno Himejilla, al igual que Rias una de las amigas de la infancia de Saria.

La segunda tenia también el cabello negro y largo solo que más oscuro y opaco, sus ojos eran de color avellana, era un par de años mayor que las dos primeras, de anchas caderas, cintura breve y grandes pechos copa DD. Su vestimenta consiste en un kimono negro, una faja amarilla, un juego de cuentas de oro, y una venda adornada detalladamente. El interior del kimono es rojo y está abierto en sus hombros, dejando a la vista sus grandes pechos. Ella era Kuroka Toujou, una de las mujeres más fuerte de la isla en lo que ha fuerza física se refiere, Saria en el pasado le había propuesto que fuese una de sus comandantes pero esta se negó diciendo que seria muy aburrido.

La ultima se trataba de la hermana menor de Kuroka, una chica de cabello blanco corto y ojos color avellana igual que los de su hermana. Era delgada, de cintura breve y pechos pequeños, usaba un kimono blanco con los bordes de color rosa cerezo ademas de un obi de color amarillo y unas sandalias de madera.

-Riaaaaaaaaaaaas, echo de menos a Naru_kuuuun, quiero que vuelva yaaaa.-Dijo la emperatriz tirada en la arena haciendo reír a su amiga que se sentó a su lado.

-Te entiendo perfectamente, yo también lo echo de menos, pero no nos queda otra que esperar por su regreso.-Respondió la pelirroja que empezó a acariciar la cabeza de la pelinegra que apoyó su cabeza en el regazo de su amiga.

-Estoy segura que no tardará en volver, después de todo en menos de un mes tiene que ir a hacer esa prueba para poder ser ninja, ¿no?-Dijo la Himejima haciendo asentir a Rukia y a Haribell, ellas recordaban bien cual era la fecha que les dijo el Uzumaki.

-...Preferiría que se queda aquí con nosotras...-Murmuró Saria con su cabeza aun en el regazo de Rias que no pudo evitar reír suavemente, aunque no lo vamos a negar, ella también prefería que el ojiazul se quedase en la isla.

El entrenamiento terminó poco después, todas las mujeres presentes iban a dirigir hacia el palacio para comer cuando de pronto por toda la isla se pudo escuchar el sonido de los cuernos de alarma. Saria y todas las demás se tensaron al escuchar el sonido de los cuernos, ¿que demonios estaba ocurriendo? Todo parecía ir normal; un pequeño ruido alerto a Kuroka y a Koneko, ellas dos poseían grandes habilidades sensoriales y ambas podían notar como algo se estaba acercando hacia la isla.

-Desde el mar, algo se esta acercando a gran velocidad.-Informó Kuroka rápidamente, las demás amazonas no tardaron mucho en llegar cargando todo tipos de armas.

Akeno recibió un gran arco echo de la mejor madera que se podía encontrar en la isla ademas de un carcaj lleno de flechas, por su lado Rias recibió una caja de donde sacó un par de pistolas gemelas, estas habían sido creadas por Naruto para ella que nunca fue muy hábil en combate. El cañón de las armas era negro, las balas era de un calibre 50 capa de despedazar el tronco de un árbol sin problema, con el mango de color plateado y negro. Todas las mujeres allí presentes estaban preparadas para lo que fuese pero cuando aquello llegó los ojos de todas las amazonas se abrieron como platos.

-...Tienes...que estar de broma...-Dijo Rias sin poder creerse lo que estaba viendo acercarse hacia la isla.

-E-esa cosa es enorme.-Dijo Natsumi con los ojos abiertos como platos al igual que Erza, Riven y las demás.

-¿¡C-c-c-como puede ser posible?! ¿¡N-no se supone que estaban extintos!?-Exclamó una asustada Rossweisse que no podía evitar que le temblase la voz.

-Pues yo veo a esa cosa muy viva.-Dijo Esdese mientras una gota de sudor caía por su sien antes de tragar saliva.

-...-Saria no decía nada mientras agarraba con fuerza su lanza, la situación era en verdad seria, esta era seguramente la mayor crisis que haya afrontado la isla desde hace siglos.

-¿Porque demonios hay un maldito dragón viniendo hacia nosotras?-Dijo Rukia diciendo la palabra que al parecer nadie se atrevía a pronunciar, dragón.

Dragón, un ser que desde tiempos antiguos genera el miedo en los corazones con solo ser nombrado, y ahora uno de esos seres los cuales se suponía que estaban extintos estaba apunto de llegar a Amazong Lily. El ser en cuestión era enorme, de unos 5 metros fácilmente, todo su cuerpo estaba recubierto de escamas de un color gris metalizado, poseía dos grandes alas a su espalda y 4 patas de afiladas garras. De su cabeza salían varios cuernos de unos 30 centímetros dirigidos hacia atrás y desde su espalda se extendía una larga cola de punta afiladas. Todas las amazonas estaban congeladas en su lugar ante la visión de la misma muerte acercándose a ella, fue entonces que de entre los arboles del bosque a sus espaldas apareció cierto demonio zorro bostezando con pereza.

-¿Se puede saber a que viene tanto escándalo? Me habéis despertado de mi segunda siesta.-Se quedó del Biju mientras bosteza y llamaba la atención de todo el mundo.

-Eso es...¡Kurama_sama necesitamos su ayuda!-Pidió Saria, ella sabía acerca de la clase de ser que era el zorro de nueve colas y sobre el poder de este, y estaba claro que el único en la isla que enfrentarse a aquel ser era alado era Kurama.

-¿Mi ayuda? ¿Para que necesitáis mi...oh.-Al fin el zorro se dio cuenta del ser que estaba por llegar a la isla, sus ojos y los ojos del dragón que estaba ahora mismo a unos 200 metros se cruzaron y una de las cejas del Biju se alzó.

-Kurama_sensei, usted es el único que puede enfrentarlo, estamos en sus manos.-Dijo ahora Tier que veía como Kurama se colocaba al frente de todo el mundo.

-No hace falta, esa cosa no os pondrá un dedo encima, fuwaaaaa.-Respondió el demonio zorro con pereza mientras se tumba sobre la arena.

-¡¿Que no nos hará nada?! ¡Esa cosa va a matarnos!-Exclamó Erza, incluso ella que entre las amazonas de su generación era considerada como la más fuerte no podía evitar tener miedo cuando de un ser de leyenda como un dragón se trataba.

-Como ya he dicho, no os va a hacer nada, simplemente relajaos y esperad.-Dijo el zorro con una sonrisa que desconcertó a todos los presentes, Saria iba a volver a hablar pero ya era muy tarde.

El enorme ser ya había llegado a la playa, un enorme viento se levantó cuando el dragón agitó sus alas para frenar, fue entonces que el ser hizo algo que ninguno de los presentes esperaba, aterrizar. Lo hizo de una forma patosa ciertamente, casi cómica, como sino tuviese buen equilibrio, el suelo tembló cuando el dragón tras poner sus dos patas inferiores en el suelo se cayó sobre uno de sus costados. Las mujeres estaban congeladas en el lugar sin saber que demonios hacer, fue entonces que para sorpresa de todos los presentes, aunque no para cierto Biju, el enorme dragón empezó a perder tamaño hasta que su figura se perdió dentro del pequeño cráter que había creado al "aterrizar". Una figura mucho más pequeña fue la que tras unos instantes apareció saliendo del socavón haciendo que los ojos de todas las amazonas allí presentes se abrieran como platos.

-Maldita sea, tengo que mejorar mis aterrizajes, pero bueno, al menos ya no aterrizo con la cabeza como en los primeros intentos.-Fue lo que murmuró el sujeto que salió a paso tranquilo mientras se retiraba la arena que había sobre su ropa y cabello rojizo.

Las chicas estaban congeladas en su lugares mientras lo veían acercarse, el chico había cambiado mucho en estos años, había crecido una barbaridad y con 16 años era un maldito gigante que media casi 2 metros, su físico también había cambiado, siempre había tenido un físico muy parecido al de Luffy, delgado pero fuerte, pero cuando comenzó a usar los métodos de entrenamiento del espadachín de 3 espadas su masa muscular empezó a ir en aumento, ahora sus músculos eran más grandes y notorios sobretodo en el área pectoral y los brazos. Su cabello era ahora completamente rojo, lo llevaba un poco largo hasta su clavícula y peinado hacia atrás con un par de mechones cayendo entre sus ojos azules. Había cambiado su vestuario, después de todo no siempre iba a vestir como su abuelo, ahora usaba unos botines negros de suela lisa, unos anchos pantalones grises con las perneras metidas dentro del calzado, una faja roja con un cinturón grueso de color marrón donde se encontraban sus tres katanas, una camisa de botones de color naranja pastel, solo llevaba abotonados un par de botones dejando al aire parte de su torso superior, sobre sus hombros llevaba un grueso abrigo negro con el cuello acolchado con plumas rojas y sobre su cabeza por supuesto llevaba su inseparable sombrero de paja heredado de su abuelo. A su espalda cargaba con una gran bolsa de lona donde tenia guardadas sus cosas.

-Hooooooooolaaaaaaa, estoy de vuelta, ¿no tenéis nada que decirme?-Preguntó el pelirrojo con una sonrisa al ver a todas las chicas clavadas en el sitio, estas no se movían por una simple razón y es que ahora mismo no sabían si abrazarlo y llenarlo besos o darle la paliza de su vida por el maldito infarto que casi les provoca, así que optaron por las dos cosas.

-¡Naruto_kun/Naru_Kun/Naruto_sama!-Gritaron Harribell, Rukia, Saria, Esdese, Rossweisse, Nel, Erza, Akane, Riven, Morgiana, Natsumi, Kurome, Rias, Akeno, Kuroka y Koneko mientras se le echaban encima.

-¡Oooaaggh!-Gritó Naruto al ser derribado por las chicas, lo abrazaron, varias le dieron algunos golpecillos en las costillas y algunos pellizcos, sintió los labios de varias de ellas besarle en la cara, el cuello y el torso, sintió a Natsumi pegandole un mordisco y a las hermanas Toujou arañandolo un poco.

-¡Pedazo de idiota! ¡¿Sabes el susto que nos has dado?!-Rugió Rukia mientras lo abrazaba por la cintura.

-¡Casi se nos sale el corazón por la boca!-Gritó esta vez Tier que se abrazaba su brazo izquierdo, las quejas sobre lo que había echo siguieron por un buen rato mientras las demás amazonas iban abandonando el lugar, después de todo no pintaban nada allí y debían ir preparando una fiesta de bienvenida para su rey.

-Entonces, supongo que la razón por las que has llegado a la isla transformado en ese...monstruo, es porque has desbloqueado una nueva fruta, ¿no?-Preguntó Erza mientras ella y las demás caminaban de regreso a la cuidad junto con el pelirrojo que tenía unos pocos rasguños sin importancia.

-Así es, la zoan mitológica Toka Toka no Mi (Fruta Lagarto, Lagarto) modelo dragón. La obtuve hace casi un mes y como podéis ver aun me cuesta eso de aterriza.-Respondió con una sonrisa el chico mientras caminaba con las mano en los bolsillos.

-Es impresionante, las zoan mitológica están incluso al nivel que las logias y tu ya has obtenido dos.-Comentó Riven con una sonrisa mientras las demás asentían.

-¿Con ella también puedes hacer la semi transformación Naruto_kun?-Preguntó Akame con curiosidad.

-Claro que si, ¿queréis verla? Es bastante impresionante aunque esté mal que yo lo diga.-Respondió sonriente el Namikaze haciendo asentir a las chicas.

Naruto dejó la bolsa en el suelo y le dio su sombrero a Saria, lo vieron tomar aire y a continuación vieron como los cambios empezaban a hacerse presentes, para empezar su cabello rojo se tornó platino y creció lacio hasta quedar a la altura de sus rodillas, sus pupilas se rasgaron adquiriendo unos rasgos más reptilianos. Se cuerpo empezó a recubrirse de escamas de color gris metálico, casi parecía algún tipo de armadura, sus dedos se volvieron afiladas garras, de sus sienes salieron unos cuernos que crecieron hacia atrás y que por el frente se unían con las escamas del cuello bajando por delante de las orejas. Por ultimo un par de grandes alas crecieron a su espalda, no eran tan grandes como las de su forma completa pero fácilmente extendidas median unos dos metros, su altura no había cambiado mucho, tal vez ahora si medía 2 metros, pero su físico había vuelto algo más delgado.

-Bueno, ¿que os parece? Increible verdad.-Dijo el sonriente Uzumaki con una voz más grave y profunda que hizo que las chicas se estremecieran, estas solo pudieron asentir mientras se empezaban a sentir algo calientes.

-Y yo que pensaba que no podías ser más feo de lo que ya eras.-Dijo cierto zorro de nueve colas sobre un árbol con una sonrisa burlona.

-Yo también me alegro de verte Kurama.-Respondió el pelirrojo mientras regresaba a su estado normal.-Y bueno, ¿que me he perdido estos meses?-

-No mucho, las cosas han estado calmadas hasta hoy cuando de pronto un enorme dragón ha aparecido en la costa.-Dijo Rias con una sonrisa.

-Vamos, ya me he disculpado.-Respondió el ojiazul rascándose la nuca.

-Morgiana y yo hemos estado entrenando muy duro para dominar el poder de la mera-mera.-Le dijo Natsumi haciendo que la mencionada asintiese.

-Y ademas hemos descubierto una cosa Naruto_sama.-Dijo la pelifucsia, el chico había tratado por todos los medios que tanto ella como Rossweisse dejasen de llamarlo así pero tras dos años se dio por vencido.

-¿De que se trata?-Preguntó con curiosidad mientras recogía sus cosas del suelo y la pelinegra de ojos verdes le devolvía su sombrero.

-Al parecer no tenemos la capacidad de volvernos intangibles.-Respondió la pelirosa dejando al Uzumaki bastante sorprendido.

-Mmm, quizás sea porque al no haber ingerido la fruta vuestro organismo no ha podido desarrollar esa habilidad.-Comentó Naruto con una mano en la barbilla.-Por cierto, ahora que me acuerdo.-

Todas vieron al Namikaze buscar algo en su abrigo, de este sacó 3 colgantes, el primero estaba echo con una piedra amarilla, seguramente estaba echo con una gema de citrino, la segunda estaba echo con una piedra negra con una linea en medio, seguramente una de esas piedras ojo de gato, y la ultima que era de un color azul muy claro, casi blanco, parecía que fuese hielo cristalizado.

-Naru_kun no me digas que esas piedras son...-Dijo Saria con curiosidad mirando los 3 colgantes en manos del chico.

-Son exactamente lo que creéis que son. He estado practicando y he conseguido reducir el tiempo que tardo en imbuirlas a solo 10 días aunque sigue existiendo el problema de que algunas se rompen en el proceso, pero al menos he logrado imbuir estas 3.-Respondió el chico con una sonrisa.-Y no solo eso, gracias a los escrito que me dejó Jiji he descubierto que puedo hacer esto.-

Las chicas vieron como tomaba el colgante con la gema amarilla en su mano derecha antes de cerrar los ojos y tomar aire, de pronto vieron como la mano del pelirrojo se rodeaba de un aura eléctrica lo que les hizo saber que el poder imbuido en aquella gema era el de la goro-goro. Vieron como una linea salía desde la mano del Uzumaki y zigzagueando como si fuese un rayo hacia la Himejime que veía sombrada como era rodeada por un aura eléctrica.

-Ara, ara.-Dijo la sombrada pelinegra mientras el Naruto abría los ojos.

-¿Que se supone que acabas de hacer Naruto_kun?-Preguntó una curiosa Nel que veía como el aura electrifica alrededor de Akeno desaparecía.

-Gracias a esto ahora puedo saber quien es la persona más optima para cada habilidad, se sigue tardando un tiempo para que la piedra se sincronice con la persona que la porta pero al menos ya no nos pegaremos sustos como el de la ultima vez.-Dijo Naruto mientras Saria se estremecía, aun recordaba cuando le pidió al pelirrojo que imbuyese una piedra con la gomu-gomu para ella y en cuanto la tomó esta salió disparada de su mano solo para estrellarse contra una pared donde quedó varios centimetros incrustada, no quería pensar en que hubiese pasado si en vez de ir hacia una pared hubiese ido hacía su cabeza.

-Entonces eso significa que Akeno_sempai es la más optima para esa gema.-Dijo Kurome haciendo asentir al Uzumaki que se acerco a la pelinegra.

-Cuídala como si fuese yo.-Dijo el ojiazul giñandole un ojo haciendo reír a la Himejima, se puso a su espalda y le colocó el colgante a la pelinegra.-Ahora, veamos la siguiente.-

Naruto tomó el siguiente colgante, el que estaba echo con la piedra ojo de gato, de nuevo un aura rodeó la mano del chico estaba vez de color azul celeste solo que esta vez fueron dos lineas las que salieron de aquel aura, las chicas que fueron rodeadas fueron las hermanas Toujou

-Al aparecer las dos sois las más optimas para la Neko Neko no Mi modelo nekomata.-Dijo el Namikaze mientras el aura azulada de disipaba.

-Onee_sama tómala, tu le darás mejor uso.-Dijo la chica de cabello blanco mirando a su hermana.

-Por muy bonito que sea ese colgante, yo no lo necesito, es mejor que lo tengas tu imouto.-Respondió la pelinegra de ojos avellana, Koneko iba a protestar pero antes de que pudiese decir nada Kuroka tomó el colgante y se lo puso alrededor del cuello, la albina miró el objeto antes de mirar a los ojos al ojiazul.

-Voy a esforzarme para ser digna de esto.-Dijo la chica mientras agarraba el colgante haciendo sonreír al Uzumaki.

-Estoy seguro, Koneko_chan.-Dijo con una sonrisa el pelirrojo haciendo aparecer un pequeño sonrojo en la albina.

-Estoy deseando verte con orejas de neko Koneko-chan.-Dijo Kurkoka mientras abrazaba a su hermana con cariño haciendo reír a los demás.

-De todas formas en un futuro puedo imbuir otra piedra, solo denme algo de tiempo.-Dijo Naruto haciendo asentir a las dos hermanas.-Bien, pasemos a la ultima.

El proceso se repitió con el ultimo colgante y por segunda vez fueron dos chicas las que fueron rodeadas por el ahora aura blanquecina de la piedra, Esdese y Rukia.

-Que se la quede Rukia, a ella le vendrá mejor cuando tenga que acompañarte de vuelta a las naciones shinobis.-Dijo la peliazul, Rukia iba a contestar pero una mirada de la que había sido una de sus maestras más estrictas valió para hacerla callar y tomar el colgante, ademas, era como había dicho Naruto, en un futuro podría hacer otro.

-No es justo, yo también queria una.-Dijo Saria como una niña pequeña dejando caer sus hombros haciendo reír al resto.

Tras eso el grupo retomó su camino hacia la cuidad, al llegar todo el mundo ya los esperaba con una enorme fiesta de bienvenida para el pelirrojo Uzumaki. En el palacio fue donde empezó la gigantesca fiesta con cantidades enormes de comida y bebida, la escena de Naruto devorando todo lo que tenía a su alcance se repitió después de medio año de que este estuviese fuera al fin. Cuando estuvo lleno el pelirrojo se subió a un escenario mientras todas lo aplaudían y gritaban su nombre emocionadas, el chico le había cogido el justo a cantar y tocar instrumentos tras escuchar en unas curiosa caracolas las actuaciones del insuperable Souls King.

Naruto comenzó a tocar "Bone to be Wild" tratando de imitar la voz del músico de los mugiwara haciendo reír a las amazonas que lo aplaudían por su actuación. Continuó con una canción que el mismo había escrito llamada "Howling" (Opening de la segunda temporada de Nanatsu no Taiza), la canción hizo vibrar el palacio entero. La siguiente, de nuevo, fue una canción escrita por el llamada "Sora no Utaeba"(Opening 3 de Boku no Hero Academia), las amazonas quedaron bastante sorprendidas al sentir todas las emociones que el chico había plasmado en la canción. Al finalizar la canción y casi a rastras hizo subir a una apenada Tier, la rubia tenia una voz increible y había escrito una canción para que ella cantará, la canción se llamaba "Rose" (Opening 1 de Nana). Todas las que nunca habían escuchado cantar a la ojiturquesa quedaron con la boca abierta al escuchar la increible voz que esta poseía mientras que las demás novias del ojiazul sentían algo de celos a ver la buena química que tenían en el escenario con ella cantando y el Uzumaki a la guitarra. Por ultimo el rubio interpretó la canción que se había vuelto su favorita desde el primer momento en que la escuchó, aquella canción para la que aprendió a tocar el violín expresamente, todas las presentes cantaban junto al Uzumaki la letra de "Binks no Sake" concluyendo por supuesto soltando una gran carcajada como la de Brook.

La fiesta concluyó con un pequeño espectáculos de fuegos artificiales que iluminaron todo el cielo nocturno sobre la isla de las amazonas. Tras la gran fiesta el pelirrojo dijo que quería darse una ducha, llevaba demasiado tiempo limpiándose con agua fría y una toalla, era una verdadera pena que no pudiese bañarse por ser un usuario de Akuma No Mi, el baño del palacio era gigantesco. Tras la ducha regresó tranquilamente a su cuarto vistiendo solo unos pantalones sencillos y una toalla con la que secaba su cabello, al abrir la puerta y entrar a su cuarto se topó con la más hermosa de las visiones, una imagen que cualquier hombre desearía poder vislumbrar al menos una vez antes de morir. Sobre su extensa cama se encontraban Tier, Rukia, Saria, Esdese, Nelliel, Rossweisse, Erza, Akame, Riven, Morgiana, Natsumi, Rias, Akeno y Kuroka, todas ellas desnudas y mirándolo con cariño y lujuria.

-Te estábamos esperando, Naruto_kun/Naru_kun/Naruto_sama.-Dijeron todas a la vez mientras el chico tiraba la toalla hacia algún rincón.

-Os he echado mucho de menos mis Himes.-Respondió el Uzumaki mientras se acercaba a la cama dejándose caer sobre esta siendo recibido por las chicas.

Se movieron sobre la amplia cama, la cabeza del pelirrojo quedó en el desnudo regazo de Saria que empezó a besarlo con cariño, Rukia y Tier se encargaban de besar el pecho del Uzumaki mientras Rias, Akeno y Koroka se encargaban de sacarle el pantalón. Alrededor de ellos se encontraban el resto de las chicas, Natsumi besaba la espalda de una sonrojada Morgiana a la vez que sus manos acariciaban los pechos de esta, Rossweisse gemía mientras su cuello era besado por Esdese y Nel que rozaban sus partes intimas contra las largas piernas de la albina y Erza besaba a Akame y a Riven mientras las 3 chicas se acariciaban entre ellas. Durante estos años se habían dado cuenta de una cosa, y es que en una familia como la que estaban tratando de formar todos juntos el amor no debía de ser solo algo unidireccional de ellas hacia él pelirrojo y del pelirrojo hacía ellas, todas debían amarse tanto entre ellas como amaban a Naruto que ahora mismo era terminado de desvestir por la pelirroja y las dos pelinegras.

El miembro semierecto del Uzumaki fue liberado y de inmediato las tres chicas comenzaron a cubrirlo de besos y lamidas haciendo que poco a poco se endureciese y se volviese más grande. La pelirroja lamia la punta del miembro mientras Akeno se encargaba del tronco y Kuroka de la base y los testículos, las atenciones de las tres hermosas damas hicieron que el pene del pelirrojo llegase a su máximo tamaño, unas 13 pulgadas con suficiente grosor como para que las chicas no pudiesen rodearlo totalmente con sus manos. Las tres chicas seguían con su labor haciendo gemir a Naruto que era consentido por Saria, Rukia y Tier mientras a su alrededor las demás chicas gemían placenteramente por las caricias, besos y lamidas que de se daban entre ellas.

Las tres chicas no dejaban de lamer y besar su miembro que poco a poco fue cubierto de la saliva del trio, Rias fue la primera que introdujo el enorme miembro en su boca sin ser capaz de tragarlo entero, Akeno fue la siguiente seguida de Kuroka y de nuevo la pelirroja, el pene del Uzumaki iba de la boca de una chica a otra sin detenerse en ningún momento. Las 3 chicas no se detenían en ningún momento mientras que Rukia y Tier empezaron a gemir ya que ahora las manos del Uzumaki se encontraba en sus partes intimas que dejaban escapar un dulce y cálido fluido que manchaba las manos el ojiazul que sacaba y metía dos dellos en ellas.

Natsumi y Morgiana gemían mientras sus vaginas se rozaban la una contra la otra, las intimidades de ambas chicas se rozaban y golpeaban sin descanso dejando que sus fluidos escapasen sin control como le sucedía en ese momento a Rossweisse que solo podía dejar escapar gemidos mientras sus dos compañeras y amigas besaban y lamían sus pechos a la vez que la masturbaban con sus hábiles dedos, todo sin que ellas dos dejasen de rozar sus intimidades contra las suaves y tersas piernas de la albina. Erza se encontraba rozando su intimidad contra Riven que no dejaba de soltar gemidos mientras algo de saliva escurría de la comisura de sus labios tal y como le ocurría también a Akame que sentía la húmeda lengua de la pelirroja introducirse en su interior, la lengua de la Scarlet entraba y salia de ella, lamia los pliegues exteriores y bebía los dulces fluidos de la pelinegra.

-Agggh, me vengooo.-Gruñó el pelirrojo cuando ya no pudo más estallando en la boca de la pelirroja Gremory, dejó ir varios disparos en la boca de esta antes de que Akeno tomase su miembro sacándolo de la boca de Rias, un par más de disparos manchó los rostros y los pechos de las 3 chicas antes de ser introducido en la boca de la Himejima que recibía al igual que su amiga varios disparos del espeso y caliente fluido antes de Kuroka tomase el miembro para recibir las ultimas descargas de este.

Las 3 cayeron al suelo y empezaron a lamer los restos de la blanca sustancia de sus cuerpos mientras el pelirrojo en la cama se daba la vuelta para tomar a Rukia y a Tier entre sus brazos, las tendió en la cama mientras las besabas. Las dos chicas empezaron a gemir cuando Naruto empezó a besar sus pechos, empezó con las grandes montañas de Haribell antes de pasar a los pequeños pechos de la pelinegra, las dos no paraban de gemir mientras sentían la lengua del Uzumaki sobre ellas mientras Saria se abrazaba con fuerza a la espalda de este aplastando sus grandes pechos mientras besaba su cuello y daba pequeñas mordidas a sus orejas. Abandonó los pechos de las chicas antes de empezar a bajar dejando un rastro se saliva sobre los vientres de ambas, bajó hasta la intimidad de las dos chicas las cuales dejaban salir sus dulces fluidos.

-¡Aaaaaaaaah!-Fue el grito de Tier al sentir como la lengua del pelirrojo se clavaba en su vagina.

-¡Hiaaaaa!-Ahora fue Rukia quien gimió cuando los dedos de una de las manos del Namikaze empezaron a acariciar su zona intima.

La lengua del pelirrojo recorría todos los recovecos de la intimidad de la rubia a la vez que sus dedos entraban y salían sin cesar de la vagina de la Kuchiki que arañaba las sabanas de la enorme cama. Mientras las dos chicas disfrutaban de las caricias del rubio Morgiana y Natsumi estaban en clásica posición del 69 con la pelirrosa encima, la lengua de la pelifucsia se movía dentro de la intimidad de Natsumi que gemía con su boca pegada a la vagina de su "hermana" de donde recogía cada gota del dulce fluido que escapaba de ella. Esdese movía sus caderas con fuerza frotando sin descanso su intimidad contra la de la peliblanca que tenía su lengua en el interior de la vagina de Nel que gemía con fuerza mientras acariciaba sus propios pechos. A su vez Akame, Erza y Riven mantenían sus intimidades unidas mientras se movían con fiereza rozando sus vaginas hasta que un glorioso orgasmo las azotó dejando salir todos sus fluidos sobre las sabanas. En el suelo donde habían caído tras tomar el semen del Uzumaki, Rias, Akeno y Kuroka se encontraban formando un triangulo en el suelo, Rias lamia la intimidad de Akeno mientras esta hacía lo mismo con Kuroka que a su vez no paraba de mover su lengua en el interior de la pelirroja.

-¡Me vengoooooooo!-Gimieron la vez Rukia y Tier estallando en dos deliciosos orgasmos, las dos chicas quedaron desmadejadas en la cama pero Naruto por supuesto no perdió el tiempo.

Colocó a la pelinegra sobre la rubia con suavidad antes de empezar a rozar su miembro entre las vaginas de las dos chicas que de inmediato comenzaron a gemir al sentir todo el largo del miembro del Namikaze que repitió el proceso varias veces enloqueciendo a las dos chicas que simplemente ya no podían esperar más.

-Naruto_kun mételo ya por favor.-Pidió Rukia entre gemidos y con algo de saliva escurriendo de sus labios.

-Si Naruto_kun, aaaaaaah, mételo ya mi amor.-Suplicó ahora la chica de tez oscura haciendo sonreír al ojiazul.

-Nunca les negaría nada a mis hermosas Himes.-Dijo el pelirrojo antes de embestir con fuerza.

-¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAHHHHHHHHHHHHHH!-Gimió con fuerza la pelinegra con una enorme sonrisa en su cara al sentir como el miembro del Naruto entraba de un golpe casi hasta la entrada de su útero.

-¡HIIIIIIIIAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!.-Ahora fue el turno de la ojiturquesa de gemir pues el Uzumaki repitió la misma acción con ella.

El pelirrojo entraba y salía sin para de cada una de las chicas que gemían sin descanso, el miembro del Namikaze entró hasta lo más profundo de Tier una vez más antes de salir solo para entrar ahora en Rukia que recibía el embate de su miembro que llegaba a chocar contra la pared de su matriz. Las dos chicas recibían los incansables embates del ojiazul que era abrazado desde la espalda por Saria, Naruto giró su rostro para capturar los suaves labios de la emperatriz sin dejar de atender a las dos chicas que no dejaban se soltar gemidos, en sus rostros había una par de enormes sonrisas de las que caí un algo de saliva. Los ojos de las dos muchachas estaban nublados por el placer, los labios de ambas se unieron en un candente y lujurioso beso, Naruto aumentaba la velocidad y fuerza de sus embates cada vez, poco a poco sentía como las paredes internas de las chicas le apretaban con más fuerza a la vez que sentía como su miembro se hinchaba.

-¡Rukia_chan, Tier_chan!-Gruñó el Uzumaki mientras estallaba en el interior de la pelinegra con fuerza.

-¡HAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!-Gritó con fuerza Rukia mientras echaba la cabeza para a tras con sus ojos casi en blanco y con una inmensa sonrisa, su vientre fue llenado de la caliente y espesa semilla del ojiazul hasta que rebosó, fue entonces que rápidamente Naruto cambió a la ojiturquesa.

-¡Siiiiiiii!-Gimió en éxtasis la rubia cuando de un solo golpe Naruto volvió a estar en lo más profundo de su ser soltando su carga hasta que su vientre no pudo más y algo de la blanca semilla del ojiazul empezó a escapar de su interior.

Las dos mujeres quedaron completamente desmadejadas sobre la cama, sus respiraciones eran agitadas pero en sus rostros había una enorme sonrisa, de sus vaginas el blanco semen del Namikaze escurría lentamente. Naruto tomó unas pocas bocanas de aire antes de ser jalado por cierta pelinegra de ojos verdes que lo rodeó con sus piernas y brazos mientras lo besaba.

-Ahora voy yo Naru_kun.-Dijo con una sonrisa lujuriosa y cargada de deseo haciendo sonreír al pelirrojo.

-Eso no es justo Saria_sama, ahora voy yo.-Dijo cierta peliazul abrazando por la espalda al chico que sentía los grandes pechos de pezones duros de la mujer contra su espalda.

-Fufufufu, Naruto_kun, ¿ahora voy yo verdad que si?-Dijo la pelinegra Akeno atrapando su brazo derecho con sus enormes senos antes de empezar a lamer sus dedos lujuriosamente.

Como siempre una pelea por cual iba a ahora comenzó, era algo inevitable, por mucho que hubiesen aprendido que debían amarse también entre ellas, el amor que sentían por el ojiazul era muy grande y este tipo de riñas siempre acababan ocurriendo, normalmente siempre se solucionaba simplemente a suertes, pero ahora el Uzumaki sonreía pues tenía otra forma de solucionarlo.

-Mis Himes no tenéis porque pelearos, observad.-Dijo el ojiazul haciendo que las chicas dejasen de discutir, todas vieron como el pelirrojo aun con su miembro erecto se levantó y apartó un poco de la cama, se llevo su mano derecha al pecho y los ojos de todas se abrieron a más no poder, el cuerpo de Naruto pareció parpadear unos instantes antes de que un segundo ojiazul exactamente igual hiciera acto de aparición.

-H-hay dos Naruto_kun, ¡HAY DOS NARUTO_KUN! ¿¡COMO ES ESO POSIBLE!?-Gritó Riven que estaba tan asombrada como las demás haciendo reír al chico.

-Este es el poder de la Niju-Niju no Mi, en pocas palabras, me permite hacer una copia perfecta de cualquier cosa que toque mi mano, y aunque solo dura unas horas, es bastante resistente, y puedo hacer más de una copia.-Las chicas vieron como de nuevo Naruto se llevaba una mano al pecho, su cuerpo parpadeó unos instante y un montón más de pelirrojos hicieron acto de aparición.-Es hora de un poco de descontrol.-

Rápidamente la habitación volvió a llenarse de gemidos y gruñidos de placer, el pelirrojo original empujaba con fuerza en el interior de Saori que gemía con fuerza mientras el ojiazul amasaba sus pechos desde atrás y por el frente otro Naruto se encargaba de mantener ocupada su boca. Los dos Uzumakis empujaban con fuerza y acompasados, cuando uno entraba el otro salía y viceversa, Saori solo podía gemir mientras sentía al Namikaze original empujando su miembro hasta lo más profundo de su ser mientras el clon introducía todo su miembro en su garganta una y otra vez. Narutó estalló dejando ir su abundante descarga en el interior del la ojiverde mientras su clon derramaba toda su carga dentro de la garganta de Saori que tenía los ojos casi en blanco y una enorme sonrisa.

Mientras Rias y Akeno eran empujadas las una contra la otra por dos clones a sus espaldas, los miembros de los dos pelirrojos entraban en la dos chicas con fuerzas hasta lo más profundo mientras los pechos de ambas chocaban haciendo que sus duros pezones se rozasen entre si. Ambas chicas no podían dejar de gemir y pedir más mientras se besaban de vez en cuando entre ellas, la lengua de la pelirroja se movía dentro de la boca de la pelinegra antes de separarse, Rias atacó los pechos de Akeno que gimió con una gran sonrisa al sentir los pequeños mordiscos en sus pezones. Los dos clones aumentaron su velocidad y la fuerzas de sus embates antes de dejar salir toda su carga en el interior de ambas chicas que gimieron fuerza mientras sentían como sus vientres eran llenados por la semilla del pelirrojo. Ambas cayeron al suelo con sus ojos ensombrecidos por la lujuria y el placer, de sus vaginas se derramaba algo de semen que escurría por sus piernas, ambas tomaban fuertes bocanadas de aire cuando de pronto fueron rodeadas por un par de clones más, una inmensas sonrisas afloraron en sus rostros mientras los clones se acercaban a ellas con sus miembros erectos y deseosos de hacerlas gemir hasta no poder más.

No muy lejos de la Himejima y la Gremory, cierta pelinegra de ojos color avellana estaba tan ocupadas como ellas dos en este momento, un clon se encontraba poseyendo con fuerza su entrada posterior mientras otro más introducía su miembro hasta su vientre una y otra vez sin descanso, su boca se encontraba ocupada por el miembro de un tercero a la vez que con sus manos se encargaba de masturbar a un quinto y sexto clon. Los clones del pelirrojo Uzumaki se movían sin descanso haciendo que la pelinegra sintiera elevarse a altura insospechadas, tras unos minutos más los clones del Namikaze no pudieron más y dejaron ir su carga llenando por completo el interior de Kuroka y cubriéndola completamente con el blanco y espeso fluido al igual que poco después les ocurría a Rias y a Akeno.

Tier gemía sin descanso mientras uno de los clones se encontraba entrando y saliendo con fuerza y sin descanso de su trasero que se cimbraba cada vez que el clon entraba hasta lo más profundo mientras otro más usaba sus grandes pechos para masturbarse y ella misma chupaba la punta que asomaba de vez en cuando. A su lado Rukia estaba en medio de un sandwich, los dos clones empujaban con fuerza en sus respectivos orificios mientras la pelinegra simplemente podía gemir y gemir con su mirada completamente nublada al igual que su mente. El clon en el trasero de la rubia estalló dejando ir toda su carga al igual que el otro que dejó ir toda su carga sobre los pechos y el rostro de Tier mientras Rukia gritaba con fuerza y placer al sentir a los dos clones soltar cantidades casi industriales del blanco fluido en su interior.

El pelirrojo original se había movido dejando a Saria ser atendida por 4 clones, entre sus piernas Erza, Riven y Akame se encontraban lamiendo, chupando y tragando su miembro por turnos mientras a espalda de cada una de las chicas se encontraba un clon empujando con fuerza contra sus entrada posteriores. Los clones dejaron ir su carga a la vez dentro de los traseros de las 3 chicas que gemían de placer a la vez que el Uzumaki original soltaba su carga bañando los rostros y los pechos de las muchachas. Las 3 fueron movidas por el Naruto original mientras los 3 clones se desvanecían en el aire como si de un espejismo se tratase, Erza quedó boca arriba con Riven encima suya y Akame arriba de las 3, la pelirroja gimió con fuerza cuando de pronto el interior de su vientre fue invadido por el miembro del Namikaze que lo sacó para ahora introducirlo dentro de la albina que al igual que su amiga gimió con fuerza antes de repetir una vez más la acción con la pelinegra. Pronto el ojiazul empezó a tomar velocidad y las 3 chicas gemían cada vez que el pene del pelirrojo entraba con fuerza hasta lo más profundo de ellas, se mantuvieron así durante un buen rato hasta que al fin Naruto dejó ir su carga, primero en el interior de Erza que sentía como su vientre era llenado de la caliente semilla del Uzumaki quien retiró rápidamente su miembro antes de introducirlo en Riven que arqueó su espalda al sentir como el semen inundaba su interior, Akame al igual que sus amigas/hermanas gimió con fuerza cuando fue su turno, aun con todo lo que se había venido el ojiazul dejó ir una abundante descarga en su vientre.

A un lado Morgiana se encontraba lamiendo la vagina de Natsumi mientras un clon la embestía con vigor desde atrás, mientras la pelirrosa tenía un clon debajo de ella el cual entraba y salía con fuerza de su entrada posterior a la vez que otro clon mantenía bien ocupada su boca introduciendo su miembro una y otra vez hasta lo más profundo de su garganta. El primero en venirse fue el clon que se encontraba usando la boca de Natsumi, la caliente y espesa esencia del Uzumaki inundó la boca de la chica que tuvo un poderoso orgasmo cuando el que se encontraba en su trasero estalló dejando ir toda su carga, la pelifucsia fue bañada en los fluidos vaginales de Natsumi mientras el clon a su espalda llegaba a su limite y estallaba en su interior dejando ir su carga directamente en el vientre de Morgiana que arqueaba su espalda con sus ojos apunto de ponerse en blanco mientras un poderoso orgasmo la cimbraba por completo.

Mientras el trió formado por Esdese, Nel y Rossweisse estaban bastante atareadas a decir verdad, la peliazul se agarraba con sus piernas a las caderas de uno de los pelirrojos mientras esté no paraba de moverse adentro y afuera suya, sus pechos se encontraban bailando en el aire mientras que con su brazos se agarraba a la cintura de otro que introducía una y otra vez su miembro hasta lo más profundo de su garganta. La peliblanca se encontraba con los ojos casi en blanco, con una tonta sonrisa en la cara y casi completamente ida, dos clones se encargaban de besar y morder sus pezones mientras otro más hundía su miembro en su trasero con fuerza y otro más oraba en lo más profundo de su vientre sin descanso. Nel se encontraba con las pierna abierta en forma de M mientras "cabalgaba" el miembro de uno de los clones a la vez que chupaba el pene de otro más y masturbaba con sus suaves manos los miembros de otros dos. El vientre de Esdese fue llenado hasta quedar rebosante por el clon mientras que el otro se dejaba ir en su boca ensuciando su cara y pechos con su blanca semilla, los dos orificios de Rossweisse fueron llenados a la vez por los dos clones haciéndola arquearse y quedar casi inconsciente mientras mientras los otros dos clones se corrían encima suya y peliverde era bañada en la blanca semilla del Uzumaki cortesía de los 3 clones a vez que el otro llenaba su interior con su espesa y caliente carga.

Durante toda la noche los gemidos y los gritos de placer no pararon ni un segundo durante varias horas hasta que poco a poco las chicas fueron cayendo rendidas una tras otra en la suave y enorme cama. Al final el único que quedó en pie era el Uzumaki que respiraba bastante agitado y con el pensamiento de que quizás se le había ido un poco la mano pero con una sonrisa se acostó junto a todas aquellas agotadas mujeres a las que amaba con todo su ser. Poco a poco sus ojos se fueron cerrando mientras repasaba varias cosas que tenía que preparar durante los próximos días para su viaje de regreso a las naciones shinobi, todo ello sin saber nada de todo lo que allí le aguardaba.


-Yyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy fin, wow, este ha sido la primera vez que escribo algo como esto, ademad del lemon más largo que he escrito jamas, espero que os haya gustado al igual que las nuevas frutas y habilidades de Naruto. También espero que os haya gustado el cambio de imagen que le he dado a Naruto, quería darle una apariencia propia y no que simplemente se viese como Luffy versión 2 o como Ace versión 2. En el próximo cap a fin será el regreso de Naruto a las naciones shinobi, y como he dejado caer en este cap, no lo hará solo. Tengo muchas ideas para todo lo que está por venir, muchas sorpresas esperan, ya lo veréis. En fin, como siempre espero que os haya gustado el cap y como siempre os recuerdo que si os ha gustado, o no, el cap, si queréis darme ideas, sugerencias, ideas, recomendaciones o simplemente saludar, siempre leo y respondo tooooooooodos vuestros reviews. Se despide un día más AkumaNoRyu, cuidaos mucho, pasaos por mis otros fics si es que aun no lo habéis echo y hasta la próxima, ja ne.-

Reviews:

jhanter1999: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, me hace muy feliz que la ultima parte te gustase, quise hacer uno de esos momentos trágico/épicos a los que nos tienen acostumbrados estas dos series y parece que lo conseguí.

genjuki: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

xirons20: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y aquí ya has podido ver que tan fuerte es, sin duda ciertas personas lo van a pasar mal cuando se plante ante él.

ferrur: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

Jenko J. Jenkins 99: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y como has podido ver, Saria sin duda es parte del harem.

SEOR BLACK: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y bueno, como has podido ver, no hay problema con eso.

SAMUROCK Y PENTAGRAMA 2.0: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

CCSakuraforever: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

bladetri: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

Zafir09: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y lo siento pero no puedo decir mucho ya que sino estaría haciendo spoiler de muchas de las cosas que tengo pensadas.

: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, me ha gustado mucho la idea de la Akuma no Mi de sangre y como has podido ver la he incluido, y sobre la otra, teniendo la Buki Buki no mi de Baby 5 la veo bastante obsoleta.

Javier: Haaaaaaaiiii

Pablo senju: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap.

dlmauricio19: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y el fic en general.

WildBoy: Gracias por el review y me alegra que te haya gustado el cap, y con respecto en demorar en actualizar...XD